PUBLICIDAD

Otro cambio en la Sala Stampa, la reforma Vaticana que no llega, la luna de Pablo VI, el nuncio en España, la trampa de la inmigración.

|

La noticia de hoy es el nombramiento del nuevo, y van cuatro en este pontificado, portavoz de la Sala Stampa de la Sana Sede. Hemos visto cómo va cambiando el perfil y las competencias de la persona que tiene un papel importante delante de los medios por ser la imagen de la Santa Sede. Es el recordado Navarro Valls el que da forma a la Sala Stampa y la hace presente en el mundo de los medios modernos. Su relación personal con Juan Pablo II hace que su trabajo directo sea irrepetible. En tiempos de Papa Benedicto es la Secretaria de Estado la que toma las riendas de la información y el padre Lombardi acepta la sumisión, su personalidad y preparación han tapado mucho huecos en estos tiempos revueltos. La sustitución del padre Lombardi no llega y mucho nos tememos que el nombrado hoy es otro ‘ad interim’ que será aparcado en poco tiempo y se sumará a la larga lista de perfectos desconocidos que está tan de moda.

Los tiempos en la curia romana son tormentosos. Parece que el Papa Francisco quería una mujer de vice y no se ha encontrado candidata. La cantera vaticana es marcadamente masculina y las mujeres preparadas no están dispuestas a hacer el papel de florero. El nuevo portavoz no es un hombre de medios y será una ‘voz’ que lee lo que le dicen y poco más. Su falta de conocimientos teológicos hará que los temas de fondo queden sin aclarar y nos enfrentaremos a las habituales luchas de interpretación en los medios. El Vaticano es cada día que pasa un mundo más cerrado en donde los elementos externos son anulados. Sería de desear que la Santa Sede tuviera un perfil mucho más internacional en un momento en que la Iglesia Católica se encuentra en su mayoría fuera de Europa. La italianización de la curia la hace separarse de la iglesia real y la encierra en su propio mundo.

Hoy tenemos algunos artículos sobre la reforma de curia y se vende como una lucha entre progresistas, que buscan una reforma radical, y conservadores que quieren que todo quede como está. Esto es falso. No es un problema de corriente de pensamiento o de sensibilidad. La verdadera reforma la hace Pablo VI y, por ahora, lo que nos quieren vender, no cambia en nada las cosas de fondo. Es Pablo VI el que da un poder absoluto a la Secretaría de Estado que en la anunciada reforma madura y crece, poco cambia, y si algo cambia, es en esa dirección. El Vaticano se enfrenta a un serio problema de viabilidad económica que, como una enfermedad degenerativa, está paralizando toda su estructura y la puede llevar a su desaparición. No se controlan los gastos, que siguen creciendo sin sentido, y los ingresos se reducen de año en año. Se mantienen organismos inútiles y se crean nuevos que no terminan de encajar. Las luces de alarma no se apagan y los últimos datos nos indican que estamos ante un caballo desbocado que nadie parece controlar.

Pablo Vi siguió muy de cerca el primer viaje del hombre a la luna desde la Specola Vaticana que en aquel tiempo estaba en el palacio de Castelgandolfo.

Las declaraciones del nuncio saliente en España sobre el traslado de los restos mortales de Francisco Franco han saltado a la prensa italiana. El Vaticano las define como personales y que no reflejan su posición oficial. Es curiosa está noticia un día tan representativo como el 18 de julio.

Se acerca el sábado y los familiares de Emanuela Orlandi están preparados para un nuevo capítulo. Su hermano Pietro está muy activo estos días y nos ilustra cómo el caso se utiliza de arma en las guerras internas.

El protagonismo en los casos de pedofilia lo tienen los tribunales civiles y la prensa. Estos son los dos elementos que han provocado una reacción que ha quebrado la cadena de complicidades que por decenios ha ocultado estos casos.

Una religiosa, africana de origen, habla con claridad de la inmigración que estamos sufriendo y nos abre los ojos de las mafias que están detrás y de los criterios que la mueven. No creemos que nuestras autoridades sean tan ignorantes de no saber todo esto. La inmigración en un problema político interno de Europa en donde los inmigrantes viene utilizados.

«Pues os digo que aquí hay uno que es más que el templo.»

Buena lectura.

Papa Francesco, i ministeri in Vaticano ai laici: picconata alla tradizione, rivolta contro il Pontefice

Ora cambia tutto: così il Papa riforma la Curia romana

UOMO SULLA LUNA/ Il mistero di quell’ignoto che Paolo VI capì meglio di Armstrong

Papa Francesco cambia ancora la squadra della Sala Stampa, ma il posto di vice direttore destinato a una donna resta vacante, nessuna accetta

Quella Chiesa di sinistra che oltrepassa pure Bergoglio

Traslazione Francisco Franco. La Santa Sede rispetta autonomia della Spagna

 

roma-pietro-orlandi-tuona-emanuela-e-arma-in-guerra-interna-vaticano

Il mercato delle toghe e l’orrore dei preti pedofili: dagli scandali nascerà una purificazione?

Come è, come è stata e come sarà la Segreteria di Stato vaticana

Vaticano prende distanze da nunzio uscente su Francisco Franco

Suora africana ridicolizza ong: «Ma non vedete che sbarcano solo uomini?»

 

2 comentarios en “Otro cambio en la Sala Stampa, la reforma Vaticana que no llega, la luna de Pablo VI, el nuncio en España, la trampa de la inmigración.
  1. «El Vaticano se enfrenta a un serio problema de viabilidad económica que, como una enfermedad degenerativa, está paralizando toda su estructura y la puede llevar a su desaparición.»

    Voy a decirlo: me alegro que colapse el actual Vaticano, y espero que sea muy pronto, pues conozco algo de ese mundo y la verdad, ya es un fósil viviente sin sentido. El Concilio Vaticano II dio de sí durante 50 años, la generación Pablo VI ya está caducada, y es necesario volver a «reordenar» el organismo. Esta mezcla de política entre el Jefe de Estado (Papa) y la Secretaría de Estado, y de religión entre el Pontífice (Papa) y la Curia de la Iglesia Católica, y la concentración de poder en el MegaPapa en la sombra, el Secretario de Estado, eso yo no lo quiero. A corrales.

    Es segundo lugar, nunca jamás pienso participar en la ayuda económica para sostener un Vaticano que ya no es mi Vaticano, es otra cosa, pero ya no es católica. Mi única manera de «participar» y hacer oír mi voz, ante este proceso de desmanes y dislates doctrinales y pastorales de Francisco y su escuadrón de octogenarios, parece ser que es que ya no pague más (comunión y absolución de adúlteros, comunión de protestantes casados con católicos, ilicitud de la pena de muerte, Iglesia sinodal-asamblearia, la mujer y los laicos tomando papeles reservados a los consagrados, destrucción total de la catolicidad en los sínodos de Alemania y Amazonas).

    Si queréis cambiar la Iglesia, apechugad y pagadla con vuestros dineros, conmigo ya no contéis más. Adiós.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *