Cardenal López Romero: «Como ciudadano europeo, tengo vergüenza de la política migratoria de la Unión Europea»

Cardenal Cristóbal López
|

El cardenal y obispo de Rabat, Cristóbal López Romero, ha concedido una extensa entrevista a El Periódico de Ceuta en donde critica abiertamente la actitud de la Unión Europea con su política de inmigración.

El purpurado de origen español, habla sobre Marruecos y asegura que «En estos momentos está afrontando tres grandes retos en los que hay margen de mejora: la educación, la salud y la seguridad social. Si en cinco años Marruecos logra avanzar notablemente en estos campos, habrá alcanzado un nivel de vida mejor que ciertos países europeos».

Sobre el éxodo masivo de jóvenes de Marruecos, el cardenal explica que es de gran importancia «el factor psicológico«. Según él, «el joven marroquí se siente como un prisionero en su país. Ve venir aquí a jóvenes europeos, pero él no puede ir allí. Le muestran por televisión todas las maravillas de Roma, París, Londres, etc, pero no le dejan salir y volver fácilmente. Por eso siente una pulsión, psicológicamente fuerte, de salir, de experimentar, de conocer, de probar».

«Como ciudadano europeo, tengo vergüenza de la política migratoria de la Unión Europea. Creo que es egoísta, mezquina e hipócrita. Sé que no es una situación fácil de afrontar, pero es vergonzoso que sólo se tomen medidas represivas y policiales, y no se haga nada por organizar una emigración positiva, regulada y legal», llega a decir el cardenal.

Además, el cardenal critica «la tercerización del control de las fronteras europeas a través de acuerdos (generosamente pagados) con los países del norte de África es una vergüenza y una gran hipocresía de parte de Europa. La responsabilidad de controlar las entradas de personas a España y a otros países europeos corresponde a dichos países, no a Marruecos ni a Túnez ni a Libia».

«Pagar a estos países para que hagan el trabajo sucio de impedir las llegadas a Europa, y tener después incluso la caradura de acusar a estos países de no respetar los derechos humanos, es la más grande hipocresía de parte de un continente que pasa por ser la reserva moral de la humanidad», llega a decir el obispo de Rabat.

López Romero sostiene que «el problema no es la emigración; ésta es el resultado y la consecuencia de los verdaderos problemas: las guerras, la inestabilidad política, el sistema económico que mantiene en la pobreza a muchos países, la explotación de las riquezas naturales por parte de los países ricos, la corrupción de los gobiernos. Esos son los verdaderos problemas que hay que atacar en la raíz».

Por último, el purpurado español pide a los inmigrantes que «que valoren bien y disciernan, allí donde estén, si el camino mejor es seguir adelante en la aventura, o regresar a su casa, o quedarse en el país de tránsito» y «que no se echen en manos de las mafias y que no pongan en peligro sus vidas».

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
16 comentarios en “Cardenal López Romero: «Como ciudadano europeo, tengo vergüenza de la política migratoria de la Unión Europea»
  1. Este cretino mitrado ¿para quién trabaja, àra Dios o para el diablo? ¿Obedece órdenes de Roma o de Rabat?, bueno, esto, ultimamente, es casi indistinguible, pero al menos podría no mentir tan descaradamente como hace al decir lo de los tres retos que tiene Marruecos son educación, salud y seguridad social. ya que el único reto que tiene, el único propósito en el que está obsesionado es en su fortalecimiento militar y su crecimiento económico, ambos a expensas de y contra España.

    1. Y financiado por Israel, no lo olvidemos. Y sin ninguna protesta diplomática por parte de España. Actualmente Marruecos ya tiene capacidad de bombardear Córdoba.

      1. ¿Vergüenza? ¡Agradecimiento debiera expresar! Europa ha sido tan generosa que convive con millones de personas que la transformarán en sentidos no deseados. El BUENISMO es un modo fácil de ponerse en criticón cuyas alternativas son imoracticables

  2. Es el jefecillo salesiano, que ya nombrado Cardenal por Francisco, instó a cerrar la Adoración Permanente en la Basílica del Tibidabo regida por los salesianos, la primera de España. Con excusa del COVID no quiso reabrir. Dijo que era mejor crear un refugio para inmigrantes. Al final, ni lo uno ni lo otro. Qué Dios les conceda la gracia extraordinaria del arrepentimiento.

  3. La politica migratoria europea deberia ser fronteras cerradas y ayuda a los paises pobres, para que se desarrollen y la gente no tenga que emigrar.
    La invasión musulmana y de otras culturas en Europa sirve para: 1. hacer debil socialmente al cristianismo y que no tenga influencia, y 2. tener una sociedad dividida y asi mas facilmente imponer leyes abusivas.
    Todo ello encaminado a un Estado muy fuerte y abusivo. Es la dictadura de la Agenda 2030.
    Es una pena que haya tantos tontos utiles entre el clero. Aunque me temo que este clero tiene un problema mucho mas grave: No tienen FE. Ninguna preocupación en convertir a nadie.

  4. Que quede con su vergüenza. Los moros se apoderaron de España una vez y llevó 8 siglos para echarlos. Que este sujeto sea cardenal y Obispo de Rabat que obviamente tiente muy pocos católicos es una de esas vergüenzas que provienen de Bergoglio.

  5. Todos los comentarios que he leído hasta ahora sobre este salesiano, al que conozco personalmente muy bien, los encuentro totalmente acertados, por no decir que se quedan cortos. Es otro miembro de la jerarquía que no tiene el valor de criticar a quienes gobiernan el país en el que se encuentra sin dar golpe. Eso sí, como señala Luis Ignacio, su único mérito es acabar con la Adoración Perpetua del Templo Expiatorio del Tibidabo. Verdaderamente, si viviera D. Bosco, S. Juan Bosco, vamos, el fundador del templo, lo arrojaría fuera de la Congregación Salesiana.

  6. Siempre es Europa la que tiene la culpa, siempre. Como no hay ya multitud de extranjeros aquí… Imposible tomar en serio las palabras de este clérigo. Es Marruecos quien tiene la grave obligación de esforzarse por mejorar la vida de su gente, qué narices.

  7. Europa no debería negociar con los países del norte de África para que persigan a las mafias que proveen las pateras. Lo que quiere este obispo es que los migrantes mueran en el mar. Es lo que les interesa para sus fines pseudo-cristianos.

  8. Lo que debería darle vergüenza es la «política evangelizadora» de buena parte de la Iglesia actual. Les importa un bledo la salvación de las almas, y ni siquiera han aprendido las repetidas lecciones de la historia, no sólo de la pasada sino tampoco de la más reciente. Otro nuevo obispo Oppas, favoreciendo la islamización de Europa, aunque con apariencia piadosa. Para hipocresía, la suya.

  9. A mí me avergüenza este eclesiástico q sienta cátedra sobre cuestiones opinables, del ámbito de la política. Que hable De Dios y de Jesucristo!

  10. Yo, como ciudadano europea me avergüenzo de que la política del Argentino sea nombrar cardenales europeos que no dan ni para sacristanes, en lugar de nombrar a personas que crean en Dios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles