Rouco no es de los desaparecidos

|

Ahí está. Y curiosamente más añorado cada año que pasa. Sobre todo por el clero de Madrid.

No he visto pastoral más fracasada y más absurda que la que no tenía más objetivo que el de acabar con el rouquismo. Que ya era trampantojo para disimular la verdadera finalidad: acabar con Rouco. Y ya es venganza miserable con el que ya se ha ido y estupidez supina contra quien fue un gran arzobispo de Madrid. A Rouco cabía achicarle superándole, no desde la indigencia.

Menudo fracaso existencial volcarse en el antirrouquismo y comprobar que la inmensa mayoría de los curas suspirarían por la vuelta de Rouco. Y sobre todo cuando se ha terminado el tiempo. Cumplidos lo setenta y cinco años, dentro de dos semanas, es imposible recomponer lo que se ha dilapidado en los casi seis años útiles y perdidos. Como para esperar de los inútiles que vayan a venir en la espera, cada vez más próxima, de su marcha.

<

Los historiadores verán el saldo del uno y del otro cardenal. Y su seguimiento por clero y fieles. ¿Si vienen depresiones, no se las habrán buscado?

https://religion.elconfidencialdigital.com/articulo/conferencia_episcopal/cardenal-rouco-volver-eucaristia-misas-cuanto-antes/20200429000336029981.html

 

Comentarios
20 comentarios en “Rouco no es de los desaparecidos
  1. Pues la verdad, después de leído no me parece que destaque o se desmarque del conjunto del episcopado español.

  2. Sic transit gloria mundi… Rouco no fue en su día alguien que gozara de las simpatías del clero madrileño y Osoro llegó en medio del aplauso general, tras el buen recuerdo que dejó en la complicadísima diócesis de Oviedo y luego en Valencia, y teniendo a su favor su mayor simpatía personal y su mucho mayor don de gentes. Seis años y medio después, el clero madrileño le ha vuelto la espalda en masa a Carlos Osoro. Tanto es así que la interrumpida visita pastoral Osoro la ha encomendado a sus auxiliares en vez de hacerla él mismo como sería lógico, se ve que no quiere encontrarse cara a cara con un clero que le rechaza. Sus iniciativas como el plan de evangelización o el plan misionero han sido recibidas con la mayor de las indiferencias. El seminario está hecho unos zorros. Económicamente estamos, por lo que he oído, bastante mal, y encima envueltos en escándalos por la venta de propiedades. El vicario para el clero, que tras sus años como rector del seminario lo tenía a huevo para ganarse las simpatías de los sacerdotes (pues obviamente conocía personalmente a muchos tras haberlos formado) se ganó un odio casi general. Y los sacerdotes que antes no podían ni ver a Rouco ahora le echan de menos. Dentro de dieciséis días Osoro presentará la renuncia, y después vendrá una larguísima agonía, con un clero que ya pasará del todo de él y hará planes para la sucesión. Quienes tengan esa posibilidad intrigarán para lograr un relevo rápido y seguramente buscarán la ayuda de sacerdotes madrileños descontentos (que serán fáciles de encontrar). Espero que el Nuncio sea inteligente y antes de permitir que la archidiócesis de Madrid, antes modélica, se convierta en un enorme nido de intrigas eclesiásticas (que serán brutales, pero brutales), releve rápidamente a Osoro. Una posibilidad es que le acepte la renuncia rápidamente y nombre a un administrador apostólico mientras busca tranquilamente un sucesor. El sucesor natural sería Martínez Camino, pero me da que no tiene ninguna posibilidad, entre otras cosas porque tampoco es que goce de muchas simpatías dentro de la diócesis. Los auxiliares nombrados por Osoro están demasiado verdes para una diócesis como Madrid así que creo que están descartados.

    1. Osoro es «el hombre del Papa» en España, junto con Omella. Y fue elegido «vice» de la CEE para los próximos 3 años. La prórroga va a durar 3 años. O más.

      No creo que en Roma importe el mal estado de las finanzas, o el seminario diocesano, o la situación de muchas parroquias, muy envejecidas.

      1. Osoro NO es el hombre del Papa en España. Si lo fuera, habría conseguido deshacerse de Martínez Camino y también que le nombraran obispo auxiliar a Josito Segovia. Que continúe o no dependerá de cómo se muevan otros y de las ganas que tenga Osoro. Omella podría querer colocar en Madrid a alguien más afín que Osoro, con la idea de que le releve en la presidencia en 2024 y le ayude a pilotar los relevos episcopales. Por ejemplo, Carlos Escribano (que además podría contar con las simpatías de Rouco, que fue su consagrante principal). Arana podría contarle al Papa que las cosas están fatal en Madrid y que hace falta un relevo urgente (no es incompatible con lo anterior). Cañizares, que sigue teniendo buenos amigos en Madrid podría usar a su amiguísimo José Luis Mendoza para conseguir un relevo rápido en la capital (su gran ambición frustrada), y en esto podría ayudarle su amigo Javier Martínez Fernández, que conoce bien la diócesis de Madrid y seguramente algo tendrá que decir. En Roma Ladaria podría acariciar la idea de colocar a alguien amigo suyo en la capital. Rodríguez Carballo podría también moverse con la esperanza de conseguir ser nombrado él mismo tras fracasar sus ambiciones en Toledo. Y evidentemente Osoro podría tirar la toalla y pedir un relevo rápido (circunstancia que tampoco es incompatible con las anteriores, obviamente). A partir del 16 de mayo se abre la veda para el relevo de Osoro. Puede ser que el Papa le mantenga mucho tiempo o puede ser que no. Veremos.

  3. El artículo del cardenal Rouco Varela del 6 de abril es lo mejor, o lo único, aparte el formato que en nada acompaña, que he leído a jerarquías eclesiásticas en estos días de sufrimiento. Pleno de sentido religioso en la interpretación de la actualidad, que es lo que cabe esperar de un cardenal.

    Evidentemente, Rouco ni es tonto -sabe lo que realmente sucede- ni puede decirlo todo en estos tiempos de falsedad y terror. Ciñéndome a lo más actual:

    “arrancando «al poder del mal» -«del Maligno»- el devenir de la historia y el destino de las personas y de los pueblos, venciéndolo con el bien”
    …Aquello fue causado y culpa directa del hombre. Esto, no. De todos modos no es ocioso aprender de las lecciones…

    Romano Guardini…advertía que no se trataba de saber cómo avanzar en el crecimiento del «poder» sobre la naturaleza y el hombre sino en «la doma» del poder obtenido, ya científica y tecnológicamente colosal

    Confiar de nuevo en Dios, en la verdad de su ley … Es el sostén espiritual que nos convierte, nos conforta y nos fortalece en la lucha contra el mal.”

  4. Que sepamos, el que suele tener depresiones solía ser Rouco. El otro día salió una entrevista con él. Supongo que soy de los pocos que la ha leído y será la última que lea, pues esto sí que es una muestra de un ser inane, sin ideas, sin perspectiva, sin nada. Uno no comprende cómo un mal cura como Rouco llegó a ser obispo y después cardenal. Y menos aún, (bueno, vista la corrupción eclesial que había en tiempos de JPII y Benedicto XVI -que se vio incluso obligado a dimitir por ello- caben muchas explicaciones) cómo llegó a ser un hombre tan influyente. Inexplicable. Sus muchos años de influencia nos han dejado en España un panorama desolador en la Iglesia, con muchos obispos inútiles, locos, desequilibrados… y todo se le debe a él. Una auténtica lástima.
    Nota de F. de la C.: Sí, hombre, sí. Lo bueno es lo de ahora. Debe ser usted uno de los 126 seguidores de Omella. ¡Y nps lo quiere vender! Como el otro los tres respiradores. Y cuando ya no hacen falta.

    1. Me deja sorprendido. No sé qué elementos de juicio tiene para hablar de modo tan despectivo de un Cardenal, que según mi humilde criterio, es de lo mejor que ha producido la Iglesia en España.

  5. Por un poco, aunque no mucho, de respeto deberia usted D Cigona tener cuidado con lo que dice, porque hasta cae en el ridiculo. Venir ahora decir que Rouco no esta desaparecido, cuando la ultima vez que se hablo de el no fue por las mejores razones (igual al cardenal Bertone, se acuerda usted del pisito cerca de la Almudena?). Y venir ahora decir que es añorado por el clero de Madrid. vamos que sera para hacernos reir. Usted blanquea todo segun los vientos y no es intelectualmente aceptable que venga ahora (aunque sepamos las razones por las cuales lo hace) decirnos estas dos barbaridades.
    Nota de F. de la C.: No tiene usted que esforzarse en hacer bueno lo de que antes se coge a un mentiroso que a un cojo pues en su caso ambas carencias coinciden en el mismo semoviente. Se le nota mucho el mal olor a oveja.

    1. Luis
      Y ud por un poquito,no hace falta mucho ,de cultura y respeto , debería de saber que el Don se pone delante del nombre propio nunca delante del apellido y también que lo que UD opine no es más que su propia opinión ,ni el resto del clero ni los laicos tienen por qué compartirla.

  6. En efecto, en un par de semanas debe renunciar el arzobispo de Madrid.Doy por sentado que su prórroga será larga, al menos en tanto la situación no sufra cambios en Roma.

    1. Yo no lo doy por sentado. Pudiera ser así, pero es que tampoco creo que el Papa tenga un interés especial en mantener a Osoro en Madrid. Es muy probable, sí, que el relevo no sea inmediato y menos en las peculiares circunstancias en que estamos ahora, pero eso no significa que le mantenga casi cuatro años hasta la Plenaria de 2024, puede que más. Antes del relevo de Osoro estará el relevo de Blázquez, del que nada se sabe, y también los relevos de Fidel Herráez y Vicente Jiménez Zamora, así como el cubrir las diócesis vacantes (Astorga, Ibiza, Coria y Zamora, también Ciudad Rodrigo pero mucho me temo que a esa diócesis le queda poco tiempo de vida, y que su próximo titular será el relevo de Carlos López Hernández en Salamanca). Las diócesis pendientes de relevo (Tarazona, Canarias, Huelva y León) también están pendientes, pero ninguna parece especialmente prioritaria tampoco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *