PUBLICIDAD

El huracán de cónclave del Papa Francisco, el Vaticano retoma su vida, los fratelli de Parolin, los demonios andan sueltos.

|

A primeras horas es muy grato pasear dejándose acariciar por el suave sol de la mañana en la vacía plaza de San Pedro. La Basílica tiene su fachada hacia oriente, por eso el altar papal mira, y ha mirado siempre, en esa dirección. La plaza desierta no recuerda, ni de lejos, los tiempos de las grandes y multitudinarias  audiencias de los miércoles. Son otros tiempos, son otras formas en un mundo que está desmoronándose delante de nuestros ojos. Arrastramos de lejos muchas polipatologías que están floreciendo todas a la vez abonadas por la persistente peste. Es miércoles, en un rato audiencia y en estos momentos entrevista al Papa Francisco en España, registrada hace unos días. No esperamos especiales novedades ni distorsiones porque, si las hubiera, ya se habrán suavizado, la radio de los obispos españoles no está en condiciones de armar lío.

Empezamos septiembre y nos adentramos en la jungla de la información diaria. Siguen los comentarios a las pocas frases filtradas de la primera entrevista concedida por el Papa Francisco después de su intervención del 4 de julio:»Cuando un pontífice está enfermo, se levanta un viento o un huracán del cónclave»,  “Un enfermero me salvó la vida. Un hombre con mucha experiencia».

Larga intervención de Viganò. David Spangler, director del proyecto de la Iniciativa Planetaria de las Naciones Unidas, en sus ‘Reflexiones sobre Cristo’, Findhorn, 1978 : «Nadie será parte del Nuevo Orden Mundial hasta que realice un acto de adoración a Lucifer. Nadie entrará en la Nueva Era hasta que haya recibido la iniciación luciferina».  Viganò empieza con esta rotunda cita y nos alerta de que «durante más de un año y medio hemos sido testigos impotentes de la sucesión de hechos incongruentes a los que la mayoría de nosotros no podemos dar una justificación plausible». Será cierto o no, los habrá a favor o en contra, pero los argumentos de la larga intervención de Viganó son como para tenerlos en consideración. Cosas raras, muchas, están sucediendo y nos tememos que muchas más sucederán, los tiempos parecen maduros.

Martini S.J. , el inspirador de aperturas posconciliares y del Papa Francisco , murió hace exactamente 9 años y es recordado con un funeral en Milán. Al final de la celebración, se realizó la oración silenciosa de Delpini sobre las tumbas de los cardenales Martini, Colombo y Tettamanzi y la incensación con la bendición final en el altar que alberga la urna del Beato Cardenal Schuster. La Fundación que lleva el nombre de Martini  anuncia algunas innovaciones con un área educativa dedicada al tema del diálogo y pondrá en marcha un área de podcasts para acercarse a sus reflexiones organizadas temáticamente.

Entrevista  a Gänswein: «No hay política cristiana, sólo políticos cristianos». El secretario personal del Papa Benedicto XVI  subraya la necesidad de recuperar una identidad católica cada vez más amenazada en las últimas décadas de política y cultura secularizadas: «La política es un campo minado para un cristiano, pero sigue siendo la forma más alta de caridad»,  «en nuestra época los valores cristianos deben ser defendidos y vividos».

Y seguimos con la nueva religión climática en una larga entrevista a la vaticanista Franca Giansoldati: “Todo comienza con la encíclica Laudato si ‘, promulgada en 2015 por el Papa Francisco. Es el documento más importante de todo su pontificado, un texto del que todavía se escuchará en 100 años porque marca un cambio de época para la Iglesia. Gracias a esta encíclica, los creyentes de todo el mundo tendrán la oportunidad de formar una ciudadanía ecológica». «Francisco es el primer Papa que se ocupa del cambio climático, el verdor, la protección de la creación…»

El Gemelli es conocido en todo el mundo por ser el hospital de los últimos papas y es la joya de la  Universidad Católica de Milán.  El Policlínico Universitario «Agostino Gemelli» de Roma en muy conocido , algo menos el  “Gemelli – Molise”, inaugurado por Juan Pablo II en  Campobasso, en Caserta. Pues el  «Gemelli-Molise» desde hace unos meses está en venta y el 90 % de acciones ya parecen ser de la empresa Sanstefar Srl con una licitación extraña y opaca.  Sanstefar S.r.l. es una sociedad anónima con oficina fiscal en el Principado de Liechtenstein.

El Papa Francisco, durante las semanas precedentes su hospitalización, había intervenido varias veces declarando la guerra a todas las actividades no transparentes por quienes administran el dinero del Vaticano.En el  Ángelus pronunciado desde una ventana del hospital «Gemelli», el Pontífice proclamó la necesidad de proteger el papel social de la asistencia sanitaria justo cuando se preparaban los documentos de una venta confusa del propio hospital desde el que hablaba.  La pregunta sin respuesta es  ¿cómo es posible que la Fundación Gemelli pueda vender su marca, su historia, brillante y caritativa, a cualquier señor (…) cuyos datos están encriptados por el secreto bancario y la pantalla de un paraíso fiscal. El obispo local Bregantini, muy crítico en lo inicios de la operación, padece un persistente ataque de silencio.

Empezamos septiembre y se retoman los procesos en el tribunal del Vaticano. Hemos defendido que se quieren cerrar las cosas en el dique de Becciu, pero cuanto más pasa al tiempo, es más complicado. La pregunta de hoy: ¿El Papa Francisco será escuchado como testigo en el juicio sobre los fondos de la Secretaría de Estado? » El abogado de uno de los procesados lo tiene claro: «Si durante el juicio llegara a ser indispensable, no excluimos pedir el interrogatorio del Santo Padre como testigo». Otro capítulo que nos acompañará este otoño.

La campaña en Alemania  para ordenar mujeres sacerdotes continúa. El padre Cornelius Bohl, superior e los franciscanos alemanes ha pedido revisar las prohibiciones actualmente vigentes: «Yo estaría a favor de abrir el sacerdocio a las mujeres en el futuro», aunque  en su opinión este punto «no sucederá tan pronto». «Las mujeres deberían estar más presentes e involucradas en pie de igualdad». Reconoce que: «Vivimos en una época en la que los monasterios están muriendo». Casi todas las órdenes religiosas se han visto afectadas. Los franciscanos poseen actualmente 28 casas religiosas en Alemania. «A largo plazo, habrá quizás 10 monasterios».

Parolin sigue predicando las hermandades de los nuevos órdenes. En un largo mensaje en video al «Foro Global de Corea por la Paz»: «La paz, en cambio, debe entenderse en última instancia en términos positivos, como la promoción de aquello que nos une. Podríamos decir que la paz es amistad”.  Parolin se centra  en el papel de las Iglesias en el establecimiento de la paz en la península de Corea, comenzando por el Magisterio de la Iglesia y de todos los últimos Papas. No falta una amplia referencia al magisterio del Papa Francisco, comenzando por Fratelli tutti, un texto guía para el diálogo entendido como acercarse, hablar, mirarse a los ojos para buscar puntos en común, y establecer la «amistad social» basada en la solidaridad y la reciprocidad.

La reciente prohibición del Cardenal Cupich de rezar a San Miguel Arcángel después de la Misa nos trae hoy a la actualidad un artículo del Padre Amorth. «¿Cuál es el mayor logro de Satanás? Ser capaz de hacer creer a las personas que no existe. Y casi lo consigue. Incluso dentro de la Iglesia. Tenemos un clero y un episcopado que ya no cree en el diablo, en los exorcismos, en los males extraordinarios que puede dar el diablo, y ni siquiera en el poder que Jesús ha concedido para expulsar demonios».

«El humo de Satanás entra por todas partes. Puede parecer una broma, pero creo que no lo es. No tengo ninguna duda de que el diablo tienta sobre todo a los líderes de la Iglesia, como tienta a todos los líderes, políticos e industriales.  «Las puertas del infierno no prevalecerán». A pesar de las deserciones. Y a pesar de las traiciones. Lo que no debería sorprende,  la Iglesia sigue su camino. Está sostenido por el Espíritu Santo y, por lo tanto, todas las victorias de Satanás solo pueden ser  parciales, puede ganar batallas, pero nunca la guerra.»

«De muchos de ellos salían también demonios, que gritaban: «Tú eres el Hijo de Dios.»»

Buena lectura.

 

Era il 2001… “In Vaticano si sono insediate legioni di demoni” – Intervista a Don Gabriele Amorth

Parolin al Global Forum della Corea: “Non c’è pace senza dialogo e perdono”

Campagna per le donne prete: il capo dei francescani tedeschi chiede coraggio e riforme

Papa Francesco testimone come Napolitano: “Perché no?»

Papa Francesco, stoccata sul caso dimissioni: «Mi sono ammalato e già cercavano il successore»

La risposta del Vaticano al Rabbino Rasson Arousi: «Anche per gli ebrei la salvezza viene dal compiere la Legge ma con l’aiuto di Dio»

Afghanistan, Papa: «Ritiro senza tener conto di ogni evenienza»

L’INCHIESTA. L’incredibile svendita del Gemelli-Molise ad una misteriosa finanziaria con sede in Svizzera e Liechtenstein. Papa Francesco contro il riciclaggio e i dubbi sul vescovo Bregantini

LA RIVOLUZIONE VERDE DI PAPA FRANCESCO». PARLA FRANCA GIANSOLDATI

«Per i cristiani la politica è un campo minato. Identità cattolica a rischio: servono risposte forti»

Mons. Georg Gänswein: “cristiani in politica? Campo minato”/ “Servono risposte forti”

Nove anni fa moriva Martini ispiratore di molte aperture del post concilio e della riforma di Bergoglio. Le parole di Delpini e don Ginami

Monsignor Viganò: “Libera nos a malo”. Considerazioni sul Great Reset e sul Nuovo Ordine Mondiale

Papa Francesco, svelato l’uomo che l’ha convinto a operarsi al colon: «Quando un Pontefice è malato…», pesanti indizi

 

Comentarios
3 comentarios en “El huracán de cónclave del Papa Francisco, el Vaticano retoma su vida, los fratelli de Parolin, los demonios andan sueltos.
  1. «Y seguimos con la nueva religión climática en una larga entrevista a la vaticanista Franca Giansoldati»

    «Ni Gänswein ni el entrevistador abordaron temas polémicos de actualidad como la migración, la política sanitaria, la protección de la vida o el género.» (Infocatólica)

    Uno de los graves problemas que tiene la democracia y la Iglesia estriba en el poder ejecutivo y legislativo. La democracia vuelve a caer en crisis como en el periodo de entreguerras de 1918 a 1933, con el advenimiento de Hitler, y que hoy se observa en el fracaso completo político, económico, social, cultural y militar en los 20 años de estadía de Europa en Afganistán. Hundimiento, derrumbe..

    Cómo se demuestra en los casos de España con Zapatero y Sánchez, en el gobierno de la Unión Europea, en el incompetente y senil Biden, y en la Iglesia con el Papa más pésimo de su historia que es Francisco, existen dos componentes institucionales y psicológicos de máximo interés:

    1. En los órganos unipersonales de los presidentes de gobierno y del papado de la Iglesia, se observa muy bien una actuación propia de las monarquías absolutas descontroladas, incompetencia e incapacidad, ineptitud e ineficacia, corrupción y abuso de poder, inexistencia de contacto con la realidad y falta de previsión de futuro. Se comportan como tiranos dictadores, sin tener en cuenta el punto de vista de los otros, ni la realidad objetiva de la ley divina y natural y la vida social, acusando de terroristas o rígidos a los que se opongan incluso con motivaciones argumentadas.

    2. En los órganos colegiados, que corresponderían a las aristocracias u oligarquías, y que son los parlamentarios o el colegio cardenalicio, existe una descompensación interna entre sus componentes como órgano de control, inspección, vigilancia, corrección y destitución del presidente o Papa que actúan con grave perjuicio para el país o la Iglesia. Dichos miembros, negligentemente, omiten su deber de emitir la debida decisión de control del Papa o presidente, y forman parte de la partidocracia o de grupos de poder y de influencia eclesiales, actuando todos ellos en perjuicio del interés general e intentando permanecer en el poder en beneficio de su interés particular, el máximo de tiempo posible y sin importar las consecuencias.

    En el caso de la Iglesia, los cardenales han dimitido completamente de su misión de vigilar y actuar corrigiendo al Papa Francisco, quien se está desviando gravemente de la doctrina católica incurriendo en cisma y herejía, cómo prueba el caso Amoris laetitia, al aprobar la herejía de la absolución y comunión a los adúlteros impenitentes y destruir el principio moral de los actos intrinsece malum por el principio luterano de los actos bonum incompletum imperfectum.

    Los cardenales, ante el caso de un Papa heresiarca y excomulgado latae sententiae non declarata, han decidido guardar silencio, dar un aviso privado a Francisco de que si quiere imponer abiertamente esta herejía habrá determinadas consecuencias, dejan que Francisco implemente de manera subrepticia la herejía de Amoris laetitia en otros obispados, los cardenales se ponen a rezar por la defensa de la unidad y la verdad sin hacer absolutamente nada más, y dejan pasar el tiempo hasta esperar que el Papa muera o renuncie, y entonces harán algo en el próximo cónclave. Una actitud propia del quietismo molinista: permanezco totalmente inactivo y silencioso, no hago nada más que rezar a Dios, el cual actuará porque Dios ya lo sabe todo y lo puede todo, Dios proveerá y yo meciéndome en la mecedora…

    En definitiva, los parlamentarios y los cardenales ya no hacen nada en absoluto ante los abusos presidenciales o pontificales, y sólo esperan el momento de las elecciones o del cónclave para decidir lo que deben de hacer. Una vez elegido el presidente del gobierno y el Papa, estos tienen carta blanca absoluta para hacer lo que quieran tal como un monarca absolutista, hasta que llega el momento de las elecciones y el cónclave…

    Las consecuencias son gravísimas en la Iglesia Católica, porque el Papa es un monarca absolutista y su poder no se encuentra compensado ni limitado por ningún otro tipo de poder. Si es un inepto e incompetente teológico como Francisco, entonces causa un daño y perjuicio grave, agravado aún más por la omisión de los cardenales y de los obispos, como ha hecho Francisco con la herética Amoris laetitia o la ilícita e inválida Traditionis custodes, entre otras muchas actuaciones, donde ni siquiera la sinodalidad que se dio con Amoris laetitia haya servido para nada, pues todo el sinodo estuvo direccionado a favor de las tesis hereticas de Francisco.

    Y lo peor de todo, en mi opinión, es que tanto Benedicto XVI como Francisco están considerando que la unidad dentro de la mentira es el valor supremo a defender siempre, incluso por encima de la unidad dentro de la verdad, porque los dos están valorando que es superior mantener unida la Iglesia en paz aunque sea dentro del engaño y la división, y que no debe de ocasionarse ninguna tensión o cisma por el hecho de defender la verdad. Y aquí está el grave error de la Iglesia, tanto de Francisco como de Benedicto XVI: la verdad en la mentira es superior a la unidad en la verdad, que la unidad siempre está por encima de la verdad, y que la unidad debe de mantenerse a toda costa, incluso atropellando a la verdad, a la justicia y al amor que cumple los mandamientos.

    En resumen, se imponen un mínimo de 2 soluciones para la Iglesia actual: de un lado, la eliminación de la papolatria, con su pensamiento asociado que afirma que «como lo dice el Papa está siempre bien» (incluso si dice que la Trinidad ahora es la Cuaternidad por incluir a María como diosa), y de otro lado, se debe de imponer algún tipo de real y eficiente vigilancia, corrección e incluso destitución en el caso de que el Papa persista en sus graves errores teológicos, morales, litúrgicos, y eclesiológicos como Amoris laetitia, Traditiones custodes y la Pachamama, o en su abuso de poder como el pacto secreto con China.

  2. «Y seguimos con la nueva religión climática en una larga entrevista a la vaticanista Franca Giansoldati»

    «Ni Gänswein ni el entrevistador abordaron temas polémicos de actualidad como la migración, la política sanitaria, la protección de la vida o el género.» (Infocatólica)

    Uno de los graves problemas que tiene la creciente crisis de la democracia y de la Iglesia estriba en el poder ejecutivo y legislativo. La democracia vuelve a caer en crisis como en el periodo de entreguerras de 1918 a 1933, con el advenimiento de Hitler, que hoy se observa en el fracaso completo político, económico, social, cultural y militar en los 20 años de estadía de Europa en Afganistán. Hundimiento, derrumbe..

    Cómo se demuestra en los casos de España con Zapatero y Sánchez, en el gobierno de la Unión Europea o en el incompetente y senil Biden, en la Iglesia con el Papa más pésimo de su historia que es Francisco, existen dos componentes psicológicas de máximo interés:

    1. En los órganos unipersonales de los presidentes de gobierno y del mismo papado de la Iglesia, se observa muy bien una actuación propia de las monarquías absolutas descontroladas, incompetencia e incapacidad, ineptitud e ineficacia, corrupción y abuso de poder, inexistencia de contacto con la realidad y falta de previsión de futuro

    2. En los órganos colegiados, que corresponderían a las aristocracias u oligarquías, y que son los parlamentarios o el colegio cardenalicio, existe una descompensación como órgano de control, inspección, vigilancia, corrección y destitución del presidente o Papa que actúan con grave perjuicio para el país o la Iglesia. Dichos miembros, negligentemente, omiten su deber de emitir la debida decisión de control del Papa o presidente, y forman parte de la partidocracia o de grupos de poder y de influencia eclesiales, actuando todos ellos en perjuicio del interés general e intentando permanecer en el poder en beneficio de su interés particular, el máximo de tiempo posible y sin importar las consecuencias.

    En el caso de la Iglesia, los cardenales han dimitido completamente de su misión de vigilar y actuar corrigiendo al Papa Francisco que se está desviando gravemente de la doctrina católica incurriendo en cisma y herejía, cómo prueba el caso Amoris laetitia, quien comete la herejía de conceder la absolución y comunión a los adúlteros impenitentes y destruye el principio moral de los actos intrinsece malum por el principio luterano de los actos bonum incompletum imperfectum.

    Los cardenales ante el caso de un papá eres llarga y excomulgado latae sententiae non declarata han decidido guardar silencio, ver un aviso privado a Francisco de que si quiere imponer esta herejía habrá determinadas consecuencias, dejan que Francisco implemente la herejía de Amoris laetitia en otros obispados, los cardenales se ponen a rezar por la defensa de la unidad y la verdad, y dejan pasar el tiempo hasta esperar que el Papa muera o renuncie y entonces harán algo en el próximo cónclave. Una actitud propia del quietismo molinista: permanezco totalmente inactivo y silencioso, no hago nada más que rezar a Dios, el cual actuará porque Dios ya lo sabe todo y lo puede todo, Dios proveerá…

    En definitiva, los parlamentarios y los cardenales ya no hacen nada en absoluto, y sólo esperan el momento de las elecciones o del cónclave para decidir lo que deben de hacer. Una vez elegido el presidente del gobierno y el Papa, estos tienen carta blanca absoluta para hacer lo que quieran tal como un monarca absolutista, hasta que llega el momento de las elecciones y el cónclave…

    Las consecuencias son gravísimas en la Iglesia Católica, porque el Papa es un monarca absolutista y su poder no se encuentra compensado ni limitado por ningún otro tipo de poder. Si es un inepto e incompetente teológico como Francisco, entonces causa un daño y perjuicio grave, agravado aún más por la omisión de los cardenales y de los obispos, como ha hecho Francisco con la herética Amoris laetitia o la ilícita e inválida Traditionis custodes, entre otras muchas actuaciones, donde ni siquiera la sinodalidad que se dio con Amoris laetitia haya servido para nada, pues todo el sinodo estuvo direccionado a favor de las tesis hereticas de Francisco.

    Y lo peor de todo, en mi opinión, es que tanto Benedicto XVI como Francisco están considerando que la unidad dentro de la mentira es el valor supremo a defender siempre, incluso por encima de la unidad dentro de la verdad, porque los dos están valorando que es superior mantener unida la Iglesia en paz aunque sea dentro del engaño y la división, y que no debe de ocasionarse ninguna tensión o cisma por el hecho de defender la verdad. Y aquí está el grave error de la Iglesia, tanto de Francisco como de Benedicto XVI: la verdad en la mentira es superior a la unidad en la verdad, que la unidad siempre está por encima de la verdad, y que la unidad debe de mantenerse a toda costa, incluso atropellando a la verdad, a la justicia y al amor que cumple los mandamientos.

    En resumen, se imponen un mínimo de 2 soluciones para la Iglesia actual: de un lado, la eliminación de la papolatria, con su pensamiento asociado que afirma que «como lo dice el Papa está siempre bien» (incluso si dice que la Trinidad ahora es la Cuaternidad por incluir a María como diosa), y de otro lado, se debe de imponer algún tipo de real y eficiente vigilancia, corrección e incluso destitución en el caso de que el Papa persista en sus graves errores teológicos, morales, litúrgicos, y eclesiológicos como Amoris laetitia, Traditiones custodes y la Pachamama, o en su abuso de poder como el pacto secreto con China.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *