PUBLICIDAD

¿Ha tenido que intervenir Don Carlos Osoro?

|

Ver las imágenes de origen

No lo sé. Porque desconozco la página «innovadora» del Josito y no tengo tiempo para perderlo buscándola. Alguien me ha dicho que la propaganda de la conferencia de Tamayo ha desaparecido. Si fue así, que no lo sé, sólo cabe atribuirlo a una intervención.

Lógica. Normal. Porque le comprometía. Gravemente.

No podemos atribuir a los obispos todo lo que aparece en sus páginas diocesanas. Muchas «apariciones» son obra de otros sin que los últimos responsables de las diócesis se enteren de las mismas. Salvo que se las señalen. Cabe también que, enterados, las compartan mientra no les causen problemas. En cuyo caso dejan de compartirlas. O también pueden dejar con en antifonario al aire a quienes se creían respaldadísimos. Y, además, preocupadísimos, porque, sin ese respaldo, no serían nada ni nadie.

Si ha desaparecido, que no lo sé ni pienso perder el tiempo en comprobarlo, la propaganda de la conferencia de Tamayo en páginas de la archidiócesis madrileña, una vez publicado el escándalo, creo que sólo puede deberse a una intervención de la suprema autoridad de la diócesis.

Bien, molesta y sorprendida por la publicación o simplemente por no querer verse implicada  en lo que se ha destapado. Uno no puede hacerse intérprete de la conciencia del cardenal arzobispo de Madrid pero, en lo que le cabe conjeturar, no tiene a su pastor por tamayista. Estoy casi seguro, aunque la mano en el fuego no la pongo por si acaso, que él fue el primer irritado por algo que sin duda le compromete. Y si eso ha desaparecido, que ya digo que no lo sé, autorizaría mi juicio.

Aplaudiría sin reparo su decisión aunque permanecería su responsabilidad por nombramientos que le obliguen a desautorizaciones que siempre dejarán la duda de si existieron y de si fueron más voluntarias que obligadas.

Mañana, pasado y tal vez nunca, es posible que me haga eco de otra jositada,  dompablista, cuevista, chalequista torrista, con los seminaristas de Madrid este verano. ¿Le trae cuenta, Don Carlos, pasar como el avalista de lo que sólo le supone descrédito y controversia?

Eso, evidentemente, sólo puede decidirlo usted. Un fiel suyo, como lo es quien suscribe estas letras, cumple su obligación poniéndoselo de manifiesto con el respeto, y hasta con el afecto, debido. El desenlace le corresponde a usted. Su desenlace. No nuestro silencio o nuestra voz. Que eso es cosa nuestra. Y de nuestra conciencia.

Con lo de siempre. Que hoy todo termina siendo público. Y en menos de horas veinticuatro mucha veces.

5 comentarios en “¿Ha tenido que intervenir Don Carlos Osoro?
  1. Si es que hay un desmadre general por todas partes, que la misma iglesia en su propio desmadre se está cavando su propia fosa. ¡ Cuanto triunfalismo, cuanto espectáculo,cuanta desfachatez !…Cuan poca espiritualidad…una beatificación..un espectáculo..?..

  2. ¿No podemos atribuir a los obispos todo lo que aparece en sus páginas diocesanas? ¿Ah, no? ¿Dejar hacer sin control ni sentido CATÓLICO?
    ¿O es que se quiere descatolizar madurando al personal paulatina y crecientemente? ¿Es ser mal pensado ver y sentir la eceleración ya sin levantar el pie del acelerador ni siquiera en las curvas cerradas hacia la interconfesionalidad interreligiosa de todas las religiones que son y que en el mundo han sido porque dios así las quiso y las quiere, ya no hay por consiguiente idolatrías ni las hubo, por lo tanto sin necesidad de asumir la mediación necesaria y única de Jesucisto para tener acceso a Dios? ¿Cuándo hay expresiones y asertos que se quedan en ocurrencias y cuándo herejías? ¿Quiénes siguen las ocurrencias y quiénes las herejías?

  3. Por favor, acabemos de una vez con las transmisiones de 13 tv. ¿Quiénes son los comentaristas?, POR FAVOR QUE DEJEN DE HABLAR y nos expliquen hasta la consagración. ¡Qué inútiles! ¡qué pesados! ¡qué protagonistas!… BASTA. Acabo de ver en internet la beatificación de Gudalupe, una vergüenza, sin para de hablar en cada momento. Qué diferencia con la 2 de tv española. HAGAMOS ALGO, POR FAVOR!!!!!

    1. Si su dicharachero amo no para de cascar ni debajo del agua, vete tú a decirles a los curritos de la plantación que se den un punto en la boca y permitan a los cristianos un rato exento de cotorreo para contemplar la grandeza del verdadero y único Señor…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *