PUBLICIDAD

Pio XIII y Juan Pablo III una ficción demasiado real, la descomposición del estado Vaticano y la desacralización del papado, el Papa Francisco y Jeffrey Sachs.

|

La situación de descomposición que vivimos en el Vaticano, tanto en lo civil como en lo eclesiástico, se está saliendo de cauce y parece que tiene vida propia y nadie la controla. El Estado Ciudad del Vaticano es en teoría un estado soberano pero esto ya son muy pocos los que lo siguen creyendo. Los estados actuales tienen sus fronteras demasiado abiertas y no pueden funcionar de otra manera, hay una globalización evidente que vivimos todos los días y que afecta a todos los aspectos de la administración de la llamada soberanía.  Nos guste o no, el Vaticano depende de Italia, incluso para su existencia, y en este contexto tenemos que entender las complicadas intromisiones políticas que estamos viviendo. Muy poco tiene que ver todo esto con la Iglesia Católica y su finalidad.

La otra crisis, mucho mas trascendente que sufrimos, es la del papado. El papa es el Obispo de Roma y hemos llegado a una situación en la que no ejerce como tal y se dedica a gobernar a los demás obispos, que en teoría son sus iguales. La renuncia del Papa Benedicto XVI tiene sombras alargadas y una de ellas es la desacralización del papado cómo lo hemos conocido en los últimos tiempos y el fin de la última monarquía. Hechos como los que están sucediendo con Georg Gänswein son los síntomas de un enfermedad mucho más profunda, de complejo diagnostico y  complicada solución.

Cuando renunció al papado «en plena libertad», el 11 de febrero de 2013, Benedicto XVI dijo que «para gobernar el barco de San Pedro y anunciar el Evangelio, el vigor del cuerpo y el alma también es necesario» Lo cual «en los últimos meses», explicó, le había fallado. Tenía en mente el crepúsculo del pontificado de Wojtyla y quería evitar que le sucediera lo mismo: el gobierno de la Iglesia en manos de los hombres más cercanos al Papa, siempre lúcidos pero frágiles, que hablaban y actuaban protegiendo su nombre. La sospecha tácita, en el Vaticano, es que Ratzinger fue perseguido siendo papa por las mismas razones que ahora: el intento de los nostálgicos de usarlo «contra» su sucesor para apoyar un conflicto que las partes interesadas, aunque diferentes, ni siquiera conciben. Los «partidarios» bergoglianos consideran con fastidio cada línea escrita por el Papa emérito.

Es evidente que Francisco esta irritado por el espectáculo de las últimas semanas en torno al libro del cardenal Robert Sarah. «Desde el fondo de nuestro corazón», publicado en Francia el 15 de enero, es un texto contra cada excepción al celibato sacerdotal, con controversias relativas sobre el hecho de si Benedicto XVI era o no el «coautor» y, por lo tanto, sobre la «interferencia» con el Papa actual. El Sínodo en el Amazonas propuso en octubre permitir la ordenación sacerdotal de hombres casados, para compensar la escasez del clero. La última palabra la dirá Papa Francisco  y se espera su documento en los próximos días.

El problema no es tanto el contenido del libro. Citando a Pablo VI, Francisco repitió hace un año: «Prefiero dar mi vida antes de cambiar la ley sobre el celibato». Además, la disciplina del celibato de mil años ya tiene excepciones: existen sacerdotes casados ​​en las iglesias católicas orientales y el mismo Benedicto XVI, en 2009, dio la bienvenida a los anglicanos con familias que querían regresar a la Iglesia. Más bien, el problema era la controversia que rodeaba el nombre de Benedicto XVI y las versiones opuestas de las personas más cercanas a él. En Francia, el libro salió con una doble firma. El arzobispo Georg Gänswein le pidió a Sarah que «elimine el nombre de Benedicto XVI como coautor», hablando de un «malentendido». Sarah respondió que Benedicto XVI estuvo de acuerdo y que «no hubo malentendidos».

Todo esto ha sido muy mal gestionado, y era inevitable que al secretario personal de Ratzinger le salpicara. Benedicto XVI lo nombró prefecto de la casa pontificia y Francisco lo mantuvo en el cargo. Pero la relación no siempre fue fácil. También porque hay una ambigüedad sin resolver, nacida precisamente de una declaración de Gänswein, en mayo de 2016: no hay dos Papas, dijo, sino «de facto un ministerio ampliado, con un miembro activo y un miembro contemplativo». Un mes después, respondiendo a los periodistas, fue el propio Francesco quien dejó en claro: «Solo hay un Papa. El Papa emérito es para mí un sabio abuelo». Nunca olvidaré el discurso a los cardenales del 28 de febrero: allí está mi sucesor entre ustedes, prometo obediencia. Y lo hizo. Escuché que algunos fueron allí para quejarse del nuevo Papa y los ahuyentaron ». Sin embargo, el juego de oposición entre «los dos Papas» ha continuado. Otros líos, otras controversias. En 2017, el prefacio de un libro de Sarah que se presenta como una «defensa» del cardenal. En 2018, la solicitud a Ratzinger de escribir un prefacio a una serie de teología sobre Francisco y Benedicto XVI que declina, lamentando el «prejuicio tonto» que lo pone en contra de Bergoglio pero señalando «con sorpresa» la presencia de un erudito que lo atacó: una parte, esto, «oscurecido» por la comunicación del Vaticano. Muchos ven detrás de la polémica sobre la autoría del libro la venganza del Viganò, monseñor Fake, que tuvo que dejar la comunicación del Vaticano por un ‘malentendido’  con Don Georg. El año pasado, la publicación planetaria de las «notas» de Benedicto XVI sobre la pedofilia entre el clero, unos meses después de la reunión mundial sobre abuso buscada por Francisco. Finalmente, el libro sobre el celibato, la caída clásica que hace que el jarrón se desborde: ahora, eso es suficiente. Gänswein trató de arreglarlo, pero el problema no tenía vuelta atrás y el Papa Francisco aprovecho la ocasión para quitarse de en medio al incómodo acompañante.

Ya está en su despacho el jesuita nuevo prefecto de economia, estos días tenemos reuniones del caducado consejo y ha desaparecido, hace un mes que no se le ve, nos dicen que renunciada, Claudia Ciocca, que se nos quiso vender como la ‘prefecta’.

La Academia Pontificia de Ciencias Sociales organiza un laboratorio de educación hoy y mañana en el Vaticano. Uno de los oradores es el economista estadounidense Jeffrey Sachs, de 65 años, que promueve el aborto y la anticoncepción y es consultor especial de la ONU sobre los «Objetivos de Desarrollo Sostenible». Sachs fue nombrado profesor a tiempo parcial durante dos años en la escuela de medicina de Icahn en 2016, recibiendo un millón de dólares al año. No es sorprendente que sea uno de los principales expertos mundiales en «desarrollo económico» y «lucha contra la pobreza». Aconsejó a los antiguos gobiernos comunistas, sugiriendo una «transición rápida al capitalismo» que ha llevado a gran parte de la población a la pobreza extrema. Podemos describir a Sachs como una expresión de catastrofismo ambiental, propaganda al aborto y defensor de  grandes empresas sin escrúpulos morales.

El 1 de febrero entraron en vigencia las nuevas regulaciones en China que todas las religiones tendrán que seguir para no ser prohibidas. Las organizaciones religiosas ya no podrán hacer nada (celebraciones, manifestaciones, planes) sin la aprobación explícita del Departamento de Asuntos Religiosos del gobierno y se verán obligadas a «unirse al liderazgo del Partido Comunista Chino, adherirse al principio de independencia y autogobierno», lo que para la Iglesia Católica significa obedecer a Beijing en lugar del Papa y «implementar los valores del socialismo».

Esta noche tenemos la última cita con ‘The new Pope’, creada y dirigida por el director Paolo Sorrentino. El Vaticano es demasiado pequeño para dos Papas y podría llegar el momento del juicio: un ataque terrorista traerá a Pío XIII, interpretado por Jude Law, y a Juan Pablo III, el elegante Papa interpretado por John Malkovich, para enfrentar y tomar decisiones de las cuales puede depender el destino de la Iglesia. Después de que un grupo de terroristas lleve a un sacerdote y seis estudiantes como rehenes, Pío XIII finalmente se encuentra con Juan Pablo III y los dos discuten la crisis de la Iglesia. Mientras tanto, Lenny se revela a los Cardenales, pidiéndoles que mantengan el secreto sobre su estado de salud, y declara su total apoyo a Voiello y a Juan Pablo III. El Vaticano está al borde de lo que parece ser una Guerra Santa. Pero nada es lo que parece: ¿y si los terroristas no fueran islámicos? ¿Qué pasa si la Iglesia está amenazada por otros fundamentalismos? Mientras tanto, Juan Pablo III toma una decisión crucial: se hará a un lado y dejará el escenario de San Pietro a Pio XIII. Una ficción que recomendamos y que es demasiado real.

«Quiero que ahora mismo me des en una bandeja la cabeza de Juan, el Bautista.»

Buena lectura.

O.M. AL PAPA: LA VERA PREGHIERA DEI MIGRANTI È DIVERSA…

W Perón e il Papa: in Vaticano la Messa è comizio

Parolin replica ai veleni anti-Bergoglio: «Il Papa è uno solo, chi non è più Papa non ha l’autorità»

Il Vaticano ha smentito che Papa Francesco abbia «licenziato» il segretario del papa emerito Benedetto XVI

Premio per la fratellanza interculturale al cardinale Coccopalmerio (di Martina Luise)

IL PAPA «LICENZIA» DON GEORG «Non tornare più». E Gänswein viene messo alla porta

L’uomo dei veleni che non ha protetto il «capo»

Jeffrey Sachs ancora ospite del Vaticano di Francesco

The New Pope, anticipazioni: la clip con Jude Law e John Malkovich nel gran finale

Papa Francesco, retroscena: Padre Georg segregato perché troppo vicino a Ratzinger nella battaglia in Vaticano

Francesco, il peccato grave della ricchezza in mano a pochissimi e la sua finanza opposta a Trump

Vaticano, card. Parolin: «Il Papa è uno solo, senza autorità chi non lo è più»

Le ambiguità e il pasticcio del libro Il segnale di Bergoglio: ora basta Che cosa c’è dietro il difficile rapporto fra i «due Papi»: Francesco e l’emerito Ratzinger? La ricostruzione di tutte le difficoltà

La stampa tedesca: «Il Papa congeda Gaenswein». Il Vaticano: normale riorganizzazione

LA CHIESA TEDESCA SI AUTO-PROTESTANTIZZA. IN VOCE SU RRL.

Lula dal Papa la prossima settimana. “Una necessità ringraziare Francesco per il suo sostegno alla causa dei poveri”

‘The new Pope’ alla resa dei conti

Venezia, il Patriarca entra in Moschea, l’Imam in chiesa. E guida una donna

«Ora la Chiesa cattolica cinese è guidata da un Partito comunista ateo»

9 comentarios en “Pio XIII y Juan Pablo III una ficción demasiado real, la descomposición del estado Vaticano y la desacralización del papado, el Papa Francisco y Jeffrey Sachs.
  1. AL CRISTO DE LOS GITANOS,II
    Cuando entras en la Campana,
    doselado por la luna;
    con tu color de aceituna,
    adquirido en la besana…;
    y la Túnica,mecida
    por costaleros sin par,
    ondula un rizado mar
    que da sentido a la vida…;
    con la Cruz,bien agarrada
    por tu Brazo,santo y fuerte,
    -sabiendo que Ella es tu Muerte-,
    y con decidida zancada…
    Que…,mientras Juanma jalea
    a sus hombres,con denuedo;
    avanzas,seguro y quedo,
    por esta nueva Judea…
    Dios imponente,Humanado,
    que en las calles de Sevilla,
    paseas tu Faz sencilla
    con un Madero,humillado…
    Dios Santo,de los gitanos,
    de Mirada portentosa;
    que,posada en cada cosa,
    da la Salud por tus Manos…
    Dios que,abrazado a la Cruz,
    das la Vida cuando pasas;
    y arrancas la Fe en las masas;
    y enciendes soles de Luz…
    Y haces latir corazones
    al compás de tus Vestidos,
    que se mecen removidos
    por singulares sayones…
    Mientras cruzas la Campana,
    mi Dios,te voy adorando.
    Tú Pasas,santificando.
    Yo,apostado en mi ventana…

  2. AL CRISTO DE LOS GITANOS
    Ver cómo Cristo se mece
    por las calles de Sevilla;
    con su Túnica sencilla,
    mientras el pueblo se crece;
    contemplando a su Señor,
    de tez curtida y morena;
    que nació de Macarena,
    y hoy va con tanto dolor…;
    mientras cantan sus gitanos
    piropos de amor y gloria;
    al saber que la victoria
    mayor,es ser sus hermanos…;
    nos hace amar a ese Dios
    que,aunque vemos ir Cautivo,
    queremos tener por Divo,
    y andar siempre de Él en pos…
    Y en sus chicotás,tan largas…;
    y en sus andares,pausados…;
    y en sus lirios,alfombrados…;
    y en su portar nuestras cargas….,
    el Señor de la Salud,
    -ya en Verónica,o Rosario;
    o en «Bacalao» legendario-,
    nos gana a estoques de Cruz,
    de dolor,muerte y Calvario….
    Que…,al mirarnos,de reojo;
    con Pupilas portentosas,
    nuestro mal transforma en rosas;
    y,en Cielo,nuestro despojos…
    !Mueve,Señor,tu Vestido
    mecido por tus gitanos!
    Y derrama, por tus Manos,
    nuestra razón y sentido…

  3. Si uno ha leído el libro de Henry Sire, El Papa Dictador, no le va a sorprender nada de lo que hace Bergoglio y el tipo de presonaje que es. No es de extrañar que el entonces Superior General de los Jesuitas dio un informe tremendamente negativo en contra del personaje, considerando claro, que no debía de ser nombrado ni obispo auxiliar. Un día y otro constatamos que es simplemente una persona totalmente inepto e incapaz de cumplir la misión de Papa, y ha hecho ya un sin fin de desaguisados.

  4. Un artículo que se parece demasiado a las opiniones del Padre Santiago Martin (tan admirado por Specola y tan falto de claros compromisos), una de cal y otra de arena, describir objetivamente la realidad para evitar toda consecuencia y olvidarse de valoraciones que impliquen riesgo y de las críticas. Se escribe para aquellos que, según se dice, saben leer entre líneas, se sugiere y se entra en una ambigüedad que se parece mucho a la del papa Francisco. Viendo la realidad mejor y con otros ojos, Specola, ha decidido tomar distancia pues no cree en la segunda Venida o, por lo menos, que la misma será pronto como enseña Jesucristo, realizar su trabajo y no poner pasión en lo que hace, ni frío ni caliente, ha comenzado su nuevo camino más pragmático y mundano bajo una nueva visión de las cosas que se refieren a la Iglesia, un camino de aceptación tácita de renuncias a la fe y a la tradición, el camino progresista de la acedia. Saludos

    1. Estoy de acuerdo con usted. Yo declaro que no aceptaré a los curas casados si la exhortación los aprueba, ni a los obispos y cardenales que los ordenen, ni a los curas que concelebren con ellos: son nulos e inválidos, rige la censura de suspensión latae sententiae non declarata specifica.

      Por otro lado, Francisco es un Papa que ejerce sus potestades de orden (sacramentos y sacramentales) y de régimen o jurisdicción (legislativo, ejecutivo y judicial) con los límites del canon 1335 del código de derecho canónico: necesidad de justa causa. Ello es debido a que se mantiene su excomunión por causa de Amoris laetitia.

      Francisco es un luterano, porque cuando aprobó la ley de la comunión y absolución de los adúlteros atenuados en Amoris laetitia y el Rescripto de 5 de junio de 2017 que lo eleva a falso magisterio auténtico, negó que los Mandamientos sean normas objetivas universales y aniquiló los actos morales intrinsece malum per se semper et pro semper in omnibus locis, sustituyéndolos por las normas subjetivas particulares (yo en conciencia dicto que el mal es bien) y la subsiguiente legitimación de los actos bonum imperfectum et incompletum (si un mal intrínseco tiene un sólo bien, lo «buenea»: si el adúltero es fiel y cuida de los hijos, el adulterio queda sanado y es bueno). Esto implica que Francisco se autoenjuicia como heresiarca y se autocondena en una censura de excomunicatio latae sententiae non declarata ipso iure et ipso facto, siendo una sede ocupada con el ejercicio condicionado y limitado de las potestades eclesiásticas de orden y jurisdicción a la existencia de una justa causa (canon 1335). Basta ya.

      Por tanto, la posible aprobación de los curas casados lo hace Francisco como luterano (no contesta a las Dubia del 2016 ni deroga el Rescripto), y por ello, está fuera de la plena comunión con la Iglesia al negar los actos morales intrinsece malum y las normas objetivas universales, además de negar la verdad definitiva de los curas célibe con dos dispensas: la ortodoxa y la anglicana. Francisco, está en doble salida de la comunión eclesial católica, y está ingresado en la Casa Rebelde luterana.

      Yo como sacerdote bautismal y confirmacional, con las funciones de sacerdote, profeta y rey, con capacidad de gobierno, enseñanza y santificación, en defensa de la verdadera fe y de la verdadera unidad eclesial dentro la única verdad, declaro que si Francisco aprueba a los curas casados, entonces él mismo se autoenjuicia como violador de una verdad definitiva de los curas célibes con dos dispensas, y lo mismo si aprueba la fe, moral, liturgia, espiritualidad y eclesiología de la Pachamama chamánica (agravantes de idolatría), se autocondena en la suspensio latae sententiae non declarata specifica ipso iure et ipso facto, y toda la exhortación es nula de pleno derecho, sin efectos jurídicos ni teológicos vinculantes, debido al principio de radical integridad fideística, tanto de la persona como del documento: si el consagrado está fuera de la plena comunión de la Iglesia irredento e irretracto, o bien el documento contiene una sola vulneración de las verdades reveladas, definitivas o seguras, la absoluta totalidad del documento normativo queda prohibida su ejecución y cumplimiento, al ser inválido e ilícito por contener una proposición falsa, y se legitima su activa objeción de conciencia y la eficaz desobediencia y oposición del Pueblo de Dios.

      Todos, y empezando por Benedicto XVI, y luego Sarah, Müller, Brandmüller, Burke, Schneider y luego todos nosotros, yo también, tenemos el deber de parar los pies de un Papa destructor de la fe y la verdad, que no detiene el apostático camino sinodal de Alemania, sabiendo de los graves errores que se difunden, que están causando escándalo y error en el Pueblo de Dios, y por su omisión en disciplinarlos, callar la verdad y silenciar la justicia, quiere esta destrucción del Pueblo de Dios.

      Y sí, estamos en cisma de facto, y nos gobierna un Papa excomulgado: la unidad no está por encima de la verdad, y obedecer al mal y al error siempre es equivocarse.

      El miércoles lo sabremos, se acabará el tiempo de la denuncia y empezará en tiempo de la acusación y punición de los malvados, pues hay un tiempo para coger piedras y otro para lanzarlas. Y que Dios reparta suerte, pues por mucho que Francisco tenga la potestas limitada, carece ya de toda auctoritas moral y espiritual, base esencial para la obediencia en recta conciencia. Esto implica ya sin remisión alguna a la totalidad de los dos Colegios, Cardenalicio y Apostólico o Episcopal: el que calle a partir del miércoles, sólo si se consuma alguna de las abominaciones pachamámicas, será culpable y reo de omisión dolosa, pues sabiendo del mal y debiendo defender a la fe, QUIERE callar por aceptar la abominación. Los católicos no somos masones, sólo obedecemos a los superiores si ellos obedecen sólo a Jesús, Único y Santo Sacerdote por siempre del rito de Melquisedec, del cual DERIVA su sacerdocio, y si no ¡¡¡viento y a corrales!!!

      1. Quisiera que fuera tan fácil. Según lo que leí sobre excomunión y según mi análisis del tema, un papa puede ser y no ser hereje pero no desde el mismo punto de vista, un papa puede ser hereje no declarado y como hereje no declarado y contra el cuál no se ha seguido ningún proceso no debe ser obedecido, ni acompañado, ni apoyado en nada y no debe ser escuchado y debe ser ignorado por el fiel. Ahora, el problema es que el papa si no es declarado hereje sigue siendo papa aunque en la práctica termine como un antipapa, debido a que es necesario un proceso para que se llegue a una sentencia justa y se le permita al hereje retractarse de la herejía y rectificarse. Amoris Laetitia no es doctrina católica y muy posiblemente no lo sean la declaración sobre la Amazonia pero el problema no está sólo en el papa, el problema está también en los obispos, cardenales y sacerdotes que se han negado a tomar cualquier decisión y a iniciar un proceso para separar al cismático y hereje. No creo que este proceso se lleve a cabo y considero que dentro de una Iglesia terrenal adulterada estarán presentes las dos ciudades de San Agustín y mientras el Partido del Mundo en la Iglesia terrenal gobierna hacia un mal común porque el bien común de la Iglesia es Cristo y se gobierna contra ese bien, la Iglesia terrenal seguirá adulterándose y los sacerdotes y fieles continuarán un proceso de apostasía y de acedia y pérdida de fe y si no fueren acortados esos tiempos ni los elegidos se salvarían. Creo que la Iglesia terrenal está demasiado mal y solamente queda dentro de Ella un pequeño rebañito o Iglesia santa que convive con herejes y herejías dentro del templo y que no quieren dejar los templos para conservar la fe como ocurrió durante la herejía del arrianismo. Como sacerdote aislado Ud. no puede hacer casi nada salvo no aceptar las herejías y explicarlas a los fieles no creo que pueda separar al cismático y hereje de su cargo pero sí puede ser expulsado por la Iglesia terrenal adulterada de su parroquia, o sea, perder el templo para conservar la fe. Estamos según creo (pero puedo estar equivocado) en los dolores de parto de la buena mujer del Apokalipsis pues se trata de dar a Cristo, el varón, al Dragón y al Mundo, o sea, al pecador en pecado mortal, al hereje y al infiel, de esa forma se tienta a Dios a permanecer en la Eucaristía y ser dado en comunión con herejes y cismáticos cuestión que parecería avala las herejías por parte de Dios y parecería darle la razón al papa de que no importa la evangelización ni la tradición ni el dogma por eso estos no son tiempos ni para conservadores ni para tradicionalistas, sólo para católicos esjatológicos, los anteriores no se han organizado bien después de siete años y siguen tragando sapos y van a seguir tragando sapos porque tienen un estómago importante para las cosas del Mundo. Es conveniente que no creer demasiado en los efectos positivos de la política de los hombres de la Iglesia o de los artículos o comentarios y su influencia sobre realidades sobrenaturales que ni siquiera rozan, muchos de esos comentarios tienen como base algo que es contrario a la religión: la Realpolitik, el pensar que con mentiras o verdades a medias se puede hacer algo por la Iglesia, o sea, que el hombre por el mal puede lograr un bien, creo que es un sacerdote joven, demasiado joven pero no por temor a pecar de ingenuo peque por otras causas, las cartas ya se han estado jugando demasiado tiempo y conocemos demasiado la grandeza mundana o pequeñez de los jugadores y los resultados que vendrán son más que evidentes para un hombre que tiene fe en la segunda Venida salvo un milagro de Dios pero también no veo motivo para ese milagro porque el problema es que todos los jugadores no creen, o sea, no tienen una fe fuerte, esperanza y caridad y han obrado mal de muchas formas posibles de manera de hacerse indignos de un milagro, pero Dios decide los tiempos y sobre su Iglesia. Saludos

        1. Muros blanqueados debo decirte que tu maldad está dentro de lo propiamente demoníaco y creo que el demonio existe, Torquemada era descendiente creo de judíos conversos y se dedicó a perseguir a los judíos conversos y tú buscas que a mí me persigan otros por cuestiones a las que no me dedico, Santo Tomás de Aquino afirmó que a nadie se puede suministrar la fe por medio de la violencia y soy tomista, la fe es una gracia que viene de Dios por lo que ejercer cualquier violencia sobre el que no cree no genera más que un efecto humano y no puede de ninguna manera ejercer el efecto divino de una conversión pues pertenece a Dios el lograrlo pues la fe forma parte del organismo sobrenatural de la gracia, estás bastante mal espiritualmente en tu búsqueda de ser un nuevo Caín, te pido que no me leas ni me persigas para intentar darme muerte social. Muros blanqueados, no te dediques a mí, dedícate a tí mismo y no me leas porque no escribo para tí estás entre los que no son evangelizables te lo aseguro. Saludos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *