PUBLICIDAD

A lo que está llevando esa mentecatez del Sínodo de la Amazonía

|

Aunque pudiera parecer increíble a algunos. A otros ya es difícil que le extrañe algo en este suicidio de la Iglesia.

http://www.infocatolica.com/?t=noticia&cod=35994

http://www.infocatolica.com/?t=noticia&cod=36007

https://infovaticana.com/2019/10/11/el-sinodo-desde-dentro/

Y al cardenal Sarah decirle que no están fuera de la Iglesia quienes critican estas aberraciones. Más bien quienes las animan, toleran o callan

20 comentarios en “A lo que está llevando esa mentecatez del Sínodo de la Amazonía
  1. Por el Amor de Dios, sr. De la Cigoña, no publique más cosas de éstas…. Yo quisiera seguir en la fe que heredé de mis antepasados.
    Y no la reconozco en ésta. Ya no sé, me dicen que espere, que nada dura cien años, que mors rapit velociter, que piense en los hijos de Noé y la melopea exhibicionista de su patriarcal papá…
    En fin, que la que es Turris fortissima nos dé refugio, que yo futuro no veo

  2. Francisco Antonio, suscribo completamente su comentario, y añado de mi cosecha, que el cardenal Sarah , defiende unica y exclusivamente su nómina. Al final, todos son iguales y lo único que les interesa, es el dinero. De pena.

    1. Me parece que no conoce al cardenal Sarah. Yo sí. He tenido esa suerte. -Conocerle y tratarle personalmente. No solo no subscribo lo que dice, sino que lo denuncio. Y me apena. El juicio de «todos son iguales» no es nunca verdadero.

      1. Si el cardenal Sarah, fuera un hombre de Dios, e íntegro, lo primero, no asistiría al malvado Sínodo; y lo segundo, le habría mandado a Bergoglio a hacer puñetas: Ahí se queda usted, tío majadero, con sus idolatrías y apostasías, porque yo me largo. Pero………..la nómina es la nómina. Mejor pisar alfombras vaticanas, que estar espantando moscas en la Guinea, y con un calor de horror……….¿ Comprende ? Pues, eso.

  3. Francisco intenta una vez mas darnos gato por liebre y después, una de dos; o afirmamos que es liebre o decimos que siempre hemos preferido el gato. De lo contrario nos convertirá ipso facto en pepinillos en vinagre (cismáticos). Puro stalinismo.

  4. Para Navidades unos prefieren turrón otros mazapanes, y a otros les gustan los alfajores; lo que no puedo pretender es que todos en la mesa coman obligatoriamente alfajores porque a mi me gustan, ni decirles luego que estén tranquilos que cada uno se ha comido su plato favorito, ni quejarse luego de que son muy exigentes e intransigentes los comensales. Fallan demasiadas cosas básicas.

  5. Francisco y los suyos tienen un problema muy gordo e irresoluble; Ni él, ni aún el mismo Satanás aunque lo intentase puede conseguir cambiarle el objeto de su fé a un creyente, cada cual cree lo que quiere creer y no se puede obligar a nadie a creer algo si este no quiere creerlo libremente. Si me cambian la fe y quiero seguir creyendo lo mismo nadie puede obligarme a cambiar mi fe, me insulten de la manera que me insulten, ni aunque me digan que es lo mismo pero que soy yo el que tengo un defecto en la vista, lo único que se puede hacer en estos casos es fundar una nueva religión con esos nuevos paradigmas, como ya ha sucedido muchas veces a lo largo de la historia, pero no se puede obligar a nadie a creer en lo que nosotros queremos y los que se separarán son ellos al defender algo diferente a lo anterior. Aunque la mona se vista de seda, mona se queda.

  6. Estos días he adquirido el último libro del cardenal guineano. Se lo dedica, entre otros, a «Francisco [I], hijo fiel y abnegado de san Ignacio». Respecto a sus declaraciones en las que afirma que estamos fuera de la Iglesia quienes criticamos al monarca absoluto que reina desde Santa Marta, quiero creer que han sido malinterpretadas o sacadas de contexto.

    Al cardenal Sarah le corresponde ejercer una mala papeleta en su posición actual. Espero que en noviembre Francisco I no le renueve como prefecto de la Congregación del Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos. Entiendo que así se sentirá más libre para poder expresar sin ser «políticamente correcto», aunque en su anterior libro, ya deja bien a las claras a qué y a quienes nos enfrentamos.

    Por otro lado, admiro la valentía del cardenal Müller, al afirmar que «han expulsado a Jesús del Sínodo sobre la Amazonía». Yo añadiría que también lo han echado del propio Vaticano desde que el sátrapa argentino reina sobre la Iglesia de Cristo a la vez que contempla, cual Nerón, cómo arde la Iglesia de Cristo que él mismo ha incendiado. Sencillamente porque no cree en Dios. Está tan convencido de ello, que espera pasar a la historia como un gran reformador, cuando a lo que se dedica es a destruir la fe. Sucederá, empero, que este psicópata se tendrá que enfrentar con el Altísimo el día en que sea llamado a rendir cuentas acerca de cómo ha administrado el rebaño que el Señor le ha confiado. Será entonces cuando se percatará que que no sólo es que Dios existo, sino también que DE DIOS NADIE SE BURLA.

      1. el cardenal sarah simplemente esta cuidando su pellejo. recordar que el general vespasiano al cuidar su pellejo estando neron emperador pudo llegar mas tarde a ser emperador.

    1. eso sin mencionar que la propia iglesia brasilera sigue perdiendo millones fieles que se hacen protestantes de tipo pentecostal. y saliendo de brasil, en centroamerica el catolicismo ya no es dominante pasando incluso a un triste segundo lugar en paises como honduras, donde, que casualidad, el bocazas maradiaga es arzobispo de tegucigalpa, capital de honduras.
      y sobre las directrices que saldran de la farsa del llamado sinodo de la amazonia, que efectivamente haran que el catolicismo desaparezca de dicha region, eso es precisamente lo se busca de forma intencionada.

  7. Pincho: ¿la exhortación postsinodal «Amoris laetitia» le parece a usted la nada con sifón? Ha abierto una brecha en la doctrina moral católica.

    Y del Sínodo de la Amazonía seguro que sale, como mínimo, la ordenación de hombres casados.

  8. Está haciendo mucho ruido pero pasará como con el resto de Sínodos que ha habido. Dentro de un mes se nos habrá olvidado que existió. Luego vendrá la exhortación apostólica postsinodal, que será la nada con sifón en neolengua jesuítica, y a otra cosa mariposa.
    Lo que tiene verdadero peligro es el conciliábulo alemán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *