PUBLICIDAD

La larga sombra de San Gallo, ¿el delfín Tagle?, el grotesco proceso Becciu, Hélder Cámara, las dos chinas, ¿quién trabaja ahí?.

|

Ha pasado otro miércoles horribilis con la tradicional audiencia vacía. Y ni las hábiles cámaras de los chicos de la televisión del Vaticano se molestan en cubrir los vacíos, misión imposible, la imagen como la de la semana pasada, pero menos, y así hasta la extinción.

El lunes por la mañana el Santo Padre presidió una reunión de los Jefes de Dicasterio de la Curia Romana de la que vamos sabiendo algunos detalles. A esta reunión no asistió el Sr. Gleison De Paula Souza, el ex reverendo, nuevo secretario del Dicasterio para los laicos, la familia y la vida. El Papa Francisco quiso hacer público el nombramiento de  Claudio Gugerotti como Prefecto del Dicasterio para las Iglesias Orientales. El cardenal Kevin Farrel había informado a la prensa que se necesitaba un laico para dirigir el dicasterio, ¿y ahora se elige a un laico con antecedentes religiosos?. Simplemente, se hace desaparecer de su corto curriculum lo que no conviene.  Sobre Claudio Gugerotti, actualmente Nuncio en Gran Bretaña, cuando el nombre llegó a oídos de los empleados del Dicasterio, alguien dijo: “¡Gran retorno! Con gran fanfarria». Fue definido por sus colegas de la época, «la cabra montés». Leemos en: «Lo que el viento se llevó en el Vaticano» que estamos ante el hombre de mayor confianza de Achille Silvestrini, y que fue iniciado en el sacerdocio con la clara intención de hacer carrera.
Enviado por Silvestrini a una naciente comunidad religiosa que lo ordenó sacerdote sin haberlo hecho un día de seminario. La incardinación en Verona tuvo lugar después de la ordenación sacerdotal. Terminó como subsecretario, en cuando Achille se convirtió en prefecto, pero en el  2000, Silvestrini se retiró y al año siguiente fue enviado a Armenia, los planes se esfumaron. El Papa Francisco tenía una gran deuda con su  difunto amigo Achille, quien lo quería Papa a toda costa, aunque en sus últimos años Silvestrini también criticó duramente al Papa Francisco.  El nuevo prefecto,  seguro que ya tiene puesto en el próximo consistorio, los nuevos Prefectos no necesariamente tienen que ser cardenales, pero esta es una de esas reglas que se aplica «a los demás», no a los amigos.

El Papa Francisco envía una inspección o nombra un comisario cada vez que quiere reformar algo, estamos en el papado de los comisariamientos.  Al comienzo de su pontificado, el Papa Francisco nombró varias comisiones. Uno de estos órganos fue la Comisión Pontificia para el estudio y orientación sobre la organización de la estructura económico-administrativa, la COSEA. El tono del Comunicado de Prensa del Dicasterio sugiere que la reforma será  un cambio sustancial de filosofía respecto a la reforma de Benedicto XVI, cosa que no dudamos. Entre los «caídos» por la intervención de Caritas Internacionalis es imposible no fijarse en su presidente, el cardenal Tagle, al frente desde 2015 y desde  2019 como prefecto de Propaganda Fidei, cesado el  5 de junio de 2022, con la reorganización de la Curia tras la entrada en vigor del Praedicate Evangelium. Tagle no decae del todo, ya que trabajará junto al comisario extraordinario, con la tarea específica de ocuparse «en particular de cuidar las relaciones con las Iglesias locales y con las organizaciones miembros de Caritas Internationalis». Sin embargo, es imposible no preguntarse si el «idilio» entre el pontífice y el cardenal filipino, que hace sólo tres años era considerado el delfín de Francisco, y figurado varias veces entre los «candidatos elegibles» de un futuro cónclave, también ha terminado.

La otra audiencia de ayer la tuvimos en el tribunal único con el proceso Becciu que promete ser eterno. Las declaraciones de los testigos van haciendo aflorar que en las informaciones oficiales nos han mentido tanto que es complicado saber cuánto costo el inmueble, en cuánto se ha vendido y cuánto se ha perdido o ganado. Según las declaraciones de ayer,  se han perdido 89 millones de esterlinas, unos 103 de euros. Tuvimos las declaraciones del financiero Raffaele Mincione  llenas de ironía y buen humor: “Estoy muy impresionado por la profesionalidad del ingeniero, pero debemos recordar que es el mercado el que dicta el precio. Se había reunido con Fabrizio Tirabassi y Mons. Alberto Perlasca. y habiéndoles dicho que comprar esa propiedad por 275 millones de libras «no era un buen negocio». La reciente venta  a Bain Capital, «con una recaudación total de 186 millones de libras».

Otra noticia relacionada con el proceso Becciu es que un tribunal italiano ha concluido que no hubo difamación ni denigración en las informaciones publicadas sobre el caso, ha rechazado la demanda de indemnización, por 10 millones de euros, presentada por el propio Becciu, y ha condenado al cardenal al pago de las costas judiciales, cuantificadas en 40 mil euros, a favor del grupo editorial Gedi y de los tres periodistas demandados judicialmente. También solicitó que se eliminen los artículos «difamatorios» de los sitios web pertenecientes al grupo Gedi, y que se inhiba la publicación de nuevos servicios sobre el tema.  Según el juez:  «la interpretación de los hechos que ofrecen los artículos en cuestión debe considerarse completamente legítima en el contexto de la crítica, aunque sin duda expresada de forma dura y polémica, directamente proporcional al papel de un actor del más alto nivel”. “Exigir la censura a priori del periodismo realizado mediante la denuncia de presuntos delitos, supondría degradar, hasta el punto de anularlo, el propio concepto de periodismo de investigación y reportaje”.

Una densa red de contratos, memorandos de entendimiento no vinculantes, facturas, correos electrónicos y chats: también la 36ª audiencia del juicio sobre inversiones financieras de la Secretaría de Estado en Londres estuvo plagada de una serie de documentos, algunos incluso no incluidos en el expediente,  proyectados en la pared de una sala de audiencias.  Al final de la audiencia, el Presidente de la Corte leyó el auto sobre las últimas objeciones planteadas por algunos abogados defensores y pasamos a la esperada declaración del arrepentido Perlasca.
Seguimos con artículos, sin especiales novedades, sobre el ex auditor general del Vaticano, Libero Milone, y su  batalla legal contra la Secretaría de Estado por las circunstancias que rodearon su renuncia en junio de 2017. Milone pide una indemnización de 9,3 millones, de los cuales 3,5 millones se piden para el auditor adjunto, Ferruccio Panicco, como compensación por el retraso causado, por la conducta del Vaticano en el diagnóstico del cáncer de próstata: “Creo que, sin este retraso, el diagnóstico hubiera sido lo suficientemente temprano como para no tener una enfermedad incurable”, explica Panicco. En esencia, ese año de retraso le podría haber costado unos 15-20 años de vida.
Largo artículo sobre el Siervo de Dios Mons. Hélder Pessoa Câmara (1909-1999), sacerdote desde 1931, obispo auxiliar (1952-1955) y arzobispo coadjutor de Río de Janeiro (1955-1964), luego arzobispo de Olinda y Recife (1964-1985). Cámara es «precursor de la teología de la liberación» y  definido por el Sunday Times como  “el hombre más influyente de América Latina después de Fidel Castro.» En 2022, el archivo del Siervo de Dios fue declarado «patrimonio nacional» por el gobierno del estado brasileño de Pernambuco.  En los años treinta fue miembro y secretario general de la Acción Integralista Brasileña (AIB) de Plinio Salgado (1895-1975), «el equivalente brasileño del fascismo»; jugó «un papel fundamental» durante el Concilio Vaticano II, aunque nunca habló en las sesiones conciliares. Tuvo un gran papel  en el «Opus Angeli», una especie de «asociación» reservada que pretendía influir en el Concilio. Suenens fue el «principal portavoz de las ideas de Câmara en los debates conciliares».  Estuvo a favor de la anticoncepción y los anticonceptivos ya durante el Concilio y muy contrario a la encíclica Humanae vitae.  Pertenecía a una familia de masones como el mismo reveló, su padre y su abuelo, periodistas,  eran masones: «Por eso siempre cuestioné las graves acusaciones contra los francmasones… Fue él quien me enseñó que se puede ser bueno sin ser religioso. Más tarde me di cuenta por mí mismo de que es posible ser tanto católicos practicantes como masones».
Entrevista al ministro de Asuntos Exteriores taiwanés, Jaushieh Joseph Wu:  “Desde el Vaticano no hay señales de querer interrumpir las relaciones con Taiwán. Y la causa de la libertad religiosa en China es un tema muy serio porque la persecución continúa, a pesar de los acuerdos entre Pekín y el Vaticano”. “No solo el Vaticano, sino toda la comunidad internacional debe pensar en la libertad religiosa en China”.  “Algunas iglesias han sido atacadas, muchas cruces han sido derribadas y quemadas, en algunos lugares están obligados a tener una imagen del líder chino y un mensaje de patriotismo, pero creo que esto es completamente contrario a la idea de libertad religiosa”. “En China las autoridades han aumentado la presión sobre los propios cristianos, a través de detenciones indiscriminadas, cierre forzoso de iglesias y el uso de sistemas de vigilancia opresivos.» La Santa Sede, por mucho que se hable de gobierno legítimo comunista en China, no puede estar satisfecha con los resultados del acuerdo, como tampoco puede olvidar que Taiwán resiste las amenazas de Xi Jinping, donde se protegen todas las libertades y donde la Iglesia es respetada.
El pasado domingo, la Embajada de Estados Unidos ante la Santa Sede celebró el “Transgender Day of Remembrance” a aquellos de la comunidad transgénero que han sido asesinados por odio”. La diplomacia estadounidense espera que se haga lo mismo en países de fe islámica. La embajada ondeó la bandera arco iris en Roma, nada en los  países islámicos y si en Moscú, que fue motivo de burla por parte de Putin que preguntó: «¿Quién trabaja en este edificio?»

«Cuando empiece a suceder esto, levantaos, alzad la cabeza; se acerca vuestra liberación».

Buena lectura.

Palazzo. Londra, persi dal Vaticano 89 mln £

Comentarios
2 comentarios en “La larga sombra de San Gallo, ¿el delfín Tagle?, el grotesco proceso Becciu, Hélder Cámara, las dos chinas, ¿quién trabaja ahí?.
  1. Lo que se cuenta en «Via col vento in Vaticano» (1999) de Claudio Gugerotti es un horror. Por lo pronto que es masón, que el Gran Oriente de Italia en los 80 le orientó hacia Achille Silvestrini, el líder de la Mafia de S. Galo; que éste le propuso hacerse sacerdote y que aceptó con la condición de ser dispensado de la formación en el seminario, y tres años después fue enchufado en la Congregación para las Iglesias Orientales. Y sigue…

  2. De Claudio Gugerotti lo que se cuenta en «Via col vento in Vaticano» (1999) es un horror. Por lo pronto que es masón, que el Gran Oriente de Italia en los 80 le orientó hacia Achille Silvestrini, el líder de la Mafia de S. Galo; que éste le propuso hacerse sacerdote y que aceptó con la condición de ser dispensado de la formación en el seminario, y tres años después fue enchufado en la Congregación para las Iglesias Orientales. Y sigue…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *