PUBLICIDAD

Un jesuita español en el “candelabro”

|

Resultado de imagen de german aeana

Se llama Gemán Arana y se dice que tiene enorme influencia con el Papa.

Sonó bastante en la  defenestración de monseñor Ureña como arzobispo de Zaragoza. Con razón o sin ella.

Ahora le citan como sostenedor del obispo de Osorno, Barros.

Germán Arana, el responsable del ‘error fatal’ del Papa con Barros

Si todo fuera cierto como para que el Papa prescindiera de este jesuita.

 

22 comentarios en “Un jesuita español en el “candelabro”
  1. Con estos pésimos antecedentes, el P. Arana tiene un futuro prometedor en la Iglesia de Francisco. Dentro de poco, obispo. Y si sigue metiendo la pata en casos parecidos a los de Barros, ¡cardenal!

  2. Arana amiguísimo de Osoro, e instigador de caza de brujas en algunos seminarios por dónde ha pasado Osoro. Además de protagonita de lo de Ureña y de varios escándalos en diócesis del norte de España.

  3. Dicen que Arana y Omella son grandes amigo. La amistad viene desde que Omella fue párroco de Calanda alla por los 80 y Arana visitaba la población por motivos familiares.

  4. No se enreden en si Arana tal o Arana no sé cuál. El hecho, como apunta Canali, es que Francisco tiene su propia red de informantes en todo el mundo, al margen de la Secretaría de Estado. Y (oh casualidad) resulta que son todos jesuitas. Para las cosas de España y parte de Iberoamérica tiene a Arana, e imagino que también al cretino del bigote y las camisas de cuadros. Para las cosas de otros sitios tendrá otros correligionarios igualmente chismosos, igualmente correveidiles, igualmente malvados e igualmente indeseables.
    Todo esto lo que viene a querer decir es que la Iglesia está en manos de la Compañía, y no en el buen sentido. Jesuita el Papa, jesuita el prefecto de la CDF y jesuita la red de espionaje y delación mundial que promociona a los leales y señala con el dedo a los desafectos. Un auténtico Sodalicio Bergogliano, al servicio de la demolición modernista de la fe católica. Y todo ello en las horas más bajas y más demoníacas de la orden fundada por Ignacio de Loyola. Luego dirán que el diablo no existe.

  5. El Padre Arana no tiene más información que aquella que le dan los que le visitan. Muchos con problemas psicologicos que le cuentan la realidad de sus obispos, compañeros o diócesis . Si realmente el Padre Arana contara lo que sabe al Papa, más de un obispo o Arsobispo tendría que buscarse trabajo en otro sitio. Yo precisamente animaría al Padre Arana a seguir adelante, hay que limpiar y sanear!!!! Esto son venganzas de alguno ….

  6. El Padre Arana no tiene más información que aquella que le dan los que le visitan. Muchos con problemas picolosgixis que le cuentan la realidad de sus obispos, compañeros o disocies. Si realmente el Padre Atana contará lo que sabe al Papa, más de un obispo ir Arsobispo tendría que buscarse trabajo en otro sitio. Yo precisamente animaría al Padre Arana a seguir adelante, hay que limpiar y sanear!!!! Esto son venganzas de alguno ….

  7. En el Ejército un Superior no se puede disculpar con los inferiores. Si Arana ha informado mal, Bergoglio estaba obligado a contrastar sus informaciones. Si no lo hizo la responsabilidad es exclusivamente suya. El único y más eficaz castigo respecto a Arana es descartarle como informador.

  8. El Papa debe nombrar los obispos por los caminos indicados en la Tradición y según el derecho, con las libertades particulares que debe tener en algún caso. El saltar ese procedimiento por el chismorreo de los que cree de su riñón lo único que hace es este desastre, que para nada es el único. Sabemos en Argentina que se deja llevar no por las ternas y la palabra del Nuncio, sino por algunos que hablan a su oído, así ocurrió con un obispo de las serranías cordobesas nombrado por indicación de un emérito gracias a Dios bien emérito de La Rioja. Se sabe todo, tarde o temprano estas cuestiones se saben, y así obra, queriendo ser libre, pero siendo muy esclavo de los que no le hacen un favor. Improvisado, todo improvisado, a la manera de un boliche de cuarta.

  9. El Papa debe nombrar los obispos por los caminos indicados en la Tradición y según el derecho, con las libertades particulares que debe tener en algún caso. El saltar ese procedimiento por el chismorreo de los que cree de su riñón lo único que hace es este desastre, que para nada es el único. Sabemos en Argentina que se deja llevar no por las ternas y la palabra del Nuncio, sino por algunos que hablan a su oído, así ocurrió con un obispo de las serranías cordobesas nombrado por indicación de un emérito gracias a Dios bien emérito de La Rioja. Se sabe todo, tarde o temprano estas cuestiones se saben, y así obra, queriendo ser libre, pero siendo muy esclavo de lo quienes no le hacen un favor.

  10. He escrito un comentario en el artículo que encabeza este medio que nos acoge.

    Para mí la cosa es simple ¿qué ha hecho el papa con el individuo? ¿Lo ha mandado a un convento de clausura 20 años?

    Al que lo recomendó si lo sanciona, no nos vamos a enterar, de momento, dentro de unos años ya se verá, por ejemplo si le aceptan la renuncia el mismo día.

    Si ese informador del Papa, no recibe un castigo ejemplar, no podrá fiarse de ningún informador y las peticiones de perdón se convierten en una burla a las víctimas y un desprestigio para la Iglesia.

    Y al que le asesora sobre los franciscanos de la Inmaculada, debería cortarle la cabeza y no de forma virtual.

  11. Doy fe de que parte de lo que dice “Juan María Vianney” es totalmente cierto (de lo otro no tengo información y por tanto me callo, seguramente también lo es). Me refiero a lo de “aprendiz de psicólogo” con poca credibilidad. Tengo constancia de su historial de manipulación de conciencias hasta límites realmente denunciables. Todo envuelto en palabrería pseudo-psicológico-espiritual y adornado con sus (reales) contactos con personajes relevantes en la jerarquía. Es un tipo con el que hay que tener cuidado que la Compañía de Jesús ha relegado a una situación marginal porque, dadas sus conexiones, teme intervenir de un modo más explícito…

  12. No te equivocas: el Papa escucha al P. Arana y es éste su informador en España. Si algún obispo necesita algo, mejor que esté a buenas con el P. Arana. Y sé de lo que hablo.

  13. Doy fe de que parte de lo que dice “Juan María Vianney” es totalmente cierto (de lo otro no tengo información y por tanto me callo, seguramente también lo es). Me refiero a lo de “aprendiz de psicólogo” con poca credibilidad. Tengo constancia de su historial de manipulación de conciencias hasta límites realmente denunciables. Todo envuelto en palabrería pseudo-psicológico-espiritual y adornado con sus (reales) contactos con personajes relevantes en la jerarquía. Es un tipo con el que hay que tener cuidado que la Compañía de Jesús ha relegado a una situación marginal porque, dadas sus conexiones, teme intervenir de un modo más explícito…

  14. Omella propuso a Francisco al p.Arana a quién utilizó vilmente para defenestrar a Ureña pensando ser el sustituto. Arana es un aprendiz de psicólogo, sin ninguna credibilidad, a quien Omella ha vuelto a utilizar para desenmascarar al disuelto Seminario del Pueblo de Dios. Francisco prescinde de quien es necesario y se fía de marujas como Omella o Arana para conspirar y así nos va.

  15. Escándalo en la Pontificia de Comillas, según Infocatólica.De los jesuitas se puede esperar cualquier cosa mala.Esto incluye a Arana, más bien Arena estéril, donde nada crece.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *