PUBLICIDAD

Un ejemplo para seguir…

|

Hoy, 14 de mayo, es fiesta de un apóstol. San Matías. No es uno de los que podríamos denominar apóstoles famosos de la Sagrada Escritura porque no fue elegido por Jesús en un primer momento pero tiene una característica que es de alabar.

Matías, como aparece en los Hechos de los Apóstoles, fue elegido porque tenía dos condiciones: testigo de la Resurrección de Jesús y que les acompaño desde el comienzo. Es decir, Matias fue uno de los que junto a otros 60 fueron por las ciudades de Palestina predicando la Palabra del Señor y sin que su nombre apareciera en las Escrituras era de los íntimos del Señor.

Jesús elige a los que quiere y cuando quiere. En un primer momento no eligió a Matias pero después…por azar, lo selecciono para que fuera del grupo de los 12. El pasado domingo fui a celebrar una Comunión y allí me encontré con un sacerdote mayor que me dijo que llevaba sólo 3 años de cura. Dios, después de enviudar, le había llamado ser ahora sacerdote. No somos nosotros los que elegimos a Dios sino que es Él quién nos elige y tenemos que tener Fe y Esperanza que en algún momento saldrá al encuentro como ocurrió a los discípulos de Emaus.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.