Cuanto más se intenta explicar Fiducia supplicans, más confusa resulta, asegura el cardenal Müller

Cardenal Müller Cardenal Müller
|

Los esfuerzos de Roma por aclarar Fiducia supplicans no hacen más aumentar la confusión, asegura el cardenal Gerhard Müller, prefecto emérito del Dicasterio para la Doctrina de la Fe, en una entrevista concedida al National Catholic Register.

Lo que hay que hacer, asegura Müller, es volver “a la claridad del palabra de Dios” en lugar de “inclinarse ante esta ideología LGBT y del despertar absolutamente equivocada”.

El prefecto emérito para la Doctrina de la Fe volvió a insistir en que la declaración, que permite bendiciones no litúrgicas “pastorales” y “espontáneas” de personas del mismo sexo y otras “relaciones irregulares” y que ha encontrado una resistencia generalizada, especialmente en África, es “innecesario” y que las personas en relaciones entre personas del mismo sexo “no son atraídas a la Iglesia relativizando la verdad y desvalorizando la gracia, sino por el Evangelio puro de Cristo”.

“¿Cómo nos atrevemos nosotros, como siervos de Jesucristo, a hacer que esta enseñanza divina no quede clara con simples sofismas humanos?”, se pregunta Müller, que lamentó que como consecuencia de Fiducia Supplicans “nadie hable de la bendición del matrimonio, de los hijos, de la familia”, como es “nuestro deber”, en vez de “dividir a la Iglesia”.

El Papa Francisco intentó explicar nuevamente la Fiducia Supplicans el miércoles, en una nueva entrevista publicada por la revista católica italiana Credere.

«Nadie se escandaliza si doy una bendición a un hombre de negocios que puede estar explotando a la gente, y eso es un pecado muy grave», dijo el Papa. “Mientras que se escandalizan si se lo doy a un homosexual. ¡Esto es hipocresía!

Añadió que bendice a todos en el confesionario: “Yo no bendigo un ‘matrimonio homosexual’; Bendigo a dos personas que se aman [che si vogliono bene]”.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
20 comentarios en “Cuanto más se intenta explicar Fiducia supplicans, más confusa resulta, asegura el cardenal Müller
  1. Y a los que nos enteramos por casualidad, sin haberlo nunca, q antes se bendecía la vivienda, habitación x habitación, y hasta el lecho nupcial, tantas costumbres hermosas perdidas…
    Podrían revitalizar las bendiciones de toda la vida. Y volver a poner agua bendita en la pila para idem de las iglesias

    1. Fiducia Supplicans, al igual que Amoris Laetitia, Fratelli Tutti, Laudate Deum, etc., no son magisterio auténtico de la Iglesia, ya que no puede haber contradicción en la enseñanza de la doctrina, y es evidente que esos textos de Francisco contradicen al magisterio pontificio y a las Escrituras, y están influenciados por ideologías del nuevo orden mundial, razón por la cual debemos rechazarlos, pues como dice la Biblia: «Si alguno de nosotros o un ángel del cielo os anunciara un evangelio distinto del que os hemos predicado, sea anatema.» (Gal 1,8)
      Como San Pablo corrigió a San Pedro en la cuestión de los judaizantes (Gal 2,12), corrijamos nosotros al Papa Francisco en sus diversos errores, y oremos, como dice el obispo Schneider, para que el Señor nos envíe un pontífice fiel.

      1. Una ristra de profesores españoles ‘neocon’ acaba de firmar de hinojos una apologética de «Fratelli tutti», encíclica de politiqueo universalista y falacias sobre la historia cristiana, con capítulos presididos por el lema de la Revolución Francesa y jaculatoria final a Gandhi, Desmond Tutu y Luther King. Puedo disculpar al «ignobile vulgus», ansioso de novedades y de que lo abduzca un ovni, pero que una vida dedicada a la filosofía no dé para comprender el principio de no contradicción… Porque sólo somos hijos adoptivos de Dios, y por tanto hermanos (sin perjuicio del respeto debido a Sus demás criaturas), por el bautismo. Si no nos creemos ya ni el prólogo del evangelio de San Juan (que bien se cuidaron los faldones de sacarlo del final de las misas) ni el Catecismo, ¿qué nos queda?

      2. Efectivamente San Pablo corrigió la tendencia excesivamente conservadora de Pedro y abrió la iglesia a los gentiles, saltándose la circuncisión y otras leyes judías absurdas que Pedro quería imponer a los gentiles, del mismo modo que Francisco corrige la tendencia excesivamente conservadora de Benedicto y otros y abre la Iglesia a los gays, sin leyes absurdas, Francisco es el nuevo Pablo de la Iglesia

      3. Y lo ha definido ex cátedra su santidad Sacerdote Mariano, quien iluminado por un privilegio especialísimo define que el magisterio de Su Santidad Francisco no es magisterio auténtico de la Iglesia. Mira que tienes grande el morro curete, ahora te crees con la autoridad de definir qué magisterio es auténtico y cuál no. ¿Sabes una cosa? Mejor busca oficio y deja de escribir bobadas.

        1. «…define que el magisterio de Su Santidad Francisco no es magisterio auténtico…»

          Darse cuenta de eso no precisa definición alguna: no puede enmendar la plana al mismo Cristo y contradecir a todos sus predecesores y pretender que eso es magisterio de la Iglesia (que consiste en enseñar lo que ha sido recibido, no en manipularlo y menos en inventarse cosas nuevas). Casi mejor que deje usted de scribir bobadas y busque oficio, además de someterse a un exorcismo, farsante.

  2. Ya que estoy aquí, voy a aportar algo sobre lo que dice el cardenal.

    El habla de una de las consecuencias:la división de la Iglesia. Yo creo que es el fin de todo lo que vemos.

    El mismo dijo que podía producir un cisma, y parece no le importa.

    El primer golpe de ruptura del Magisterio fue AL.
    Son demoledores. Entre los del mandil y «los sin fe», están a ello. A. C
    Enmerick lo relata en sus visiones delos Últimos Tiempos.

    Y se enreda la cuestión cada vez que abren la boca porque no caminan en la verdad.

  3. Francisco actúa como falso profeta cuando enseña lo que Dios no enseña, y con ello desobedece al Señor que dice: «Poned por obra lo que yo os mando sin añadir ni quitar nada.» (Dt 13,1)
    Tenemos que preservar la doctrina definida por la Iglesia y rechazar las novedades que impone Francisco.

    1. ¿Otra vez metiéndose con Francisco, que es muchísimo más viejo que este cardenal? ¿No tiene suficiente con haber llamado mentiroso a Francisco varias veces, que también le tiene que llamar viejo? En el próximo cónclave habrá que elegir a un adolescente para darle gusto a usted. Da gusto leer sus mensajes bipolares, en los que dice que no hay que calumniar a los cardenales para, a continuación, pasar a calumniarles sin solución de continuidad. ¿Es usted consciente de que está de psiquiatra? Aunque eso no es lo peor: la posesión diabólica es muchísimo más grave. Así que, ya sabe: sométase a un exorcismo, farsante.

  4. No conozco personalmente al cardenal Müller, pero ambos tenemos un amigo común que sí le trata bastante a menudo. Vaya por delante mi aprecio y respeto a su eminencia, pero he de decir que sólo quien quiere ver confusión en esta infausta declaración, así como en los otros documentos perpetrados por el señor Bergoglio, la ve. Para mí no hay declaración más explícita y clara de cuantas ha pergeñado este anticristo. Se bendice lo que condenan las Escrituras: tanto uniones ilícitas como uniones contra natura y se desprecia el sacrificio de tantos santos que tuvieron una cruel muerte precisamente por denunciar uniones no permitidas: San Juan Bautista, Tomás Moro (lord canciller de Inglaterra) y SE John Fisher (vicecanciller de la universidad de Cambridge).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles