PUBLICIDAD

Fátima, un recuerdo incómodo

La virgen de Fátima es una de las advocaciones de la virgen María. Analizamos la devoción de las tres avemarías.
|

Hoy se cumple el aniversario de las primeras apariciones de la Virgen en Fátima, aprobadas por la Iglesia, una conmemoración de advertencias y milagros muy poco acorde con la tendencia actual entre nuestros jerarcas.

Tal día como hoy, 103 años atrás, la Virgen María se empezó a aparecer a tres pastorcitos en una remota y paupérrima región de Portugal. La Reina del Cielo les reveló profecías en forma de secretos, hizo advertencias de castigos, pidió penitencias y oraciones, especialísimamente el rezo del Rosario, les dio a los videntes visiones del infierno, obró milagros ante miles de testigos. Incluso el ángel que precedió en las visiones a la Virgen se presentó como “el ángel de Portugal”, un ángel al que sí parecen importarle las fronteras y que les conminó a una especial devoción por esa misma Eucaristía de la que hoy estamos privados los fieles.

Todo, en fin, muy incómodo, casi embarazoso, para una clerecía cuyas obsesiones van, si no abiertamente en contra de todo esto, sí por caminos muy diferentes.

Para empezar por alguna parte, la Virgen anuncia castigos a la humanidad, algo que más de un obispo y numerosísimos teólogos nos aseguran hoy, a cuenta de la pandemia que ha dado excusa a un parón y a un encierro casi universales, que Dios no hace nunca.

Para seguir, hizo milagros. Los milagros pertenecen, a efectos prácticos, al sector de la Iglesia más despreciado por los doctos renovadores y clérigos avanzados. Cuando José Manuel Vidal, de Religión Digital, escribió recientemente su satisfacción de ver que avanzábamos hacia una Iglesia “menos milagrera y más científica”, estaba expresando una opinión ampliamente compartida por la hodierna cúpula oficial. Los milagros dan así como un poco de vergüenza ajena a los teólogos imperantes, no digamos ya la Virgen apareciéndose a unos pastorcitos analfabetos (ni un solo doctorado de Teología entre los tres) para anunciar prodigiosos castigos.

Y el infierno, ay. ¿Quién habla hoy del infierno? ¿Cuándo fue la última vez que su párroco predicó sobre el infierno, o incluso lo mencionó? ¿O del Cielo, o el Juicio, o cualquier otra realidad teológica que les y nos recuerde que estamos de paso y que nos espera, para siempre, un destino inefablemente glorioso o terrible? Son, al fin, realidades de obvio interés general, de las que están llenos los evangelios (como lo están de milagros, por otra parte), mientras que Jesús no dijo una palabra de ecología o política migratoria.

Realmente es una conmemoración que parece, como en su día, levantar ampollas en la propia Iglesia a la que se dirige y que ha decidido dar importancia a asuntos muy alejados de los que anuncia la Virgen.

35 comentarios en “Fátima, un recuerdo incómodo
  1. Menos mal que tenemos al bueno de Carlos, testigo de la revelación, guía en estos tiempos de zozobra, depositario de la Revelación, para que nos indique el camino a seguir…

  2. ….Sin Chema esto sería hasta aburrido ¿verdad?….

    Lo que pasa es que el depósito de la Revelación no se borra ni utilizando el mejor abrasivo. Y Dios y la Virgen siguen llamándonos a la conversión. Como el alcohol sobre la herida, escuece…..y cura al que se lo pone en serio. Pues a convertirse, que no sabemos el día ni la hora…. y la hora llega, vaya si llega.

    1. Cuando uno tiene que añadir “teológica” detrás de realidad y escribir “realidad teológica” en lugar de simplemente realidad es porque ni él se cree que sea real

  3. El 13 de octubre de 2016, Francisco no dedicó ni una sola palabra en público en honor a la Virgen de Fátima. En su lugar, optó por recibir en ese mismo día a 1000 luteranos en el Aula Pablo VI en el Vaticano.
    Para el caso, ordenó que una estatua de Martín Lutero se erigirá en el escenario en un lugar de preeminencia para que pudiera presidir la reunión.
    A continuación, recibió de los luteranos una copia encuadernada de las 95 tesis con las que el heresiarca comenzó su revuelta.
    Durante la reunión llevaba dos pañuelos en el cuello, uno amarillo, que simboliza el papado, y uno de color azul claro, que representa el luteranismo, los dos fueron atados juntos para significar la unión entre la Iglesia conciliar y la herejía protestante.

    1. Han pasado tres años y medio desde entonces y, a esas aberraciones, hay que añadir la adoración, sí, adoración, a la Pachamama, por el mismísimo Bergoglio y sus pelotas habituales, que se van a ir al infi erno por sus múltiple pecados de idolatría. Estamos cada año peor, mucho peor, pero aún sigue habiendo católicos que no lo quieren ver, en especial opusdei y movimientos sometidos a la disciplina bergo liante: O te sometes o te misericordio. Han hecho la peor opción, que les lleva a la nada.

      1. Pienso que la pandemia que estamos sufriendo le está haciendo reaccionar y empezar a ser él mismo, aunque tardarán en alejarse los malos amores que le acompañan.

      2. ¿ Empezar a ser él mismo ? ¿ Quién se lo impide ? ¿ Acaso no ha elegido él sus malas compañías, sus pésimos amores ? La mala compañía, el pésimo amor es él mismo. ¡ Díme con quien andas y te dirá quien eres !

  4. Hoy Bergolio reta a la Virgen de Fátima con una oración mundial masónica ecumenica que niega a Jesucristo como ÚNICO DIOS VERDADERO.

    Desagraviemos porque Dios Nuestro Señor va a ser ofendido. JESUCRISTO ES EL CAMINO LA VERDAD Y LA VIDA.

  5. Gracias a Dios tenemos muchas formas de aprender la Sana Doctrina y no dependemos solo de lo que nos digan los que están como pastores. Feliz Día Madre, mi Virgen de Fátima, consuelo nuestro! Aunque te quieran olvidar y te llenen de 3,500 policías nuestro corazón es tuyo!

  6. La verdad es que los temas que tienen que ver con la escatología (las realidades últimas) no son precisamente objeto de exposición frecuente en homilías, predicaciones, charlas, catequesis, conferencias; quizá porque no se tengan ideas muy claras, quizá por miedo a no saber presentarlas con un lenguaje y pedagogías adecuadas, quizá por cierta confusión doctrinal (ahí tenía que estar presente el papel de seminarios, centros teológicos, facultades, centros de formación).
    Porque en el fondo, creo que es un problema de buena formación.

  7. Fátima y misericorditis se excluyen mutuamente. Para la misericorditis aguda que padecemos, Fátima es la Iglesia del pasado, respecto a la que hay que hacer borrón y cuenta nueva. Para Fátima, la misericorditis es la no iglesia, al rechazar la conversión y los Novísimos. Fátima y Bergoglio no tienen nada que ver, por mucho que Bergoglio pretenda manipular a Fátima. Cualquier intento de manipular a la Virgen está abocado al más estrepitoso fracaso.

    1. «Del mismo modo que la palabra clave de la primera y de la segunda parte del «secreto» es la de «salvar almas», «la palabra clave de este ‘secreto’ es el triple grito: ‘¡Penitencia, Penitencia, Penitencia!’. Viene a la mente el comienzo del Evangelio: ‘paenitemini et credite evangelio’ (Mc 1,15). Comprender los signos de los tiempos significa comprender la urgencia de la penitencia, de la conversión y de la fe. Esta es la respuesta adecuada al momento histórico, que se caracteriza por grandes peligros y que serán descritos en las imágenes sucesivas. Me permito insertar aquí un recuerdo personal: en una conversación conmigo, Sor Lucia me dijo que le resultaba cada vez más claro que el objetivo de todas las apariciones era el de hacer crecer siempre más en la fe, en la esperanza y en la caridad. Todo el resto era solo para conducir a esto»

      Benedicto XVI

  8. Muchas personas se compran seguros médicos: se enferman y van a un buen hospital, para éso pagaron. Nosotros tenemos el seguro “más seguro” que puede haber,, el Sagrado Corazón de la Virgen María. Cuando lo necesitemos, nos llevará al mejor de los sitios,, el Sagrado Corazón de su Hijo. La cuota que se pide,, es el amor.
    Hermosa Virgen de Fátima,, ayúdanos, ablanda nuestro duro corazón.

  9. Regalo de Bergoglio a la Virgen de Fátima: Otro nombramiento episcopal arco iris, no para acercarlos a Dios sino para decirles que Dios los ha hecho así y que no pecan. Una misericordia que no condena el pecado deja al pecador en la esclavitud del pecado camino del infi erno. Son perversos esos pseudo pastores, como Bergoglio. Se trata de Louis Tylka, el nuevo obispo auxiliar de Peoria. ¿ Nos quejaremos todavía de pandemia ? Nos las hemos ganado a pulso y seguimos haciendo méritos para su prolongación indefinida, pero algunos se consolarán con que Belzunegui es un exagerado y un obseso. Otros son más bien obsexos. Sodoma y Gomorra han conquistado la sede petrina.

    1. Decir que Dios los ha hecho así, no es ningún acto de misericordia, como decir que Dios ha hecho a alguien con los ojos azules no es ningún acto de misericordia es la constatación de la realidad, y no veo ninguna relación con Sodoma, donde aparentemente se quiso cometer una violación, ¿es un violador el nievo obispo?, ¿es un exconvicto quizás?, tampoco veo que nadie se pueda ganar una pandemia, no creo esa teoria de que la naturaleza se vengue, los virus, hongos, bacterias…, llevan infectando animales, humanos y plantas desde hace millones de años sin que ninguno se lo haya ganado, y la gravedad continua matando perdonas que accidentalmente caen al vacío, se llama leyes de la naturaleza, nadie se está vengando, simplemente la realidad es la que es

  10. En la edad media en europa, la sociedad mas católica que jamás haya existido, la peste se llevó al 50% de la población, lo de ahora es un chiste, en españa, uno de los países mas castigados de mundo estamos en el 0,07% unas 700 veces menos mortalidad que la que sufrió la católica europa, ¿tiene sentido decir que es un castigo?

    1. Y con la peste que arrasó medía humanidad no se cerró ninguna Iglesia y nadie comulgaba en la mano,ahí está la diferencia. Y ahora con 75 contagiados de 7.000.000 que vivimos en Madrid ,quieren confinarnos otro mesecito en casa y muchas Iglesias siguen cerradas,y las q están abiertas,al 30 % con mascarilla y guantes y encima muchos queriendo imponer la Comunión en la mano.

  11. Fátima o no Fátima es la gran alternativa. Lo que es extraordinariamente impresionante es el desprecio del mundo por el Mensaje de Fátima. Mire los periódicos: no hay ninguna referencia al mensaje de Fátima, nadie impone a los periódicos que traten con Fátima. De modo que Fátima, con todo lo que trajo con milagros, con gracias, con la aprobación de la Iglesia, es la hora H, precisamente la hora H, el tema olvidado.
          Se puede decir que el mensaje de Fátima es el mensaje comprimido, el mensaje olvidado por excelencia.
          ¿Cómo explicar este olvido? Definamos las características de este olvido: es el olvido de un hecho bien conocido, de un hecho brillante, de un hecho admitido por todos. Es un olvido que no es exactamente olvido, sino un sueño, un tonto sobre el hecho; una indiferencia, un insulto. Como consecuencia, las personas que olvidan este hecho olvidan un hecho que sirve para apoyar sus derechos e ideales. Son los anticomunistas los que pueden encontrar en las …

  12. …. (cont.)
    Como consecuencia, las personas que olvidan este hecho olvidan un hecho que sirve para apoyar sus derechos e ideales. Son los anticomunistas los que pueden encontrar en las visiones de Fátima una estupenda motivación para luchar contra el comunismo, son los anticomunistas los que se ponen en la posición de olvidar a Fátima, cuando debería ser el eje de su reacción.

  13. Se olvida usted Don Carlos de a parte del mensaje de Nuestra Madre Santísima que hace referencia al rechazo de las modas y la importancia de la decencia en el vestir: “Han de venir unas modas que ofenderán mucho a Nuestro Señor…los pecados de la carne son los que más almas llevan al infierno” como sí nos recordaba la famosa canción “Ave María” antes de ser mutilados por aquellos que desprecian la pureza (esta decía “Las modas arrastran al fuego infernal, vestid con decencia si os queréis salvar”)

  14. ¿Así que Fátima es un recuerdo incómodo?
    La más.one.ria eclesiástica se está encargando de eso y de borrar todo vestigio de catolicismo ahí.

  15. “El actual espíritu de sumisión al mundo y a sus autoridades por parte de los prelados lusos y del propio papa Francisco deja entrever que en un futuro a estos clérigos no les importará someterse al islam aceptando convivir en régimen de sharía –es decir, total subordinación– a quienes desean convertir a Europa en tierra de Mahoma. El caso de Silvia Romano, la voluntaria italiana secuestrada en Kenya el 20 de noviembre de 2018 y liberada en Somalia el pasado 9 de mayo, resulta emblemático. Esta muchacha, que trabajaba en una ONG en Kenya, al cabo de dieciocho meses prisionera reapareció como una convencida seguidora del Corán. La iglesia de su barrio la recibió echando las campanas al vuelo. Está claro que para su párroco la apostasía es un mal menor en comparación con el bien de la recuperada libertad. Actualmente, junto con la salud, la libertad contra toda restricción parece ser el bien supremo para todos.”
    Roberto de Mattei

  16. Dios es incomprensible desde el punto de vista humano, porque lo finito no puede abarcar lo infinito, pero es cognoscible y podemos conocerle , en la medida en que Él ha querido manifestarse, a través de la Revelación. Jesucristo dice e en Lc 10, 21 : “Yo te alabo Padre, Señor del Cielo y de la Tierra, porque habiendo ocultado estas cosas a los sabios y entendidos, las has revelado a los sencillos “. Y es que para creer y amar a Dios no es necesario ser sabio y entendido, sino ser humilde y sencillo , como los pastorcillos de Fátima . Los que humanizan a Dios y le creen comprensible , niegan la Revelación, los milagros y cualquier atributo de Dios que escape a la razón humana . Quizá porque ignoran lo pequeña que esta razón es. Hoy en día es muy habitual humanizar a Dios y divinizar al hombre, considerando que éste no tiene por qué someterse a ninguna ley divina. Y así, ficticiamente , el hombre se iguala con Dios . Y de ahí provienen muchos de nuestros males actuales.

  17. El Santuario de Lourdes retoma una cierta actividad evitando concentraciones. Hay mucho más peligro en el metro o el supermercado de la esquina. Los aireados espacios del Santuario no son los más propicios para contagios, pero está visto que antes los museos que las iglesias porque hay que hacer caja.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles