PUBLICIDAD

Gilipolleces episcopales

|

El obispo de Plasencia rompe su silencio sobre el cura detenido por tráfico de drogas: «Ruego que no ejerzamos de jueces»

Como las que brotan de Brotóns.

¿El ya famoso cura de Don Benito tiene novio o no?

Y dejémonos de chorradas, ¿cómo parroco convive sexualmente con un hombre en un piso que le paga la Iglesia o no?. Si no es cierto usted tiene que salir en su defensa y si lo es tiene que juzgar esa conducta. Que, de ser cierta, se juzga sola?

Hace falta ser un estùpido o un malvado, usted sabrá que categoría le es aplicable, para negar el ejercicio de la inteligencia que Dios nos ha dado. Y que actuamos permanentemente juzgando. Bien o mal. Pero esa es otra cuestión, que no niega el juicio sino el mal juicio.

Y si usted no juzga lo que tiene obligacion de juzgar será una desgracia de obispo. No debería empeñarse en confirmar lo de que la cabra siempre termina tirando al monte.

https://infovaticana.com/2024/02/26/el-obispo-de-plasencia-rompe-su-silencio-sobre-el-cura-detenido-por-trafico-de-drogas-ruego-que-no-ejerzamos-de-jueces/

 

.

Comentarios
17 comentarios en “Gilipolleces episcopales
  1. Si el cura ese es cierto que esta amancebado con un tipo en un domicilio de la Iglesia, entonces cambia la película. Y el obispo tiene responsabilidad, y cuando dice que no juzguemos igual lo que quiere decir es que no juzguemos su incompetencia.

  2. El arzobispo de Valencia concurrió con las autoridades civiles y militares a un minuto de silencio por las víctimas del incendio de Campanar. El acto tuvo lugar en la Plaza del Ayuntamiento y terminó con un cerrada ovación , incluido el arzobispo. San Josemaría Escrivá de Balaguer escribió en Camino:
    » Minutos de Silencio »
    «- Dejadlos para los que tienen el corazón seco. Los católicos hijos de Dios, hablamos con el Padre nuestro que está en los cielos. »
    ¿ Qué hace un arzobispo en ese lugar y aplaudiendo ?
    ¿ Qué se aplaude ?

  3. A Mons. Brotons deberían mandarlo una temporadita a misiones a que reflexionara. O de auxiliar de Satue, ya que a Omella le queda poco en la titularidad.

  4. Si le gusta jugar a las espadas, trapichear, y hacer maldades, a la calle. Y punto. Otros no pudimos ser curas porque nos revelamos contra la injusticia que veíamos en los seminarios, lugares cada vez peor, dónde se practica la homosexualidad. La jerarquía cada vez peor

    1. Pues no sé si a las espadas,
      o tal vez más a los bolos.
      Pero sí que a estos Bartolos
      hay que echarlos a patadas.
      No es la Iglesia algún disfraz
      con que tapar las miserias;
      y tras luengas filacterias
      escoder la impura faz.
      Antes bien,es Medicina
      que Cura las almas rotas;
      y que tras muchas derrotas
      Sana al que humilde se inclina.
      La doble vida llevada
      rompe y carcome por dentro;
      pues aleja de ese centro
      que es el ser frente a la nada.
      Esa unidad misteriosa
      que a cada cual constituye.
      Pero…,si de ella se huye,
      se aniquila cada cosa.
      Ser santo,al final,se alcanza
      si se afianza la unidad
      del ser.No con dualidad.
      Y a Dios se va como lanza…

  5. Fernando Enríquez de Talamanca, en total discrepancia con usted. ¿Cómo le va a traer sin cuidado a un católico que su párroco esté liado con un maromo haciendo irrisión de su promesa de celibato y del VI mandamiento de la Ley de Dios?
    Debería darle usted un repaso al catecismo.

    1. Si el católico tuviera certeza de eso, que no es el caso, debería ir a corregirle fraternalmente.
      Y si no le hiciera caso, debería ir a decírselo al Obispo.
      Por eso he dicho que si hay escándalo público, es otra cuestión. Pero aquí el escándalo lo ocasionan los murmuradores, la policía y los medios de comunicación.

  6. Si eran o no eran, a nadie le importa, nadie tiene derecho a saberlo. Es cuestión de su privacidad, de su intimidad, de su conciencia, de su confesor y de Dios. Si hay escándalo público, es otra cuestión. Pero aquí el escándalo público lo causan los rumorólogos y los difamadores.
    Así que el Obispo ha hablado y actuado sensata y santamente. Le ha faltado denunciar la injerencia y el abuso de la policía democrática ayatollá, el sensacionalismo y la difamación pública.
    Y como el sacerdote ha dicho que «todo lo dicho es falso» y está libre por el juez, yo debo aplicar el principio «in dubio, pro reo».
    Este espectáculo bochornoso de acusar a los sacerdotes a través de la investigación policial, por actos no delictivos, con el fin de denigrar a la Iglesia, es lo que debería indignarnos.

    1. Saliendo un don Juan eterno
      de la alcoba de una dama,
      quedándose ella en la cama
      desnuda,y aun siendo invierno…,
      fue observado por un yerno;
      y aunque era clara la trama.
      por no caerse de la rama,
      se dijo en su fuero interno:
      «Mi suegra,sintiendo el frío
      de este Enero despiadado,
      pidió auxilio a un transeúnte.
      Y éste,solícito y pío,
      le dio el calor reclamado
      con un castísimo ajunte…»

    2. FERNANDO ENRIQUEZ, esta usted muy pero que muy equivocado y supongo también, que muy influido por esta sociedad carente de Virtudes, de coherencia e integridad ; el sacerdote – para eso también tiene la oración, los sacramentos y la gracia de estado – está obligado a guardar la castidad, el decoro y las normas del derecho civil (mientras no vayan en contra de la Ley de Dios). Y en cuanto al procedimiento penal, supongo que el juez le ha abierto unas diligencias preliminares en el que habrá dictado un auto de libertad para el cura y de prisión para su amigo, amante o lo que sea; eso quiere decir que el proceso penal está en marcha porque ha comenzado un juicio y en su momento, tras recabar pertinentes pruebas, habrá vista oral si el juez que lleve ese procedimiento no archiva o sobresee el caso. Entiende Ud. eso? pues así es

      1. Usted y yo también tenemos obligación de guardar esas mismas normas. Pero ni usted ni yo tenemos por qué ser investigados en nuestra vida íntima y personal por los chekistas de turno, ayatollas de la moral y corruptos funcionarios que divulgan esas mismas investigaciones a los medios de comunicación social, aderezados con rumores y afirmaciones no confirmadas que afectan al honor y la fama de las personas, destruyéndolos familiar, social, profesional y psíquicamente.
        Tan difícil es de entender? Que prima el honor de las personas al cotilleo morboso de los despellejadores de almas?

  7. Suscribo lo que usted dice de quilla a perilla. Debería grabarse en mármoles y esculpirse en bronces. Me temo que don Ernesto Jesús no da la talla. ¿Insuficiencia mitral? Con tanto enfermo cardiaco, vaya usted a saber.

  8. Mal lo del novio imposible,y peor lo del sildenafilo,cuya supervisión médica es inexcusable(se han dado muertes por su ingesta,alguna de ellas en un personaje de campanillas y muy mediático).
    Todo ello,de ser ciertos los hechos.
    Y si las cosas del sexto suelen ser más achacables a las miserias ,las del séptimo y el quinto son otro cantar.
    En fin.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *