PUBLICIDAD

Seglares holandeses obligan a rectificar a su obispo

|

Ya no se va a celebrar en la catedral de S-Hertogenbosch, vaya nombrecito, en la crónica llaman Bolduque a la diócesis pero por ese nombre no aparece en el Annuario Pontificio, el acto gay que el obispo había autorizado. Gerard de Korte tiene 66 años y fue nombrado obispo por Juan Pablo II.

http://infocatolica.com/?t=noticia&cod=29663

La reacción de los seglares oponiéndose al acto, el obispo la reconoce, le obligó a echar marcha atrás para no dividir a sus fieles. Hay que reconocerle al obispo que tras su primera insensatez no se empeñó en sostenella sino que actuó con prudencia y sensatez. Y bravo por los católicos. No todo está perdido en aquella tierra.

¿Será podemita el obispo? Lo digo por lo «espatarrao». La dignidad episcopal también incluye el modo de presentarse.

Comentarios
8 comentarios en “Seglares holandeses obligan a rectificar a su obispo
  1. Desde luego, los holandeses, y las familias del Cerro de los Angeles nos han mostrado el camino frente a los obispos lelos. Desobediencia pura y dura, y llegado el caso, reventarles el acto, móvil en ristre, para difundirlo entre los leales. ¡No todo esta pérdido, ánimo!

  2. Nuestros obispos necesitan ser evangelizados. Me parecio grandooso que el Camino Neocatevumenal en lugar de reaccionar con desprecio de estos malos pastores haya optado por acogerles en un retiro espiritual en Tierra Santa y ofre erles alimento espiritual.. asi tenemos dos opciones corregirles y evangelizarles directamwnre o rezar por ellos.

  3. si bergoglio siendo arzobispop de buenos aires permitía aquelarres judaicos en su catedral, no tiene nada de raro lo que se iba arealizar en la catedral de ‘s-Hertogenbosch.

  4. No creo que el obispo sea de podemos. Igual es gay, porque si seres homosexual entonces ya te puedes «espatarrar» que no pasa nada.

  5. Hace poco aparecía una entrevista de ReL a un obispo de uno de estos países europeos extremadamente secularizados… Holanda, creo recordar. El entrevistador le preguntaba sobre qué lectura extraía de un reciente cierre masivo de iglesias por parte de su diócesis. A esto respondió el prelado que, si bien le disgustaba la situación, tenía confianza en los jóvenes católicos, que si bien eran pocos, tenían un fuerte sentido de la ortodoxia y la doctrina de su Iglesia.

    Puede que haya pasado esto. Los 4 católicos que habrá en toda esta diócesis holandesa serán gente de sólido pensamiento, y se habrán indignado al ver algo así en su catedral, reaccionando.

  6. P.S. No deben confundirse, pese a la semejanza de los nombres, Bois-le-Duc o ´s-Hertogenbosch, en los Países Bajos, y Bar-le-Duc, en Francia, antigua capital del Ducado de Bar, hoy en el Departamento de Meuse, más o menos a mitad de camino entre París y Estrasburgo.

  7. Es lógico que el Anuario no mencione Bolduque porque el nombre de la diócesis es ´s-Hertogenbosch (Buscoducensis). Hertogenbosch significa bosque ducal, al igual que las denominaciones francesa (Bois-le-Duc), alemana (Hertogenbhsch) o latina (Buscum Ducis).

    Del francés deriva la palabra española para llamar a la ciudad, que es Balduque, a veces mudada -como en texto que usted cita- en Bolduque, y el nombre de la ciudad ha originado el sustantivo español balduque (no bolduque), de la que la RAE dice:
    «balduque.
    Del fr. Bois-le-Duc, y este trad. de Hertogenbosch, ciudad holandesa donde se tejían estas cintas.
    1. m. Cinta estrecha, por lo común encarnada, usada en las oficinas para atar legajos. alusiva a las cintas.»
    .
    Por tanto el obispo lo es de ´s-Hertogenbosch,pero en un texto español cabe llamarlo obispo de Balduque.
    .
    Por lo demás, si se busca el nombre en una buena página de pronunciación, por ejemplo Forvo, se comprueba que la pronunciación de la palabreja es bastante más sencilla y clara de lo que por la escritura parece.

  8. Pues ya sabemos lo que tenemos que hacer. A seguir dando la bendita y santa lata. A ver cuando rectifica Roma. Esto lo veo algo más difícil, al estar detrás la mafia de San Gallen, pero para Dios nada hay imposible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.