El arzobispo Iceta habla sobre santidad, evangelización y el peligro de las nuevas ideologías en su carta pastoral

Mario Iceta
|

Con motivo del inicio de curso, el arzobispo de Burgos, Monseñor Mario Iceta, ha escrito una extensa carta pastoral titulada «Iglesia en estado de misión».

Iceta comienza alertando de como «vemos que en nuestra sociedad crece la indiferencia religiosa, se adoptan formas de vida donde Dios ya no cuenta, se propaga una cultura que se va tornando refractaria a muchos aspectos de la cosmovisión y antropología cristianas, donde el materialismo, el individualismo, el hedonismo y el relativismo van calando en el modo de pensar y, por tanto, de vivir».

A pesar de esta situación, el arzobispo dice estar «convencido de que el deseo de Dios, por muy debilitado que esté, no se extingue en el corazón humano».

Peligro de las nuevas ideologías

«Junto al aumento de la indiferencia, el agnosticismo, el ateísmo u otras formas de increencia, cabe destacar por su novedad la eclosión de un antiteísmo beligerante con ciertas trazas de religiofobia y cristianofobia«, escribe Iceta en su misiva.

El arzobispo de Burgos carga también contra las tesis que defienden que no es posible llegar al conocimiento de la verdad. «Ante esta supuesta incapacidad, en diversos ámbitos, la verdad ha sido suplantada simplemente por opiniones y por verdades parciales. Esto facilita la generación de corrientes de opinión que predisponen con mayor facilidad a la manipulación o a la ingeniería social«, denuncia el prelado.

Iceta denuncia en su carta que «cuando se refiere a la verdad sobre el ser humano, aparecen concepciones antropológicas nuevas, que hunden sus raíces en la ideología de género o el transhumanismo, y que contrastan en muchos aspectos con la antropología cristiana».

Además, advierte que «una de las manifestaciones más visibles de este cambio de época es la proliferación de una concepción materialista o hedonista, la cual deriva en una visión puramente consumista de la vida humana; en consecuencia, no se comprende la vocación y misión del hombre y de la mujer, la verdad y bondad del matrimonio y de la familia, el don de la maternidad, el inmenso bien de toda vida humana desde el momento de su concepción hasta su muerte natural».

Generación de cultura cristiana

El arzobispo Iceta hace un llamamiento a «desarrollar un sano y necesario sentido crítico para que las fuentes cristalinas y vivas de la Palabra de Dios revelada y encarnada no se enturbien con adherencias de postulados, afirmaciones y eslóganes de corrientes ideológicas y populismos extraños al mensaje evangélico que pueden convertirlo en sal sosa «.

De igual modo, invita a todos a «poner de relieve la belleza, verdad y bondad del mensaje evangélico que ilumina todas las dimensiones de la vida humana para llevarlas a su plenitud».

Liturgia y Eucaristía

Monseñor Iceta pone especial énfasis en cuidar y hacer esfuerzos por entender el lenguaje de la liturgia en la Santa Misa. «En la Eucaristía el protagonista principal es Cristo y nosotros somos asociados a Él por medio del Espíritu Santo formando el Cuerpo místico que celebra, alaba, testimonia y es enviado. Esta celebración se prolonga en la adoración eucarística presente en las parroquias, iglesias, monasterios y, de modo particular, en la adoración perpetua», escribe el arzobispo en la carta pastoral.

«Cuando la liturgia se celebra dignamente, cuidada y con amor, conscientes del valor y significado de las palabras y gestos, acogiendo a quienes participan en ella, con homilías preparadas que mueven el corazón, alimentan el espíritu y la mente, con los oportunos momentos de silencio, con cantos adecuados y bien interpretados, con la preparación apropiada del lugar, la ayuda precisa de los lectores y acólitos, una iluminación y megafonía adecuada…, entonces se dan las condiciones básicas para el encuentro con Jesucristo en la liturgia», añade Iceta.

Por último, el arzobispo de Burgos, recuerda que el fin último al que todos estamos llamados es a la santidad. En palabras del arzobispo «la vocación a un amor pleno y verdadero, que procede de Dios, el único santo, caminando en la fe y sostenidos por una esperanza cierta y fiable».

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
1 comentarios en “El arzobispo Iceta habla sobre santidad, evangelización y el peligro de las nuevas ideologías en su carta pastoral
  1. Aunque estamos rodeados de cizaña, pidamos el Espíritu Santo, y no hagamos caso del mundo y sus presos de Confianza. Alabado sea nuestro Señor Jesucristo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 caracteres disponibles