Otro obispo al que le repatea la misa tradicional

|

Ver las imágenes de origen

El de Cádiz.

Este no les da patadas en los cataplines, ha debido mamar más educación, pero con los  mismos o peores resultados. Con Asenjo podrían ir a misa doce o quince personas. Con Zornoza, ninguna. Zorrampladamente ha acabado  con la misa tradicional en Cádiz.

<

Nombraría un sacerdote que la mantuviera pero con enorme dolor de su corazón no lo tiene.

Lo que no tiene que hacer este obispo, que parece estar en una carrera por dilucidar quien le odia más, los tirios o los troyanos, y todos con motivos, es nombrar cura que diga la misa tradicional sino simplemente hacer saber a su clero que si alguien celebra esa misa no incurrirá en sus odios de por vida. Y no entraremos, de momento, en calificar esas ¿patologías?  Ni si vienen de San Jorge o de Getafe.

 

 

Comentarios
44 comentarios en “Otro obispo al que le repatea la misa tradicional
  1. A mi personalmente no me importa que se hagan celebraciones del Novus Ordo, siempre que se respete y se mantenga el actual (cosa que me da la impresión que no quieren los defensores del N.O) y pregunto si tan importante es esta nueva forma para en muchos casos montar follón, tanta gente quiere ese rito?

  2. Hay que rezar mucho por este obispo. En realidad la culpa no es suya. Nadie ama lo que no conoce y la mayoría de los clérigos que odia la Misa tradicional o que dice que odia la Misa tradicional no sabe de lo que está hablando. Primero porque desconocen el simbolismo de la Misa tradicional, a veces incluso de la Misa Nueva, y creo que sería muy pertinente hacerles una catequesis sobre la misma, más que nada para nos puedan odiar con fundamento.

  3. Fiesta de la Ascensión del Señor.
    ¿Y dejas, Pastor santo,
    tu grey en este valle hondo, escuro,
    con soledad y llanto,
    y tú, rompiendo el puro
    aire, te vas al inmortal seguro?
    ……..
    Aqueste mar turbado
    ¿quién le pondrá ya freno? ¿Quién concierto
    al viento fiero, airado?
    Estando tú encubierto,
    ¿qué norte guiará la nave al puerto?
    ……
    ¿Les suena?
    500 años han pasado y el catolicismo español sigue teniendo los mismos problemas : conservadurismo a ultranza, desunión, odio al futuro, linchamiento de los mejores… Y mala lectura, adrede, del auténtico texto bíblico.
    Eso sí, folclore vario, el que se quiera, con coronavirus o sin él.

    1. Sólo leo el texto que uds. también confiesan que es Palabra de Dios. y después de leerlo atentamente, no sé de dónde sacan uds. sus afirmaciones. El argumento ad hominem siempre fue una canallada. Discuta, si es capaz.

  4. Damas y caballeros que en esta cofradía informática os refugiáis para lamentaros de los, según vosotros, numerosos graves males que afectan a la Iglesia Católica. Dejad de ser masoquistas y de poner como no digan dueñas a todo bicho viviente católico que discrepe de vuestros canónicos sentimientos.
    Pasaros a la secta lefebvrista a la que tanto admiráis y olvidaros de esta Iglesia Católica que intenta seguir evangelizando como puede en el siglo XXI. Vosotros os habéis quedado congelados, como la corte de la Bella Durmiente, a comienzos del s. XIII, en el año del fallecimiento de vuestro último papa ortodoxo, el teocrático hasta las cachas y meto-me-en-todo obsesivo Inocencio III.
    Los obispos con sentido común se oponen a la normalización de la misa con latinajos, gorigoris, capisayos e incomprensibles rituales y liturgias porque es el signo de negación y enterramiento de todo un Concilio Ecuménico, legítimo que marcó el camino a seguir para la Iglesia del siglo XX y siguientes. Una Iglesia que tiene que desprenderse de polvo y hojarasca seculares y cuentos chinos que para cualquier cabeza bien amueblada son pesadas ruedas de molino. La misa es la memoria de la Cena del Señor, ni más ni menos. Leed a Lucas en la perícopa de la tarde-noche de Emaús. Deberíais leer a Juan en sus capítulos centrales también, pero eso… sería demasié.

    1. ¿También hay que abolir la Divina Liturgia de nuestro Padre entre los santos Juan Crisóstomo?, pues no ha sido para nada adaptada ni a los concilios medievales, ni a Trento, ni a los concilios Vaticanos… ¿Puede un concilio ecuménico abolir una liturgia? En caso de que pudiera ¿en qué punto la declara abolida el Vaticano II? ¿Puede un concilio ecuménico, un papa, o quien sea hacer que una proposición en la misma materia (se entiende sin que cambie la realidad a la que se refiere) pase de verdadera a falsa o viceversa? ¿Son verdaderas o son falsas las proposiciones que se encuentran en el Misa de san Pío V y de Juan XXIII? ¿En qué documento de Pablo VI se declara abolido el Misal? ¿Erró Benedicto XVI cuando explicó con autoridad magisterial en Summorum Pontificum que nunca fue abolido? Si erró él, ¿por qué no había errrado Pablo VI en la inexistente abolición que usted da por supuesta? Piense con un poco de lógica antes de opinar.

      1. El problema de verdad es si El Señor resucitado celebró de nuevo la eucaristía, ni liturgias ni narices, en la tarde-noche de Emaús .
        Si aquella «fracción del pan» fue una eucaristía verdadera ¿qué tienen que ver con ella todos los incomprensibles perifollos que luego se le han ido añadiendo? El texto de Lucas lo hemos leído antes el lunes de Pascua y ahora, un domingo de éstos, si no recuerdo mal.
        ¿O la palabra de Dios es sólo palabra de Dios sometida al arbitrio de Heinrich Denzinger Enchiridion Symbolorum et Definitionum?

        1. Todo un Concilio que ha renovado la Iglesia y le ha marcado el camino: acabar con las vocaciones, cerrar conventos, vaciar iglesias…una maravilla. Seguimos magnificando el grandísimo Concilio y menospreciando todos los otros, sobre todo Trento? Le suena por sus frutos los conoceréis. Las parroquias vacías, los que vienen a Misa no se saben ni los mandamientos, comulgan siempre y no confiesan nunca, pero son «católicos auténticos». Como nuestro inefable genio. No soy para nada lefebriano, pero seguir con la monserga de todo un Concilio……

      2. la estrafalaria parrafada de mister laico es una mezcla de burdas caricaturizaciones, de falsedades, de una fobia antiliturgica muy propia del progre, de una puerilidad bastante penosa, y lo que es peor, de una ignorancia colosal que supera lo increible. en fin, un batiburrillo bastante indigesto!

        estimado teologo, es inutil pedirle aun progre, como mister laico, que piense con un poco de logica antes de opinar, ya que la estulticia de los progres supera toda logica posible.

    2. “La Misa es la memoria de la Cena del Señor, ni más ni menos”. No señor, es algo más: la Misa es la renovación incruenta del sacrificio del Señor en la cruz por la redención de nuestros pecados. Si se queda usted sólo en la cena, no es más que Lutero, que también pensaba más o menos lo mismo que usted.

      1. los pogres ha heredado de lutero, la fobia por el aspecto sacrificial de la misa. la iglesia siempre, desde los primeros siglos hasta la actualidad ha afirmado, sin ambiguedad alguna, que la misa es el sacrificio incruento de CRISTO, en contraste con el sacrificio cruento de CRISTO en la cruz, aunque hay clarificar que no son dos sacrificios, sino un mismo sacrificio que tiene dos expresiones, una cruenta en la cruz e incruenta en la misa. por ultimo, sin el aspecto sacrificial, la misa quedaria extramadamente mutilada y empobrecida en su esencia misma.

    3. Iglesia que no atrae si i a las personas que salen de casa ya formadas y digo mal , no atrae , no tenemos más remedio. Iglesia que no da la cara ante el laicismo agresivo dejando a millones de católicos a merced de los medios de comunicación masónicos izquierdistas sin decir ni una sola vez: eso es mentira y que como remate del desgraciado e inútil concilio, en el que no se define ni una sola verdad de fé, elige a este medio hereje que tenemos de pontifice. ¿ Que la Iglesia intenta seguir evangelizando? ¡ Anda ya, hombre, anda ya! ¡ si no lo hace ni en sus colegios!.

      1. Iglesia que no atrae sino a las personas….
        Y si no entiendes los altibajos y gorigoris no es sino porque eres una viva muestra del ínfimo nivel católico actual de muchos a los que hay que explicar que la ele con la a , la, y con la e , le.

    4. «La Croix: Recibió, el 1 de abril, al obispo Bernard Fellay, Superior general de la Fraternidad sacerdotal de Saint-Pie-X. ¿Se prevé una vez más la reintegración de laFraternidad San Pío X a la Iglesia?

      Papa Francisco: En Buenos Aires, siempre hablé con ellos. Me saludaron, me pidieron la bendición de rodillas. Se dicen católicos. Aman a la Iglesia. Mons. Fellay es un hombre con el que podemos conversar. No es el caso de otros elementos algo extraños, como el obispo Williamson u otros que se han radicalizado. Creo, como lo expresé en Argentina, que son católicos en camino hacia la comunión plena. Durante este Año de la Misericordia, me pareció que debía permitir que sus confesores perdonaran el pecado del aborto. Me agradecieron por este gesto. Antes, Benedicto XVI, a quien respetan mucho, había liberalizado la misa según el rito tridentino. Dialogamos bien, hacemos un buen trabajo.»

    5. Laico: A Inocencio III le sucedieron grandes Papas, como el inmediato Honorio III, Gregorio IX. Pensemos en Inocencio V, Benedicto XI, Martín V, Eugenio IV, San Pío V, Gregorio XVI, Pío IX, León XIII, San Pío X, Pío XI, Pio XII, Juan XXIII, Juan Pablo II, Benedicto XVI etc etc…
      Sobre la Misa del usus antiquior tiene origen apostólico. San Juan Crisóstomo le dará una impronta peculiar con las frecuentes aclamaciones interoracionales y San Dámaso, Gelasio y posteriormente San Gregorio Magno le darán la configuración que ahora tiene y que recoge el Papa Inocencio III en la obra De Augusto Sacramento Altaris.

  5. Me parece completamente injustas las críticas al Obispo de Cádiz. Es un buen Obispo que se preocupa por resolver los problemas de la Diócesis y de sus Parroquias. Es vergonzoso la campaña contra este Obispo, como también ha sucedido con otros Obispos en España. Esto es peligroso, porque verdaderamente lo que escandaliza es que haya personas -que se llaman católicos- que sean capaces de dar una información falsa, incompleta o tergiversada para atizar al Obispo. Así nos va, luego nos quejamos.

  6. Acabar con la misa según el rito tradicional, ¿está bien? ¿La misa que han proclamado y seguido la mayoria de los santos que ahora habitan los cielos? ¿Es ésta una misa que es temer, de la que hay que desconfiar y huir y a la que hay que tomar con múltiples reservas, hasta el extremo de ahogarla aunque haya fieles que la deseen con corazon sincero? ¿Qué puede haber de malo en ella cuando tantos y tantos buenos cridtianos que nos han precedido
    en la fe se han expresado en ella? NO LO ENTIENDO. Señor, perdona tanta inacabable e inútil simpleza!!!!

    1. Yo espero el domingo para ir a la Misa. Me llena.

      Las misas de diario son como una rutina, no me llenan. Evidentemente tan santa es una como otra, pero cada uno tiene sus preferencias.

      Y cuando la quiten, si Dios no lo remedia, diremos aquello de «fue bueno mientras duró».

      Pero me da la impresión que a Dios sí le gusta, de modo que se fastidien más de cuatro.

  7. Ordenaciones Sacerdotales: Carta
    abierta a mis hermanos

    Fray Bernard Knapke OP
    23 de Mayo de 2020

    A mis hermanos ordenados como sacerdotes de Jesucristo,

    Para un seminarista o religioso en formación, las Ordenaciones sacerdotales son el clímax de cada año. Son el culmen del iter formativo.
    Varios años de oración, correcciones, reuniones, ministerios, conferencias, ensayos, juegos de fútbol, liturgia, tareas domésticas, actos de Comunidad y una indecible generosidad respecto a la gracia, conducen a este momento, que llega hoy.

    Este año presenta circunstancias extraordinarias. Este año hay una cruz. La capilla no estará llena. El órgano se llenará de viento, llenando un espacio en gran parte vacío.
    Las familias estarán ausentes. No estarán las madres para lavaros las manos en la ceremonia final y secarlas con el manutergio, y a su vez, poder recibir vuestra primera bendición.
    Muchos de vosotros no podréis celebrar la primera Misa en la Parroquia de vuestra familia.
    Nuestro Señor conoce las pruebas que muchos en el mundo han sufrido y continúan en ello en ese tiempo. Vuestra Ordenación no va a ser un caso excepcional.

    Cuando pienso en las ordenaciones sacerdotales, la escena siempre es magnífica. Veo a jóvenes, como Simeón el Sumo sacerdote del Libro de Sirácida, que aparecen con «la gente reunida a su alrededor.» (Eclo 50, 5).
    Cada uno de ellos, como Simeón, va ataviado con una «túnica gloriosa y espléndida con soberbia perfección «(50,11).
    Cada uno asciende «al altar sagrado» y hace que «la corte del santuario sea gloriosa.» (Eclo 50,11).
    También concluyen su servicio a la manera de Simeón, quien, después de ofrecer «una libación de la sangre de la vid», bajó del santuario «para impartir la bendición del Señor» sobre el pueblo. (Eclo 50,20).
    «Suenan las trompetas y los congregados cantan y alaban al Señor con sus voces, y el sonido vibrante forma una dulce melodía.» (Eclo 50,16).

    En pocas palabras, las ordenaciones sacerdotales son algo asombroso.

    Pensando en vuestra Ordenación sacerdotal, hermanos, mis pensamientos se han vuelto cada vez más hacia Nuestro Señor.
    El Sacerdocio de Simeón fue realmente magnífico, pero se trata de una figura del Sacerdocio definitivo de Cristo.
    Cuando Jesús aparece ejerciendo el ministerio Sacerdotal también se reune la gente a Su alrededor: «Concilium malignantium obsedit me.» -Una banda de malhechores me rodea- (Salmo 22,16).
    Los soldados burlones no lo vistieron con una túnica gloriosa, sino con «una clámide de color púrpura.» (Marcos 15,17).
    El Señor sube al altar de la Cruz, como hiciera Simeón al adelantarse glorioso hacia el santuario, pero lo hizo porque Él y el Padre fueron glorificados por Su sacrificio de amor: «Ahora el Hijo del Hombre es glorificado, y Dios es glorificado en Él.» (Juan 3,31). Jesús no ofreció una libación, sino un holocausto. No ofreció la sangre de la vid sino Su preciosísima Sangre. No bendijo a la gente. Nos trajo la salvación.

    ¿Cuándo y dónde fue ordenado Jesús, obteniendo un sacerdocio tan glorioso? El Papa Benedicto XVI nos dice que fue en el huerto de Getsemaní. Se ve en la Carta a los Hebreos, que dice que Jesús fue «perfeccionado» en el sufrimiento. (5,7-10).
    Citando a otro erudito, el Papa prosigue diciendo «que en el Pentateuco, los cinco libros de Moisés, el verbo «perfeccionar». . . se emplea exclusivamente para significar la «consagración de un Sacerdote.» ( Jesús de Nazaret, vl. 2, 164). En el huerto de los olivos Jesús se ofreció a Sí mismo. Intercedió en nombre de la humanidad doliente.
    Cargó con nuestras enfermedades. Nuestros pecados le hicieron sudar sangre, como el primer fruto de Su Pasión. La Carta a los Hebreos nos dice que «en este acto de entrega del peso de la existencia humana a Dios, Cristo realmente se convirtió en Sacerdote ‘según el Orden de Melquisedec.» (Ibid, 164).

    Hermanos, vosotros sois ordenados para este sacerdocio. El día de la Ordenación os brinda la oportunidad única de entrar en el misterio de la consagración de Cristo en el Huerto de los Olivos. Allí, -in Monte Oliveti- Jesús «cayó al suelo» (Marcos 14, 25). ´Vais a imitar este gesto (cf. Jesús de Nazarth, 153-154).
    La Madre de Jesús no estuvo presente allí, aunque, doquiera que estuviera, seguramente estaría rezando intensamente a esa misma hora.
    Junto a Él estaban sólo Sus Apóstoles, débiles y con los ojos llorosos.
    Igualmente en este día solemne vuestras madres estarán lejos. Tendréis tan sólo a vuestros buenos hermanos con vosotros, observando y orando, mientras aprendéis a hacer frente a los sufrimientos del mundo como mediadores con el Mediador, sacerdotes con el Gran Sacerdote, víctimas con la Víctima.

    Que Dios os bendiga a cada uno mientras os acercáis al altar. Que bendiga a vuestras familias y amigos. Ruego que os acerquéis al Huerto de los Olivos con el conocimiento y el consuelo de que es Cristo Quien os conduce hasta allí. Ese Huerto definirá vuestro Sacerdocio, como lo hizo con el Sumo y Eterno Sacerdote.
    Que vuestro sacerdocio -participación del Sacerdocio de Cristo- produzca frutos eternos para la salvación de las almas y la gloria de Dios Todopoderoso.

    Sinceramente:

    Un hermano en Cristo y en Santo Domingo.

  8. Es curioso como la Misa de los Santos o tradicional es tratada en el conjunto de Andalucía. Su factor común, es que no están integradas en la vida normal de una Parroquia, con el titular de ella al frente. Es como si se tratara de una manera intencionada de no darle normalidad, es como si los Obispos lo tuvieran hablado y planificado. Están celebrándose en sitios especiales en la mayoría de los lugares. Evidentemente, sin ningún tipo de apoyo, consideración o reconocimiento, desaprovechando una fuente de riqueza espiritual que tan necesaria es en los tiempos que corren.
    Si además, se topa con Obispos frustrados; el de Sevilla, que no lo hacen Cardenal, ni de carambola; el de Cádiz, que no quiere a su diócesis desde que lo nombraron, probablemente de rebote. El primero, es notorio su mal rollo con algo tan popular como las cofradías y su mala baba con la tradición; el segundo, es increíble su capacidad para escandalizar a su rebaño. No deja títere con cabeza. Odiado por una parte de su clero, como se ha venido demostrando en los muchos artículos y denuncias en la prensa en estos últimos años, que parece que ha ido callando con la amenaza siempre a sus subordinados, sobre los que no tiene autoridad y sí mando, propio de un cacique amargado. Sin ir más lejos, ayer en El País, ha salido la última, con el correspondiente escándalo económico y social que conlleva la supresión de un colegio.
    Con este panorama, no es de extrañar que no quieran apoyar la liturgia tradicional, los pone nerviosos. La tradición no tiene nada que ver que con la forma de ser de estos prelados, que lo mejor que pueden hacer es que se vayan a un retiro placentero y se aparten cuanto antes de pastorear a sus respectivos rebaños, porque peor no lo pueden estar haciendo. Vaya elementos, que lo mejor que podrían hacer es pedir perdón y favorecer a los seguidores de la Misa tradicional, que son gente obedientes a la iglesia pero cuando se les molesta, saltan. No son los pelotas sumisos y aduladores que tanto les gustan.

  9. Como dijo el Cardenal Sarah, este odio a la Misa Tradicional, a la Misa de tantos siglos y tantos Santos, solo puede tener un origen diabólico.

  10. Me pregunto a qué obispo realmente no le repatea la misa tradicional. Es un problema estructural, décadas cuidándose muy mucho de no promover a sacerdotes tradicionales, de hundirlos.
    No sé bien cómo funciona bajo la tiranía del obispo de turno. Cádiz es muy bonito, yo al menos ofrecería alojamiento en Cádiz al santo sacerdote tradicional de cualquier sitio del mundo que necesite unas vacaciones y de paso os celebra la misa Tridentina. Menos es nada. Supongo que hasta para eso el tirano de turno se arroga el derecho ilegal de autorizarlo?

  11. Si yo fuera sacerdote en Cádiz me ofrecía hoy mismo a celebrarla, aunque no sepa hacerlo, ya me enseñarán y aprenderé.

  12. Sus «patologías» deben ser graves y debería ponerse en manos de un profesional. Personalmente tengo buenas referencias de él, pero esa falta de mano izquierda que le hace caer en cuanto charco hay muestra carencias evidentes… Y por si tiene poco, él solito se crea el problemas de la Misa Tridentina… Una pena, querer hacerlo bien, tener criterio y estropear no poco metiéndose en jaleos por imprudencia. Lo dicho: hay muy buenos profesionales para revisar la cabeza.

  13. Siendo la Misa tradicional un rito legítimo, los sacerdotes deben poder celebrarla (y aprenderla) sin pedir autorización a nadie. Y menos aún viendo como está el patio en la jerarquía.

    Señores sacerdotes: a ponerse las pilas….y las casullas (de raqueta). Dios se lo agradecerá. Piensen un poco, que la obediencia ciega…no es de Dios.

  14. Creo recordar que la instrucción sobre la aplicación del Motu Proprio Summorum Pontificum establece que se puede solicitar a Roma sacerdotes para celebrar esta Liturgia y, en cualquier caso, seguro que habrá institutos tradicionales (FSSP, Cristo Rey, etc) dispuestos a ir a Cádiz en cuanto el sr. Obispo se los solicite.

  15. Ya sabemos lo sumisos que son la mayoría de los sacerdotes actuales al que manda, aunque sea para perpetrar una injusticia. Bastaría que el Obispo Zornoza descolgase el teléfono para que unos cuantos curas aceptarsen celebrar la Misa tradicional. Por eso no nos tragamos que no tenga a nadie. De hecho, otra vez que nos quedamos sin celebrante, un párrroco joven de Cádiz se le ofreció personalmente, pero él siempre ha preferido nombrar sacerdotes mayores, no sea que los jóvenes descubran el tesoro de la liturgia tradicional y se hagan ciertas reflexiones.

    1. Bien dice Hermenegildo. En la diócesis al menos hay dos sacerdotes jóvenes capacitados, pero son próximos a Zornoza y prefieren seguir siendo próximos…est obispo es tremendamente peligroso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *