PUBLICIDAD

No irán a la Iglesia, pero la Iglesia irá a ellos

|

Inmaculada Concepción, Patrona de España
Cuando la Iglesia Católica no es llamada oficialmente a un acontecimiento histórico de modo presencial, usa el método del mando a distancia actuando en todas sus terminales físicas que son los templos católicos abiertos al culto. Según antiquísima forma de actuar de la Iglesia, El Comité Ejecutivo de la Conferencia Episcopal Española acordó en su última reunión, celebrada el 11 de junio, remitir a los Obispos miembros de la CEE la recomendación para que en las Misas de los próximos domingos se eleve una oración por el futuro Rey Don Felipe de Borbón y Grecia. También se recomienda que algún día lectivo se celebren, como prevé la liturgia de la Iglesia, Misas Votivas por los gobernantes. Como he dicho aquí en este Blog más de una vez, uno de los mejores obispos españoles actuales, don José Antonio Reig Pla, con arreglo a lo anterior, ha determinado lo siguiente: «El próximo día 19 de junio (jueves), a las 20:00 horas, el Obispo de Alcalá de Henares, Mons. Juan Antonio Reig Pla, presidirá en la parroquia de Santiago Apóstol de Alcalá de Henares (C/ Torrelaguna, 2) la Santa Misa votiva del Espíritu Santo por el nuevo Rey Felipe VI y por España. Mons. Reig invita a todos los fieles de la Diócesis de Alcalá de Henares a orar por nuestro Pueblo, particularmente por los que más sufren, y por nuestros gobernantes y autoridades, singularmente, en ese día, por el que será (D.m.) nuevo Rey de España S. M. Felipe VI. Todos debemos saber que «el amor y el servicio de la patria forman parte del deber de gratitud y del orden de la caridad» (Catecismo de la Iglesia Católica –C.E.C.- n. 2239); al mismo tiempo, conviene que recordemos que «el ejercicio de una autoridad está moralmente regulado por su origen divino, su naturaleza racional y su objeto específico» (C.E.C. n. 2235). Además, en las Misas de los próximos domingos, en las parroquias y templos de nuestra Diócesis Complutense, se elevarán oraciones por el nuevo Rey y se celebrarán Misas votivas por los gobernantes. Que la Inmaculada Concepción de María y el Apóstol Santiago, patronos de España, intercedan por el presente y el futuro de nuestra Patria, y en especial: por toda vida humana desde la concepción y hasta la muerte natural; por el matrimonio y la familia, según la verdad natural y revelada; por el derecho de los padres a educar a los propios hijos de acuerdo con sus convicciones morales y religiosas; por la libertad religiosa, y por tanto también de la Iglesia; y por la justicia social.» Donde la Iglesia no es llamada de forma oficial y real, ella y los católicos nos hacemos presentes con la oración que traspasa fronteras, paredes y la dureza de algunas testas ansiosas de sacar a la Iglesia de a sociedad española. Lo han intentado muchas veces, siempre han perdido. Tomás de la Torre Lendínez

Comentarios
0 comentarios en “No irán a la Iglesia, pero la Iglesia irá a ellos
  1. ex-paña ya no existe, los obispetes y obispones han tirado la toalla y son mayordomos de poderosillos y corruptos de guante blanco, y Lf no puede decir cuál es la causa real pastoral-social-cultural del intríngulis sin remedio sureñoCATOLICON. …Paco1 jesuitas menos.

  2. Conoce alguien los motivos de la ausencia de un acto religioso en la proclamacion del futuro rey?
    Si se conociera seriamente la causa principal se acabarian todos los rumores que circulan por todas partes.
    La informacion evita malos ratos y consecuencias imprevistas.

  3. La decision del obispo de Alcala de Henares es valiente y casi unica entre el resto de obispos españoles, a quienes el tema del nuevo rey les trae al fresco. Agradezco la valentia del obispo Reig y le ruego que siga esos pasos que conocemos de su vida.

  4. Voy a dejar de lado el desprecio a la Iglesia(es decir,a la obra del Señor Jesucristo y los millones de católicos españoles) hecha desde la Casa Real y sí voy a pedir por el futuro rey don Felipe VI para que se deje guiar por el camino de la honradez y la rectitud. No le pido más al Señor.
    Un abrazo,don Tomás.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *