PUBLICIDAD

Las propuestas sinodales revolucionarias no representan a nadie ni tienen el menor valor

|

El Arzobispo de Barcelona - Arzobispado de Barcelona

Y ya deberíamos saber lo que cabe fiarse de los medios que las vehicularon como si fueran una reclamación masiva de la Iglesia.

Hay que agradecer al cardenal Omella que haya salido al paso de esa campaña mentirosa.

https://infovaticana.com/2022/06/08/omella-sale-al-paso-de-las-polemicas-propuestas-sinodales-de-su-archidiocesis-se-trata-unicamente-de-unas-propuestas-nunca-votadas-ni-aprobadas/

Comentarios
9 comentarios en “Las propuestas sinodales revolucionarias no representan a nadie ni tienen el menor valor
  1. Un corral de Gallinas y Gallos de pelea, dejar a los fieles, mejor dicho, populacho, que opinen y propongan lo que les venga en gana. i opinión personal es, que, todo lo tienen ya tramado y preparado: La abolición del celibato, la ordenación de mujeres, y lo peor de todo, la abolición de la Santa Misa como Sacrificio de Cristo y el cambio radical de las palabras de la Consagración. Solo esperan el momento propicio para llevarlo a cabo y asestar el golpe de gracia a la Iglesia.

  2. Estimados lo que es no es pero puede ser salvo que no sea o todo lo contrario de lo contrario. Rememorando a Marx (Groucho) estos son mis principios si no le gustan tengo otros.

  3. Pero qué sínodo en Barcelona. Cuántos católicos hay en esa tierra de Cataluña arrasada en lo religioso. No hay entusiasmo en ningún lado por el dichoso sínodo y va a haberlo en Barcelona donde es más fácil buscar una aguja en un pajar que un católico.
    Anda ya cuatro viejos decrépitos soñando con la suspensión del celibato sin poder hacer nada ya aunque lo supriman, desquiciados que han perdido una vida entera en estas sandeces y se han dejado ir a los fieles, vaciado las iglesias, consentido que la política de lo más rastrero entrara hasta en sus altares.
    Con ese criterio le recomendaría a Omella que rescate a Novell de inseminar cerdos en las granjas y vuelva ya que hay tanta falta de sacerdotes. Que manera de hacer el ridículo. Si resulta que el tema está cerrado, y sólo muetra opiniones para que dar vueltas sobre lo mismo.
    En los años 60 y 70 llevaron a la secularización de la sociedad la actuación de mucha jerarquía y muchos obispos que eran cultos y bien formados pero estaban trufados de iconoclastia, connivencia con los tiempos y a veces ayudados por la masonería y de ahí el famoso humo del infierno que se coló por las ventanas del aggiornamiento. Ahora el mismo o peor resultado guiado por necios, trepas, listillos y verdaderos inútiles eclesiales.

  4. Hacen convocatorias con condicionamientos a los que responden principalmente algunos jubilados y gente desocupada, amén de todos los dinosaurios del progresismo que se unen para hacer fuerza (aunque sean poquísimos, pero abulten). Y como la consulta es abierta, pues también algún podemita y otro del psoe.
    Hacen preguntas y se responden a sí mismos, dejan fuera lo que no interese, y presentan sus resultados como «vox populi, vox Dei» (que de eso se trata todo esto). Y si no les sale bien esta táctica A, ya tienen la B: otras respuestas preparadas de antemano.
    Se hace la síntesis esperada y se eleva a la instancia superior. Porque, ¿quién controla que estas consultas sean realmente universales y las síntesis sean fidedignas? NADIE.
    Así se va «cocinando» el sínodo en casi todas partes.
    Llega a Roma el bulto de papel y ahí, el Papa hace de su capa un sayo.
    Todo muy democrático y espiritual.

  5. Lo que más gracias me hace es la participación de los laicos en los sínodos. Bastante tenemos con sacar nuestro trabajo y familias adelante, orientando esas realidades a Dios. La participación laical siempre estará sesgada hacia los pocos, poquísimos, que pueden participar en ello, en una clara visión clericalista de los laicos, y en muchos casos manipulados hacia «reclamaciones» interesadas de algunos clérigos.

  6. A ver si lo entiendo. La web de la archidiócesis de Barcelona presenta las conclusiones de la fase diocesana del Sínodo. Los medios se hacen eco de lo que creen que es más interesante de esas conclusiones. El cardenal, asustado por la movida mediática, sale a decir que en realidad no se ha presentado nada.

    Y sin embargo, los manipuladores son… los medios.

    Genial, oiga usté…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.