PUBLICIDAD

Hoy ha caído el arzobispo de Tucumán Alfredo Horacio Zecca

|

Resultado de imagen de alfredo horacio zecca

A los sesenta y seis años de edad. Lo habíamos anunciado en el Blog y hoy se confirma nuestra anticipación. Fue nombrado arzobispo de Tucumán por Benedicto XVI y se decía que el Papa Francisco no le consideraba de los suyos. Amigos muy queridos míos de Argentina tampoco le tenían especial simpatía.

Tal vez una sustitución, ¿defenestración?, tan temprana requiriera más explicaciones.

Comentarios
19 comentarios en “Hoy ha caído el arzobispo de Tucumán Alfredo Horacio Zecca
  1. Las explicaciones que se apuntan, apoyadas en los problemas de salud del arzobispo y su deseo de mantenerse en la C.E.A., parecen cuestionables.
    .
    Para mantener el título episcopal y para continuar en la conferencia había otras soluciones que no implicarían la ruptura del vínculo con la archidiócesis residencial ni la pérdida de la membresía de la conferencia. A mi se me ocurren tres:
    1. Nombrar para Tucumán un administrador apostólico «sede plena». Mons Zecca mantendría su título, pero se le liberaría de la carga del gobierno de la archidiócesis.
    2. Aceptarle la renuncia, con el consiguiente paso a emérito, y nombrarle Administrador Apostólico «sede vacante» de alguna que lo esté. Mantendría el título de Tucumán, como emérito, y sería miembro de pleno derecho de la C.E.A. En Italia, en los últimos años, ha habido varios casos semejantes.
    3. Designarle arzobispo-obispo auxiliar, bien de Tucumán bien de otra sede. Sería un caso casi semejante a los del arzobispo Sáinz Hinojosa en Bolivia y los obispos Borobia y Escudero en España. Mantendría la condición de emérito de Tucumán y mantendría la pertenencia a la C.E.A.
    .
    Desnozco la literalidad de los estatutos de la C.E.A. pero, si se parecen a los de la C.E.E., habría una solución adicional para que el arzobispo renunciado siguiera perteneciendo a la C.E.A.: que la Santa Sede o la propia conferencia le encomendaran una función peculiar en el ámbito nacional. Al menos en España los eméritos con función peculiar son miembros de pleno derecho de la C.E.E.
    .
    En suma, hay varias vías para que un renunciante o cesado mantenga su vínculo con la sede y se mantenga en la conferencia, sin necesidad de romper «velis nolis» tal vínculo y recurrir a la solución hoy en desuso del pase a una diócesis teórica.

  2. Hermenegildo:
    .
    Cuando no existía la obligación legal de renunciar, había menos renunciantes. Es obvio y estoy de acuerdo.
    .
    Pero los había. Por la razón que fuere. Y era usual que, al cesar en la sede residencial, se les asignara una titular, costumbre que desapareció -con excepciones- ca. 1970.
    .
    Como prueba de lo que afirmo, seguidamente va una relación, sin duda incompleta, de obispos y arzobispos españoles, anteriores incluso a Pablo VI, que pasaron de su diócesis residencial a una titular. Incluyo la sede residencial correspondiente.
    .
    –Ruiz-Cabal (Pamplona)
    –Sáenz de Urturi (Santiago de Cuba)
    –Minguella (Sigüenza)
    –Baztán (Ovido)
    –Antón (Teruel y Albarracín)
    –García Barros (Palencia)
    –Miralles (Barcelona)
    –Rey (Lugo)
    –Múgica (Vitoria)
    –Cardona (Ibiza)
    –Moro (Ávila)
    –Olaechea (Valencia)
    –Modrego (Barcelona)
    –Pildáin (Canarias)
    –Moll (Tortosa)
    –Llorente (Segovia)
    –Martínez González (Zamora)
    –Iglesias (Urgel)
    –Delgado (Pamplona y Tudela)
    –Hervás (Prior de las ördenes Militares)
    –Almarcha (León)
    –Sanahuja (Cartagena)
    –García Goldáraz (Valladolid)
    –Souto (Palencia)
    –Rubio (Osma-Soria)
    –del Pino (Lérida)
    –Beitia (Santander)
    –Flores (Barbastro)
    .
    ¿Son muchos casos? ¿Son pocos? Es opinable. Pero me parece incuestionable lo antedicho. Que hasta ca. 1970 solía ocurrir (recibir una titular al renunciar) y desde ca. 1970 es excepcional,.

  3. http://www.lagaceta.com.ar/nota/732759/actualidad/zecca-la-mision-sacerdote-no-denunciar-dealers-eso-le-corresponde-al-fiscal.html

    – ¿Qué es concretamente lo que usted le pidió al papa Francisco?
    – Le pedí que no me designara emérito porque soy joven (tengo 67 años). La Iglesia tiene sedes titulares, que son sedes de antiguas diócesis que ya no existen (las hay en Buenos Aires y en Córdoba por ejemplo), donde yo podría ser titular. No quisiera pasar a ser emérito porque dejaría de pertenecer a la Conferencia Episcopal, como ocurre con el cardenal (Luis) Villalba, por ejemplo, que aunque sea cardenal no tiene voto. Lo que le pedí al Santo Padre es trabajar en algo que no sea estresante como el gobierno. Yo sé que el Papa no tiene límites para aceptar mi renuncia, pero le pido que sea por lo menos este año.

  4. «Los cuestionamientos a la actuación de Zecca en el caso Viroche llegaron al Vaticano, donde según fuentes eclesiásticas comenzaron a buscar fundamentos en el derecho canónico que justificaran una jubilación anticipada del arzobispo.»

    Lo dice Religión Digital, que no es un medio sospechoso de estar contra el Papa Francisco:

    http://www.periodistadigital.com/religion/america/2017/06/09/el-papa-acepta-la-renuncia-por-motivos-de-salud-del-arzobispo-de-tucuman.shtml

  5. Mauricio Ruiz: Mal que le pese a usted hoy ha caído Zecca porque hoy se ha publicado la aceptación de su renuncia. Que hasta ahora sólo estaba anunciada por él. Yo me puedo equivocar en alguna ocasión pero en esto no ha sido el caso. El equivocado es usted.

  6. ¿ como que ha caído ? el mismo presentó públicamente la renuncia a su Arquidiócesis , el pasado 22 de mayo ; por muy serios problemas de salud . La misma cigueña ya lo había publicado el día 23 de mayo ¿ de donde la sorpresa y la » caída» ?

  7. Joaquín, vale. Usted se cree lo que quiera y de sus credulidades es usted el único dueño. ¿Recuerda usted la renuncia por motivos de salud de Ureña que sigue tan fresco como una rosa? ¿O la de Setién por lo mismo? Lo que diga cualquiera será cierto o no pero a resultas. Igual Zecca está ya cuasi incapacitado. Lo veremos. Pero como Don Antonio Lasierra señala, y él es una autoridad, no ha pasado ni a arzobispo emérito. Tendrá que buscarse una sepultura cuando fallezca porque la catedral de Tucumán no es la destinataria de sus restos mortales. En mi opinión, rarísimo.

  8. ¿No te parece un motivo grave y justificado tener tres operaciones de columna o de corazón, un doble pinzamiento de vértebra que no le deja estar de pie más de unos minutos (con lo que eso supone para decir misa, predicar y presidir procesiones) seis baipases cardíacos y cuatro «stents», como le ocurre a este obispo?

  9. En el supuesto de que no haya ningún motivo grave justificado detrás, el misericordioso se muestra, una vez, inmisericorde e inflexible.

  10. Este artículo explica con detalle por qué este obispo ha renunciado:

    http://www.lagaceta.com.ar/nota/730794/actualidad/dolencias-cardiacas-columna-obligaron-zecca-renunciar.html

    Claramente, no estaba bien de salud, tanto, que los médicos le habían advertido que podía sufrir un infarto.

    Por otra parte, la página web «Panorama Católico Internacional», nada sospechosa de progresismo, criticó duramente su nombramiento, que atribuyó a un «ala mafiosa» del Vaticano. Aquí: http://panoramacatolico.info/articulo/mons-zecca-el-schoklender-de-bergoglio

  11. http://www.lagaceta.com.ar/nota/732759/actualidad/zecca-la-mision-sacerdote-no-denunciar-dealers-eso-le-corresponde-al-fiscal.html

    «Le pedí que no me designara emérito porque soy joven (tengo 67 años). La Iglesia tiene sedes titulares, que son sedes de antiguas diócesis que ya no existen (las hay en Buenos Aires y en Córdoba por ejemplo), donde yo podría ser titular. No quisiera pasar a ser emérito porque dejaría de pertenecer a la Conferencia Episcopal, como ocurre con el cardenal (Luis) Villalba, por ejemplo, que aunque sea cardenal no tiene voto. Lo que le pedí al Santo Padre es trabajar en algo que no sea estresante como el gobierno. Yo sé que el Papa no tiene límites para aceptar mi renuncia, pero le pido que sea por lo menos este año.»

  12. Lo peculiar es que se ha resucitado para Mons. Zecca una costumbre que era general a medidados del pasado siglo y se extinguió, salvo alguna contada excepción, muy a últimos de los sesenta (o principios de los setenta): transferirlo a una sede titular, en el caso la de Bolsena (Orvieto) como sucesor por cierto del Arz. Mullor. ¿Por qué no Arz. emérito de Tucumán como cualquier otro renunciante? Parece una muestra de especial deferencia pero también parece cosa de sorna eso de cesarlo para mandarlo a una titular. Como si de un Gaillot se tratara.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.