PUBLICIDAD

Mi nostalgia de las herejías

nostalgia herejías
|

Sé que el titular es provocador, pero no es irónico: tengo nostalgia de las herejías, es decir, de un tiempo en que la verdad se tomaba lo bastante en serio como para que el propio concepto de herejía -y, por contraposición, de ortodoxia- tenía una importancia decisiva.

Si tuviera que resumirle a un cristiano de tiempos pasados el estado de la Iglesia de hoy con una sola frase, se me ocurren pocas mejores que esta: ya no hay herejías.

Quizá el lector se me subleve en este punto, y alegue que claro que las hay, que abundan, incluso. Pero no es cierto. No hay herejías que la Iglesia condene con el formalismo necesario y aclaratorio, por lo mismo que tampoco hay explicaciones adecuadas y claras del dogma.

Y no hay herejías porque, como dice el padre Dwight Longenecker en estas mismas páginas, “los dogmas nunca se niegan; simplemente se ignoran”.

Añorando la era de las herejías, naturalmente, añoro el tiempo del ‘skin in the game’ teológico, de un mundo en el que la gente creía que valía la pena, no solo montar un auto de fe contra quien negaba la Santísima Trinidad, sino arder por negarla.

Hoy nadie niega abiertamente en círculos teológicos que Jesucristo sea el Hijo de Dios, Segunda Persona de la Santísima Trinidad, y no necesariamente porque se crea, sino porque tampoco hay enfrente nadie que lo afirme con firmeza tajante. Estamos a otras cosas, no vamos a discutir ahora por esas nimiedades.

La estrategia eclesial hoy, lo que se premia y promociona con el oportuno capelo, es “lo pastoral”, un concepto que se vuelve más vago y difuso por días, lleno de inanes ‘escuchas’ e inacabables ‘diálogos’, de acompañamientos no se sabe a dónde y discernimientos que siempre disciernen a favor de la moda mundana.

Pero es la verdad, no el acompañamiento o el diálogo, lo que nos hace libres. Podemos mirar por encima del hombro a nuestros abuelos cuando montaban la mundial distinguiendo entre homoiousios y homoousios, pero ellos sabían que esa humilde iota cambiaba todo el universo en el que vivimos, y que el dogma es la base de toda acción pastoral, de toda caridad.

Sin dogma, la Iglesia se disuelve en una ONG edulcorada que nos dice que todos somos hermanos sin insistir demasiado en quién es el Padre que nos hace tales; que nos pide infinita misericordia sin contarnos por lo menudo Quién es la Fuente de la Misericordia.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

23 comentarios en “Mi nostalgia de las herejías
  1. La Virgen de La Salette ya anunció: «Roma perderá la fe.»
    Y efectivamente la jerarquía vaticana ha abandonado la recta doctrina, lo cual supone un abandono de la verdadera fe.

    1. El abandono se puede hacer por acción y omisión, y en el caso que nos ocupa concurren los dos, pues se descuida la vigilancia de la verdad, y se hacen algunas afirmaciones contrarias a la fe (como cuando Francisco dijo recientemente: «Dios es bueno y salvará a todos.»)

    1. La unión de todas las religiones lo que provoca es que ninguna valga nada. Y, en realidad, ni siquiera sirve para promover la unión de los hombres.

    2. La unión en tu caso es la unión de TODOS LOS TONTOS DEL MUNDO MUNDIAL… estudia un poco y haz deporte, chavalote. Come, duerme y no pienses, serás feliz n tu mundo de yupiiiiiii

  2. Niegan el dogma fundamental que está en la base de todos los demás dogmas: «fuera de la iglesia católica no hay salvación». Quitado este dogma, los demás dogmas no sirven para nada. ¿De qué sirve creer en la transustanciación o la Inmaculada concepción si estás admitiendo que no hacen falta pues fuera de la iglesia también hay salvación?
    Es increible la cantidad de «católicos» que creen que el Vaticano II por fín abrió las puertas de la salvación a todos y no a muchos, pues la iglesia era mala y restringía la salvación, y lo creen por culpa del clero q se lo ha hecho creer. Todo católico que crea tal cosa no es católico, pues tiene una fe c i s m á t i c a por mucha comunión perfecta que crea tener con el Pap4, pues el Pap4 igualmente tiene que estar en comunión con el pap4 pasado que creía aquel dogma fundamental que por lo visto ya no se cree.

    1. Bien dicho! Pobres los pequeños engañados, que busquen la verdad. La que les espera a los engañadores que conocieron la recta doctrina y la tomaron por un borrador.

  3. chicos si alguno de vosotros,esta en el paro o no llega a fin de mes con su sueldo lea los joseicos los encuentras en bing,como bien dijo el papa hay que trabajar,pero hoy en dia esta muy dificil encontrar trabajo, asi que he puesto un canal de yotube para ganar algo de dinero,no os vais ha hacer ricos , pero siempre viene bien un complemento.

    1. Resumen secta josefínica:
      1.Pansexualismo, todos con todos.
      2.Unión de todas las religiones en una sola intergaláctica.
      3.Fuera la tecnología, somos Amish.
      4.Paz y amor.
      5. Y mi aportación personal a la causa: el ovni oficial vendrá a recogernos pronto. Amén.

  4. el papa tiene poco nivel, probablemente se le puede aplicar el dicho
    «¿cual es el mejor negocio del mundo?
    comprar un argentino por lo que vale, y venderlo por lo que dice que vale.»

    1. Francisco no acabó la Teología… Debe de ser por esto por lo que se decantó por una rama de la TEOLOGIA DE LA LIBERACION :la Teología del pueblo… Nos extraña que sea multi o polihereje?… Si añadimos que es un fiel portavoz y vasallo del NOM y que pone estudio y empeño en pronunciar sermones y rollos sobre ECOLOGÍA INTEGRAL y a la niña del exorcista siglo XXI la tal Greta Tumberg (como se apellide) la bendice y a saber si la va a beatificar en breve, no nos extrañe que estas obsesiones impidan a este pontificado EVANGELIZAR y velar por el DEPÓSITO DE LA FE

  5. Francisco no acabó la Teología… Debe de ser por esto por lo que se decantó por una rama de la TEOLOGIA DE LA LIBERACION :la Teología del pueblo… Nos extraña que sea multi o polihereje?… Si añadimos que es un fiel portavoz y vasallo del NOM y que pone estudio y empeño en pronunciar sermones y rollos sobre ECOLOGÍA INTEGRAL y a la niña del exorcista siglo XXI la tal Greta Tumberg (como se apellide) la bendice y a saber si la va a beatificar en breve, no nos extrañe que estas obsesiones impidan a este pontificado EVANGELIZAR y velar por el DEPÓSITO DE LA FE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles