Aparta tus sucias zarpas de mi Navidad

Vatican News
|

De todos los debates falseados del discurso público -y hablo de una lista interminable-, quizá el más preñado de malentendidos y piadosas mentiras sea el del laicismo. Nunca ha existido, ni existirá, ni puede existir un régimen laico en el sentido que dan a la palabra hoy los dueños del discurso, es decir, el de una clase gobernante perfectamente neutral ante las distintas visiones del mundo, del destino del hombre, de los dogmas morales. Ni siquiera, del todo, puede escapar del desarrollo de una liturgia oficiosa.

Cuando Occidente se llamaba la Cristiandad, el cristianismo era la religión de Estado no porque los reyes la hubieran impuesto al pueblo, sino exactamente al revés: primero el común hizo suyas, vivas, las creencias de la Iglesia y les dio el color de las fiestas, diseñó en gozoso anonimato colectivo formas de celebrar cada ocasión señalada, con sus canciones apropiadas y sus escenificaciones precisas, con una gastronomía y hasta una pauta horaria propias.

La Navidad, no en el sentido de fiesta estrictamente religiosa, sino de fiesta popular, pública en todo Occidente, no es una celebración diseñada en un estudio por encargo del gobierno de turno, con pautas publicadas en el BOE. Los poderes públicos o los grandes almacenes pueden solemnizar la Navidad, pero no crearla, como el matrimonio. La reciben ya hecha y plagada de tradiciones y rituales asociados, que a veces varían de región en región, porque nace así, de la gente que entiende lo que significa que Dios, el creador de todo, la absoluta omnipotencia, se haya hecho uno de los nuestros, como un general que se infiltrara en solitario en las líneas enemigas. La imaginación que no se conmueva con la escena del Todopoderoso convertido en un recién nacido que depende en todo de sus padres nunca podrá entender una palabra de poesía.

No es, por eso, que defienda la postura de los avinagrados puritanos ingleses que prohibieron la Navidad, o que le ponga pegas a algo tan evidentemente democrático como un gobernante poniéndose al servicio de un proyecto universal del pueblo, no. Es, sencillamente, que el culto, la religión oficial, aunque tácita y sin nombre, es ya otra, no meramente distinta, sino descaradamente hostil a la fe que vio nacer la Navidad. En el belén de nuestra vida política, el Palacio de Herodes está en el centro y en el primer plano.

La Navidad es cristiana, y los cristianos, que la hemos creado incluso como fiesta popular, la hemos compartido encantados con gentes de todo credo y condición. Pero cuando el mundo se ha vuelto resueltamente en contra de todo lo que simboliza la Navidad, es hora de reclamar el ‘copyright’. No hago de esto una cuestión liberal; es decir, no defiendo solo que las autoridades públicas aparten sus sucias manos de nuestra fiesta. Abjuro igual de su industrialización privada, maldigo su uso vago, difuso, desconectado de su origen, para vender perfumes o hipotecas.

Para salvarse, la Navidad debe volver donde nació: la familia, la casa, el hogar. Chesterton se alegraba de que la Iglesia hubiera decidido solemnizar el nacimiento de Cristo cuando más frío hace en el año y menos apetece salir a la calle. El hogar es el espacio más desolado de la modernidad, la fortaleza de la que hemos desertado masivamente.  El hombre moderno es una criatura coja de una pierna, la vida privada, mientras que despliega una atroz hipertrofia en la otra, la vida pública. Quizá no sea muy práctico pedir un vuelco radical a este desequilibrio, pero al menos en Navidad podíamos volver al hogar y construirla, vivirla allí. Y dejar que desde allí vuelva a hacer nuevas todas las cosas.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
73 comentarios en “Aparta tus sucias zarpas de mi Navidad
    1. ?. ☃️⛄FELÍZ NAVIDAD ⛄⛄. ?
      A Infovaticana, en general. Los que escriben y los que vemos lo escrito, a los que están de acuerdo y a los que no. Que sea nuestro corazón, ése pesebre donde encontró calor y refugio La Sagrada Familia.. El Niño Dios.
      ?????????????

    2. «Si eres verdaderamente hijo de Dios bájate de esa cruz» Esa es la actitud de muchas personas que se dicen flexibles y modernas y a la hora de señalar los errores de los demas muestran una actitud lapidaria cuando no cruel.

    3. Yo no sé por q la gente como tú visita sitios como éste. Es una web católica q defiende la doctrina católica. Si no te gusta y no estás de acuerdo no la leas. Yo no leo El País, ni veo la Sexta ni visito la when de El Español. No te amargues la vida, hombre

  1. Pues anda que el titular es de lo más amable y navideño. Si es que sois el escorpión de la fábula, coño.
    En fin, felices pascuas, por decir algo (está visto que con vinagre lo entendéis todo mejor).

  2. Feliz Navidad Infovaticana! Medio de comunicacion que lleva algo de luz en tiempos en los que la oscuridad domina los medios masivos, especialmente los del Vaticano.

  3. «La reciben ya hecha y plagada de tradiciones y rituales asociados»

    Viva el doblepensar. Orwell no podría encontrar mejor ejemplo.

    ¡Señores! ¡Que la Navidad NO es una fiesta cristiana! ¡Que Cristo NO nació el 25 de diciembre! Lo que se celebra, lo que todos los católicos del mundo están celebrando, es el solsticio de invierno. PUNTO.

    Efectivamente, los católicos recibieron (o más bien se apropiaron) de una tradición y sus rituales asociados que YA existía, y estaba relacionada con el soslticio de invierno. PUNTO.

    1. El 25 de diciembre NO es el solsticio de invierno, ni lo ha sido nunca, y el Dies Natalis Solis Invicti lo instituyó el emperador Aureliano allá por el s.III y hay pocas evidencias de que se celebrara ampliamente antes del IV. Sin embargo sí existen comentarios y citas de los Santos Padres de finales del s. II que dicen que Cristo nació un 25 de diciembre.

      Si algo parece más probable es que la fiesta pagana fuera un intento imperial PARA CONTRARRESTAR la Navidad, que ya empezaba a celebrarse.

      1. ¿Comentarios y citas de los Santos Pdres, javcus… a ver… hombre de Dios… ¿a quién quiere convencer usted?

        Lo que sabemos de Cristo es lo que está escrito en los evangelios. Punto. Hay 4. Y EN NINGUNO DE ELLOS se dice qué día nació Cristo. PUNTO.

        Si usted pretende mostrarme un documento donde sí aparezca esa fecha del 25 de diciembre, ánimo, hágalo, muéstrelo…

        Y SI, el 25 de diciembre SI es el Solsticio de Invierno, la fiesta ancestral celebrada desde mucho antes de Cristo, de la que los católicos se apropiaron. PUNTO.

        1. Los Evangelios NO son la única fuente de la Revelación, sino también la Tradición; es más: la Tradición viene ANTES porque para empezar es ella la que dio fe de la autenticidad de lo que se contiene en los Evangelios. Si fuera católico lo sabría ya. Y la fecha de nacimiento no es un asunto de Fe, ni siquiera era importante en el mundo antiguo oriental, por lo que es normal que lo soslayaran, y más en una época en que un libro era un producto carísimo.

          Y de Astronomía veo que no tiene ni idea. Los de la antigüedad sí que sabían cuándo eran los solsticios.

    2. Y yo tampoco sé la hora en que nací, pero no por eso dejo de celebrar mi cumpleaños todo el día.
      De todos modos, iluminao, hagase el favor de leer más, especialmente libros SERIOS de Historia y Arqueología, y menos panfletos anti-cristianos, que no se entera. Busque, dele al dedito del teclado y busque, verá como encuentra si sabe qué criterios de búsqueda ha de aplicar

      1. Es impresionante que alguien que tiene la oportunidad de callarle la boca a un ateo, que por supuesto se equivoca en lo que dice… en vez de darle argumentos, documentación, etc… le diga que «busque»… ¿Que busque qué, exactamente, Amadeus? Si yo estoy diciendo que EN NINGÚN SITIO se dice que Cristo naciera el 25 de diciembre, hombre… como que no es serio que me mande usted a buscar algo que yo digo que no existe, ¿verdad?

        1. Desidereo: le entrego la información bien facilita, porque se nota fácil que no es usted precisamente inteligente. Busque: Jesús sí nació el 25 de diciembre

  4. Quien quiera negarlo, que me diga exactamente DONDE en los evangelios se dice CUANDO nació Jesús.

    Y si no está escrito en los evangelios, que me diga DONDE está escrito.

    No hay más preguntas, señoría.

    1. Desidereo, nos importa un pito la fecha de nacimiento de Jesús. El hecho es que nació, y si la Iglesia tiene a bien celebrarlo el 25 de Diciembre, me parece perfecto.

      1. A mí me da igual lo que celebren o dejen de celebrar, Blanca. Pero hombre… tener la cara de decir «sacad vuestras sucias manos de mi Navidad…»…. Hombre… por favor… hay que tener mucha cara para hacer esa afirmación: ¡Fueron los católicos quienes robaron el Solsticio de Invierno! Lo que se celebra NO es la Navidad, sino el Solsticio de Invierno. Y si les importa un comino cuándo nació Jesús… pues díganlo bien alto.

        1. Si, Desidereo. Alto y claro. Nos importa tres pitos si fue el 25 de diciembre. Como si fue el 7 de abril. Nos da igual. Pero el Nacimiento del Hijo de Dios lo vamos a celebrar a lo grande el 24 y 25 de diciembre.

        2. Muchas luces no tienes. Eso se ve a la legua. Lo q celebramos es el Nacimirnto de Cristo, de Dios hecho hombre, y lo celebramos cuando la Iglesia tiene por conveniente coincida con lo que coincida. Y si no te gusta, te aguantas

      2. Blanca es la única que ha dado en el clavo. «Lo blanco que yo veo, creer que es negro, si la Iglesia jerárquica así lo determina».
        Y así todo.

  5. ☃️? No importa cuándo nació, sino que NACIÓ ?☃️
    Dias más, días menos, No importa, fué a mediados de diciembre, Dios no se fija en pequeñeces.
    ?Feliz Navidad?
    hasta al Grinch, ?‍♂️,

    1. ¿A mediados de diciembre, Spes? Y eso ¿cómo lo sabe usted? Es más… ¿Cómo sabe usted que nació? ¿Porque lo pone en un libro y usted se lo cree?

  6. Lúcido.
    Gracias, Infovaticana, por mantener la Luz de Jesucristo encendida, en medio de una fabulosa tiniebla que cubre la estructura temporal de la Iglesia, y por ende, el mundo. Con Él, por Él y en Él, podemos.

  7. Cierto que Jesús no nació históricamente el 25 de Diciembre, los Evangelios no datan la fecha ; era una celebración romana que se cristianizó; el sol invicto que nace de lo alto en el solsticio de invierno simbolizaba al emperador o César.
    Para los cristianos ese emperador supremo al que solo se le debe culto va a ser Cristo.

    Pero que no naciera en esa fecha no significa que no naciera históricamente, y nació para salvar al pueblo de sus pecados, según las escrituras…….otra cosa es que no se sea creyente y no se creen esta realidad. Entonces no hay más que hablar.

    Feliz Navidad a todos.

  8. «Abjuro igual de su industrialización privada, maldigo su uso vago, difuso, desconectado de su origen, para vender perfumes o hipotecas». Bueno, en el fondo el articulista hace (siempre) exactamente lo mismo: utilizar nuestra religión para conseguir un puñado de clicks y, de paso, «poner sus sucias zarpas» sobre ella para ideologizarla descaradamente.

    En fin. Es triste que en esta página se utilice lo que más nos une, que es nuestra fe, para dividirnos más. Seguirá siendo así, no espero este milagro en Navidad. Aún así, sería bonito hacer como británicos y Alemanes en el 14. Cantar villancicos y recitar juntos el salmo XXIII.

    Feliz Navidad a todos. Incluso a Carlos. Yo ya comienzo mi Tregua de Navidad particular.

  9. La primera prueba de una celebración cristiana en 25 de diciembre como fecha de la Natividad del Señor se encuentra en Roma, algunos años después de Aureliano, en el año 336 d.C., pero sí hay pruebas del Este griego y del Oeste latino donde los cristianos intentaban averiguar la fecha del nacimiento de Cristo mucho antes de que lo empezaran a celebrar de una forma litúrgica, incluso en los siglos II y III. De hecho, las pruebas indican que la atribución a la fecha de 25 de diciembre fue una consecuencia de los intentos por determinar cuándo se debía celebrar su muerte y resurrección.
    Un ejemplo claro es el de Sexto Julio Africano, escritor cristiano que en el año 221, en sus Chronographiai, ya establece que Jesús se encarnó en 25 de marzo (por lo que nació 9 meses después, en 25 de diciembre). Esto lo escribe medio siglo antes de que en el 274 Aureliano cree una fiesta para el 25 de diciembre en Roma. Es decir, 3 años antes que el decreto de Aureliano, ¿quién copia a quién?

      1. No lo querías indicar tú, sino catholic.net, religionenlibertad, gloriatv, aciprensa o cualquier otra web de donde has ido a robar el texto.
        ¿Quién copia a quién? (aparte de ti, claro).

  10. Así pues, parece que el 25 de diciembre como fecha del nacimiento de Cristo no está en absoluto en deuda con las influencias paganas en las prácticas de la Iglesia durante o después del tiempo de Constantino. Es totalmente improbable que fuera la fecha exacta del nacimiento de Cristo, pero surgió estrictamente de los esfuerzos de los primeros cristianos latinos para averiguar la fecha histórica de la muerte de Cristo.

    En cambio, la fiesta pagana que instituyó el emperador Aureliano en esa fecha, en el año 274, no sólo fue un esfuerzo para utilizar el solsticio de invierno con el objetivo de hacer una declaración política, sino que, casi con toda certeza, fue también un intento de dar un sentido pagano a una fecha ya importante para los cristianos romanos. Es decir, completamente al revés.

    1. ¿Averiguar la fecha histórica de la «muerte» de Cristo? ¿Se ha equivocado usted? NO, Amadeus, NO. La respuesta es NO. NO salió de ningún esfuerzo histórico de nada. Surgió de la posibilidad de apropiarse de una fecha que ya existía, de un ritual que ya existía.

      1. A ver troll… El 25 vete a celebrar los Saturnalia y deja de tocar los huevos. Los demás seguiremos celebrando el nacimiento del Salvador. Si tanto te pica te rascas. A cualquier cosa le sacas miga. Vaya amargura de vida.

      2. Desidereo: y dale que dale. Si pide el texto y se lo dan, dice que es mentira. Con su caso no hay nada que hacer. Y ya, gente, dejen en paz a Desidereo. Que con el bobo del pueblo nadie discute, se divierte con lo que dice.

  11. Gracias, Carlos Esteban. Todo espacio tiende a ser ocupado, también en el ámbito espiritual de los pueblos, el cual no puede desligarse del Estado y sus leyes; así, el laicismo es el ariete de la masonería contra la Iglesia para desvincularla del Estado y ocupar su lugar dentro del proceso de disolución programada del Occidente cristiano.
    infocatolica.com/blog/coradcor.php/1803110220-sano-laicismo-versus-laicismo

    Se intenta borrar progresivamente la memoria de Aquel cuyo cumpleaños celebramos estos días, desnaturalizar la Navidad para hacer borroso en la conciencia colectiva el designio divino de salvación a través del Hijo de Dios. Es una pata más del mismo banco: disolver Occidente desgajándolo de sus raíces cristianas.

    1. Así es Mikel.
      Hoy en día hay que luchar contra viento y marea.
      Cada vez se nos pide más en los colegios una «Navidad laica»¿Qué es eso?
      Yo me niego. Este año me ha tocado, con mucho gusto, montar el festival de Navidad: teatro, villancicos y dije: Navidad es el cumpleaños de Jesús. Si no puedo mencionarlo yo no muevo ni un dedo.
      Y vaya que lo he movido. Y han participado cristianos, musulmanes y judíos. Y algunos de ellos hasta querían más papel en el teatro
      Navidad sin Jesús? Ni hablar del invento.

      1. Gracias por tu testimonio Mariela, es muy valioso para entender que políticos, gobernantes y la propia jerarquía de la Iglesia son actores secundarios a la hora de darle la vuelta a la descristianización y el colapso programado de Occidente; somos nosotros, los pequeños de Jesús y María, quienes tenemos la llave maestra. Restaurar la fe de un pueblo empieza con la restauración de la fe en cada uno de nosotros, reordenando nuestras prioridades y colocando a Jesucristo por encima de todo. ¡Feliz y santa Navidad!

        1. Así es, Mikel. Resistamos!!
          Que los mandamases digan lo que quieran. Nosotros, a lo nuestro, a servir a Dios con todo nuestro ser. Que se enteren que, sin Jesús, el amor, la solidaridad, la paz, no son más que palabras insípidas que no pueden arraigar en nuestro corazón por razones obvias.
          Feliz y santa Navidad para usted también, Mikel!

  12. Esta guerra declarada contra Jesucristo y la cristiandad la ganaremos no con un ejército de tanques sino de corazones enamorados del Señor, no empuñando fusiles sino el Rosario, no alzando banderas sino colgando humildes balconeras del Niño Jesús.
    Hijos de Europa, no lo olvidemos: somos el pueblo elegido por Dios para levantar la cristiandad, durante dos mil años la sangre de nuestra sangre vivió y murió por Cristo, llevamos a Dios grabado en nuestro ADN, la Sinagoga de Satanás no Le vencerá jamás. ¡Feliz Navidad! ¡Viva Cristo Rey!
    youtu.be/dXy2XGo1r5Y

  13. Mensaje de Navidad de D. Pedro Varela en el que aborda de manera magistral el colapso programado del Occidente cristiano:
    videos.utahgunexchange.com/watch/pedro-varela-mensaje-de-navidad-2019-mp4_sqaTxqEWr9WmoSv.html

  14. Soy otro José, que joseses hay muchos y nada originales. Feliz Navidad al mundo de Infovaticana por los buenos artículos que nos enseñan. Feliz Navidad a los zelotes, fariseos, saduceos, herodianos, asmoneos, Marías de Salomé, de Cleofás y buenas samaritanas que forman este maravilloso Belén de comentaristas tipo Belzuneguis, Joseses, Marielas, Blancas, Guillermos, Speses, Mikeles y muchos más. Me caen Uds. muy bien y por eso les deseo lo mejor a Uds, y sus familias. Que ha nacido el Niño Dios y nos trae en Bien, la Verdad, la Belleza por lo que tenemos que aprovechar la ocasión que nos brinda. Salud que yo me defenderé como pueda.

    1. Felicitar la Navidad no es una felicitación más; es única. Alguien nace para que renazcamos a una nueva vida con la meta en el Cielo, donde espero encontrarme a tanto infovaticano con buen humor y muchas ganas de convertirse todos los días y ¿ ¡ qué mejor día que en vísperas del mayor acontecimiemto de la historia !?

  15. Gracias José, ?, copio y digo lo mismo, y extrañada por Belzunegui, ¿?, esperemos que ande ocupado en poner Belenes.
    Y al estimado ?‍♂️ grinch;
    No me arriesgo a que me censuren, mejor le digo que en Religión y Libertad hay una respuesta a su eterna incredulidad (claro, no le va a satisfacer, pero la vi y está muy verosímil)
    Yo no necesito pruebas, pero la Verdad las da sin tapujos.

  16. Exacto: saquen sus pesuñas sucias y largas de nuestra Navidad, ah no, pero ahí están todos con los regalos y la comelona, los días de descanso y todo lo demás. Navidad es la conmemoración del nacimiento de Jesucristo, hermosa fecha, hermosas épocas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 caracteres disponibles