PUBLICIDAD

El cardenal Müller defiende a Salvini y censura la politización eclesial

|

El ex prefecto para la Doctrina de la Fe, Gerhard Müller, parece decidido a convertirse en el ‘Pepito Grillo’ de la actual Curia. Lo último: defender la postura ‘confesional’ de Matteo Salvini y deplorar que el alto clero se meta descaradamente en política.

“Una autoridad eclesiástica no puede hablar de cuestiones teológicas como si fuese un aficionado”, lamenta el cardenal alemán Gerhard Müller, exprefecto para la Doctrina de la Fe, en entrevista concedida al Corriere della Sera. “Y, sobre todo, no debe meterse en política cuando hay un gobierno y un parlamento legitimados democráticamente, como en Italia. Sería mejor hablar con Salvini, discutir o corregirle si fuera necesario”.

Matteo Salvini, líder de la Liga y ministro del Interior, se ha cobrado una importante victoria en su particular e implícito duelo con la Curia y la Conferencia Episcopal Italiana al alzarse con un 34% de los votos italianos al Europarlamento, por delante de cualquier otro.

No debería ser una derrota para la Iglesia, naturalmente, que no se presenta a las elecciones, pero quienes rodean a Su Santidad, tanto en el Vaticano como en Italia, han preferido plantearlo de este modo en un enfrentamiento público y demasiado evidente del que han salido escaldados y con deseos, como ha expresado diplomáticamente el secretario de Estado, Pietro Parolin, de “construir puentes” con Salvini, por emplear una metáfora a la moda, después de que se filtrara que el Papa, que ha recibido sonriente a tiranos de todo pelaje, se negaba a reunirse con el líder liguista.

En general, Su Santidad no está resultando muy afortunado en sus apuestas electorales. En Italia no es la primera vez que sale lo que deplora de las urnas: pasó igual en Estados Unidos con Trump, en su propia patria con Macri, en Brasil con Bolsonaro y en la propia Italia con la coalición de Gobierno en que participa la aborrecida Liga.

Para colmo de males, Salvini y, en general, muchos de los partidos denostados por la Curia se están llevando en buena medida el voto católico. El líder de la Liga, en concreto, exacerba y subraya este dato haciendo pública profesión de fe, besando su rosario en mítines electorales y encomendando Italia al Inmaculado Corazón de María y a los santos nacionales.

A este respecto, Müller reconoce que no le gustó el gesto de Salvini y que debería haberlo evitado, pero añade que es mucho peor “que los obispos confundan los asuntos que se refieren a la fe con los temas relativos a la política. Se puede criticar a aquellos que no aceptan tus principios, pero no cerrarles la puerta”.

Pero si el gesto no le gusta, otra cosa son sus políticas. Müller recuerda que “hay países que quieren descristianizar Italia y Europa; Salvini ha recurrido a los patrones de la Unión Europea, a sus raíces cristianas”. Y concluye: “Prefiero a quien habla de la tradición cristiana que a quienes la eliminan. Es absurdo que colaboradores del Papa como el padre Antonio Spadaro actúen como jueces en política”.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

27 comentarios en “El cardenal Müller defiende a Salvini y censura la politización eclesial
    1. Esta persona, parece ser que no tiene algún trabajo o cosa buena que hacer. lastima llegar a esos extremos a propósito del anonimato. Amigo, le recomiendo que , de no estar de acuerdo en algo, pues diga su planteamiento.

  1. Hago míos los atinados comentarios de Aintzane.
    El Cardenal Müller tiene la estrategia de arremeter contra el error en un principio, pero, llegados a ciertos límites o terreno resbaladizo y arriesgado , se para y enmudece. Sobre el uso de símbolos religiosos en campaña electoral, dice que no está de acuerdo y debería evitarse. ¿Y por qué, Eminencia? ¿Por qué habrían de evitarse? Da caña a los anticlericales que quieren reducir la fe al ámbito privado.
    Cardenal Müller, ¿pretende usted que un político en campaña ni siquiera lleve colgado el escapulario del cuello, no vaya a ser que se le salga de la camisa y sea acusado de instrumentalizar su fe? ¿Pretende que seamos timoratos con nuestras creencias como lo es usted en muchos temas incómodos referentes a Francisco?
    Cardenal Müller, no es la Iglesia la que se equivoca por no querer dialogar con Salvini, es Francisco quien no quiere hacerlo. Otro eufemismo más. Supongo que no identificará a Francisco con la Iglesia.
    Supongo.

  2. Salvini o no Salvini, poco importa. Pero que las enseñanzas de Jesús se perdieran y fuesen destruidas por personas como Ireneo, eso es un gran desastre.

    ?

  3. El católico liberal está dividido por la mitad como Pablo VI con su doble que era él mismo. Por dentro espiritualmente católico y reina Cristo, por fuera temporal como el mundo y no puede reinar Cristo. Ya reinará cuando vuelva, dicen estos ingenuos, mientras tanto, cada uno con su libertad religiosa y de conciencia. Esto es una patología clerical grave, no saben lo que hacen, hacen que las ovejas se pierdan por su negligencia pastoril. Salvini hace ver que son unos pastores ridiculos bipolares.

    1. Uno que otro. Estoy de acuerdo, pero a los católicos avisados, no nos la meten con lo de la libertad religiosa y demás tonterías buenistas.
      Y ya que saca a colación a Pablo VI, sí que tuvo un doble pero no creo que fuera él. O sí, pero después de varias cirugías. Las diferencias físicas eran notables.

      1. Qué peli es esa de Pablo VI?Que me está contando,que el VatII,es cosa del doble de Pablo VI?.Y…..con cirugía estética de por medio?.Todo esto para deslegitimar el VII?.Imaginattion to Power

        1. Susanaa. Antes de llamarme peliculera, busque fotos del Pablo VI. Las compara y después me llama lo que le de la gana.
          Si yo soy imaginación al poder, otros sois ignorantes al poder.

          1. Claro si yo comparo la foto de cuando tenía 15 años a la de ahora que casi la dobló pues parezco otra.

          2. Lo que no me trago es lo de sor lucia de fatima, una con labios gorditos y otra sin labios, no es que fueran dos en el mismo cuerpo sino que claramente son dos en dos cuerpos diferentes. Esto está más claro que lo de Pablo VI. Ni cirugia ni nada y la gente le ve la misma cara, esto es grave. No saben ya como no quitarse la venda.

          3. Uno que otro.
            Lo de sor Lucía es ya descarado. Y la forma de conducirse en algunas ocasiones como cuando recibió la comunión de manos del Papa Juan Pablo II, es como para preguntarse por qué le dió un beso en la mano justo al ir a comulgar. Yo no he visto eso jamás. A lo mejor es que en mi diócesis no se estila y por eso me extraña. No se. Ya dudo.
            Spes. No es cuestión de si me conviene o no creer en lo que diga Uno que otro. Yo tengo mi propia forma de pensar, pero eso no quita para que coincida con sus comentarios. Igual que coincido con otros.
            Hay imágenes de Pablo VI bastante desconcertantes. Quien quiera creer que es el mismo, pues que tire millas. Yo no trago.

          4. Susanaa.
            Hay fotos de sor Lucía no de quince años, sino de muchos menos, de cuando niña junto con los otros pastorcitos.
            Después hay fotos de más grande. Y la verdadera sor Lucía tiene los mismos rasgos físicos que de cuando niña. La otra se le parece lo que un huevo a una castaña.
            Ni la misma forma de la cara y no digamos particularidades como ojos, boca…
            Hay rasgos inconfundibles desde los 8 años.

      2. Perra diabólica, te reprendo en nombre de Jesús: si quieres respeto, empieza tú por respetar a los santos, deja ya de estar escribiendo tantas estupideces. Eres un ser repugnante.

  4. Creí que yo era la única que no me daba a entender cuando quiero expresar una idea, pero la verdad , ése comentario de Uno que otro no lo he podido comprender,. Seré muy baba,. Mariela, tú si lo entendiste, no se si conviene entender. ?

    1. Spes según algunos/as,entender y quedarse sin los últimos Santos es todo uno,así que usted verá lo que le dice su corazón,a cerca de la verdad,la fe,y la Santidad.Yo creo lo que la Iglesia cree.

      1. Yo también creo lo que la Iglesia cree. Ahora que si me vienen con modernismo, pues no. Soy joven pero carca, que es como se nos llama a los que nos apegamos a la infalible tradición católica y apostólica

  5. No, aquí hay un error de mi parte,
    !De verdad no entendí nada
    Que si el doble, que sì parece, que no,. Me pareció medio Cantinflesco, y me quedé así ?,
    Perdón, ya mejor le paro ?

  6. Una disculpa,,,,,ya vi, y veo que dicen que Lucía, la niñita de Fátima era un doble,. Que la auténtica se murió y pusieron una postiza.
    Me preguntó entonces, ¿ Cómo se iba a prestar San Juan Pablo II, a tamaño ardid?
    ¿Iba la Virgen María a permitir que su niñita «muriera» antes de lo previsto, cuando la misma Virgen le dijo de su vida que sería larga.
    Es una conspiración muy cuadriculada, ¿Y para qué?
    Y, es claro que sí Lucía era un alma sencilla, no tendría ningún reparo en besar las manos del Papa que le mostraba el Cuerpo de Cristo, quizá erróneamente, pero en eso no comete pecado.
    De cualquier forma, hay una psicosis a causa de tanta intriga.
    Pero hay que preguntarse como lo hizo Abraham, ¿Es qué no hay un solo justo?
    Pues claro que los hay, si no, ya Dios nos hubiera chamuscado como a Sodoma y Gomorra.

    1. Spes.
      Leyendo a conciencia solamente lo publicado de los mensajes de la Virgen en Fátima, nos damos cuenta de que hay cosas muchísimad que no cuadran, independientemente de que a la verdadera sor Lucía le suplantaran.
      Sirva como ejemplo la forma y tiempo en que pidió la Virgen que se consagrara Rusia.
      No se hizo tal cual la Virgen lo pidió. Y por eso Rusia no se ha convertido.
      La gente sólo se fija en que cayó el muro. Pero la Virgen no habló de eso, sino de conversión. Nos quieren hacer ver que Rusia está convertida. Y no es así
      Sólo hay que ver cómo los católicos no pueden acceder a según qué trabajos y allí la Iglesia Católica está supervigilada. Y esto no es invento mío. Lo se a ciencia cierta.

  7. Creo firmemente que la Iglesia ha de estar por encima de los sistemas políticos. Apoyar lo bueno que tienen todos y criticar lo malo que tienen todos. Pero creo que en España todavía somos unos indigentes en este tema. Si miembros de la Iglesia apoyan decisiones de partidos progresistas, según algunos, se mete en política. Sin embargo, si apoyan decisiones de partidos conservadores, parece que esto es lo justo.
    Creo que hemos de estar al margen de los sistemas, apoyando lo justo y criticando lo injusto que tienen todos.

  8. Quien está formado en la Verdad, que es Cristo, la identifica allá donde la ve con enorme facilidad. Sea en Salvini o en Perico el de los palotes. Y por lo mismo «detecta» rápidamente a los raza de vívoras (que tuvimos siempre dentro desde Judas).

  9. Me recuerda cuando fueron a Jesucristo para que prohibiera milagros en su nombre. Porque no eran de la «pirroquia». Ya recuerdan lo que Jesucristo les contestó.
    Salvini defiende más a Jesucristo que muchos fru-frús del tafetan cardenalicio, que más bien pertencen a los enemigos de la Iglesia. Como declaró Monseñor Provença en el Concilio Vaticano II. Tres son los enemigos de Jesucristo: El comunismo, la judeo-masonería y la judería internacional. Los últimos creadores de los dos primeros.
    Se prodrán retorcer botas, la Verdad prevalece.
    Lo anti-natural es de por sí aberrante. Y la Verdad, que es Cristo, prevalecerá, «hasta el final de los tiempos» La diga Salvini o Zutanito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles