PUBLICIDAD

La purga del JPII moviliza «la ciencia y la conciencia»

|

Aldo María Valli publica en su blog una carta anónima pero que -lo comprenderán ustedes cuando la lean- llega de una persona muy bien informada sobre los hechos y la historia del Instituto Juan Pablo II.

Una contribución importante para enmarcar toda esta cuestión, captando el espesor de lo que está en juego y para conocer mejor a algunos de los protagonistas de la revolución que hay en marcha.


Estimado Sr. Valli:

El increíble caso del prestigioso Pontificio Instituto Juan Pablo II para Estudios sobre el Matrimonio y la Familia (suprimido por el motu proprio Summa familiae cura del papa Francisco Francesco del 8 de septiembre de 2017, y formalmente sustituido por el mismo pontífice con el Pontificio Instituto Teológico Juan Pablo II para las Ciencias del Matrimonio y la Familia), ha visto implicado gravemente al cuerpo docente y ha dado un cambio drástico al plan de estudios y a la orientación de la investigación académica. Lo que ha sucedido en estas últimas semanas está generando, no sólo un estremecimiento que crece cada día más en el alma y en la mente, sino también una reacción en el pueblo de Dios y entre algunos de sus pastores (los que no están preocupados por «hacer carrera eclesiástica» y sí en servir con amor y abnegación a la Iglesia de Cristo y al bien de sus fieles) que no tiene precedentes, ni por intensidad ni por duración, en el pontificado del papa Francisco. Una «movilización de la ciencia y de la conciencia» del amor, del matrimonio, de la familia y de la vida humana que crece cada día más; un incendio que a los «bomberos del nuevo rumbo», aun disponiendo de poderosos medios de contención por parte de los medios de comunicación y de disuasión amenazadora (algunos periodistas han sido obligados por los directores de sus respectivos periódicos a renunciar a escribir artículos sobre este caso cuando estos han recibido llamadas apremiantes al respecto…), les cuesta apagar.
Ni la preocupación (y, en no pocos casos, ni la indignación) por el despido «injustificado» de algunos cargos de la Congregación para la Doctrina de la Fe y el «despido antes de la jubilación» del prefecto de la misma, el cardenal Gerhard Ludwig Müller (el 1 de julio de 2017); o por la humillación injustificada del prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, el cardenal Robert Sarah (en ocasión de una interpretación «excesivamente ortodoxa» del motu proprio Magnum principium por parte del purpurado guineano); o por la intervención de algunos institutos de vida consagrada «demasiado fieles» a su carisma originario y con una gran abundancia de vocaciones jóvenes, habían generado una respuesta tan intensa y duradera tanto dentro como fuera de la Iglesia, a nivel privado y público, cuyo eco aún persiste gracias a algunos periódicos y publicaciones online italianos e internacionales, entre los cuales Duc in altum.
Bastaría releer con atención lo que han declarado en las entrevistas, o han escrito directamente los protagonistas -muy a su pesar- de esta «purga» (palabra pronunciada también por un ex Rector del mismo Instituto, el cardenal Angelo Scola, que habitualmente suele ser una persona bastante prudente en lo que atañe a las disputas eclesiales) de docentes y planes de estudio, pero sobre todo del propio Magisterio sobre la familia y la vida humana del fundador de esta institución académica eclesial que lleva su nombre -san Juan Pablo II-, para preguntarse cómo es posible que el Gran Canciller, el arzobispo Vincenzo Paglia, el decano mons. Pierangelo Sequeri, y sus superiores de la curia romana aún no hayan dado marcha atrás.
Son los hombres verdaderos, leales y valientes, los que tienen grandes almas movidas por la caridad, la justicia y la verdad (por no hablar del amor a Cristo y a su Iglesia) los que vuelven sobre sus pasos con loable humildad, los que admiten sus errores e inician un diálogo con todas las partes implicadas: el Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida, estrechamente vinculado al Instituto Teológico Juan Pablo II, los docentes del mismo, los estudiantes y sus obispos diocesanos y superiores generales de todas partes de la Iglesia que los han enviado a a Roma, no para inscribirse a los cursos de una universidad cualquiera en la que se tratan las cuestiones del amor, la sexualidad, la vida y el matrimonio según la antropología y la ética «laica», aunque estén en diálogo con la «católica», sino para que puedan aprender y profundizar la belleza y la verdad inherentes en el corpus del Magisterio romano sobre estos aspectos fundamentales de la existencia del creyente, que encontró su punto álgido en la enseñanza de san Juan Pablo II. En cambio, al menos por el momento, no: parece que las dos autoridades académicas están preparando un texto de respuesta a las críticas porque, en lugar de valorar la verdad y el bien que hay en ellas (más allá de algunos tonos desabridos y de acentos polémicos, inevitables por otra parte para quien ha sido herido en su carne y en su alma por medidas unilaterales y coercitivas), denigra y descalifica las tesis adversas contra cualquier evidencia y razonabilidad que puedan tener, y que están a la vista de todos: «Sólo un ciego no lo vería», como dijo en otras circunstancias el cardenal Carlo Caffarra.
Añado sólo tres consideraciones que, por otra parte, no son ajenas a las argumentaciones expuestas hasta ahora, pero que deseo puedan ayudar a quien corresponda replantear el Instituto Juan Pablo II (por lo menos esto: si no una re-decisión, lo que sería justo y obligatorio).

  1. Admitido (y no concedido, al no tener el beneficio de haber recurrido a una confrontación ante la autoridad eclesiástica superior, hecho que hasta ahora no ha sucedido) que los docentes despedidos del Instituto hayan expresado tesis y propuesto enseñanzas que plantearan críticas respecto a la exhortación apostólica Amoris Laetitia de Su Santidad el papa Francisco, esta acusación a su actitud (a) no constituye, de por sí, un ultraje ni una desobediencia y tampoco un falta de respeto hacia la persona y el ministerio eclesial supremo del papa (desde siempre, en la Iglesia, disentir sobre algunas argumentaciones del Magisterio no infalible es discernible y, de hecho, en numerosos casos se distingue de la desobediencia o de la incitación a la desobediencia hacia la autoridad constituida, incompatible con el papel de docente de una institución académica pontificia); (b) es parte reconocida y obligatoria del trabajo de un estudioso y de un profesor que trabaja en una universidad o en un instituto docente superior en el que hay disciplinas fundamentales como la teología, la filosofía y las ciencias afines (por lo que es llamado a una interpretación más profunda de las fuentes de la Divina Revelación y del Magisterio) el ejercicio de un escrutinio de la razón en relación a la coherencia interna y externa de cuanto se afirma en los textos magisteriales y respecto a la continuidad en el desarrollo de la doctrina en materia de fe y moral; y (c) esto nunca ha sido causa de una acción disciplinaria tan drástica e inapelable, sobre todo teniendo en cuenta que no se ha faltado al respeto a la persona del Santo Padre y a la aceptación de lo que ha afirmado de manera concorde la doctrina católica en su conjunto desde el punto de vista histórico y sistemático, expresado sobre todo en la síntesis del Catecismo de la Iglesia católica, en los concilios y en todo el corpus de los textos magisteriales.
  2. Resulta aún más escandaloso el hecho de que los teólogos que han apoyado esta «censura» respecto a sus compañeros del Instituto Juan Pablo II, culpables de no haber reconsiderado radicalmente sus investigaciones y su enseñanza a la luz (única) de Amoris Laetitia, sean precisamente los que, en un pasado no muy lejano, no se dignaron prestar atención y valor a los documentos magisteriales en materia de moral fundamental y especial (sobre todo sexual, familiar y de la vida humana). Es más, los han criticado ferozmente y los han denigrado ante sus estudiantes. Monseñor Sequeri podría testificar con facilidad cómo precisamente en la Facultad Teológica de Italia del Norte (Facoltà Teologica dell’Italia Settentrionale, FTIS sus siglas en italiano, Milán), de la que fue decano, fueron tachados de Denzinger Theologie (en referencia a la conocida publicación de los textos del Magisterio originariamente editados por Heinrich Joseph Dominicus Denzinger y que lleva el nombre Enchiridion symbolorum, definitionum et declarationum de rebus fidei et morum) los estudios, las enseñanzas y las tesis de bachiller, licenciado y doctorado que asumían como fundamento o profundizaban de manera sistemática los documentos magisteriales, puesto que este enfoque era considerado no digno de una teología científica rigurosa, fecunda y pastoralmente útil. Entre los críticos más duros de las encíclicas Veritatis splendor (sobre la teología moral fundamental) y Evangelium vitae (sobre la ética de la vida humana) y de la exhortación apostólica Familiaris consortio (sobre la teología y la moral del matrimonio) de san Juan Pablo II, y de la encíclica Humanae vitae de san Pablo VI, por no hablar de otros documentos magisteriales publicados durante sus pontificados y por ellos aprobados (como la declaración Persona humana y la instrucción Donum vitae de la Congregación para la Doctrina de la Fe) figura precisamente ese don Maurizio Chiodi al que muchos indican como docente estrella de la «nueva teología moral» que hay que profundizar y enseñar en el «nuevo Instituto» del que ahora es Gran Canciller monseñor Paglia. El decano Sequeri, renegando de su pasado reciente en los vértices de la FTIS en la que imparte la docencia don Chiodi y que se había distinguido por un rigor metodológico-teológico que no admitía ninguna Denzinger Theologie, ¿tiene acaso ahora la intención de avalar una Amoris Laetitia Theologie, que debería parecer, según la misma lógica de la teología impartida en la FTIS, aún más inaceptable, ya que asume como punto de partida de la inteligencia de la fe y de la moral sobre el matrimonio y la familia no todo el corpus del Magisterio, interpretado en su coherencia interna y externa y en su desarrollo orgánico, sino un único documento pontificio, cuya nota teológica no es ciertamente la de la infalibilidad de un pronunciamiento ex cathedra?
  3. Desde el punto de vista de la justicia (que no es una perspectiva secundaria para la vida de la Iglesia y de las relaciones entre sus miembros y con la jerarquía de los Superiores) es escandaloso el hecho de que teólogos que en el pasado, durante los pontificados de san Pablo VI a Benedicto XVI, aun siendo públicamente críticos respecto al Magisterio por sus intervenciones doctrinales, en sus cursos enseñaron que algunos de sus textos no serían aceptables por una presunta falta de coherencia y de rigor teológico, o de fundamento bíblico, no hayan sufrido ninguna medida disciplinaria ni hayan sido obligados a dejar la docencia en universidades, facultades o institutos eclesiásticos, y ahora callan o incluso aprueban los castigos infligidos a sus compañeros del Instituto Juan Pablo II. Asimismo, resulta incomprensible que un decano que siempre ha sido un paladín de la libertad en la investigación y en la enseñanza de sus profesores en la FTIS, ahora se preste a una operación de este calibre que implica a no pocos docentes, de cuyas legítimas expectativas académicas el debería ser el primer garante. ¿Cómo olvidarse de que entre los firmantes del famoso Documento de disentimiento respecto al Magisterio figuran, entre los sesenta y tres teólogos italianos (15 de mayo de 1989), Gianantonio Borgonovo, Tullio Citrini, Mario Serenthà, Roberto Dell’Oro y Franco Giulio Brambilla, todos de la FTIS y del Seminario Arzobispal de Venegono, el último de los cuales se ha convertido incluso en obispo de Novara y el penúltimo en miembro de la Pontificia Academia para la Vida? Dos pesos y dos medidas para quienes han expresado posiciones críticas académicas y públicas respecto al Magisterio anterior al papa Francisco y para quienes interpretan y enseñan la Amoris Laetitia a la luz de todo el corpus del Magisterio católico, incluido el del actual Santo Padre. Dos instituciones eclesiásticas y dos comunidades de docentes, la FTIS de Milán y el Instituto Juan Pablo II en el Laterano que, por acusaciones que no son en absoluto comparables en lo que atañe a la gravedad de la materia, han sido tratadas disciplinarmente de manera claramente discriminatoria.
    Y me detengo en la justicia: si tuviéramos que examinar la misericordia, no sabría realmente qué escribir.
    Gracias por la atención y un cordial saludo.
    Carta firmada

Publicado en el blog de Aldo Maria Valli, Duc in altum.

Traducido por Verbum Caro para InfoVaticana.

77 comentarios en “La purga del JPII moviliza «la ciencia y la conciencia»
  1. Revolucionarios moderados y revolucionarios progresistas amigos para ir en contra de la tradición de la iglesia, ahora enemigos enfrentados como girondinos y jacobinos. Qué ironía. A los defenestrados de la jpii los animo a interpretar la amoris laetitia con la hermeneutica de la continuidad. Oy perdón, qué tonto, ya no pueden hacerlo, han sucumbido.

    1. Son las categorías políticas inaplicables pero que usan en religión los máximos defensores del noPapa Francisco: los bergo-lefebvrianos. Recuérdese que para estos desviados existe un superdogma: reconocer al falso Papa, quien puede hacer hacer y decir lo que se lo ocurra, antes, durante y después del Conclave amañado del 2013.

  2. Uno, los preconciliares estais esclavizado a una interpretación personal, humana, diría que enquilosada en unas formas que no contenidos, que pertenecen a otra época. No distinguis, por lo que parece, el contenido de la manera de presentarlo, y eso os nubla la visión que por lo tanto permanece parcial, no abarca la universalidad del mensaje de Cristo.

    Por otro lado, me parece fantástico que las almas en gracia de Dios reaccionen con fortaleza y convicción a lo que me atrevo a calificar de guerra sucia contra el Instituto Juan Pablo II. ¡Ánimo y adelante!

    1. Felicitas, estás muy equivocada. Te han hecho creer que la tradición de la iglesia consiste en los trapitos monos o sea las formas, pero que no consiste en ningún contenido. Para ser tradicional primero hay que ir al contenido y de ese contenido emanan las formas o trapitos. El contenido es el magisterio de la iglesia ese que los postconciliares no conoceis ni quereis conocer pues erroneamente lo reducis a poner muchos encajes monos. Empieza por averiguar qué es la condenada Nueva Teologia y te darás cuenta de dónde sale la teología de la liberación.

  3. Es loable la buena intención del autor de la carta pero debería comprender que una carta no firmada no sirve para nada salvo para tirarla a la papelera.

    Para hacer una crítica útil a las reiteradas arbitrariedades de este pontificado hay que tener el valor de firmar con nombre y apellidos. Ahora bien, el valor es otra de esas virtudes que se quedó por el camino del postconcilio.

      1. Para dar una opinión no es necesario dar tu nombre real. Es más, no lo recomiendo, no sea que vengan tiempos en que a uno le persigan por sus ideas (como ya ha ocurrido en otras épocas y lugares).

        Para dar un testimonio que implique a terceras personas, por supuesto que sí es imperativo firmarlo con tu nombre real.

  4. Es el colmo de la estupidez humana el quejarse de que el sínodo de la amazonia pretende adaptar la misa a las tribus y no querer ver su precedente en las misas tribales que hacía Juan Pablo II con señoras en toples recibiendo la comunion y leyendo la epistola. Eso de que jPII los cardenales le hacían encerronas es un cuento chino, jpii tenía cara de felicidad incluso al recibir la marca de Shiva en la frente, que es mentira que fuese un saludo hindú, sino que un día fue eso y otro día fue la marca de Shiva, las dos cosas se puso en la frente. Y eso es el precedente.

    1. Totalmente de acuerdo, Uno. Y de aquellos polvos, estos lodos.
      El 5 de mayo de 2004 en pleno santuario de Fátima se llevó a cabo una profanación de la mano de unos hindúes que hicieron allí sus rituales. Con los permisos pertinentes, faltaría más.
      El caso es que todos estos desmanes tienen un origen y culpar a Francisco como si fuera el pionero en todas estas tontunas (aunque si digo satanadas no creo que esté exagerando) mal llamadas ecuménicas, me parece excesivo. Su culpabilidad no puede tener carácter retroactivo.
      Quien no quiera verlo…

      1. ¿Que los hindúes traten de acercarse a Dios es una profanación?,¿por qué?, ¿porque no lo hacen en la particular forma establecida por la superior raza europea?, ¿el invento de que Cristo es Dios es más importante que el invento de que Shiva es Dios porque los europeos lo han dicho y todo el mundo se lo tiene que creer?

        1. José ¿Dónde he dicho que es una profanación que los hindúes se acerquen a Dios? Pero los hindúes, si ha visto el vídeo, fueron al santuario de Fátima a hacer sus rituales que nada tienen que ver con Nuestro Señor o la Santísima Virgen María. De hecho tuvieron que volver a consagrar el lugar.
          Por otro lado, mi comentario es para católicos y entre nosotros, no tengo que explicar que Cristo es Dios.
          Los europeos no somos quienes decimos lo que tiene o no que creer el mundo. Es Dios el que manda lo que tenemos que creer, porque para eso es Dios y a los demás, europeos no asiáticos, africanos, americanos u oceánicos, nos envía a anunciar la Buena Nueva.

  5. Lo católico es seguir la Tradición porque la puso Cristo, no es tradición humana de trapitos, sino tradicion doctrinal y del culto puesto por Dios. En el cvii los modernistas eran todos muy amigos, no había fisuras, todos contra la Tradicion doctrinal y del culto porque segun bxvi «el cvii es nuestro anti syllabus porque los principios de la revolución francesa tenian que ser adoptados por la iglesia», (del libro «teoría de los principios teológicos» del cardenal ratzinger). Ahora se encuentran enfrentados unos supuestos conservadores q no lo son contra los progresistas que se los van comiendo con patatas ¿a donde se van a agarrar los neocon, al cvii? Al cvii tambien se agarran los progresistas. Han sido los tontos utiles y ya no les sirven. No hay equilibrio entre tradicion y modernismo, están sobrando.

    1. Uno, estás como ése señor que era zapatero de oficio, no el político. Pues éste señor por el motivo que fuera, está frente a una obra de arte, un cuadro espléndido de Murillo, y el zapatero lo ve fijamente, lo observa bien y tocándose la barbilla dice;
      Éste cuadro está mal hecho, el zapato de ésta figura de hombre tiene mal hechas las costuras.!!!!!
      No vió el muy ignorante la maestría con la que fue ejecutada la pintura, ni los colores empleados, ni la composición del dibujo, NADA, Solo vió la falla en los zapatos.
      San Juan Pablo II, debió tener fallas, pues era hombre no ángel, pero a cambio de unas fallas tuvo muchísimos aciertos, ¿Cuándo los verás zapatero, y publicas también las cosas buenas que hizo: para botón de muestra, ése Instituto que por lo visto hacía mucho bien, por éso lo quitan.

      1. Spes. Yo también me fijo en las costuras como son dejar que se lean las lecturas de la Santa Misa casi en pelota picada, ponerte plumas en la cabeza, dejar que te marquen la frente con no se qué símbolo de un bicho hindú, besar un corán… Hay costuras muy mal hechas y llaman demasiado la atención.
        ¿Tan difícil es aceptar que el ecumenismo no es caerle bien a los miembros de otras religiones o hacer un juntón de todas ellas, sino predicarles la sana doctrina y que salven su alma dentro de la Iglesia Católica que es la única fundada por Cristo?
        ¿Qué necesidad hay de besar coranes, ponerse a hacer el indio y demás zarandajas? Ninguna.
        Spes, ¿besaría usted un corán?

        1. Mariana, ¿tu sacarías a San Juan Pablo II del cielo porque tuvo la ocurrencia de haber besado un Corán? En mi patria los indígenas (buenos), danzan con el más grande amor para la Virgen María, medio en pelotas y emplumados, ¿crees que por éso ya no merecen pertenecer a la Iglesia Catolica, a la que entran de rodillas a pedirle un favor a «La Reyna del Cielo»?
          Solo Dios sabe porqué razón hizo el Papa lo que a ustedes tanto disgusta, UNO, se empeña en culparlo hasta porque se va la luz, 🙄, ya ni la……
          Pagó el Papa sus errores con la moneda del sufrimiento, ! Ya perdónenlo, por favor!
          Muestren que son católicos no fariseos, que criticaron a Jesús porque fue a comer con Zaqueo, el encuerado y publicano.

          1. Spes. Me imagino que se refiere a mí, aunque pone Mariana.
            No es mi misión sacar o meter del cielo o del infierno a nadie.
            ¿En serio está diciendo que besar un corán o dejarse signar la frente con un símbolo de un «dios» hindú se trata de un error?
            Porque no creo que un Papa conozca la doctrina menos que yo. Si así fuera, si que estoy dispuesta a pensar que lo hizo por error.
            El Papa, sabe perfectamente qué quiere decir el Primer Mandamiento. Entonces, ¿Qué le puede llevar a un Papa a hacer eso?
            Esa y no otra es la pregunta que quiero que me responda. No otra.
            Si a mí no se me ocurre besar un corán, yo no se qué se le tiene que pasar por la cabeza a alguien que conozca más a profundidad la sana doctrina para hacerlo. Dejarse hacer una marca de una religión que adora a demonios es una locura. Simplemente y sin juzgar, digo que no lo entiendo.
            Ahora al celo por la fe católica que es la única religión verdadera, se le llama fariseísmo. Es increíble.

          1. No es ninguna afrenta. Simplemente, no es una manera de presentarse ante Dios.
            Ya sé que ahora da igual todo y la gente va a la Iglesia como quien va a la playa. Y a todos ellos les digo que si se presentan de determinadas maneras a una entrevista de trabajo, directamente no te hacen la entrevista. Y ya le puedes llamar al empresario retrógrado o lo que te de la gana, pero el puesto no te lo dan.
            Pues bien. Dios es más importante que cualquier entrevista de trabajo.

        1. El decirle a todo el mundo que se va a salvar porque Cristo por su encarnacion se ha unido a todo hombre para siempre y da igual la religión que tengas no es un acierto ni un signo de santidad, es un signo de no saber lo que se dice. A todo el mundo caia bien y para todo el mundo es santo porque predicaba la salvacion universal para todo el mundo. No me extraña. Lo católico es predicar que fuera de la iglesia no hay salvación, lo demás son gansadas.

          1. ¿Para qué nos vamos a convertir al catolicismo si Cristo se ha unido a todo hombre para siempre segun jpii? Ya lo dice el cvii: fuera de la iglesia el espiritu santo suscita muchos caminos de salvacion santidad y Gracia.
            En vez de excomulgar la tradición podría haber excomulgado y condenado la teoria de los cristianos anónimos y del infierno vacío de su amigo Rahner, que esa es la verdadera funcion del papa, condenar el error y proteger lo que recibe por tradición y no al reves, a lo mejor los católicos tendrían ahora más criterio que el poco o nulo q ahora tienen. JP II no hizo nada para eliminar de los seminarios a autores modernistas, los permitió y los hizo cardenales y ahora tenemos lo que vemos.

  6. Si los neo conservadores católicos que no ven error alguno en el cvii fuesen listos, se olvidarían del cvii y volverían a la tradición, pero como son torpes y se creen que ellos ya son la tradición, siguen condenando la tradición y acariciando el lomo de los progresistas que se los van comiendo. Son basicamente unos torpes porque no existe lo intermedio o el equilibrio entre tradicion y modernismo, no existe consenso entre verdad y mentira, no hay acuerdo entre Dios y el demonio, el centro no existe y con Francisco se les ha derrumbado ese centro modernista moderado de la hermeneutica de la continuidad ¿ pero qué continuidad hay entre la misa tradicional y la de Lutero del novus ordo? Sólo hay ruptura. O te quedas de un lado o te quedas del otro, la alternativa es caerse por la grieta. No hay ya pintura que siga tapando la grieta.

  7. En vez de combatir el error modernista con la verdad tradicional siguen queriendo combatir el error con el consenso entre verdad y mentira, o sea, con el vaticano ii. De ahí su espíritu ecumenista buenista y su falta de condena contra el error. Prefieren condenar y excomulgar la tradición antes que enfrentarse a los modernistas progresistas, les tienen miedo, por eso ceden , y el miedo y la cesión se los terminó comiendo. Son como los witizanos, que en realidad no querian moros pero los llamaron.

    1. Estás muy equivocado, Uno, y no ves más allá de tu cerrazón. No ves cuántas personas se están conviertiendo a Cristo en la actualidad, cuantos sacerdotes santos hay dentro de las parroquias actualmente, dándolo todo por amor a Cristo y al rebaño a ellos confiado. Estás tan encerrado en tu supuesta posición superior que eso mismo te impide ver con qué fuerza actúa en Espíritu Santo actualmente dentro de los ambientes sanos de Iglesia, que quizás no son muchos, pero los hay. Y toda esa obra renovadora de la Iglesia no la veis, ni la quereis ver, porque no cumple con vuestras tradiciones humanas…. Los árboles no os dejan ver el bosque. Una lástima

      1. La tradicion puesta por cristo no son tradiciones humanas. Eso es lo que se creia Pablo VI. En definitiva, el falso concepto de tradicion de la Dei Verbum 8, todo un atentado contra la iglesia por ser el mismo concepto de tradicion que tenia Lutero. Eso es el origen de todo, no lo que haga o deje de hacer Francisco. Por qué Francisco no va a poder cambiar la moral si vosotros habeis cambiado la doctrina y el culto ilegitimamente? Si no le hubiesen allanado el camino con las falsas doctrinas postconciliares, no habriamos llegado a este punto.

      2. Yo diría más bien que se convierten al modernismo y su neo doctrina del indiferentismo religioso tapada con buenismo. Yo me fijaría mejor en cómo ha apostatado la mayoría de la sociedad siguiendo la apostasía de los Estados auspiciados por las presiones de la propia iglesia a declararse ateos y no catolicos. Los simplones para no ver su error siguen afirmando que ahora por fin estamos los verdaderos católicos en la iglesia, una vez que ha apostatado la mayoría. ¿Conversiones y vocaciones para qué, si todos se salvan en cualquier religion segun jpii? Está claro que Dios os ha oido

  8. ¿ Para qué la Amoris Laetitia ? ¿ para decir lo mismo que la Familiaris Consortio y su exigencia neta de vivir como hermanos para acceder a la comunión? Los profesores del Instituto Juan Pablo II han pretendido lo imposible: interpretar la Amoris en continuidad con el magisterio. Por eso han sido expulsados, pues Francisco, el nuevo paradigma, más viejo que el pecado, pretende descaradamente lo contrario, aunque no se enteren tantos, que sea el magisterio el que se interprete conforme a la calamitosa Amoris. Estos profesores pensaban, ingenuamente, que una interpretación conforme al magisterio les salvaría de la quema. No ha sido así. Francisco quiere o conmigo o contra mí. Tenían que haberse decantado por la segunda postura, pues el primero que no está con el papa es el mismo Francisco, el mayor anti papa de la historia de la Iglesia.

  9. Lo que no entiendo de todo esto, es porque un Papa se mete a reformar un instituto de otro Papa, parece como si quisiera decir que lo que estableció el otro Papa, esta mal. Lo siento pero esto me parece una falta de respeto.
    Creo que si el quiere añadir algo, y digo añadir, y no quitar, puede hacerlo de muchas maneras, haciendo otro instituto, o un anexo de este con su nombre.
    Aparte de que el instituto de Juan Pablo II estaba aprobado por dos Papas, también por Benedicto XVI.
    Si no estamos de acuerdo en que excepto en el caso de herejia, que parece ser que también se puede dar en los Papas, hay que respetar lo que cada Papa aporte durante su papado, aunque luego en ciertos asuntos haya libertad para seguir distintos puntos de vista, siempre y cuando no vaya en contra del magisterio de la Iglesia.

  10. Para pasar el destierro, no basta con leer al Tiranuelo y criticar sus burradas.

    Los laicos no somos expertos en teología, por lo que se ve los Cardenales y Obispos… tampoco.

    Por eso me permito proponer un sencillo antíodoto a las fantasmadas de Leninglio y con Corte Gay..

    Les recomiendo bajar en sus fonos móviles la Aplicación de la Liturgia de las Horas

    Está disponible para Android y para Iphone.

    Sugiero leer las dos Lecturas del Oficio de Lecturas cada día.

    Lleva máximo 10-15 minutos, bien leídas.

    Y no solo edifican sino que contrarrestan la campaña de confusión y mentira.

    Reemplaza a los Pésimos Asalariados de hoy, por los Pastores de la Iglesia a lo largo de su Historia

    1. La cabra tira al monte y el Chester a lo gay, se te está revelando el subconsciente, hay un tema que centra siempre tu atención, los mecanismos de represión te están fallando, el inconsciente empieza a aflorar

    1. Eso es lo que quiere Francisco, que nos cansemos, para seguir haciendo y deshaciendo a su antojo, cual tirano compulsivo. Pues va a ser que no. Algunos seguiremos denunciando sus tropelías hasta la saciedad, por el bien de las almas, por el bien de nuestras almas. Hay que resistir.

  11. Massimo Camisasca, obispo de Reggio Emilia-Guastalla (Italia), ha escrito una carta al diario Avvenire en la que se pregunta por qué se quiere llevar a cabo una interrupción profunda y traumática del trabajo realizado por el Pontificio Instituto Juan Pablo II.

    La respuesta debería saberla. Muchos ya la conocemos de sobra, desde la Amoris Laetitia y los dos sínodos previos manipuladísimos a más no poder.

  12. Moviliza la ciencia y la conciencia, y acabarán con la paciencia de muchos católicos, lo que puede tener consecuencias indeseadas para estos «descerebrados» que resulta difícil entender por qué diablos están poseídos, ni qué es lo que pretenden con semejantes ocurrencias. Lo que está claro es que no tienen ningún Santo Temor de Dios, ni les importa un pimiento, ni se dejan interpelar, por la Palabra de Dios que supongo leerán en la Santa Misa diaria. No me explico lo que habrá podido producir semejante plaga de oportunistas sin fe, discernimiento ni un mínimo de sentido común.

  13. Infovaticana :
    Estimados Señores de Infovaticana:
    Me gustaría, me encantaría, que por hacer un experimento, ustedes opinaran como uno de nosotros; que entren a la página y después de estar escribiendo y cuidando de que no se pierda a veces lo escrito, por fin logren poner el. [publicar comentario]
    Y…. Nada…. Sale: «Su comentario está pendiente de moderación». Y
    escriben otro, y… lo mismo, Éste no se sabe si vaya a librarla. Háganlo, para que vean lo bonito que es, disfruten también ustedes, no hay que ser egoístas 😁👋👋😘

  14. La exhortación Amoris laetitia del 19 de marzo de 2016 tenía el claro objetivo de destruir la Veritatis splendor y las enseñanzas morales de Juan Pablo II para sustituirlos por un nuevo paradigma moral. En nombre de Veritatis splendor y de su propia trayectoria personal, los profesores del Instituto Juan Pablo II deberían haberse opuesto unánimemente a este atentado a la moral católica, y más aún después de la negativa por parte de Francisco de recibir en audiencia a los cardenales autores de los dubia y del rescripto pontificio del 5 de julio de 2017, según el cual la verdadera interpretación del documento pontificio era la de los prelados argentinos. La intención del papa Francisco estaba y está clara para todos. Pero ningún teólogo del Instituto suscribió la Correctio filialis de haeresibus propagati del 24 de septiembre de 2017 ni ha presentado documento alguno que someta a una severa crítica a Amoris laetitia.

  15. Jpii cambió la doctrina tradicional de Pio XII practicando el ecumenismo condenado. Y la doctrina no consiste solo en cuestiones morales. Eso quiere decir que Francisco no tiene por qué acatar la doctrina moral de jpii tampoco.

  16. Lo que molesta a Francisco es la indisolubilidad del matrimonio, erosionada por una Amoris que facilita la comunión a los adúlteros profesionales. Juan Pablo II la defendía ardientemente y con una multiplicidad argumental apabullante.

    1. Y lo que le molestaba a jpii era que el ecumenismo q tanto le gustaba, estaba condenado infaliblemente por otros papas, pues supone inducir al indiferentismo religioso y siempre se consideró un acto de apostasía el participar de ritos de religiones falsas. San Pablo no participaba en el culto olimpico ni se echaba la ceniza de Cibeles en la frente por mucho que defendiese la moral cristiana en el matrimonio.

  17. Cristo predicó una doctrina con un culto, ambas cosas transmitidas por tradicion y custodiadas por el Papa, garante de la transmision por tradición. De la doctrina, que no se puede cambiar, la iglesia ha ido estableciendo dogmas de fe, y del culto, ha canonizado a perpetuidad los sacramentos tradicionales en Trento. La autoridad del Papa la ha puesto Dios para transmitir lo que recibe por tradicion. Es mentira que el Papa tenga autoridad para cambiar la doctrina e imponer otra que no le viene por tradicion como el ecumenismo y la falsa libertad religiosa con el pretexto de que no es dogma. Y es mentira que el Papa se pueda inventar otro culto diferente al puesto por Dios cambiando los sacramentos por otros nuevos porque cae en el anatema.
    Las tradiciones humanas son las que os habeis inventado en el cvii y en el magisterio postconciliar, q como no está en la tradición, no puede obligar a nadie pues no procede de Dios.

    1. La tradición por cientos de miles de años fue que la tierra era plana, pero ni así lo es, las cosas son ciertas por ser verdad, no porque se repitan por milenios o porque alguien lo dejara escrito

      1. La sagrada tradicion de la iglesia es verdadera porque la ha puesto Dios y no evoluciona a otra cosa sino que consiste siempre en lo mismo: Misma doctrina y mismo culto. Si crees q va cambiando entonces la tradición no puede ser fuente de revelación. Al final como Lutero, la sola escritura.

      2. La tradicion humana de que la tierra era plana es como la tradición humana de la misa de pablo VI, que es inventada por alguien. Sin embargo la Tradición de Dios consiste en q Dios dice en qué consiste su doctrina y los ritos de su propio culto, y ahí los papas ni pinchan ni cortan, están por debajo de Dios y no intentan contradecir la tradicion q le llega de Dios, porque es extralimitarse en sus funciones.

  18. La norma remota de la iglesia es la Tradición, no es lo que le apetezca al Papa y eso es lo que no os entra en la cabeza pq creeis que la tradicion son trapos. Si el papa impone misa luterana novus ordo, por encima prima la misa Tradicional. Si el papa impone teologia del cuerpo, prima lo que diga la tradición, si el papa impone ecumenismo en asis, prima la condena del ecumenismo que está en la tradición, y si el papa declara la libertad religiosa, prima la condena de la libertad religiosa q aparece en la tradición. No os enterais porque sois unos borregos. Por eso os mereceis un papa que tambien cambie la moral por otra nueva.

    1. Creeis en la autoridad absoluta del Papa porque sois unos papólatras que poneis al papa en el lugar de Dios. Lo que Dios ha puesto es un papa con autoridad relativa porque no se puede salir de lo que le llegue por tradición. La autoridad de la tradicion está por encima de la autoridad del papa y el papa tiene que obedecerla porque la tradicion la ha puesto Dios y es la norma remota. Esta es la revolucion francesa en la iglesia que predicaba ratzinger en su libro de teoria de los principios teológicos: los derechos del papa a inventarse la misa por encima de los derechos de Dios a imponer un culto concreto y los derechos del hombre a elegir religion por encima de los derechos de Dios a imponer una religion concreta para salvarnos. Y ahora os quejais de que cambian la moral. Pues aguantaos y a comer ajos.

        1. Qué fuerte decir que la autoridad del papa emana del pueblo, lo mismito q la revolucion francesa cuyos falsos principios masónicos, segun bxvi había q asumir. Pues si la autoridad no le viene de Dios a los papas, están sobrando. No te preocupes, todos los papas postconciliares piensan mas o menos igual q tú. No creen en el dogmático vaticano I ni en ningún otro, sólo el cvii, o sea, en nada o en ellos mismos.

          1. Uno, te felicito, todos tus comentarios me encantan por la claridad de ideas. No te canses de seguir haciéndolo. En esto sigues al Evangelio: «Que vuestra palabra sea sí, sí, o no, no; lo de más viene del maligno». Viene del maligno la confusión doctrinal o moral que se nos quiere meter con tanta nueva teología, teología postconciliar o pastoral sinodal. Yo he vivido engañado bastantes años, creyendo todo lo que me decían los medios de difusión papalatras, esperando que pronto llegaría la Nueva primavera que se preveía tras el Concilio, el Nuevo Pentecostés, la Civilización del Amor, el Nuevo Adviento del Segundo milenio. Pero la realidad ha sido todo lo contrario: una gran apostasía, debilitamiento de la fe (por ej.: creencia en la Eucaristía, abandono de la Confesión…), divorcio, aborto, matrimonio homosexual, transgénero. Son los frutos del Concilio Vaticano II y de las ideas neomodernistas que lo suscitaron.

        2. Jesús: «Tu eres Pedro y sobre esta piedra edificaré MI IGLESIA»
          Y Pedro, ni replicó. Obedeció y listo.
          José, si en la Iglesia Católica el poder fuera dado por la gente, a mí no se me vería ni el pelo. Pero afortunadamente, aquí el que manda es Dios.

  19. ¿Qué pasa? Cuanto digo me lo ponen en sala de espera, una sala en la que bien puede uno sentarse, ya que nunca va a entrar el comentario.
    Pero, ¿Porqué? ¿Qué pecado se comete para ser rechazada?
    ¿Lo hace una máquina?
    Pues hombre, qué programación tiene, que parece que se divierte la maquinita. Yo queriendo responder a UNO que entra 5000 veces muy agusto, y a mí no me deja, Éso es jugar sucio.

    1. Mariela, te respondí, pero me censuraron de nuevo. Llego a la conclusión de que no ha gustado que yo pidiera rezar por el Papa Francisco. Parece que escandalicé,
      Bueno. Si se considera que rezar por el Papa es malo, no entiendo que clase de católicos somos. Tenemos el Papa que nos merecemos.

      1. Spes. A veces pasa que el sistema no deja entrar los comentarios, pero no creo que tenga mucho que ver con el contenido. De vez en cuando también me pasa a mí.
        No es malo rezar por el Papa. No rezo por sus intenciones, pero si rezo por él.
        Saludos, Spes.

        1. Es que éste desgraciado sistema ya la trae conmigo Mariela.
          Mariela, sin querer molestar, de verdad. Una vez leí que pusiste que no eras católica. ¿Y? Nada, no pasa nada, otra vez que dabas catequesis, ¿Y?, Cuando los apóstoles se quejaron con Cristo de que álguien por allá predicaba, dijo ;Déjenlo, no se lo impidan, (no recuerdo bien). Dios no se escandaliza, le chocaba la razgadera de ropa, va al meollo del asunto, a lo que es importante, no a los efectos pictóricos de un pintor, sino al cuadro en general, ¿es tan dificil de entender?

          1. Spes soy católica, apostólica y romana. Siempre lo he sido. Antes bastante tibia. Pero de arriba me dieron un toque como sólo los sabe dar Dios, bastante dulce de la mano de la Virgen.
            Desde hace cuatro años, de misa y rosario diarios. Defensora a ultranza de los dogmas marianos. Vamos, lo que algunos llaman ultracatólica. Como si ese término pudiera existir. Y sí, también soy catequista, desde hace poco lo de la catequesis. Si algún día dije que no era católica sería que se me fue el teclado del «desordenador» o que alguien me suplantó.

  20. De nada sirve defender la moral catolica en el matrimonio si se cree que Cristo se ha unido a todo hombre para siempre. Porque eso significa que da igual que te acuestes con tus amantes, da igual la moral pues estás unido a Cristo para siempre y no te pueden separar de Él.
    Es tan contradictorio el neo catolicismo que la guinda sólo podía ser un papa cambiando la moral tambien, porque si estoy unido a Cristo para siempre, da igual la moral que tengas. El q no lo vea es q es muy torpe.

  21. Perdón Mariela, hube de salir y ya no respondí ; pero he creado una confusión, tal vez debido al disgusto de verme escribiendo 50 comentarios y 48 borrados, 😁, exagero.
    No es que tu digas, o seas o no seas, si no, fue el ejemplo. De que a veces hay situaciones fuera de nuestra comprensión, (yo no entendí porqué dabas catesismo si habias dicho no ser católica). Pero pensé que ya después me enteraría, conforme el tiempo, y ya ves, ya me enteré. Así lo del Papa, ya saldrá el peine. Ya saldrá. Ahora, gracias.

    1. No entiendo qué quiere decir eso de que ya saldrá el peine, pues soy bastante clara y no me ando escondiendo lo que pienso.
      Eso sí, eso no quita para que alguien me muestre y demuestre que el Vaticano II fue un acierto, porque yo sólo veo un atentado contra la sana doctrina.
      ¿Se hicieron cosas bien? Pues no lo dudo. Pero por los frutos lo conocemos y si Pablo VI dijo que el humo de satanás se había metido en la Iglesia, no seré yo quien le lleve la contraria

      1. Mariela:Dios la ama y no puede dejar de amarla,independientemente,de lo que usted haga o diga,porque Dios es Amor.Que esto puede llevar a abuso por nuestra parte,es una obviedad,pero aún así El nos ama y desea ser correspondido,si esto no nos mueve a amar a Dios,no hay ninguna doctrina que pueda hacerlo,pues para sentir temor de Dios,primero se ha de amar a Dios,y sentir temor de disgustarle.

  22. Muchísimas gracias por tan esclarecedor y oportuno artículo. El corazón se me oprime al ver cómo se diluye la doctrina peremne del Magisterio en este pontificado. Lo que me conforta es que Dios tiene en ello la última palabra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles