Ya es imposible seguir ocultando la tragedia de la vida religiosa en España

|

Ver las imágenes de origen

Vida Nueva cuenta, por fin, el tremendo descalabro de las monjas contemplativas españolas en 2019.

https://www.vidanuevadigital.com/2020/06/02/espana-ha-cerrado-50-monasterios-y-perdido-471-monjas-de-clausura-en-2019/

<

Han cerrado cincuenta conventos  y monasterios y se han perdido 471 monjas,

Y naturalmente en este 2020 son todas las supervivientes un año más viejas, es decir, muchísimas ancianísimas, y además les ha llegado el Covid19. Con lo que se espera un año negro y negrísimos los que van a venir,

Ya no lo pueden ocultar  al ser tan tumbativos los datos.

https://www.vidanuevadigital.com/2020/06/02/espana-ha-cerrado-50-monasterios-y-perdido-471-monjas-de-clausura-en-2019/

Algún día entrarán también en el inmenso error que ha llevado a este desastre de la vida religiosa y tendrás que reconocer que la primavera que nos vendían iba a llegar era una colosal estafa. Y en las estafas hay que conocer el nombre de los estafadores. Y estafadoras. Se llegará a eso. A no tardar mucho.

Comentarios
19 comentarios en “Ya es imposible seguir ocultando la tragedia de la vida religiosa en España
  1. Hace años lei – y creo – que los monasterios de clausura son como pararrayos que nos salvan. He visitado muchos y creo que es verdad

  2. Tengo una experiencia personal al respecto, muy dolorosa, después de treinta y cinco años. ¿Sería posible que se la refiriera con detalle enviándosela a su correo?

  3. ¿Se tiene algún dato de las incorporaciones a los conventos y monasterios? Distinguiendo entre españolas y extranjeras. Esto permitiría una visión mas completa del tema.

  4. «Chámame Pepe», Cardenal Braz de Avís, ¿no tienen nada que hacer? ¿No tienen nada que decir? ¿Dónde se encuentran ustedes? Penoso y triste todo esto.

  5. Es tragedia sólo para los creyentes. Pero gran victoria para los eclesiásticos y superiores que llevan medio siglo ejecutándola sin pestañear y sin miedo al juicio de Dios.

  6. Por lo que he leído del enlace de «VIDA NUEVA», habla de datos de fallecidos año pasado y poco más. Yo creo, no sé igual me equivoco, que las muertes son ocasionadas por ser personas de mucha edad. No creo que el COVID llame a las puertas de conventos porque sus moradores no tienen contacto físico con el exterior. PROBLEMA VERDADERO ES QUE NO HAY VOCACIONES. Este es el gran drama para la Iglesia y por ende, no hay REEMPLAZO Generacional, por decirlo así… Es la CRISIS DE VOCACIONES DE LA IGLESIA UNIVERSAL.
    Pienso: y Con los conventos y monasterios que cierran que será de ellos? Por desgracia sufrimos dos gravisimas expropiaciones de CONVENTOS en el s. XIX con los liberales( y muy Masones) Álvarez Mendez( que se cambió apellido por MENDIZABAL) y luego Pascual MADOZ, a mediados del mismo siglo. Se pusieron los tales librepensadores las botas con esos latrocinios( esta muy documentado hasta n. colchones, que ya es decir). Y en S,. XX con guerra civil… Ni cuentooooo!!!

  7. La desparición de las órdenes religiosas, y en especial de las contemplativas, es una tragedia para la Iglesia. Pero una parte de la responsabilidad corresponde a los que tenían las ideas claras y veian que ese camino conducía al suicidio, y sin mebargo no tuvieron el valor de escindirse permaneciendo fieles a sus fundadores. Ya ocurrió con los jesuitas y que un amplio sectro no se decidió a dar el paso decisivo.
    De todas formas no merece la pena recrearse en los errores del pasado; ya aparecerán nuevas formas.
    Para empezar podemos prepararnos para evitar que nos marquen con el número de la bestia.

    1. Volver a empezar, de acuerdo. Pero sin olvidar que aislar este fenómeno de la desaparición de la vida religiosa del conjunto de la crisis de la Iglesia es condenarse a no entenderlo y no solucionarlo, por consiguiente. Hay que meter el bisturí hasta el fondo porque si no sale todo el pus se queda dentro y no vamos a ninguna parte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *