Este sínodo es un “fruto del Concilio”, aseguran sus organizadores

Cardenal Grech Cardenal, Grech, Secretario General del Sínodo de los Obispos
|

Seguimos de primaveras, ahora con este sínodo de la sinodalidad que, nos anuncian sus mismos organizadores en un mensaje, es “fruto del Concilio” Vaticano II, que no deja de derramas sus dones cuando se cumplen 60 años de su apertura.

La secretaría general del sínodo publicó en una nota que este es “fruto del Concilio”, de hecho, “uno de sus legados más preciados”.

“El propósito del sínodo fue y sigue siendo prolongar, en la vida y misión de la Iglesia, el espíritu del Concilio Vaticano II”, dice el mensaje. “El concepto de ‘sinodalidad’ se encuentra en todo el concilio, aunque este término (recientemente acuñado) no se encuentra expresamente en los documentos de la asamblea ecuménica”. No los documentos, obsérvese, sino el “espíritu”.

Y es que en marzo de 2018, la Comisión Teológica Internacional de la Congregación para la Doctrina de la Fe ya dijo que sínodo y concilio son términos intercambiables, en un documento sobre las raíces teológicas de la sinodalidad en la Iglesia: “La sinodalidad en la vida y misión de la Iglesia”. La concepción de un sínodo como algo distinto de un concilio no se remonta ni siquiera al Vaticano II, y su desarrollo estuvo acompañado por el neologismo de «sinodalidad».

Hablar de la Iglesia como “sinodal” por su naturaleza es algo novedoso, dijo la comisión, y requería una “cuidadosa aclaración teológica”. El mensaje del Vaticano afirma que el “proceso sinodal actualmente en curso también está dentro de la estela del Concilio”.

Según el cardenal Mario Grech, secretario general del Sínodo de los Obispos y principal organizador de la reunión, el objeto del inminente sínodo es tratar de responder a la pregunta

«¿cuál es el tipo de Iglesia que el Espíritu Santo nos está iluminando para tener hoy?». Porque se dan por supuesto que tiene que ser distinta del de cualquier otra época.

El mensaje del 10 de octubre concluyó con las palabras del Papa Benedicto XVI de que la “dimensión sinodal es constitutiva de la Iglesia: consiste en la unión de todos los pueblos y culturas para que sean uno en Cristo y caminen juntos, siguiéndolo, quien dijo: ‘Yo soy el camino, y la verdad, y la vida’”.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
23 comentarios en “Este sínodo es un “fruto del Concilio”, aseguran sus organizadores
  1. Los que buscáis la justificación por la ley habéis roto con Cristo, habéis caído fuera del ámbito de la gracia. La ley no salva, esclaviza.

    🙏⛪🕌🕍

      1. Se agradece la sinceridad de los del titular de la noticia, porque ‘sinodales’ y ‘conciliares’ son los mismos prevaricadores de camisón y faldones.

    1. Los que buscáis la salvacion por la ley judia habéis roto con Cristo, habéis caído fuera del ámbito de la gracia. La ley judía no salva, esclaviza.
      (eres mu torpe)

  2. De un concilio errático ¿qué frutos podemos esperar?
    Necesitamos una restauración que vuelva a la verdadera doctrina católica.

    1. Un concilio errático! El CVII es un concilio que cuenta como los demás. Cada concilio es définitive, y anula todos los anteriores, ya que los incorpora.

      🙏⛪🕌🕍

      1. Aeropajita, cuanta estu pidez mental tienes. El cvii cuenta como lo que es: un concilio diferente a todos los demás, que por ser solo pastoral es inferior en rango a uno dogmático, de manera que su doctrina puede estar equivocada porque lo que es solo pastoral no necesita ser infalible. Lo pastoral no establece nuevas doctrinas porque las nuevas doctrinas no existen en la Iglesia. En todas las legislaciones lo inferior en rango ni anula ni modifica lo que es superior en rango. Ningún concilio dogmático anula un anterior concilio dogmático. Eso será en tu cabeza fantasiosa. Pones juntas una iglesia, una mezquita y una sinagoga porque eres un Apóstata. La iglesia católica condena lo que pretendes con tus dibujitos por ser satánico.

        1. Los concilios pastorales sirven para cosas pastorales: poner y quitar conventos, fusionar o inventar nuevas diócesis, programar estudios catequesis o doctrinas, fundar institutos o academias, plantear estrategias a seguir, convocar reuniones, inaugurar sesiones, convocar eventos…
          Y por toda la cara, estos sinvergüenzas vienen y te cuelan en unos textos pastorales que valen lo que justamente valen, una doctrina condenada y te la tratan de imponer a modo de concilio dogmático aprovechando que la gente es idi ota. ¿Donde están los cánones de excomunión del cvii que me condenan si no acepto su doctrina? En ninguna parte, porque fuerza de ley no tiene ninguna.

          1. ¿En un documento pastoral puedo colar un nuevo dogma diciendo que Cristo, Alá y buda son a partir de ahora el mismo Dios porque soy el Papa y yo lo mando?
            Anda y vete a ca gar, aero pajita. Eso es lo que tienes en la cabeza: aire con paja.

  3. Aeropagita, no interpretes las cosas según tu parecer, aquí te equivocas, se refería a los que querían cumplir todos los preceptos de la ley judía aunque habían aceptado a Jesús como Salvador. Hermano no retuerzas las cosas para adaptarlas a tu criterio, sé fiel a la verdad.

  4. No conozco a nadie que le importe, ni hable de este asunto del llamado Sínodo, solo se sabe de su existencia por las noticias que aparecen en este sitio y en otros similares. Sin embargo, si sabemos todos por desgracia, la apostasía, escándalos y desastre reinantes, por lo que se debe rezar continuamente.

  5. Tiene razón el cantamañanas de turno, el sínodo republicano es fruto del concilio revolucionario. Claro que el fruto es una auténtica mierda, un amago de lo que se pretende en el futuro, acabar por expulsar a Cristo como soberano y cambiarlo por la soberanía popular que está reconocida en todas las constituciones liberales desde la Pepa. Implantar en definitiva una república atea donde Cristo solo sea un referente cultural obsoleto como ya ha anunciado el heresiarca. A partir de ahora las verdades no están en la biblia, si no en lo que decidan en cada momento esta chusma indocumentada auténtica escoria modernista, incluyo a la jerarquía, por cierto.
    Cuanto antes nos larguemos de esta impostura mucho mejor, a ver si nos va a pillar la recolecta de los arcángeles rumbo al infierno.

  6. El CVII fue pastoral, o sea pretendía llegar a más gente. Pero en vez de provocar un aumento de la fe del pueblo, de aumento de los sacramentos y aumento de vocaciones, ha provocado todo lo contrario: una estampida.
    A pesar de ello, los jerarcas siguen hablando del CVII como «EL Concilio», el «no va mas» de todos Concilios. En vista de los resultados del CVII ¿no les da vergüenza hablar así? ¿son tontos o nos toman por tontos?

  7. Por lo que vamos viendo, fruto envenenado, que no difiere en mucho del que está produciendo el nacionalsinodalismo alemán. Básicamente, el fruto de rebeldes con ambiciones clericales, pecadores que reivindican pecados duramente condenados por Dios, y «demócratas» que ponen a escrutinio la doctrina, la moral y la pastoral. Francisco y sus palmeros han abierto la caja de Pandora.

  8. Así es.
    El Concilio y las gentes ya han madurado lo suficiente para tragarse lo de la pachamama y todo lo demás sin rechistar.
    Ese era el verdadero y único objetivo. Quién no lo vea, pues ya no sé qué más tiene que decir o hacer Francisco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles