PUBLICIDAD

El ‘círculo’ de Maradiaga pide a la Iglesia una reforma de su concepción de la sexualidad

|

La Iglesia debe dar respuesta a los retos que plantea la homosexualidad, comprendidos el ‘matrimonio’ entre personas del mismo sexo, la adopción por parte de estos y los vientres de alquiler, plantea uno de los ‘círculos’ del sínodo, el coordinado por el Cardenal Óscar Rodríguez Maradiaga.

“[…]Está la cuestión de qué hacer y cómo actuar con los homosexuales, que no pueden quedar fuera de nuestra actividad pastoral, y otras realidades tales como los matrimonios entre homosexuales, los vientres de alquiler, la adopción por parte de las parejas del mismo sexo, todo lo cual constituyen cuestiones actuales promovidas y favorecidas por instituciones gubernamentales internacionales”, sostiene un grupo de participantes de habla española del sínodo dirigido a las jóvenes que termina ya en Roma

Es el único grupo del que se sepa que ha tratado sobre estos temas. Es, también, el ‘círculo’ presidido o coordinado por el cardenal hondureño Óscar Rodríguez Maradiaga, coordinador del consejo de cardenales de Francisco, el C9. Se da la circunstancia que la ‘mano derecha’ de Maradiaga, que le sustituía al frente de la Archidiócesis de Tegucigalpa durante las continuas estancias del cardenal en Estados Unidos para ser tratado de una enfermedad, el obispo auxiliar Juan Pineda, fue cesado de su cargo acusado de abusar sexualmente de, al menos, dos seminaristas.

Estos ‘círculos’ son las asambleas de discusión en que se ha dividido el sínodo por idiomas, de forma pueda lograrse una mayor agilidad. De hecho, la ausencia de un idioma común -como lo fue, durante siglos, el latín- ha hecho que el texto final del sínodo, sobre el que habrá de conseguirse una mayoría de dos tercios para ser aprobado por los obispos, será leído en italiano y los prelados que desconozcan el idioma deberán fiarse de traducciones simultáneas.

También hemos sabido que, frente a la ausencia de informaciones al respecto durante las primeras semanas, se votará el texto párrafo por párrafo y no en su integridad. Este ha sido hasta ahora el método habitual, pero la aparición de Episcolalis communio, la nueva constitución apostólica que rige el funcionamiento y alcance de los sínodos, deja sin resolver algunos asuntos de procedimiento como el citado.

Es llamativo que el ‘círculo’ de Maradiaga se haya planteado estas cuestiones y pedido a la Iglesia responda a las mismas cuando la doctrina es ya diáfana con respecto a estas ‘realidades’. No existe, a efectos de un católico, ‘matrimonio’ alguno posible entre dos personas del mismos sexo, con independencia del número de instituciones civiles que quieran reconocerlas, promoverlas o aplaudirlas.

La Iglesia no necesita “abrirse” a los homosexuales porque está ya, de hecho, abierta a todos, y porque ni siquiera reconoce -o reconocía- esta etiqueta como fundante de una ‘identidad’ diferenciada en el individuo. Por decirlo con palabras del Arzobispo de Filadelfia, Charles Chaput, no existen ‘católicos LGBT’, porque nadie debe convertir sus tentaciones en identidad.

Pero todas estas obviedades parecen inútiles con el empecinamiento de ‘renovadores’ como Maradiaga, cuyo grupo declaró que “se está haciendo necesario” que la Iglesia reforme “toda la cuestión de los desafíos antropológicos” y revise “cuestiones muy importantes tales como el amor, la sexualidad, las mujeres y la ideología de género”.

Ayúdanos a seguir trabajando, a seguir diciendo lo que nadie más dice:

43 comentarios en “El ‘círculo’ de Maradiaga pide a la Iglesia una reforma de su concepción de la sexualidad
  1. Es coherente con la docilidad con que Madariaga -mano derecha del comandante Jorge- trata las cuestiones de sodomía. Ha dicho que los actos homosexuales son cosas de “orden privado” y asuntos de “naturaleza administrativa”.

    Se viene la normalización de la homosexualidad en la Iglesia, una letanía ya largamente anunciada por Ratzinger. Se vienen cambios de doctrina y correcciones al Catecismo de San Juan Pablo II. Ya he comprado unos cuantos de ellos que están de liquidación en Paulinas, para regalar a familiares y amigos que estimo mucho y que no quiero se condenen debido al rumbo satánico del ciego Jorge Mario.

  2. ¡Dios mío, ven en auxilio de Tu Iglesia. Señor, date prisa en socorrerla! ¡Ven, Señor Jesús, que las cosas están muy complicadas!
    Pero Él nos prometió que “las puertas del infierno no prevalecerán contra Ella” y Él es la Verdad. No temamos y oremos mucho.

    1. También Jesús nos preguntó ¿cuando vuelva habrá fe en la Tierra? y nos advirtió de una impostura religiosa dentro de la Iglesia -en eso estamos- previa a la llegada del Anticristo que precede su vuelta para juzgar a vivos y muertos.

      Nuestro deber es propagar la fe a tiempo y a destiempo -nosotros predicamos a Cristo crucificado- pero la derrota definitiva del mal es sobrenatural y corresponde a Nuestro Redentor ejecutarla, cuando vuelva.

  3. yo tenia una buena opinion hace muchos años del cardenal Maradiaga alguien quien incluso en el 2005 llego a considerarse como un “papable”, lo tenia como un cardenal conservador en lo social pero critico con los sistemas economicos capitalistas injustos pero a pesar de eso incluso llego a apoyar la destitucion (o golpe de estado para algunos) contra el presidente hondureño pro-chavista Manuel Zelaya en el 2009 cuando este pretendia cambiar la constitucion y promover la reeleccion presidencial, no crei que este señor Maradiaga fuera a dar estos giros en favor de la ideologia de genero, progresismo teologico y homosexualismo. Una lastima. El mismo diario del progresismo español El Pais lo acusaba en el 2013 de proteger pederastas pero hoy que es un aliado del progresismo bergoglista ya no dicen ni pio.

    1. Es que hace todos esos años lo que tocaba era decir continuamente “experiencia gozosa” y ser neocón; y todo el que se preciaba lo era y trepaba hasta con capa magna. Como cuando Maradiaga venía a disertar neoconerías a la universidad de Mendoza-Cañizares-Srta. Pepis, y Osoro aventajaba a todos en ser más ratzingeriano que Ratzinger…

  4. Esto que voy a decir no tiene que ver necesariamente con Madariaga pero muchas veces me pregunto por qué los clérigos homosexuales son también unos desfalcadores ¿Para comprar silencios?

  5. Para la Iglesia somos almas. Almas a las que hay que enseñar el Camino para que al final se salven. Y cumplirá la misión para la que fué instituida por Jesús, porque pesar de los obstáculos con los que quieren aplastarla, a pesar de las trampas con que intentan seducirla, a pesar del poder de las tinieblas que maquinan someterla, no dejará de ser fiel al Evangelio, la Palabra de Dios, y será capaz de hacer que lleguemos felizmente al cielo. El infierno no prevalecerá contra ella, Y esto es así porque hasta el final de los tiempos Jesús estará con nosotros.
    Pero estamos en guerra. Nunca como ahora el mundo, el demonio y la carne, los enemigos del alma, se han ensañado tanto con la Iglesia. Si no son los últimos tiempos de los que nos habló Jesús , por lo menos son su prólogo….Pidamos que nos ayude el Ángel de la Guarda…

  6. Leo ésto: A la noche más densa, sigue una aurora, la Luz que nace, muestra el camino. Y según entiendo, nunca está más negro, que antes de amanecer,. Ahora que “algunos” obispos se empeñan en oscurecer las palabras de Cristo, ¿Van a poder contra El?, Sí fue San Miguel Arcángel quién gritó ! Quién cómo Dios, luzbel?!, Qué bueno que se invoque de nuevo a San Miguel, y haga correr al demonio

  7. Recordar que 40 seminaristas hondureños pidieron que se haga algo con la cultura homosexual que reina en su Seminario, del que Maradiaga es responsable. Es de suponer que los jóvenes del 68 que estarían presentes en ese grupo de jóvenes de ahora habrán quedado muy sorprendidos de esas propuestas, que para nada fueron inyectadas previamente por ellos mismos en esas mentes juveniles. O no es de suponer nada, mejor. Lo que conmueve es la tierna esperanza de los de afuera de que ahora sí se va a terminar la Iglesia. Cuánta inocencia mal colocada. Pero bueno, sigan participando.

  8. Madariaga no se ha percatado que la Iglesia ya dio respuesta con suficiencia frente a los “retos” que plantea la homosexualidad, la pederastia, el bestialismo, la necrofilia y demás yerbas? Qué tipo de cardenal es?

  9. No se sabe si el que manda es Francisco o Madariaga. Soros le paga a Madariaga, no a Francisco. En cualquier caso, ya vemos lo que va a pasar. Mientras los hondureños huyen en masa a USA por la miseria y la violencia, él va a Houston en avion privado y se dedica a estas chorradas. Huele a oveja

  10. Concilio de Trento, sesion 7, canon dogmatico 13: Si alguno dijere, que se pueden despreciar u omitir por capricho y sin pecado por los ministros, los ritos recibidos y aprobados por la Iglesia católica, que se acostumbran practicar en la administración solemne de los Sacramentos; o que cualquier (quisqumque=el que sea)Pastor de las iglesias puede mudarlos en otros nuevos; sea excomulgado.

  11. ¿Una respuesta a estas realidades? Ya se la digo yo: más Palabra de Dios, Catecismo y Código de Derecho canónico. Se trata de reformar el mundo con el mensaje de nuestro Salvador, no de reformar el mensaje del Salvador por hacernos los guays, los simpáticos, los chachi-tolerantes con las tinieblas del mundo. ¿Acoger estas realidades? ¡Pues sí, como Jesús, que comía con los pecadores! ¡¡¡Pero para convertirlos!!!! La mayor caridad que se puede tener con estas realidades, es mostrarles la verdad de su oscuridad y pecado, y llevarlas a la Verdad luminosa.

  12. Pero, digo yo, ¿tan complicado es conocer la constante doctrina de la Iglesia y entender que es la respuesta óptima a todos los interrogantes que plantea la sexualidad? Y estoy hablando tanto de los evangelios como de San Agustín, Santo Tomás, León XIII, Pío XI, Pablo VI y Juan Pablo II. Por citar a los que, ahora mismo, me parecen más destacados. Juan Pablo II lo dejó meridianamente claro: la sexualidad humana es un medio por el que Dios ha querido realizar su designio de Amor, mediante la mutua entrega de sí de los esposos, con apertura a la transmisión de la vida y significando las bodas del Cordero, la resurrección de los cuerpos y la plena comunión en la vida trinitaria de las personas divinas. Y esto tiene una amplia catequesis, a disposición de todo el que quiera conocerla.

  13. Plena coherencia con el “aggiornamento” conciliar, que ahora bajo Francisco avanza en la adaptación al mundo donde triunfan el divorcio, la anticoncepción, la homosexualidad etc.
    Durante siglo y medio de magisterio antiliberal, desde Pío VI hasta Pío XII, la Iglesia se opuso a las modernas libertades de perdición y no dejó de condenarlas. Pero desde el concilio Vaticano II las aceptó, hasta tal punto que el teólogo Ratzinger (después Benedicto XVI) llamó “contra-Syllabus” a la constitución pastoral “Gaudium et Spes” y escribió que esa “verdadera conciliación entre la Iglesia y la modernidad es el gran patrimonio que ambas partes deben tutelar”. ¡Pues sigamos tutelando ese gran patrimonio, sigamos adelante con esa verdadera conciliación entre la Iglesia y la modernidad, aceptemos ahora la revolución sexual, tan triunfante e irremediable como antes la revolución liberal!

  14. El que siembra vientos, recoge tempestades y se avecina una muuuuy grande.
    Dios ha dicho que no es bueno que el hombre esté solo y por este motivo ha creado a la mujer. Dios ha dicho creced y multiplicaos y poblad la tierra de uno a otro confín
    El demonio es homosexual porque en todo tiene que llevar la contraria a Dios
    Dios no ha elegido al demonio para servirle porque el demonio solo se sirve a si mismo, es puro egoísmo y maldad
    Todo bien procede de Dios, del demonio solo se puede esperar mal
    El demonio trata de apoderarse del mundo inculcando doctrinas falsas sobre los enemigos del alma, la carne, el mundo y el propio satanás, este último solo para confundir a los ingenuos
    El demonio dice que Dios está con los pobres y invoca la caridad y la generosidad para favorecer a los necesitados pero el demonio vive como un príncipe en suntuosos palacios a costa de los pobres, de las obras de caridad que nunca llegan a los necesitados
    El demonio debe morir!!!!!

  15. Madariaga en el fondo tiene razón pero desde su lógica equivocada. Él piensa: ¿si en la Iglesia todo evoluciona a otra cosa, por qué no va a evolucionar tambien el dogma de fe? Los sacramentos evolucionan sin necesidad a pesar de los anatemas de Trento que lo prohiben, el magisterio ordinario infalible y definitivo tambien puede evolucionar a su contrario, pero el dogma de fe no puede evolucionar a otra cosa ¿ y por qué no?. Una cosa sí y otra no. Pues para los q piensan q una cosa sí y otra no, el “uno” os dice: vais a tragar evolución del dogma querais o no porque la papolatría y la falsa obediencia os impide razonar. Seguid con vuestro “el que obedece no se equivoca”. Pues a obedecer se ha dicho.

    1. Muy bien, Maradiaga, si la Sagrada Tradición que puso Jesucristo se puede cambiar, el dogma de fe que fue definiendo la Iglesia con el tiempo, lógicamente tambien se puede cambiar.
      Está claro, entre tradis y progres hay una gran masa de ingenuos q no se enteran de q o se es una cosa o se es la otra, están ahí en medio creyendo que son normales y neutrales, guardando el equilibrio entre Dios y Belial. Están en el acuerdo en el término medio, en la paz del demonio.

      1. Los progres tirando de la cuerda, los tradis parados sin moverse, y la gran masa como no se entera está por medio siguiendo por evolucion poco a poco al que los quiere llevar a su terreno.

  16. Mirad cómo acaba su discurso éste señor :

    …”todo lo cual constituyen cuestiones actuales promovidas y favorecidas por instituciones gubernamentales internacionales”

    O sea, que la jerarquía de la iglesia está al servicio de las agencias de la ONU, que son tabernáculos del Nuevo Orden Mundial, es decir, de Satanás.
    La linea está trazada : Los que queramos defender el evangelio cada día estaremos más aislados, incluso de nuestra propia iglesia.

    No es cuestión de enrabiarnos y perder la paz. Más bien debemos prepararnos espiritualmente para el sufrimiento, porque estoy seguro que todo esto está en los planes de Dios.

    Debemos prepararnos con la oración y el ayuno.

  17. Cardenal Madariaga es mano derecha del Papa, así que si es lo quiere, el Santo Padre muy probablemente también. Su propuesta es la apostasia descarada, ya sin máscaras. Que podemos hacer los laicos? “Armar lío” con el Rosario que es el arma que destruirá toda esta maldita putrefacción. Señores dediquen todos los días su tiempo libre a rezar los misterios del Rosarío – y si ya lo hacen, incrementen si es posible hasta rezar un rosario completo. Esta es nuestra espada. Madre Nuestra ven en nuestro auxilio.

  18. No he leído los comentarios, así que pido disculpas si soy repetitiva. Pero, en mi opinión, los católicos SÍ NECESITAMOS (así, con mayúsculas), que la Iglesia se pronuncie claramente, de una vez por todas sobre temas que, para nosotros, quienes nos formamos antes del Vaticano II, son motivo de escándalo y para quienes se han formado en la era del relativismo son “actualidades”, realidades que, por existir, debemos aceptar.
    En concreto, me gustaría pronunciamientos indudables sobre: 1. homosexualidad y similares, 2. parejas del mismo sexo que pretenden casarse y tener hijos, 3. vientres de alquiles y 4. cambio de sexo. Todo esto está siendo promovido por la ideología de género, desde la más tierna infancia y, al menos en mi país, la Iglesia habla de temas económicos, de aprobación de una ley de aguas que se ve que no la han estudiado y otros temas sociales, pero nada sobre defensa de las verdades promulgadas desde que Jesús las enseñó a sus apóstoles. Agradezco el espacio para comentar

    1. Marialicia. Sobre vientres de alquiles y ‘cambio’ de sexo, el Papa Francisco los ha condenado reiteradamente, y la Iglesia mayoritariamente rechaza la demencial ideología (identidad) de género. La única adopción que podrí aceptarse como natural, y no como parte de “contratos civiles” de ‘matrimonio’ homosexual, sería la individual o personal, hasta en algunos casos para formar familias mono parentales (ajenas a la existencia de pareja o no), especialmente en casos de chicos que quedarían abandonados o a cargo de instituciones. Creo que el fenómeno hasta ahora inexplicado científicamente de la homosexualidad, no corresponde íntegramente a la pretensión de reemplazar el sexo binario con comportamientos carnales llamándolos géneros. Respecto a la homosexualidad en sacerdotes y religiosos quizá te interese leer: infovaticana.com/2018/10/18/cardenal-sarah-aguar-la-doctrina-no-atraera-a-los-jovenes/#comment-142251

  19. ¡¡Maradiaga bellaco, perverso y diabólico, mano derecha de comandante Jorge con su sodoseminario preferido por Belcebú y Luzbel: ¡¡¡Dios mío, ven en mi auxilio!!!

  20. Qué pena de Iglesia. Siguen pensando que la teología del cuerpo de Juan Pablo II es la doctrina católica tradicional. No me extraña que los progres quieran dar el siguiente paso a la moral legetebé. Siempre pasa lo mismo. Lo verdaderamente católico lo suplantan con una cosa ambigua malsonante dada a la malinterpretación, que parezca católica pero que parezca tambien otra cosa, y luego se quejan de que los progresistas quieran desarrollar esa doctrina para hacerla herética. Pues no lo propicies, y no darás pie a que lo hagan.

  21. Los falsos principios de la teologia del cuerpo tambien se pueden aplicar a la moral legetebé. ¿ qué es lo que lo impide?. Porque si partimos de invertir los fines del matrimonio y en vez de la procreacion de los hijos el principal fin es el amor, entonces cuela la teologia del cuerpo, y con el tiempo cuela la teología legetebé. Unos son muy malos porque otros son muy tontos y muy cobardes

    1. No me considero un experto pero estoy de acuerdo con lo de la teología del cuerpo intronizada por Juan Pablo II no es de lo mejor y , al menos , muy discutible. Siempre me “chirrió” ciertos conceptos de ella. No sé si será el “sensum fidei” o que he de subir de nivel en mi teología, pero es así.

  22. @Marialicia

    ¿A usted le parecen pasibles de dudas los pronunciamientos sobre homosexualidad que figuran en las Sagradas Escrituras -anteriores al Sacrosanto Concilio Vaticano II- y lo expresado en el Catecismo de San Juan Pablo II -posterior al Sacrosanto Concilio Vaticano II- nunca antes dicho por otro Papa?

    Da la impresión que jamás los leyó. Léalos y sepa que las Sagradas Escrituras y el Catecismo del santo polaco son escritos de la Iglesia Católica. Son de ella, para ella y para todo el mundo que quiera ser creyente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles