La misión de la hermana Loveline en Nigeria. «Ser cristiano aquí es un desafío»

Nigeria religiosa
|

«No es fácil vivir como cristiano en un país donde te queman la casa, matan a tus hijos, roban tus posesiones sólo porque crees en Jesús». Entrevista con la religiosa que asiste a los evacuados por el terrorismo

Nigeria y Camerún están tristemente unidos por una historia poco conocida. Es la que afecta al Norte de estos dos países, devastado por más de diez años de insurgencias islamistas (especialmente Boko Haram y el Estado islámico). La presencia activa de estos grupos terroristas ha provocado una enorme afluencia de desplazados, a veces de Nigeria a Camerún, a veces a la inversa.

La misión de la hermana Loveline en Nigeria

Fue por eso que, para ayudar a algunos refugiados cameruneses, la hermana Loveline Ziseng Nyetalem voló desde su país natal a Nigeria. «Formo parte de la Congregación de Terciarios Franciscanos en Camerún, soy enfermera de profesión», cuenta a Tempi. «Hace más de un año, me pidieron que me trasladara para ayudar a los numerosos refugiados cameruneses que abandonaban el país huyendo de los atentados, pero también de la crisis socio-política. Así llegué a la diócesis de Jalingo, donde con otras tres hermanas trabajamos para ayudar a la gente y sacar adelante una pequeña clínica».

El suyo es un observatorio pequeño pero cuidado. «He conocido a una sociedad desgarrada en la que los numerosos orígenes culturales diferentes son, a veces, fuente de división en lugar de enriquecimiento mutuo. La situación de los cristianos además… es compleja».

«A menudo me preguntan: ¿dónde está Dios?»

Cuenta que por un lado es difícil profesar la fe cuando los ataques físicos son diarios. «Es un desafío muy grande vivir como cristiano en un país en el que te queman la casa, matan a tus hijos, roban tus posesiones… sólo porque crees en Jesús. Muchos, a menudo, me preguntan: ¿dónde está Dios? ¿Por qué tenemos que sufrir tanto? Es difícil estar ante sus ojos cuando cuentan los secuestros y los incendios. Y es difícil tratar cada día, todos los días, con personas que han perdido la esperanza».

Sin embargo, dice, no deja de hacerles compañía, no sólo como enfermera, sino también como religiosa. «¿Qué se nos pide? Que vivamos. Y que recemos de verdad, intensamente, para que Dios no deje de dar signos de esperanza viva para el pueblo nigeriano y para todos los refugiados». La hermana Loveline no niega la complejidad de una comunidad cristiana nigeriana profundamente dividida en diferentes iglesias, a menudo también enfrentadas: «Por lo poco que puedo entender, el origen de todo siempre es la falta de amor. Y esto vale para los cristianos como para todos los demás. Si el amor falta, Dios puede ser utilizado para combatir contra los demás. En cambio, si todos recordáramos que somos criaturas, amadas desde el principio… ¡si sólo recordáramos eso!».

El camino del perdón

A pesar de todo, añade, «¡Nigeria es uno de los países donde el cristianismo sigue siendo fructífero! Porque la gente que conozco está dispuesta a dar realmente su vida por Dios. La Iglesia católica está viva y lo veo en las decenas de personas que encuentro, con historias muy diferentes: todas dan testimonio de que es posible experimentar la belleza sin dejarse abrumar por el resentimiento y la ira». Sin embargo, no siempre es fácil.

El camino del perdón, concluye, «es realmente un largo camino. Hoy mismo he tenido que atender a una mujer que se había quemado completamente la cara al intentar prender fuego a la casa de la persona que había matado a su hermano. Se ha salvado porque la gente que la rodeaba la ha rescatado». Tardará en entender que al odio no se responde con odio, nos dice la hermana Loveline al despedirse. «Es una lección que todavía ni yo he aprendido del todo».

Publicado por Agnes Costa en Tempi

Traducido por Verbum Caro para InfoVaticana

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
8 comentarios en “La misión de la hermana Loveline en Nigeria. «Ser cristiano aquí es un desafío»
  1. Perdonen hermanos.
    Acá nos quejamos de la mala homilía del ruido que hacen a veces las guitarras, ustedes tienen ruido de metrallas. Acá vamos al templo con seguridad, al colmo de verla ya por televisión, allá sortean a la muerte cada que asisten a misa.
    Que Nuestro Señor les libre ya de tanto odio.

    1. En México vas a misa con seguridad? ¿ tan pronto olvidaste a los jesuitas mártires de la tarahumara? O no te has enterado? Como eran jesuitas y no usaban sotana a esta pagina no le importó, pero eso no quita que la seguridad en México no anda bien.

      1. En méjico la violencia y el peligro es extremo, salvaje y abominable, sin embargo, la violencia no es contra la fe por odio de la iglesia o de la doctrina que la iglesia enseña (lo que tú sí odias), al menos por ahora. Sino que es por causa de sus negocios, del dinero y de ajustes de cuentas .
        Esos sacerdotes no fueron asesinados por odio a la fe o por causa de su sacerdocio.
        Tómate como ejemplo de hipocresía a ti mismo: con toda esa violencia y miseria en tu propio país, tú sólo estás preocupado por que la Iglesia haga lo que no puede hacer, casar homosexuales y dejar de considerarlo pecado

  2. Que lástima que em Cardenal Saritah o el obispo Carcanasius Schneider no aprovechen la oportunidad de ir allí a evangelizar.
    Mucho mejor que las conferencias que san llenas de fachas, ricos y talibanes.

    1. «Cardenal Saritah o el obispo Carcanasius Schneider»
      Esos abispo y cardenal que dices no existen, revisa bien tu información, no nay ninguno con esos nombres.

      Aquí, el único facha que veo el Juannadie, que viene a hacer unos ridículos monumentales.
      Ricos tus partidos progres, los políticos comunistas y tus representantes de la ONU y sus financistas del lobi lavanda y del abroto, ésos sí que son muy ricos. Los ecologistas y esos cabezahuecas del «orgullo», esos sí que tienen dinero.
      Talibanes, tú con esos sí que no te meterías, maricón. A esos sí que no les dirías ni «mu», porque eres un miserable cobarde y frustrado.
      Ya vete a dormir, Pablo

      1. Edu

        Mírate, desviado miserable.
        Juan nadie, no es católico (él mismo lo reconoce), se ha referido al rosario como «supersticiones estúpidas», a Dios lo llamó «Dios de mierda», es favorable al aborto.
        Con juannadie estás de acuerdo, Edu, no puedes ser más tonto para darnos la razón, en que, estas equivocado en absolutamente todo.
        Madre mía, no puedes ser más inútil, jajaja.
        Dime tú, además la última vez que Zuppi, Marx, Kohlgraf, Rothe o James Martin sí hayan estado en África o en situaciones de peligro. No, de hecho, sólo andan dando entrevistas privilegiadas y en clubes de sodomitas como Deutsche Eiche extra almidonados y maquillados, tú eres el almidonado, manicurado y extra privilegiado, so tarado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 caracteres disponibles