PUBLICIDAD

Las lecturas de esta mañana, de Specola a Wanderer, son como para decir, a un católico acobardado, paren el coche que me bajo

|

Ver las imágenes de origen

http://caminante-wanderer.blogspot.com/2021/10/resignacion.html

Pero un católico acobardado es la antítesis de un católico.

Que vive en la fe, la esperanza y el amor de Dios a nosotros, a cada uno de nosotros, y de nosotros, de cada uno de nosotros, a Dios.

Sabemos que este valle de lágrimas es pasajero  y que tras él nos espera Cristo, fruto bendito del vientre de la Virgen.

 

 

Ayúdanos a seguir informando

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *