Arzobispo de Quito: «Sin Eucaristía no hay vida cristiana»

Alfredo Espinoza Mateus Alfredo Espinoza Mateus
|

El arzobispo de Quito, monseñor Alfredo Espinoza Mateus, ha convocado un Año de la Eucaristía que comenzará el 8 de septiembre y finalizará con la Misa de Clausura del Congreso Eucarístico Internacional, el 15 de septiembre de 2024.

«Sin Eucaristía no hay vida cristiana. Sin Eucaristía no hay Iglesia. Sin Eucaristía ninguno de nosotros hubiéramos conocido el amor que Dios nos tiene y el lugar único que cada uno ocupa en el corazón de Dios”, escribe el Primado de la Iglesia de Ecuador.

Monseñor Espinoza Mateus señala que, este Año de la Eucaristía, “exige, en un primer tiempo, una catequesis más intensa acerca de la Eucaristía, especialmente a través del estudio de las catequesis Eucarísticas del Papa Francisco que ha hecho en su Pontificado y también del documento base del Congreso Eucarístico”.

Este estudio, afirma el Arzobispo de Quito, “debe llevarnos a examinar y cuestionar nuestras maneras de celebrar la Eucaristía, muchas veces deformada por influencias protestantes o pietistas. Es urgente, en todas partes, desde la capilla más humilde hasta la basílica más majestuosa que reaprendamos a celebrar la Eucaristía de una manera cada vez más digna y que fomentemos una adoración cada vez más ferviente del Misterio Eucarístico”.

En este sentido, el arzobispo Espinoza pide no olvidar que, “toda celebración Eucarística está en función de vivir en Cristo” y que se debe “cuidar el movimiento que va de la Eucaristía celebrada a la Eucaristía vivida: del misterio creído a la vida entregada. Ahí radica la ‘santidad’. La Eucaristía nos hace santos”.

Monseñor Espinoza Mateus recuerda que, no puede existir santidad que no esté basada en la vida Eucarística como nos lo enseña el testimonio de muchos hermanos y hermanas cuya santidad ha florecido en Ecuador. Por ello, “atender estos aspectos debe ser el desafío, la tarea y el compromiso de cada uno de nosotros, de cada comunidad cristiana a lo largo no sólo de este año sino de toda nuestra vida”.

“Este ‘Año de gracia’ tendría un resultado significativo”, afirma el Arzobispo de Quito, si el fruto “fuera avivar en todas nuestras comunidades cristianas la digna celebración de la Misa dominical, incrementar la ferviente adoración Eucarística fuera de la Misa, y multiplicar sin desfallecer nuestra preocupación y nuestra acción en favor de los heridos de este mundo”. “Sin embargo, no lo dudo, Dios nos sorprenderá y, haciéndonos salir de nuestra mediocridad nos mostrará proyectos más ambiciosos”. En este sentido, Monseñor Espinoza Mateus pide no olvidar a la Virgen María: “Tenemos que dejarnos ‘educar por María, la mujer Eucarística’”.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
2 comentarios en “Arzobispo de Quito: «Sin Eucaristía no hay vida cristiana»
  1. Eso ya lo soluciona rápido Bergoglio, que comulgue todo el mundo, da igual si es cristiano, budista o musulmán, proabortista, orgulloso gay o dueño de prostíbulos… por repartir la «galletita» en la mano que no que quede (va de eso, de negar a Cristo como presente realmente en la Comunión). Un obispo brasileño dando la comunión a un musulmán, otro «hito» de la Iglesia programada por el destructor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles