PUBLICIDAD

Ejercicios Espirituales para sacerdotes en Palencia

|

Ver las imágenes de origen

No me extraña que el obispo Herrero, llamado a dar la puntilla a una diócesis ya terminal, traiga como director de ejercicios a esa momia episcopal que es Uriarte, uno de los peores obispos que ha tenido España y que ya con 85 años sigue resistiéndose al retiro. Pues Dios los crea, al santanderino y al vasco, y ellos se juntan.

La tanda será del 2 al 8 de febrero, en la Casa de Espiritualidad  del Verbo Divino en Dueñas y no perdería nada los buenos curas de Palencia si pasasen de esos Ejercicios. Y como los nicolaítas, en cuyas manos vuelve a estar la diócesis, no son de ejercicios espirituales pues qué ocasión para que Uriarte se los de a sí mismo en soledad, que a su edad bueno sería que se arrepintiese de su vida.

14 comentarios en “Ejercicios Espirituales para sacerdotes en Palencia
  1. Esta víbora venenosa sigue escupiéndo su veneno por las diócesis españolas. Esto deja entrever como son los obispos que le invitan a estas tandas de supuestos Ejercicios: Exactamente, igual que él. La basura, llama a la basura. Pobre Iglesia y pobre España.

  2. En el aula de Teología de Santander cuando él era Vicario General y obispo el Villapelanas era el pan nuestro de cada día las conferencias de este, Pagola, Boff y engendros de la misma calaña.
    Por cierto que espiritualidad les va a enseñar la hiena?? La de la misericordia que el y su antecesor tenían con los familiares de los asesinados con tiro en la nuca, a los que negaban Misas por sus almas, por los esbirros de ETA y defendidos por su sobrina Goirizelaia, abogada defensora de los asesinos y una perra maligna y criminal que se reía y jaleaba a ETA cada vez que había una muerte?
    Unos ejercicios dados por esa hiena repugnante es como si los diese belcebú.

    1. paciencia! más temprano que tarde, el proetarra monseñor uriarte le irá a hacer compañía en el más allá a su socio proetarra, el asqueroso monseñor setien.

  3. Lo peor de lo que está pasando en Palencia no son precisamente los ejercicios espirituales, ¿Qué me dicen de las oraciones de la Misa inventadas cada Domingo de Adviento? Preguntas al sacerdote y te dice que “son eclesiales, se las han enviado desde el obispado…” ¿Y las charlas tipo la teóloga feminista Pepa Torres o el teólogo progresista Antonio Ávila? ¿Y la utilización de catedral y claustro para la realización del programa televisivo “Masterchef”? Etc., etc., etc…

  4. Amar a Dios es inútil
    Fray Dominic Koester, OP
    | 10 de Enero de 2019

    Algo es inútil si no produce el efecto que se desea.
    Por ejemplo, si se desprende la cabeza de un martillo, éste ya no puede utilizarse para producir lo que intentamos al utilizarlo, es decir, fijar los clavos, en la pared, y por lo tanto se ha vuelto inútil.
    Podríamos intentar arreglar el martillo para que vuelviese a ser útil: Tal vez un poco de pegamento puede ayudar. También podríamos buscar una nueva forma de utilidad: Por ejemplo, el mango se pueda emplear para mantener abierta una ventana.
    Sin embargo, si no encontramos un uso adecuado y razonable para el martillo, tendremos a mano algo completamente inútil y seguramente lo mandaremos al desecho.
    Veamos otro ejemplo: Un hombre durante años se siente con gran aridez cada vez que ora a Dios. En resumen, su relación con Dios ya no lo reconforta con los sentimientos placenteros de amor que inundaban su interioridad cuando se convirtió por primera vez a la fe.
    Dado que su relación no ha logrado materializar el efecto deseado, puede llegar a creer que rezar es algo inútil. Olvida que no se deben buscar tanto los consuelos de Dios como al Dios de los consuelos, como nos dice el Kempis en La imitación de Cristo.
    Cree que podría intentar “arreglar” su relación para que vuelviese todo a ser como antes. Qué hacer? ¿Encender más velas? Buscar una nueva “utilidad” relacional? ¿Y si prueba darse de alta en algún movimiento parroquial? No podría así contribuir a mejorar su status social en la comunidad?
    Pero, si no ve eficaz para su propósito nada de todo esto, ¿Deberá desechar la relación con Dios?

    ¡Claro que no! Aunque amar a Dios puede ser útil de muchas maneras, -pietas utilis est ad omnia (la piedad es útil para todo), el núcleo de la relación es inútil.
    Uno no ama a Dios para obtener algo tangible. Dios no es un medio para conseguir un fin. Más bien, el objetivo último del amor a Dios es sencillamente el dinamismo de la virtud de la caridad.
    Cuando alcanzamos este amor, no hay necesidad de buscar nada más. Ya hemos llegado al Todo, Cuyo amor es suficiente en sí mismo. No necesitamos nada más, porque sólo Dios basta. Podemos descansar en Su paz.

    “Mantengo mi alma en paz y silencio como niño destetado en el regazo de su madre. ¡Como la de un niño destetado está mi alma en mí!
    ¡Espere Israel al Señor desde ahora y por siempre!”
    (Sal 131, 2-3).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *