PUBLICIDAD

Ex numerarias auxiliares acusan al Opus Dei de explotación laboral en Iberoamérica

numerarias auxiliares Opus DeiDora del Hoyo (izq), primera numeraria auxiliar en la historia del Opus Dei, quien tiene abierto el proceso de beatificación.
|

El diario argentino La Nación se hace eco de la denuncia de 43 antiguas numerarias auxiliares del Opus Dei contra la prelatura personal para la que, dicen, trabajaron gratis durante años como empleadas domésticas.

¿SERVIDORAS DE DIOS? El calvario de 43 mujeres que enfrentan al Opus Dei’ es el titular y subtítulo sensacionalistas con los que el diario argentino presenta la denuncia de 43 mujeres que trabajaron en centros del Opus Dei en Argentina y Paraguay.

Las denunciantes aseguran que, citamos al diario argentino, “las reclutaron engañadas cuando eran adolescentes con la promesa de continuar su educación. Pero que la instrucción fue en escuelas de tareas domésticas que tenía la organización, donde les enseñaron a limpiar, cocinar, planchar y el resto de los asuntos de la casa. Según su testimonio, su escolarización fue parcial, o nula, y luego trabajaron como empleadas de limpieza, cocina y servicio para los miembros de la Obra y sus invitados en los centros que el Opus Dei tiene en todo el país y alrededor del mundo. Por esa tarea, acusan, nunca cobraron un peso”.

La Oficina de Información del Opus Dei ha salido al paso de la noticia con una nota en la que aclaran su disposición de dialogar con los representantes de estas mujeres, haciendo notar que “aunque haya habido algunas experiencias personales negativas, siempre se obró conforme a la legislación vigente y con el propósito genuino de promover el desarrollo humano y social de las personas”.

Con independencia de las circunstancias individuales de cada denunciante, el efecto escandaloso de esta y otras noticias similares se debe también, por una parte, a un cambio de mentalidad con respecto a instituciones que se crearon en épocas muy diferentes desde todos los puntos de vista y, sobre todo, a un alejamiento progresivo de las sociedad postcristianas de la visión de la fe. En este sentido, lo que en otros tiempos y en el marco de la vida religiosa podía entenderse perfectamente como una vida de servicio, la misma a la que se anima en el Evangelio y que Nuestro Señor ejemplificó lavando los pies a sus Apóstoles, resulta hoy perfectamente incomprensible.

Y, naturalmente, lo es fuera de una perspectiva de fe, aunque constituya una constante en la vida de los santos y cuantos, a lo largo de la historia de la Iglesia, han visto en el servicio a los demás, incluso en las condiciones más humildes, un camino preferencial de santidad.

En el Opus Dei existe prácticamente desde su origen un camino específico, el de las numerarias auxiliares, que responde a esta vocación, y la prelatura alega que ha ido adecuando las condiciones jurídicas de estas mujeres a la legislación vigente al ritmo de los cambios tanto jurídicos como sociales.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

50 comentarios en “Ex numerarias auxiliares acusan al Opus Dei de explotación laboral en Iberoamérica
  1. Yo no me dejo que nadie me explote ni un solo día. Esta vez voy a salir en defensa del Opus Dei. Las numerarias auxiliares no es una relación laboral, sino una vocación. ¿Cuántas horas trabajaba Teresa de Calcuta o Josemaría Escrivá o Jesucristo, que no tenía donde reclinar la cabeza, o un ama de casa con familia numerosa? Han perdido el norte estas pobres. Me temo que utilizadas por terceros anti católicos. El Opus Dei tiene que exhumar las Tres Campanadas, si de verdad quiere defender la vocación de todos sus fieles y no las pantomimas.

    Por cierto, a las de la foto no se les ve muy explotadas, sino la mar de alegres, por vivir bien su vocación de servicio, una palabra caída en desuso.

    1. Queremos quitar la cruz de nuestras vidas y no lo conseguiremos nunca. O la aceptamos y redimimos o seremos unos amargados contra las cruces que nos vienen un día sí y otro también.

    2. Igual tú tienes una formación intelectual que evita que puedan explotarte. Estas chichas no la tenían. En los estatutos de 1941 ya se habla de ellas, aunque con otro nombre: «Art. 3. Las socias supernumerarias pueden dedicarse en general a los apostolados propios del espíritu del Opus Dei, y entonces se llaman simplemente supernumerarias; o se dedican exclusivamente al servicio doméstico, en las actividades que lleven los socios del Opus Dei, y son y se las llama sirvientas.»
      El problema del que se quejan estas mujeres no es el exceso de trabajo, sino que se les vendió algo engañoso (estudios, etc.) por parte de una institución no especialmente transparente (estos mismos estatutos fueron secretos hasta hace muy poco).

      1. Claro que hay explotación. ¿Que me dicen de chicas de un colegio del Opus a las que una vez que entran en la Obra «les eligen» la carrera «nutricionista», y las ponen en el camino de ser auxiliares?.
        Por cierto, por ejemplo en un piso de sólo varones donde aparecen y desaparecen mientras ellos trabajan (no se agota con el teletrabajo, igual se van a dar una vuelta y al volver ya esta la comida hecha, la ropa planchada, etc

  2. Cómo van a ofrecerles estudios si precisamente las numerarias auxiliares son las que suelen carecer de ellos y su vocación es de servicio,igual que las numerarias con carrera entregan el sueldo de su trabajo fuera del centro, con el que se paga supongo el alojamiento,la ropa y el alimento de las numerarias auxiliares también, eso lo sabía cualquiera en la Obra,yo misma lo sabía que fuí numeraria adscrita desde los catorce años y medio hasta un mes antes de cumplir los dieciocho,y cuando decidí abandonar la Obra porque ví que no era eso a lo que Dios me llamaba en ese momento,nadie me coaccionó,ni intentó manipularme,ni retenerme.Ni para dar el sí, ni cuando me fuí.Jamás vi mi libertad violentada.Nunca.
    Es una VOCACION LIBRE.
    Y agradezco infinitamente la formación teológica que recibí,100% ortodoxa y gracias a la cual he podido mantenerme en el camino correcto.No sé que ha pasado con el Opus Dei de hoy,pero desde luego no veo el dque dejé a mediados de los años 90.

    1. Pues lo que digo no es un caso inventado.
      Y ya había quien se iba del Opus ha ce décadas. Yo leí hace unos 40 años un libro de una numeraria que se había salido. Me llegó porque yo también tenía mi propia breve experiencia en un «movimiento».
      El mismo arquitecto Fisac se quejó de acoso y condena a «muerte civil» por haberse ido.
      Esos movimientos no son para todos, y ellos no lo entienden bien, en general

  3. Pero las numerarias auxiliares como las demás numerarias viven compartiendo todo en común. Ahora resulta que alguien con promesas de pobreza o votos puede demandar al Instituto, comunidad, convento o Diócesis porque no le paragon sueldo con todas las prestaciones durante su vida religiosa??? Eran personas consagradas o eran empleados?

    1. A mi juicio una raiz del problema es la obsesión del Opus con la laicidad. Eran sólo y absolutamente seglares. ¡Nada de religiosos, por favor! Y luego pretendían -y en muchos casos obtuvieron- estas formas de consagración que muy de seglares no parecen. Y de ahí los problemas que nacen de esos planteamientos equívocos pero mantenidos durante años contra viento y marea

  4. El verdadero rostro de la Iglesia asoma aquí sin tapujos, sin disimulos.
    No estáis defendiendo a Cristo, precisamente, sino a unos listos disfrazados de santones.

  5. Qué mal me caen los arrepentidos del Opus que luego escriben libros explicando lo mal que lo pasaron allí…
    No pueden tener la madurez de decir «Tomé una decisión equivocada»
    Es como si todos los separados y divorciadod escribieran libros sobre lo desgraciados que fueron en su matrimonio, sin culpa de ellos.
    Ay, pobrecitos
    (Esta vez no son libros, sino denuncias. Bueno, parecido)
    Podían decir al menos: «¡Qué tonta fui, que me dejé embaucar!» (Al menos un atisbo de auto crítica). Pero ni eso.
    Qué aburrimiento de victimismo

  6. El artículo lo explica muy bien. No las formaron como asistentas para trabajar donde quisieran, sino para el Opus (pasando por alto que podían estar interesadas en estudiar otras cosas)
    La clasificación como auxiliares es un techo de cristal. Como numerarias lo tienen que dar todo y como auxiliares no se les da todo. Alguna puede estar muy contenta si es la jefa de las auxiliares y va a muchas reuniones y de eso ya trabaja poco o es la gobernanta.
    Numerario: hace los votos, y entrega todo su sueldo a la Obra. Ésta le da para sus gastos, y en el Opus en concreto ven bien que compren ropa buena, o buen calzado. Hasta ahí, como muchas órdenes o institutos religiosos.
    Pero ser auxiliar es como ser «hermano» Lego (fray) , frente a los «padres», que dicen misa; distinción que no hay en las órdenes femeninas, todas son «sores’ («hermanas»)
    Supernumerario; tras cinco años de «vinculación», te dicen que les tienes que entregar el 10% del sueldo

    1. Encima en el Opus los numerarios aunque hayan hecho los votos no son los que dicen misa, ni los varones siquiera. Esos son los «sacerdotes del Opus» (Hermandad de la Santa Cruz», me parece que se llaman en conjunto).
      También en otros movimientos e institutos de vida secular (que hacen votos) hay sacerdotes, incluso diferentes de una eventual «rama masculina» pues puede haber miembros varones que no sean sacerdotes. Pero salvo esta distinción entre sacerdotes y no sacerdotes y en su caso entre varones (rama masculina) y hembras (rama femenina), lo que no hay son «auxiliares». Ni siquiera los «terciarios» de algunas órdenes son lo mismo. Como he dicho, lo más parecido son los hermanos (legos), pero en unas circunstancias distintas, intramonasterio, y no se da en las monjas

    2. Además los «hermanos» (los legos) bien pueden ser el núcleo de un monasterio (o antiguamente, no sé cómo están las cosas ahora), si son la mayoría, simplemente siguen la regla monástica y hacen los votos, pero las auxiliares del Opus nunca va a ser el núcleo de la Obra

      1. Pues me va a perdonar Sacapuntas pero cuando yo estuve en la Obra se valoraba como muy importante la labor de las auxiliares,escondida ,en silencio y en segundo plano pero no menos importante que el resto.
        Así estuvo la Virgen María en la vida pública de Jesús.
        Los últimos serán los primeros.
        Los cristianos mundanos no entienden estos conceptos,como dice San Pablo son locura para ellos y no pueden entenderlo.

    3. Por si acaso aclaro que en los monasterios masculinos, junto con los hermanos, hay padres, que son los ordenados y dicen misa, cada día tienen que decir su misa todos ellos bien concelebrando bien a solas. En los conventos de monjas hay capellanes, que las ofician la misa y las confiesan, pero son externos al convento

    4. Cuando digo «techo de cristal» no me refiero a en lo espiritual, evidentemente, ni tampoco veo a más organizaciones de la Iglesia, como el Vaticano, Órdenes, etc. como centros de poder, y por tanto con «mando». Pero su puede afectar a la realización personal. El caso que conozco, la chica, aunque la encanta su carrera de nutricionismo, se sentía capaz de cualquier otra y piensa que no habría elegido esa. Dejó la Obra antes de llegar a haber sido auxiliar siquiera

    5. Sacapuntas usted no sabe que es obligación dar el diezmo??
      Y que hay que colaborar con el mantenimiento de la Iglesia??
      Señor que confundido está usted,yo fuí numeraria,eso es una vocación,se entrega todo por amor a Cristo y no se cuestiona,así me hubiesen puesto a fregar el suelo con la lengua lo hubiera hecho gustosa por amor a Quien digo amar,que por cierto murió por mí torturado. Eso es a lo que debe aspirar quien quiera ser santo,eso hacían ellos,no conozco ningún santo pusilánime o quejica.Se imagina a Santa Teresa de Calcuta exigiendo un salario de enfermera????
      No somos nosotros más que Él,cómo piensa pagarle usted o esas numerarias auxiliares a Jesucristo que entregara su Vida para que nosotros pudiésemos entrar en el Cielo.Cómo…,con qué…??????Con qué podrían pagarle..????
      El que no entiende esto,jamás entenderá lo que es una VOCACIÓN para vivir al servicio de Cristo.
      Los cristianos mundanos jamás lo entenderán.

  7. El artículo está muy bien, de principio a fin, y la actitud del Opus que se cita la veo correcta.
    Pero por eso está bien que haya prudencia en los movimientos, por ejemplo ante la reciente indicación del Vaticano a los Heraldos de Evangelio (que a mí me caen bien) para que los chicos en internados pasen al menos las vacaciones con sus familias. Esa ha sido una buena disposición

    1. Ya que sacas el tema, parece que el decreto del Vaticano es ilegal en ciertos paises….

      es.gaudiumpress.org/content/acuerdo-entre-cardenal-damasceno-heraldos-del-evangelio-y-colegios-asociados-en-colombia-alienta-a-padres-de-alumnos/

      Y ya me resulta raro (para no decir otra cosa) que cuando el Vaticano sale con un decreto para «defender» a los padres, sean los padres que denuncian a la justicia civil este decreto, y la justicia todavía les da la razón.

      ¿Lo mismo la intención «del Vaticano» no era defender a los padres?

  8. Sacapuntas no te enteras de nada. Ni la Obra es una orden religiosa, ni hay votos. Lo que se ha hecho era seguir las prácticas habituales en cada momento Ahora mismo y desde hace años las Numerarias auxiliares cobran sus nóminas como cualquier otra persona que ejerce un trabajo profesional.

    1. No te enteras tú. No he dicho que sea una Orden, sino un «Movimiento». He buscado casos análogos entre otros movimientos, órdenes o institutos de vida consagrada, y no he encontrado nada parecido a las numerarias auxiliares del Opus. Los numerarios del Opus SÍ hacen votos (los supernumerarios no), y por tanto tambien los hacen las numerarias auxiliares. Tampoco he dicho que no les paguen un sueldo, eso es irrelevante desde el punto que una vez cobrado lo transfieren todo a la Obra y a partir de ahí tienen que pedir para sus gastos. Eso lo hacen otros institutos tambien, y han de hacerlo para cotizar obligatoriamente a la Seguridad Social, y tener derecho a pensión (que también entregarán, y no tiene nada de malo, es su elección).
      Lo que es anacrónico es la categoría de numerarias auxiliares, si no exótica e insólita desde el principio

    2. Solo entregan sus sueldos los que entran como numerarios en el Opus, al igual que los que hacen los votos en institutos de vida consagrada. No es tan raro que la Obra sea también el pagador, hay Institutos y Órdenes que por ejemplo gestionan colegios u hospitales y pagan los sueldos incluso a sus miembros que trabajes allí.
      Los curas diocesanos reciben su sueldo de la Conferencia Episcopal (pequeño, el salario mínimo) y creo que ellos sí pueden disponer de él, pero hacen muchas caridades, contribuyen a sus propias parroquias y no es en el fondo tan distinto, no he oído de ninguno que deje herencia fuera de a la propia Iglesia, incluso todo o parte de los bienes que tengan heredados del patrimonio familiar, o bien renunciaron a éstos

    3. Para entender la época, la casa de mis padres, de 100 m2 útiles, tenía su «zona de servicio» (pero lo «entrada de servicio»), con un pequeño distribuidor junto al pasillo que daba al «cuarto de la chica», su aseo y a la cocina. No había lavadoras y la cocina era de carbón. Las familias muy numerosas. Habia muchísimas chicas que venían del pueblo a la capital, aunque mis padres, nunca tuvieron una interna. En pocos años eso desapareció para la incipiente (y creciente) clase media (precisamente porque con Franco crecía y crecía). Pero lo exótico del Opus es que creará esa categoría, que, como mínimo efecto, tenía que durar demasiado, y tener otras implicaciones

  9. Pedro los Estatutos del 41 que citas son invento. En el apéndice del libro sobre el Itinerario Jurídico del Opus Dei estan publicados todos los reglamentos y estatutos desde 1989, que no es precisamente ayer. Y no han sido secretos. Otra cosa es que no se publiquen en el BOE sino en Acta Apostólicas Sedis….

    1. No son un invento, deberías informarte un poco antes de lanzar semejante afirmación. De hecho en el libro que citas nombran estos estatutos de 1941 (Opus Dei como Pía Unión) que fueron aprobados por el obispo de Madrid Eijo de Garay y custodiados en el archivo secreto del obispado de Madrid. Por cierto son muy interesantes para conocer la evolución de la Obra.

  10. Sería interesante preguntarse donde estarían estas personas sin la formación que recibieron en la Obra. En el hoyo, o más abajo, seguro.

  11. Me te mo que han ele gido unos pés im os abo gados. Si quieren cobrar atra sos por sus servi cios domés ticos y los abo gados esti man que tienen derecho a ello, tendrían que presentar una dem anda ante la Juris dicción Laboral de los corres pondien tes países, en vez de presentar una den un cia en el Vaticano, cuya competencia es dilu ci dar si se han respe tado o no los esta tutos. ¿Indem nizaciones por supuestos daños? Eso corres pondería a la Jurisdicción Civil, previa formu lación de dem anda acredi tándolos, que tampoco han presentado. No tiene ni pies ni cabeza. Si se sin tieron ex plo tadas ¿cómo es que no se mar cha ron en cuanto empezaron a perci birlo?

    1. Lo siento, pero he tenido que partir vocablos para que saliera el comentario, que no contiene ningún insulto ni palabra mal sonante. Muy extraño.

  12. Ya había pensado en ello, pero no es el mismo caso. En el Opus hablamos de una categorización o «escala» dentro de los numerarios. No es por servir ni tiene nada de malo servir. Yo tambien aprecio mucho esa labor. Es por servir solo a otros numerarios del Opus. Pensemos en arquitectos o ingenieros que no pueden «perder» el tiempo en las labores domésticas. Les va muy bien eso. Y no quieren quizá «tentaciones» en los pisos de varones y solo las auxiliares se acoplarían a entrar y salir cuando ellos no están.
    Pero al final es un incentivo para unos numerarios (seguramente solo masculinos, supongo) y una cortapisa para otros. Hoy día se puede comer fuera, hay lavanderías, se puede uno planchar las camisas, y al final de puede minimizar la necesidad del servicio doméstico. Incluso sin dar las llaves con la cerradura adecuada se pueden facilitar accesos por una vez desde el móvil y a otro móvil.
    Habrá que fijarse como lo hacen otros, incluso los curas.

  13. Pedro, de que libro has sacado ese supuesto artículo 3? Yo te digo que en Apéndice documental de El Itinerario Jurídico del Opus Dei, que publica esos Reglamentos (que no estatutos) de 1941 el artículo 3 no dice eso. Ni nada parecido.

    1. Esto lo agitan desde Roma para intervenir el Opus. Por eso Sacapuntas lo apoya. Ya teneis todos lo que queríais, el final del Opus, salvo que Dios lo evite. El enemigo era el Opus, como si sobraran buenos católicos. Dios pedirá cuentas si la infamia se consuma

    2. Los estatutos de 1941 se llamaban Reglamentos y constan de 5 partes: Reglamento, Régimen, Ordo, Costumbres, Espíritu y Ceremonial. El artículo 3 al que me refiero está en la segunda parte, ‘Régimen’. No los he sacado de ningún libro. Debido a la poca transparencia de la institución no vas a ver los reglamentos completos en ningún libro publicado por ellos. Puedes ir al obispado de Madrid como investigador y solicitar acceso a los reglamentos del Opus Dei como Pía Unión de 1941. En la aprobación don Leopoldo Eijo de Garay escribe: «Aprobado canónicamente con fecha de hoy el Opus Dei, Pía Unión fundada con Nuestra autorización y beneplácito el año 1928, y teniendo en cuenta la discreta reserva que para mayor gloria de Dios y eficacia de la Obra se debe guardar, disponemos que el ejemplar de sus Reglamentos, Régimen, Orden, Costumbres, Espíritu y Ceremonial, se custodien en nuestro Archivo Secreto. Madrid, a 19 de marzo, fiesta del glorioso S. José, de 1941. Leopoldo»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles