PUBLICIDAD

Gracias Guillermo

|

Ver las imágenes de origen

Si es que tengo que estar dando gracias permanentemente. A vosotros y a Dios.

Es una palabra muy usada y a veces con poco sentido porque no pasa de un formulismo social. Das las gracias al portero de un hotel que te abre la puerta del mismo que es para lo que está y para lo que le pagan, al camarero que te sirve el plato que vas a pagar y gracias a lo que cobrará su sueldo… En muchas otras ocasiones se emplea en correspondencia a lo que te dan sin obligación y que es lo que de verdad se agradece. Y entre eso está la amistad. Que conmigo tantos derrochan

Ahora, y tanta veces, Guillermo.

http://www.infocatolica.com/blog/puertadedamasco.php/1812051007-lecturas-conversaciones-con-p#more37072

Entiendo el qué Dios te lo pague pues es pagador con infinitas creces que superan nuestros mediocres agradecimientos pero no puede ser una transferencia  sino una acumulación que no nos libra de nuestra deuda.

Hay deudas de pago desagradable, costoso y en ocasiones hasta imposible. Las hay también maravillosas, las deudas de la amistad, que se pagan con el afecto que no se agota nunca. Y en lo que, paradójicamente, cuantas más deudas acumulas más afortunado eres.

Pues, desde esa inmensa fortuna con la que Dios me ha regalado, Guillermo, gracias. Y qué Dios te lo pague.

 

 

3 comentarios en “Gracias Guillermo
  1. Señor Cigoña, le agradeceria que saque a colacion el Belen de Moman, de ese cura mindoniense, que acaba con el significado de lo que significa. Ya esta bien de jugar con la fe de los feligreses.
    Si su obispo se lo permite el blog le dara su merecido. Gracias. Mariam.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *