PUBLICIDAD

Viganó responde a los principales argumentos vertidos en su contra

|

El arzobispo Viganò responde a al vídeo de su encuentro con el Papa y al vídeo de su discurso. La inconsistencia es algo que sigue siendo motivo de dudas y preocupación

(Edward Pentin)- El arzobispo Carlo Maria Viganò ha respondido a dos vídeos publicados que, según algunos, demuestran que no recuerda con exactitud los hechos relatados en su reciente testimonio.

En el primer vídeo, se ve al antiguo nuncio saludando al Papa Francisco por primera vez, en un encuentro en el que participaron todos los nuncios del Vaticano en Roma el 21 de junio de 2013:

En lo que cuenta sobre este encuentro en su memorándum, el arzobispo Viganò escribe: «Cuando llegó mi turno, tuve apenas tiempo de decirle: ‘Soy el nuncio en los Estados Unidos’, cuando él, sin ningún preámbulo, me reprendió con estas palabras: ‘¡Los obispos de los Estados Unidos no deben estar ideologizados! ¡Tienen que ser pastores!'».

El arzobispo Viganò ha declarado que el Papa le «reprendió» con estas palabras y que lo único que él quería era librarse «de una situación extremamente desconcertante e incómoda».

El vídeo muestra lo que parece ser el principio de una conversación educada y afectuosa, pero se detiene justo después de las presentaciones.

Para el arzobispo Viganò, lo que se ha omitido es crucial: «Ha sido cortado justo en el  momento en el que el rostro del Papa se ponía severo conmigo», ha dicho al Register el 30 de agosto. «¿Por qué ha sido cortado justo en ese punto?».

Ha dicho que el Santo Padre estaba sonriendo, pero que «en cuanto le dije que era el Nuncio en los Estados Unidos, inmediatamente empezó a apuntar con el dedo y a gesticular». Ha afirmado que cortar el vídeo en ese momento crucial es una reminiscencia del «sistema que había en la Unión Soviética».

En el segundo vídeo, se ve al arzobispo Viganò dando un discurso en la sede de las Pontificias Obras Misioneras de Nueva York, seis meses después de iniciar su cargo como Nuncio en el país. Dirige palabras afectuosas al entonces cardenal McCarrick, diciendo que «era muy amado por todos nosotros».

En respuesta a este vídeo, Viganò ha dicho: «Estaba al inicio de mi misión y nadie sabía nada acerca de las medidas. Wuerl y McCarrick lo sabían, porque yo le había hablado en varias ocasiones a McCarrick sobre las medidas tomadas por el Papa Benedicto, pero no podía mínimamente demostrar en público que tenía algo contra al cardenal. Por lo tanto, como es usual en estas ocasiones, hice una apreciación, todo el mundo te ama, etcétera, pero esto no significa nada, no demuestra nada», ha dicho.

Esto causa una continua preocupación: el que, a pesar de las serias reservas que algunos prelados tenían sobre sus hermanos obispos, públicamente seguían dirigiéndoles la misma cortesía que dirigían a los prelados sobre los que no tenían reservas.

PUBLICIDAD

Está claro que es más fácil decirlo a posteriori, pero la inconsistencia es algo que sigue siendo motivo de dudas y preocupación.

Publicado por Edward Pentin en The National Catholic Register.

12 comentarios en “Viganó responde a los principales argumentos vertidos en su contra
  1. Me parece que Pentin lo pone demasiado fácil y que las circunstancias en que se encontraba Viganó hacen más creíble que, en todo caso, fuese débil en ese momento, y no que esté mintiendo ahora.

    1. Se trata de las buenas formas en público y la diplomacia. No se reprenda a una persona en público. Aquí va más basura en contra de Viganó, pero no rebaten nada
      https://religion.elconfidencialdigital.com/articulo/cronica_de_roma/preocupa-realmente-actual-ataque-papa-francisco/20180903000445026090.html?utm_medium=email&utm_source=Newsletter&utm_campaign=180903
      Los periodistas están cumpliendo la tarea que les encomendó Francisco, i.e. desacritar a Viganó
      Si fuera falso lo que señala Viganó, Francisco o cualquiera que se enfrenta con una denuncias de tal calibre lo negaría terminantemente. El silencio otorga.

  2. No interesa saber si Viganò le hizo una guiñada a McCarrick o le dio vuelta la cara cuando lo vio o si lo felicitó en un discurso o le hizo el vacío en una reunión. No prueban nada y en todo caso son irrelevantes, porque no está en juego el juicio moral sobre la persona del ex-nuncio, quien cuenta, paralemente, con cantidad enorme de testimonios favorables sobre su integridad de gente que ha tenido trato con él.

    Lo importante es saber si Francisco levantó las sanciones que Benedicto XVI había impuesto a McCarrick y tomó su consejo para ocupar puestos episcopales y cardenalicios clave en los EEUU a pesar de que sabía de su homosexualismo contra sacerdotes y seminaristas.

  3. Y además de ser inconveniente reprochar en público el cardenal que hubiera sido sujeto a una sanción privada y/o hacer públicos sus pecados , nosotros los cristianos debemos siempre amar las personas, aún el pecador más grande. Malo hubiera sido el nuncio decir: Cardenal, te odiamos.

  4. «la inconsistencia es algo que sigue siendo motivo de dudas y preocupación»

    ¿La inconsistencia de qué, señor Pentin? ¿Del testimonio de Viganò? ¿Del comportamiento de los obispos con McCarrick?

  5. En cuanto a las palabras sobre los obispos estadounidenses que Viganò atribuye al Papa, aunque Francisco no llegara a pronunciarlas, revelan fielmente su pensamiento. La prueba es que, en EE.UU., Bergoglio ha promocionado a obispos (Tobin, Cupich, Farrell…) que supusieron un cambio radical en la línea de nombramientos episcopales que se venía promoviendo allí con Juan Pablo II y, sobre todo, con Benedicto XVI. Otra prueba es que a obispos «ratzingerianos» de sedes muy importantes, como Gómez o Chaput, no los ha creado cardenales.

  6. Creía que Pentin era más inteligente. La versión completa del video del encuentro con Mons Viganó está en manos del equipo audiovisual bajo mando del anti-pspa. Si Viganó mintiera en su narración del diálogo con Bergo glio en el encuentro de nuncios, éste fácilmente podría desacreditarlo mostrando la parte del video censurada.

    Los hechos expuestos por Viganó cada día que pasa, se confirman en su realidad.

    1. una opinión arriesgada la suya, elaborada en base al video censurado o usted vió la versión completa, en poder del anti-papa? Cada minuto que oculten al público la versión completa gana credibilidad la narrativa de los hechos por parte de Mons. Viganò.

  7. A mi me parece que cuando hablan mal del Papa. él tenía que saber porqué, y también que a Dios no se le engaña, si es que realmente es creyente. ,Tanto el mentir como la acepción de personas, son dos pecados graves,y mucho más grave el no condenar los pecados públicos, invitando al católico a arrepentirse y a convertirse, acatando la palabra de Dios.
    Insisto, Papa Francisco, ¡a Dios nadie le engaña!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles