PUBLICIDAD

«La Iglesia ‘en salida’ ahora se ha atrincherado por miedo»

|

Lo dice Messori

https://brujulacotidiana.com/es/messori-la-iglesia-en-salida-ahora-se-ha-atrincherado-por-miedo#.XoS6614uWAw.facebook

Creo que tiene mucha razón.

Con la excepciones meritorísímas que se quieran

 

35 comentarios en “«La Iglesia ‘en salida’ ahora se ha atrincherado por miedo»
  1. Soy sacerdote y niego que la Iglesia esté escondida.
    Yo ahora mismo no sé si soy portador del Covid 19.
    Puedo decir que dos veces he intentado ir al medico, la recepcionista me preguntó sobre mis síntomas: «desde mediados de febrero tengo síntomas de resfrío o alergia (bronquitis tratada la segunda semana de marzo)».
    Respuesta de la recepcionista: «por favor no venga para no poner en riesgo la salud del Médico». Me pareció bien, así lo hice; al mismo tiempo no tengo acceso al test del Covid 19.
    Pongamos que soy portador del virus (aunque no tengo serios síntomas) y voy a una clínica de ancianos a atender a un moribundo ….
    No estoy escondido como no lo están la inmensa mayoría de los sacerdotes. Ojalá pudiera hacer el test cada mañana, pero no es el caso.

  2. Reitero lo que escribí días atrás:

    «…Y el SEÑOR Dios llamó al hombre [Francisco I, Osoro, al ‘padre’ Ángel…], y le dijo: ¿Dónde estás? Y él respondió: Te oí en el huerto, y tuve miedo porque estaba desnudo, y me escondí. Y Dios le dijo: ¿Quién te ha hecho saber que estabas desnudo? ¿Has comido del árbol del cual te mandé que no comieras?…»

  3. No me parece que se haya atricherado por miedo D Cigoña. Creo que es lo que hay que hacer en este momento y punto. El Papa ha estado bien, como estan bien los Obispos cerrando iglesias y no pirmitiendo que se junte la gente, tres son mucha gente. Que diria Messori o Usted mismo si la plaza tuviera gente? que el Papa seria un agente de muerte? es eso lo que yo no entiendo.

  4. ¿Es útil rezar?

    Fray Nicholas Hartman OP
    02 de Abril de 2020

    El filósofo Emmanuel Kant argumenta que es una «ilusión absurda y … descarada» el que alguien pida algo a Dios para desviarle «del plan de Su sabiduría (para conseguir un bien actual).» ( Cfr. La Religión dentro de los límites de la mera razón, 6, 196n).
    En otras palabras: No debemos recurrir a la oración, tratando de influir en Dios para que haga algo por nosotros. Dios es omnisciente y organiza todo sabiamente.
    En comparación con el conocimiento y la Providencia de Dios sobre el mundo entero, nuestros deseos y necesidades son insignificantes.
    Kant pensó que en lugar de pedirle a Dios que haga cosas por nosotros, sólo deberíamos acudir a la oración para despertar en nosotros una “disposición tendente a una conducta que agrade a Dios, y para este objetivo el discurso sólo sirve como un instrumento imaginativo.»( Religión 6, 198).
    En otras palabras, rezar a Dios nos ayuda a vivir correctamente y nos ayuda a imaginar cómo comportarnos de un modo que le resulte grato, pero no podemos pedirle a Dios que haga nada por nosotros.

    Este raxiocinio puede alejarnos de la oración, incluso en medio del sufrimiento y las incertidumbres de la pandemia del coronavirus.
    Después de todo, incluso Nuestro Señor Jesucristo reconoce que Dios «sabe lo que necesitamos antes de recurrir a Él.» ( Mateo 6, 8 ).
    Dios sabe que esta pandemia amenaza nuestras vidas y nuestra salud y aprecia los problemas adicionales que conlleva el distanciamiento social de cara a nuestro bienestar comunitario, económico y espiritual.
    No nos es posible darle a Dios ninguna novedad. No podemos influir en Su voluntad para que tuerza Sus designios. ¿Acaso n sería delirante pensar que Dios va a responder a nuestras necesidades, movido por nuestra plegaria?

    La fe nos enseña todo lo contrario. El mismo Jesús nos insta a orar sin desfallecer enfática y repetidamente. (Cfr Lucas 18, 1-8 ).
    Además, sabemos que Dios responde a la oración. Nos ilustra al respecto el relato de Moisés intercediendo por el pueblo y el hecho de que Dios respondió a su petición, cambiando de opinión sobre el castigo con el que había amenazado a Su pueblo.» ( Éxodo 32, 14 ). Finalmente, si bien es cierto que ninguna criatura puede «desviar» al Creador de lo que intenta hacer en Su sabiduría, debemos recordar que Dios siempre tiene la intención de conseguir las cosas a Su manera.

    Aparece en el Evangelio una mujer que, después de haber sufrido hemorragias durante doce años, toca la clámide de Jesús y encuentra la salud. ( Lucas 8, 40-48 ). Jesús pregunta: «¿Quién me ha tocado? Porque sé que ha salido de Mí una virtud (fuerza).»
    Aquí la narración y las palabras de Jesús hacen que parezca que fue la mujer la que causó su curación. Jesús casi lo reafirma cuando, al volverse a ella, le dice: «Tu fe te ha salvado.»

    En cualquier curación que Jesús lleva a cabo, actúa como Dios; por lo tanto, no habría curado a la mujer a menos que primero hubiera deseado que ello sucediera. También sabemos que Dios podría haberla sanado en cualquier momento durante los doce años que sufrió. Pero Jesús no sólo quería sanar a esta mujer; quiso curarla de una manera específica. Quiso curarla mediante su colaboración y su fe, manifestada al tocar la orla de Su manto. Quiso curarla respondiendo a su plegaria.
    Dios quiere darnos lo que necesitamos, pero quiere hacerlo como respuesta a nuestra oración. La plegaria evoca algo en nosotros, afianza la confianza en Dios respecto a la satisfacción de nuestras necesidades, persuadidos de que Dios nos ama y desea atendernos.
    Al presentarle el elenco de nuestras necesidades, nos ponemos en Sus manos. No cambiamos la mente de Dios, pues, sabe de antemano lo que va a hacer y cómo lo va a hacer.
    Sin embargo, el modo elegido por Dios implica la satisfacción de nuestras necesidades como respuesta a nuestra humilde fe.
    Dice Santo Tomás de Aquino: «No rezamos para cambiar la disposición divina, sino para poder obtener lo que Dios está dispuesto a darnos a través de la oración de Sus santos.» ( ST II-II.q.83, a.2 ).

    1. Me alegro muchísimo que haya escrito usted esto, yo siempre he pensado algo parecido, que el brazo a Dios no se lo tuerce nadie. No me gustan esas cadenas de oración para pedir por la salud de fulanito, o por sus problemas. De Dios somos todos buenos, malos y peores y da a cada uno lo que le parece y como le parece, porque el sólo puede leer los corazones de todos los vivientes. Es una tentación pedir obsesivamente por nuestras cosas, que conste que yo lo hago por mí y por mis amigos, pero Dios lo da cuando El lo considera. Pero siempre hay que tener presente que Dios es tan Omnipotente y ve hasta tan profundo, que no nos podemos ni imaginar nosotros como es.

  5. Lo peor de la «Iglesia en salida» no es que se haya jiñado y que lo que le haya salido sea… En fin, eso es humano. Lo peor y lo más indecoroso es que ha hecho el ridículo.

  6. Querido don Francisco José: lo supongo a usted informado de la muerte del sacerdote e historiador don José Luis González Novalín, a los noventa y un años.

  7. No discutáis. Este buen hombre no da más de sí, y el dueño del blog que lo trae a colación tampoco. Qué sabéis vosotros de la identidad religiosa de todos los que estamos en la lucha contra el virus cada día! Hace falta que cada uno ponga su sello? Y en cuanto a las misas, un poquito más de tomismo del bueno, por favor: “Dios no ha ligado su poder a los sacramentos, hasta el extremo de no poder conferir sin ellos el efecto sacramental” (Del Aquinate). Entiendo que los curas jóvenes que no leen a Santo Tomás estén obsesionados con las misas on-line (incultos ellos, claro). Pero ustedes son ya talladitos para semejantes deformaciones.

    1. Sí, Lluis. En las vísperas del domingo hemos cantado toda la vida el salmo 115, 3 «Nuestro Dios está en los cielos, él hace todo lo que quiere.» Confirmado en el 135, 6.
      Pero aquí la Escritura la tienen de adorno.

  8. Veo con cierta preocupación que el verdadero Canali no sale a atajar al troll como solía. Espero que sea por simple hartazgo y no por otra causa.

  9. Ni Messori, ni el lucero del alba. «Magister dixit» siempre fue un argumento falso.

    La verdad: Coronavirus en España: más de 10.000 fallecidos por coronavirus, 950 muertos en un día
    Nuevo pico de muertes en un día: 950 personas han perdido la vida por coronavirus en las últimas 24 horas en España. Hoy 2 de abril.

    Cada uno en su casa y Dios en la se todos. Es la única manera de parar la sangría.

    1. Sale vd a la compra? No cree que merece la pena más arriesgarse por estar en el Golgota que por comer? Siempre con.medidas prudentes claro de espacio e higiene

      Además no seria obligatorio

    1. En ningun sitio dice Mesori, que hay llenar la plaza de San Pedro. Esto de inventar cosas que Mesori no ha dicho, para poder atacarle, está muy feo.
      Por lo visto, Mesori no puede criticar, pero tu si.
      Quedas retratado.

  10. La iglesia debe y puede hacer lo suyo: evangelizar: darnos a la gente del s. XXI, adultos y responsables, verdaderas razones para la esperanza, verdadero consuelo para nuestro dolor y verdadero ánimo en nuestra lucha por nuestra vida y por la vida de nuestros prójimos; y debe hacerlo por los medios técnicos del s. XXI, respetando el aislamiento radical.
    La iglesia tiene que espabilarse y obligarse a a sobrevivir demostrando que es útil PARA LA GENTE DEL S. XXI y que está a la altura de los tiempos.
    AGUA PASADA NO MUEVE MOLINO.
    De los tradis el virus chino no va a dejar ni ejemplares para museo.

    1. Pues tú ten cuidadín laico ,que parece ser que el virus chino no hace diferencia entre tradis y ‘ progres.’ .. No escupas hacia arriba no vaya a ser que el escupitajo ,( con perdón ) te caiga encima…y despues, ya sabes , ..ni para un mu seo de pueblo !

  11. He leído bastante a Messori y en lo que yo conozco, desbarra a menudo. Sólo estoy de acuerdo con la última frase, mal copiada, que es del libro de Isaías (Isaías 55, 8-10).
    Sólo confío en que Dios está en su sitio y sólo sé seguro que el «atrincheramiento» de la iglesia está salvando miles de vidas. Messori no es capaz de entender que estamos en el s. XXI y metidos en una peste excepcional, con un contagio facilísimo y rapidísimo que sólo tiene un remedio verdaderamente eficaz, el aislamiento radical.
    Muchos de sus lectores tampoco lo entienden.

    1. No es de recibo que la Iglesia se haya atrincherado, ni desde el plano natural ni el sobrenatural, mucho menos la Iglesia en salida que tanto proclamaba que no podiamos aislarnos del mundo. Era todo una pose.

      1. Que bien hablamos desde las nubes. Ideas, ideas, ideas…
        Aterricen, carajo, aterricen. Déjense de «principios y fundamentos». Aterricen.

          1. A mi también me impresionó cierre de Lourdes. Primero, las piscinas. Comentaron que jamás se habían cerrado… Contagiarse en las piscinas, ja, ja, ja pero acaso quien entra allí son sanos!??? O se cree en el poder de Nuestra Madre o no. Esta medida, para mí, es ayudar a quitar la Fe, ídem después con CIERRE TOTAL DEL Santuario. Si que Messori tiene razón que peregrinar conlleva transportes masivos, hospedaje y allí… No opino… Es complicado, pero ya DENTRO SANTUARIO, si que tengo Fe en que nadie se contagiar is. De todos modos no ayuda en absoluto CIERRE DE IGLESIAS, SANTUARIOS Y BASÍLICA DE SAN PEDRO. Un horror ver tal panorama. Orfandad, soledad, abatimiento.,tristeza, tibieza y cobardía de los clérigos… Es lo que me pasa en mente…
            EN cuanto a Kant, me imagino que el Pasaje del Evangelio, y otros muchos del milagro de Jesús en las Bodas de Cana se le debió de pasar por alto… Racionalistas, subjetvistas de… La porra!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *