PUBLICIDAD

¿Donde quiere nacer Dios?

|

Muchas veces hemos considerado el lugar en el que nace Dios y hemos contemplado como Jesús no tiene sitio en la posada porque no era un sitio para que naciera allí el Salvador de los hombres porque, como han dicho muchos autores espirituales, no era un sitio digno de Dios.

Sin embargo Dios antes de ver la luz del sol en el portal de Belén elige otro lugar para asumir la naturaleza humana y es el seno virginal de María.

Que diferencia entre la indignidad de la posada y la pureza del seno de María, y es que Dios busca la pureza de corazón para ser acogido: bienaventurados los limpios de corazón porque ellos verán a Dios.

Por eso los primeros cristianos en las primeras celebraciones de la eucaristía antes de comulgar se tomaban un vaso de agua como signo de purificación del alma antes de recibir en su alma el cuerpo de Cristo. Hoy ese rito ya no existe pero si hay en la liturgia dos momentos donde se significa la purificación que hay que tener para recibir el Cuerpo Inmaculado de Jesús: el lavabo de manos del sacerdote después del ofertorio y antes la recitación del Confiteor.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.