Parece que hay dominicos y dominicas hartos ya de la Caram

|

http://infocatolica.com/?t=noticia&cod=28455

Y que reclaman medidas sobre ella. Al general de los dominicos.

<

A ver si existe el P. Cadoré o es un simple muñeco de cera. De Matapelo y Chámame Pape nadie se acuerda. Como si no existieran. Vaya par de inútiles más desprestigiados que Puigdemont en Europa.

Comentarios
26 comentarios en “Parece que hay dominicos y dominicas hartos ya de la Caram
  1. 24 min ·
    Change.org
    ·
    C´est honteux le silence du Maître de l´Ordre, le Père Cadoré. Qui tacet consentire videtur.
    Vergonzoso el silencio del Maestro de la Orden, el Padre Cadoré. El que calla otorga.

  2. Domini canis: Tomo nota de la fraterna reprimenda. Ciertamente no conocí el Angelicum de los 60 ni el Friburgo de aquella época. Pude saludar al Cardenal Browne, en el aeropuerto de Barcelona, en el 11963, cuando volvía a Roma. No fue mérito mío sino una contingencia providencial. Tuve el honor de seguir unos ejercicios espirituales, en vísperas de la Cuaresma, que predicó el Padre Santiago Ramírez. Tuve igualmente la suerte de coincidir dos veces con el Padre Royo Marín, quien comentó que el Padre Ramírez estaba compungido santamente ante sus escritos, diciendo: Yo escribo tomos de alta teología que no llegan a la gente y Vd. sabe divulgarla. Cierto es que el Padre Ramírez en su juventud fue profesor en Friburgo, donde coincidió con lumbreras como el Padre Bohensky o el P Marie-Dominique Phiplippe. El Padre Cordero -recuerdo- que en una conferencia se puso a hablar en siríaco, entusiasmado en describir las tradiciones que confluyen en la Redaktionsgeschichte de los Libros Santos. Tuve igualmente la suerte de tener al Padre Sauras como profesor en el tratado de la gracia. O tempora.
    Ciertamente he viajado posteriormente a cuatro paises concretos: Francia, Suiza, Alemania e Italia.
    Asistí horrorizado al final de los 60 a la revolución conciliar.
    Al Padre Ramírez le preguntaron qué le había parecido el Concilio, pues fue perito en la primera parte. Dijo: Eso parece el arca de Noé. Venga animales!
    Doy gracias a Dios por haber sobrevivido a aquella barbarie y conservar el don de la fe y la vocación.

  3. Reverendo P. Canali: debe serenarse antes de leer los comentarios pues de lo contrario, va a escribir cosas incorrectas. Dice que no cito a mis queridísimos S. Ramírez y E. Sauras. Vuelva a leer mi primer comentario y compruebe si los cito o no.
    Por otro lado, siendo bienpensante, considero que ligeramente, sin conocerme, supone displicentemente que he leído algunas -unas poquillas- obras de mis maestros.
    Siendo benévolo, pienso que tutear a un desconocido, ignorando su edad, es un pueril atrevimiento.
    En cuanto a las instituciones que me cita, conozco las del ámbito europeo. Ignoro qué edad tendrá Vd, y si ha conocido o no la Salamanca, la Friburgo o al Angelicum de finales de los 50, comienzos de los 60 hasta el carajal conciliar. Lo desconozco y tampoco tengo excesivo interés en saberlo. Yo sí las conocí, y por tanto, puedo establecer paralelismos, y hacer comparaciones -personalísimas, eso sí, sin pretensiones de verdad incuestionable- y asegurar que lo que vd. cita como lo mejor de la OP en la actualidad, en aquella época habría sido visto como algo de nivel medio.
    En cuanto a los autores que cita, me reitero en lo mismo. ¿cuántos conocen a esas personas? En los años 50 ó 60 ¿cuántos clérigos NO CONOCÍAN A UN GARRIGOU, A UN ROYO, A UN RAMIREZ, A UN PHILIPPON, A UN GARCÍA CORDERO, A UN M. DE TUYA, ETC.’?
    Rvdo. Canali, lea con calma los comentarios, no haga suposiciones gratuitas, hable sin tutear a desconocidos, y sobre todo, beba agua y tranquilícese.

  4. UNIDOS POR LAS LLAGAS DEL SEÑOR

    Fray Irenaeus Dunlevy OP
     
    Hoy, día 04 de Febrero, la Orden Dominicana celebra la fiesta de Santa Catalina de Ricci. Es conocida por su vida mística y su devoción, que se plasma de manera especial en su Canticum de Passione Domini. -Canto de la Pasión del Señor-.

    El Canticum de Passione Domini consta de versos de versos de la Escritura, tanto del Antiguo como del Nuevo Testamento, cantados tan sólo por un cantor, arrodillado ante el crucifijo. La solemne y triste melodía es como la respiración pesada de Cristo, mientras agoniza, y el silencio entre cada verso nos hace presente la gravedad del Calvario. El lapso de tiempo que transcurre entre los versículos comunica la realidad de que Dios inspiró las palabras de David, sabiendo que se cumplirían en la crucifixión de Cristo.
    Al dar Dios un reino a los israelitas y encarecer a Salomón la necesidad de construir un templo, anunciaba a su vez, que Él, el verdadero Rey y el Templo, serían derribados.
    Sin embargo, los cristianos saben que aquello que fue derribado fue reconstruido en tres días: El Domingo de la Pascua es la perfección del Viernes Santo.
    Los que mueren con Cristo también resurgen con Él. Desde el momento del bautismo somos incorporados al Cuerpo de Cristo. Comenzamos a vivir de modo acorde con lo que dice San Pablo: «Vivo yo, pero no soy yo. Es Cristo Quien vive en mí.» (Gálatas 2:20).
    La presencia de Cristo en San Pablo fue tan profunda que llevó en su cuerpo los estigmas del Señor Jesús. (Gálatas 6:17). Es posiblemente el primer Santo de la Iglesia en ser agraciado con tal don.
    Santa Catalina de Siena llevó también los estigmas del Señor, pero menos conocidas son las llagas de su hermana en religión, Santa Catalina de Ricci.
    Hay una relación interesante entre las dos santas dominicas: Comparten el mismo nombre, las mismas visiones místicas y las mismas heridas. Busqué un lienzo de Santa Catalina de Ricci y traté de distinguirla de Santa Catalina de Siena. Parecen casi la misma persona. Y esto es porque ambas mujeres tuvieron una indecible devoción a Cristo Crucificado.
    Así como Cristo quedó unido a la cruz por Sus heridas, también estas mujeres santas se unieron a Jesús por Sus estigmas.
    El amor de Catalina de Ricci y su unión con Cristo crucificado la llevó a componer la devoción enunciada arriba.
    Los favores divinos que ambas Catalinas recibieron, anuncian la presencia del Cristo doliente en Su Cuerpo, que es la Iglesia.
    Mientras que tú o yo probablemente, nunca experimentaremos tales milagros, la realidad de la presencia de Cristo en Su pueblo fiel no debe ser pasada por alto. Debe ser contemplada mediante los ojos de la fe.
    Los bautizados son conducidos a Cristo y reconciliados, para ofrecer su cuerpo como un sacrificio viviente. A partir de aquí los sufrimientos de este mundo ya no carecen de sentido. Dios ha asumido nuestros sufrimientos y los ha transformado en el puente que une al hombre con Dios.
    Aquéllos que se burlaban de Cristo en la Cruz, diciéndole que bajase, ignoraban lo que estaba sucediendo: La vida del Señor no era arrebatada, sino que Él la estaba entregando por sus amigos. Lo que mantuvo a Jesús en la Cruz no fueron los clavos, sino Su amor. Ningún mortal posee el poder de elegir sus propias aflicciones: Respecto al sufrimiento somos sujetos tan sólo receptivos.
    Sin embargo, los bautizados pueden adherirse al ejemplo de Santa Catalina de Ricci: Ella meditó la Pasión de Nuestro Señor, no porque fuera algo que ocurrió en el pasado, sino que fue un evento que invadió el tiempo, llegando a su presente y también a nuestro presente. Cristo continúa sufriendo en Sus miembros.
    Los bautizados unen sus sufrimientos a las heridas del Señor, siendo conformados con una realidad que les trasciende.
    El Papa Benedicto nos dice:
    «Esta liberación de nuestro «yo» … significa encontrarnos dentro de la inmensidad de Dios y ser atraídos a una vida trascendente. Por la Resurrección nos asociamos a una nueva dimensión de vida en la que, en medio de las tribulaciones de nuestros días, ya estamos de alguna manera introducidos. . .Éste es el significado de ser bautizado, de ser cristiano.»
    Las palabras de San Pablo: «Ya no soy yo quien vive, sino Cristo que vive en mí,» fueron retomadas por Santa Catalina de Siena y Santa Catalina de Ricci, marcando sus propias vidas. Su similitud de vida, su unión en las heridas de Cristo, dan gran testimonio de la realidad viviente de Jesús en su Cuerpo místico: la Iglesia.
    También nos invitan a mirar a la Pasión en la plegaria: Viendo lo que hizo Cristo hace dos mil años, podemos ver lo que Jesús continúa haciendo ahora en nuestra alma.

    Canticum de Passione Domini:

    https://www.youtube.com/watch?v=rR3MbOCtPw8

  5. Mientras no se ponga a la monja Caram donde le corresponde (en la calle) no se puede volver a depositar confianza ni en el superior de su orden, ni en el obispo de quien depende ni en la curia vaticana, últimamente no solo desaparecida sino confundida en la Verdad.
    Cuando esté de patitas en la calle, y me da igual que sea por sí misma (como la médica benedictina) o por obligación superior, entonces y solo entonces volveré a recuperar la confianza en los «pastores» (¿?)

  6. Man With No Name dice: Estoy al corrriente de los nombres que Vd. indica y otros. No obstante me permito puntualizar que se trata de antiguallas setenteras, en espera de vérselas con Dios en el juicio particular. Mejor dejar que vegeten y que paulatinamente vayan descansando de sus «fatigas.»

  7. por cierto, si el maestro general de la orden de los predicadores llegara a sancionar a la monja caramba, esta le vendría con quejas a bergoglio, y el maestro general de la orden de los predicadores seria misericordiado. solo ver lo que le paso a la orden ex-soberana de malta.

  8. canali_ , debería saber sin embargo que la orden dominica también hay ciertos tipejos progres que dejan mucho que desear por su herejía y su apoyo a la homosexualidad como timothy radcliffe, josé vera, frei betto, entre otros. por ende, la orden dominica no esta libre de cizaña. tristemente.

  9. José Manuel: ahorro la respuesta pues la cantidad de sandeces qque vierte, es para hacérselo mirar. En Alemania, Austria, Inglaterra, paises nórdicos…la teología es un saber universitario, con el mismo rango que cualquier otro aspecto curricular. En Alemania los profesores de teología los pone el gobierno a propuesta de la autoridad eclesiástica. Y para cesar a un profesor los obispos no pueden hacerlo por su cuenta. Deberán razonar bien ante el gobierno que decidirá en un sentido o en otro.
    Pero no se preocupe: ahora que los podemitas están a navajazos, puede Vd. ilustrarlos con su sapiencia y ser tal vez, factor de paz.

  10. Noticias falsas

    Fray Jordan Zajac OP
    01 Febrero de 2017

    «He conocido a muchos hombres que deseaban engañar, pero ninguno que quisiera ser engañado.» San- Agustín-

    Las noticias falsas se han llegado a ser noticia en los últimos meses. ¿Cómo puede ser buena la proliferación de artículos falsos elaborados deliberadamente?

    Existe un gran clamor contra las noticias falsas, procedentes de liberales por un lado y conservadores por el otro.
    El clamor es algo bueno en la medida en que una persona reconoce los síntomas de una enfermedad grave, que le alertan de que las cosas no son como deben. Del mismo modo, la preocupación por las falsas noticias evidencia que lo que se informa como un hecho debe ajustarse a la realidad.

    Esta afirmación, por ser tan evidente, no debería requerir mucho esfuerzo para su defensa. Y a pesar de todo, no es la lógica formal lo que suele imperar…
    El nuestro es un mundo en el que diversas ideologías buscan distorsionar todo y la dictadura del relativismo -de la que hablaba el Papa Benedicto XVI- se esfuerza por corromper la verdad y su integridad.
    Contrariamente a la observación de San Agustín, algunos de nuestros contemporáneos sí «parecen querer mentir.» Y por lo tanto, cualquier defensa de la existencia de alguna verdad objetiva -la verdad que todos tenemos la capacidad natural, el deseo y derecho de asumir -es algo de gran magnitud. Recuerda que «Post-truth» -la postverdad-, fue la palabra del Diccionario de Oxford, más empleada en el Año 2016.
    Pero incluso en esta era de la postverdad, cuando la Veritas parece haber sido retirada del menú, no dejamos de tener hambre de ella. «La ausencia de la verdad,» afirma el cardenal Sarah, «es la verdadera pobreza del hombre.» Sin ella moriríamos de hambre.

    Otra razón por la que las falsas noticias han demostrado ser tan inquietantes es porque llaman la atención sobre una realidad simple pero rara vez considerada: confiamos mucho en el testimonio y la autoridad de otros para llegar a la verdad.

    Ciertamente preferimos encontrar la verdad por medio de la verificación personal: Déjame verla con mis propios ojos. O mejor aún: haré algunos experimentos. Entonces tendré certeza.

    Sin embargo, hay límites a cuanto puede ser descubierto por la verificación personal. No puedo, por ejemplo, verificar el mes, el día y el año en que nací. Yo estaba allí, por supuesto, pero tengo que aceptar el testimonio de otros respecto a que ocurrió y cuando y donde sucedió. No puedo estar seguro, en sentido estricto. Todo lo que puedo hacer es confiar en la fuerza del testimonio de otros. Tengo que confiar.

    Aceptamos muchas más verdades sobre la base de testimonios que en la verificación personal. «Nada permanecería estable en la sociedad humana,» observa San Agustín, «si decidiéramos creer sólo lo que se puede admitir con certeza absoluta». De hecho, sería imposible una vida humana funcional sin aceptar nada sobre la base de la palabra de otro.

    Este asentimiento se expresa con otra palabra: la fe.

    Todos vivimos por la fe, -ex fide-.

    La fe es a menudo mal interpretada como creer en algo ante la evidencia de su contrario, o en algo cuya evidencia no puede alcanzarse. Pero esencialmente la fe implica un asentimiento basado en un proceso intelectual.
    Cuando nos aferramos a la autoridad de otro que tiene experiencia o creemos en el testimonio de una persona, ¿lo hacemos de manera irreflexivamente, o al contrario, de manera crítica? La razón nos ayuda a sopesar, evaluar, interpretar y explicar lo que creemos y el porqué. La fe y la razón no sólo son compatibles, sino que trabajan juntas todo el tiempo. Las dos nos conforman adecuadamente a la realidad y de aquí nacen nuestras convicciones.

    Como cristianos, nuestra convicción es que la plenitud de la verdad se identifica con una Persona: Jesucristo. La fe en Él es un don (Catecismo, §153): Pero al mismo tiempo Dios nos ha suministrado varios signos que ayudan a la fe: el testimonio bíblico, la Tradición, los fundamentos apostólicos de la Iglesia, la supervivencia y difusión de la misma, la santidad de los santos, el testimonio de los mártires, la inteligibilidad de la doctrina, de los milagros, la belleza de la liturgia, los sacramentos. Todos estos elementos son testimonios que afianzan y confirman la verdad de la Fe. Dios nos ha revelado la Verdad, y por lo tanto podemos tener fe en las realidades sobrenaturales.

    La Iglesia primitiva convivió también con noticias falsas: Los príncipes de los sacerdotes en el mundo hebreo contemporáneo al Señor negaban la verdad de la Resurrección, como se ve en el Evangelio de San Mateo. San Juan Crisóstomo dirá: «ni siquiera son capaces de mentir de manera plausible!»
    La sensibilidad respecto a la falsedad es una buena cosa. Si la búsqueda de la verdad conduce a desenmascarar las noticias falsas de hoy en día, realmente hoy habrá habido una gran noticia.

  11. Sherlock Holmes: Enviar emails a Manresa es perder el tiempo. El sitio clave es el Convento de Santa Sabina, donde reside el Maestro General -es un hombre hecho para los tiempos de paz, y elegido en su momento como mal menor para evitar la elección de un norteamericano-.
    Ciertamente el Maestro General no puede tomar medidas disciplinarias sobre la Caram, salvo que se lo ordenen el Cardenal peluca y pepe. Pero PUEDE Y DEBE emitir un comunicado -y esta tardanza es nefasta- como el de las buenas Monjas de Caleruega.
    El Email del socio encargado de los asuntos de la Península Ibérica, Italia y Malta tiene el siguiente email:

    SOCIO PER LE PROVINCE ITALIANE, MALTA E LA PENISOLA IBERICA Bernardino PRELLA [email protected] [email protected]

    El Vicario del Maestro de la Orden el siiguiente:
    VICARIO DEL MAESTRO DELL’ORDINE Vivian BOLAND
    [email protected]

  12. Domini canis: Me sorprende tu calificación del nivel intelectual de una Orden en cuatro línea, aderezadas con algunos nombres. Olvidaste al Padre Ramírez y al Padre Sauras, entre muchos.
    Siendo bienpensante he de suponer que has leido algo de sus obras.
    La vida sigue. Y claro: no te sonará el claustro de Profesores de la Universidad de Friburgo. Item el claustro de la Unuversidad de Santo Tomás de Aquino en Roma , el Estudio General de Bolonia o el de Toulose, y para rematar el muestrario, la Facultad de la Inmaculada en Washington en la que un equipo de Profesores brilla con luz propia y están enriqueciendo la Teología espiritual, bíblica, dogmática y moral con sus clases y sus publicaciones. Pienso en el Padre Dominic Legge, el Padre White, el Padre Augustine Thomson, historiadore, que a pesar de ser Catedrático en la Universidad de Berkeley, acude también a Washington. Quizás no te suene Monseñor Charles Morerod, actual Obispo de Friburgo, gran tomista, que fue Rector del Angelicum hasta su promoción al episcopado, y para tí será un mindundi Monseñor Augustine Di Noia, que fue Profesor en la Facultad de la Inmaculada, donde profesó y recibió la Ordenación hasta que el Papa Benedicto lo llamó a Roma y está ahora de Secretario adjunto de la CDF. Pero qué le vamos a hacer? Ahí está el Padre Marie- Dominique Philippa -que ciertamente fue un eminente Profesor de Friburgo y un gran teólogo- y no precisamente por ser amigo de Monseñor Lefèbvre…Aunque recuerdo haber leido en el libro de Tissier que en cierta ocasión y hablando de la crisis vocacional que se avecinaba,, el Padre Marie-Dominique Philippe se arrodilló ante Monseñor y le dijo suplicante: Por favor, Monseñor. Haga algo.
    Ciertamente esta anécdota honra y distingue a este insigne profesor.

  13. Como para no estar hartos de esta SINVERGÜENZA, como estarán para expresarlo en público pero loos que tienen que actuar son los superiores y si disciplinariamente los obispos de sus diócesis no pueden hacer nada por lo menos protestar públicamente.
    No se diga que no pues cuando un franciscano insultó y calumnió gravemente al reci´`en nombrado Obispo de San Sebastián se actúo de ipso facto y se logró hasta su exclaustración de Aránzazu. Eso sí se calumnio a un obispo e hizo bien, pero a años luz de que insulten a la Santísima Virgen María Madre de Dios y Madre Nuestra, por esta impresentable monja, lenguaraz, vividora, trapacera y sinvergüenza.

  14. Bombardeemos de mensajes el libro de visitas de la web del convento de la Caram. A ver si su priora y su comunidad se dan por enteradas.
    www2.dominicos.org manresa (donde hay un espacio hay que poner una barra, que el sistema rechaza como carácter prohibido)

  15. Demonio José Manuel.
    Tan fácil como esto:
    O la Iglesia es una institución humana más,y entonces,te la regalo.
    O su Origen es divino,por lo que da absolutamente igual en el siglo que se esté,pues Dios es atemporal.
    Así de claro y de contundente.
    Por lo demás,si en el siglo XXI una Caram cualquiera afirma ser virgen y no masturbarse(sic),no va a ser menos la Virgen Santísima.

  16. No suele gustarme hablar en una bitácora de otras bitácoras y menos dar referencias de las susodichas, pero en este caso creo necesario u oportuno señalar que en la bitácora del ultraprogre, ateo y laicista Ignacio Escolar (o sea, en «eldiario.es»), se alaba a la Caram como ejemplar monja solidaria que cuenta con el respaldo del no menos ejemplar y providencial papa Francisco (aquel su famoso «Ah, vos sos la monja que hacé lío, pues seguí haciendo lío»…), y contra la cual, pobrecilla ella, todas las fuerzas de la reacción ultraderechista católica -que incluye a toda «Infovaticana», «of course», según es el amor a Cristo y a su Iglesia de esa gente ultraizquierdista- arremeten.

    A mi juicio, es demasiado evidente el odio a Cristo y a su Iglesia de medios informativos como «El Plural» o como «Diario.es» como para tomarse especialmente en serio lo que dicen sobre la actualidad de la Iglesia.

  17. Mirad por dónde el Señor permite males para sacar grandes bienes! El espectáculo ridículo -y por otra parte herético- que nos ofrece Caram ha servido para que los dominicos y dominicas despierten de su letargo para defender la verdad de la fe. El lema de los dominicos es «contemplata aliis tradere», es decir, «trasmitir a los otros lo contemplado». Es manifiesto y evidente que no se puede incluir a Caram dentro de los márgenes de este lema. Ella no contempla más que a sus ídolos, como Leo Messi, Artur Mas y, especialmente, a ella misma; y en los medios de comunicación solamente nos trasmite sus aberrantes opiniones, que no son más que bazofia para alimentar a las almas que se pierden. Sin embargo, mucho peor que este monstruoso fenómeno mediático, es la falta de gallardía de los mitrados que no tienen lo que hay que tener para defender la verdad divina, y que, si no van con cuidado, acabarán por perder la fe en sus diócesis, llorando, luego, como mujeres lo que no supieron defender como hombres, como le dijo la sultana Aixa a su hijo Boabdil.

    P. S. Caram ha hecho buena a Forcades, porque, al menos, ésta, a pesar de su error, es muchísimo más astuta, fina y educada que aquélla.

  18. La antaño gloriosa Orden de Sto. Domingo no es ni sombra de lo que fue hasta los años 60. ¡Oh! ¡Ah! ¡la primavera conciliar! ¡Qué coincidencia!
    Antes era una Orden de altísimo nivel intelectual, de gran celo por la ortodoxia (y algún gilipollas que me lea pensara: estos tíós eran unos fariseos y doctores de la ley; otros gilipollas, en otros lares, ya me lo han dicho). ¿Quién es capaz de indicarme hoy a tres o cuatro dominicos de fama mundial por sus estudios, sus libros, sus conferencias? ¿Quién hay comparable a mis maestros Royo Marín, García Cordero, Sauras, S. Ramírez, Garrigou Lagrange, M. D. Philippe -fundador de la bella Comunidad de S. Juan y gran amigo y colaborador de (San) M. Lefebvre…?

  19. la iglesia bergogliana es de patada al católico y abrazo al ateo, protestante, islamista y heterodoxo. La Caram ya está en los altares en vida.

  20. MAS QUE DE CERA,DE PAJA
    SERA ESTE POBRE MUÑECO:
    UN HUMILDAD UNO FLECO
    DEL QUE,EN ROMA,DICTA Y RAJA…
    Y ANTE UNA MONJA TAN BAJA
    QUE ENCUENTRA EN EL MUNDO ECO,
    ESTE INFELIZ TELEÑECO
    VA A VESTIRSE LA…MORTAJA.
    TIEMPOS RECIOS TERESIANOS,
    EN LOS QUE LOS MALOS OBRAN,
    Y OTROS SE CALLAN,CUAL P.U.TAS;
    TIEMPOS PERVERSOS ROMANOS
    CON LIANTES QUE NOS SOBRAN
    IMPONIENDO HOJAS DE RUTA…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *