PUBLICIDAD

«Taltavull, tocado»

|

Envejecido, deprimido, desprestigiado… Recordando el viejo juego creo que ya más hundido que tocado

No le quiere nadie. Que es un triste fin episcopal.

https://germinansgerminabit.blogspot.com/2020/01/taltavull-tocado.html

A tres años y quince días de presentar la renuncia, el 28 de enero cumple 72 años, no parece probable una salida, y más habiéndolo hecho muy mal, y la permanencia en la isla, le va a resultar un calvario.

Posiblemente con el palentino se han podido acreditar como los dos peores obispos de España. Porque estos dos no son nulos, como algunos otros, son malos, malos, malos.

19 comentarios en “«Taltavull, tocado»
  1. Su cartita pastoral de 400 y pico páginas es un magnífico epitafio. Tras ella vendrá la nada, la desesperación y la desesperanza. Bye Sebas!!!

    1. La desesperación es la condena del demonio. Ojalá que el Señor le conceda humildad, arrepentimiento y esperanza. Y que lo que escriba no le importe tanto si es para epatar.

  2. Lo que ha desprestigiado a Taltavull es que a los mejores curas de la diócesis los tiene castigados y humillados. Se ceba con los buenos y a los curas más inmorales los tiene en puestos de mando. Si Taltavull cambia vicarios episc. y el Seminario, las cosas le serian mucho más favorables. Debe de hacer una renovación pronto, cambiar cargos y poner a los que valen, que todavia tiene tres años por delante para rectificar y recuperar su buena fama. ¿Tendrá valor o dejará que le hundan los suyos?

    1. Mosén NADAL BERNAT debe ser lo mejor del clero, según cuentan. Hace tiempo leí algún comentario sobre su promoción de obispo auxiliar, con el fin de suceder al Tià. ¿Es verdad? ¿Hay fundamento alguno?

    1. Y se trata, querido Miquel, de un Santísimo sin desacralizar. Pero si los curas actuales no rezan allí delante y suelen despreciar (por paletos o rígidos) a quienes lo hacen, qué quiere. No hay sentido de lo sagrado entre nuestros curas. Incluso desprecio.
      Otro botón de muestra, ahora en el sur de la isla, ya que usted pone un ejemplo del norte, en una iglesia del sur, en SAntanyí. De concierto de la Sibila y asociados (fuera de matines, nochebuena) entre luces a lo catedral de Viena. Por lo que se ve en las fotos, los cantaores, los de la pandereta y demás, en el presbiterio, y las sibilas y voces solistas, sobre el altar, cubierto por una tarima. Con un par.
      https://es-es.facebook.com/plenumorganisfestival/photos/pcb.2352503958187444/2352819338155906/?type=3&theater
      Si el desprecio por lo sacro en el caso de Capdellà es muestra de desidia, fastidio, dejadez que acompaña a quien, sin honor ni gallardía abandona su lugar, quien se retira sin saber guardar las formas (porque no las tiene, porque carece de educación, y sensibilidad para nada medianamente serio, no digamos grande), alguien decididamente pequeño, como un ratón que huye, dejando tras de sí la sensación de puro abandono y de falta de respeto por lo que fue (una comunidad viva que desapareció y cuyo corazón todavía está allí, entre los trastos y la ropa, como en una perfecta metáfora), en el caso de Santanyí ese desprecio es el de la soberbia, la del que se considera superior: no hay abandono, no, hay toma del lugar. Es lo que se supone que es la cultura, jaleada por el pueblo que participa de ella y llena la iglesia no para adorar a Dios, sino para venerarse a sí mismo, no se ve muy claro si con participación o no del cura, porque parece que hablan varios desde el ambón. No es, desde luego, montar un karaoke como el cardenal de Viena, con travesti incluido (y similar fin legitimador, sólo que en aquel caso era para legitimar la opinión del mundo en su sentido más global, a cuyo servicio quieren poner la Iglesia), ni como aquel pueblo catalán que invitó a Albert Pla a un zapateao sobre el altar, pero para la modestia del pueblo en comparación con la gran urbe o uno de los pueblos de lo que aquí consideran en plan paleto la metrópoli, oiga, no está nada mal.
      Echar la culpa de todo esto al obispo es una exageración. Cada día rezo con más afecto por él. Ojalá advierta en estos momentos de soledad y desprecio muy generalizado que el Señor no abandona a nadie y busque hacer su voluntad, la de Dios, la que le inspire su Espíritu, no la suya propia, ni la del mundo, ni la de una ideología u otra, y vea la potencia de los sencillos instrumentos de los que se ha servido siempre la Iglesia: la verdad del evangelio sin recortes, sacramentos, oración (cristiana), ayuno, humildad, piedad.

        1. Desde luego. Y para eso hay que querer ser pastor, es decir, tener el aprisco limpio para las ovejas, dispuesto a ir a por las que se pierden delante de todos, y darle con el báculo, que para eso está y simboliza, a los lobos que se visten de oveja o para hacer huir a las cabras. Y creer que Dios ayuda a eso, que solo no se puede.

  3. Cada uno tiene su paga,claro está, Dios es el único, y no se olviden, que paga de una manera muyyyyy diferente a la nuestra aunque nos des concierte.Porque ve todo o como nosotros vemos las apariencias!!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *