Lo que puede esperar la Iglesia catalanista de sus queridísimos «amigos»

|

 

Y no será porque no se lo digan. Que no ocultan nada.

«La vena anticlerical de ERC»

<

Abundio, un genio a su lado.

Comentarios
6 comentarios en “Lo que puede esperar la Iglesia catalanista de sus queridísimos «amigos»
  1. ERC es un partido masónico y propio de gente desquiciada. No hay más que observar los tipos y las caras de estos personajes estrambóticos que si no es porque han hecho mucho daño a España y a Cataluña sería para hacer miles de películas de humor.
    Un desquiciado era Companys un ser abyecto y malvado que en principio no era ni nacionalista, abyectos y pintorescos el capitan Collons, los Dencás que salieron por las alcantarillas en Octubre del 34 y el propio Maciá un coronel renegado.
    Eso en el pasado pero miren que personajes Tardá, Carol Rovira y ahora Rufián a cada cuál más estrafalario; el más normal parecía haber sido Tarradellas. Tenemos al Junqueras que va de católico y que se ha puesto a comer en la prisión como el tío tilico. ¿Qué esperaban de esta gentuza? nos creemos que por usar las palabras diálogo, construir puentes y todos esos mantras que están vacíos de práctica y más en religión traen lo que traen.

  2. ¿Se han fijado en los apellidos?Capella, que es «capilla», supongo.Y Aragonés, un secesionista catalán apellidado «aragonés».Y ella, anticlerical apellidándose «capilla».Si no fuera un asunto serio, sería como para que las carcajadas se oyeran en la Patagonia, tan absurdo como si un obispo se apellidara Rufián.A veces pienso que a la Iglesia en Cataluña le está de perlas lo que le pasa.Que tengan cuidado los prelados, no sea que la autoridad civil les embargue hasta los calzoncillos.Y, ahora, en serio: nada de pactar con ladrones; a juicio, y que digan los tribunales de quién es la catedral de Barcelona, a ver si, hablando la justicia, se callan estos hijos de la viuda.

  3. Esquerra Republicana de Cataluña es un partido masónico que además no lo oculta. Tardá se jactó de ello en un mitin en la Universidad de Valencia hace algunos años, en la antigua facultad de derecho, hoy de filosofía. Pero bueno la sarna con gusta no pica. El problema es que si el clero separatista es masoquista el resto del rebaño no tenemos el porqué participar de sus perversiones. Más aún el pastor tiene el deber de defender al rebaño del lobo. ¿Qué podríamos pensar de un pastor que desde hace más de 40 años conduce al rebaño a las fauces del lobo? Pues eso, como si a Judas se lo premiase ascendiéndolo a algún dicasterio romano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *