PUBLICIDAD

MegaStar sigue dando la nota. Infovaticana, mosca pelotera para algunos

|

Bailando al son del MK Ultra
Bailando al son del MK Ultra
Leo en Infovaticana que continúa la polémica con la radio formula MegaStar, perteneciente a grupo COPE (cuyos dueños, como sabéis, son los obispos). Ya en el pasado informamos acerca de dicha emisora y sus poco beneficiosos mensajes dirigidos a la juventud. Según el periodista José Antonio Abellán, en declaraciones realizadas en su programa «La Jungla 4.0», de Radio4G y tras conversar con nuestro compañero bloguero el Sacerdote don Tomás de la Torre, hay algunos despachos y personas a quienes les molesta e incomoda el papel que está teniendo Infovaticana con respecto al tema MegaStar. El periodista declaró que: «es divertidísimo el blog que tiene, El Olivo, en Infovaticana. Donde por cierto, me dicen que están muy preocupados algunos y ya le contaré, pero están mirando con muy malos ojos Infovaticana. Ya se lo aviso yo esto, otro día se lo cuento despacio, que la miran con muy malos ojos desde algún que otro despacho y no le extrañe a usted que empiecen a tener problemas”.  Hablando en plata, no sólo hay personas que se sienten incómodas por las informaciones que desde Infovaticana damos acerca de dicha emisora musical sino que, además, parece ser que nuestro portal, o algunos de quienes en él escriben, «podrían tener problemas». Sin embargo, no sólo existe el derecho a informar por parte de los periodistas, sino que la sociedad tiene el derecho a ser informada sobre lo que está sucediendo. Si una emisora perteneciente a un grupo de comunicación católico, porque sus dueños son los obispos, muestra mensajes contrarios al Magisterio y Doctrina de la Iglesia, se tiene todo el derecho del mundo a informar sobre ello. Esto especialmente cuando se trata de alertar a personas que, por no tener la debida formación (como pueden ser los jóvenes) sufren una manipulación que les lleve a defender posturas contrarias a lo que enseña la Iglesia. Los católicos, además, tenemos derecho a recibir una correcta formación en nuestra fe, especialmente cuando somos jóvenes. De ello depende nuestra salud espiritual. Cómo ya dije en el pasado, desconozco el motivo de crear una nueva emisora musical por parte de COPE cuando ya existía Cadena 100, que considero sigue los valores católicos. Lo que si veo, y me preocupa, es que desde MegaStar se están enseñando a los jóvenes una serie de antivalores entre los que se encuentra una sexualidad exacerbada. Miley Cyrus, una de las artistas promocionadas por MegaStar, ha protagonizado en los últimos meses escándalos diversos escándalos como fingir sexo oral con un muñeco hinchable o una masturbación en uno de sus conciertos. Todo ello, como verán, muy poco edificante. ¿Por qué digo esto? por algo reflejado en mi anterior artículo y, sobre lo que sería interesante volver a reflexionar en el futuro. Existe en la Industria Musical una campaña de control mental denominada «Proyecto Monarca», también conocido como «Control Mental MK ULTRA». Uno de los objetivos de dicho proyecto es controlar a los artistas, hacer de ellos una especie de esclavos que muestren en sus canciones, especialmente en videoclips y conciertos, una serie de mensajes más o menos subliminales que lleven a los fans de estos/as artistas a cambiar sus pautas de conducta. Evidentemente, lo que se pretende inocular en los fans, que suelen ser jóvenes, son antivalores como la promiscuidad sexual y, generalmente, todo aquello que es contrario a lo que el Magisterio y la Doctrina de la Iglesia enseña. Si una emisora perteneciente a un grupo de comunicación católico promueve estos mensajes, como está haciendo MegaStar, está yendo contra lo que nos ha enseñado la Iglesia y, además, está colaborando a la creación de ese Nuevo Orden Mundial que los poderosos quieren crear y donde los valores cristianos quedarían absolutamente relegados. Desconozco quien puede querer silenciar a Infovaticana. Pero lo que está claro es que no se trata de personas verdaderamente católicas. Puede ser que moleste, como una piedra en el zapato, lo que venimos denunciando en los últimos meses relativo a MegaStar, pero creo que en este aspecto no caben medias tintas: o se está con Cristo, o se está contra Él. Y, desde luego, lo que quiere crear el Nuevo Orden Mundial va contra Cristo. Si hay una emisora perteneciente a un grupo de comunicación católico que promueve los antivalores del NOM es nuestra obligación como católicos denunciarlo. En definitiva, somos una piedra en el zapato para algunos, es cierto. Pero creo que alguien debería actuar para arreglar la deriva en la que MegaStar está cayendo. Si quien puede actuar no lo hace, creo (abro paraguas) que está siendo complice de la edu-castración a la que el NOM está conduciendo a nuestra juventud.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.