De pachamamas y pachapapas

|

Luis Fernando Pérez Bustamante lo clava:

http://www.infocatolica.com/blog/coradcor.php/1910261131-san-juan-enrique-newman-y-la#more38598

<

Es posible que en el Vaticano no se haya caído en la idolatría porque ni Francisco sabe que son las famosas figurillas que entran y salen del Tíber, de los jardines vaticanos, del aula sinodal  y de la iglesia de Santa María Traspontina, con el personal tafanario en pompa. Y como para bendecir las dificultades genuflectantes de Francisco. Lo que sí es seguro es que hemos asistido a una mentecatez colosal.  Que ella sola hunde en la miseria a un sínodo lamentable que no debería haberse producido. Y sin descartar que hayan coincidido idolatría y mentecatez.

 

 

 

Comentarios
40 comentarios en “De pachamamas y pachapapas
  1. La Sabiduría de Dios nos ha otorgado a todos, incluso a los menos instruidos, el darnos cuenta si alguien nos dice la verdad o nos está mintiendo.
    No tengo delante la cita, pero el concepto es del Buey Mudo de Sicilia.

    Good Show Pampe ano.

    And go to Hell.

  2. Parafraseando a Mateo 16,26: «¿de qué sirve ganar (preservar ecológicamente, integralmente) el mundo, si al final pierdes tu Alma?».
    A Dios gracias, aún tenemos pastores fieles:
    Athanasius Schneider, Müller, Brandmüller, Leo Burke, Sarah, y algunos (pocos) más. Por cierto, ¿y nuestros obispos y cardenales españoles?. Pareciera que actúan como «perros mudos».

  3. bergoglio ha instalado deliberadamente dentro de la iglesia misma la demoniaca abominacion de la desolacion descrita en la biblia. DIOS a su debido momento tomara venganza y bergoglio no saldra bien librado que digamos.

  4. Francisco ayer, en el discurso final a la asamblea sinodal:

    «A mí me gusta repetir aquello que Gustav Mahler decía: ‘La tradición es la salvaguarda del futuro y no la custodia de las cenizas’»

    ¿Y quién es Mahler? ¿un santo?, ¿un profeta?, ¿un doctor de la Iglesia? Pues no. Fue un compositor.

    Esto nos sirve para comprender lo que Bergoglio entiende como Tradición: simples cenizas.

    El custodio de la Tradición desprecia la Tradición. El que debe confirmar en la Fe se dedica a destruirla.

    Y ante algo tan evidente, la mayor parte de la jerarquía calla.

    Dios les juzgue

    1. Ojalá desvirtuara sólo la Tradición. ¡Pero si niega sin despeinarse la naturaleza divina del mismísimo Jesucristo y a nadie le importa un pimiento…!

    2. de que se queja luis fernando como cual jeremias. si en su momento celebraba con bombos y platillos la nefasta eleccion de bergoglio como papa. por ende, que con su pan se lo coma.

    3. Bueno es Mahler para relajar el ánimo y para unos momentos de paz. Pero, asociarlo a la Tradición es una carga de profundidad contra el gran Möhler, el referente más caracterizado después del Lirinense, de la Tradición viva de la Iglesia.

  5. Me siento triste con un Papa que no es padre, es un maltratador, que desprecia a sus hijos. Todos son malos, hipócritas, rigoristas que se han olvidado del amor a Dios. Todos, menos él, claro. Con sus palabras y sus gestos, es él el verdadero fariseo de la parábola de hoy, que se siente justo y nos desprecia.
    ¿Por qué maltrata a sus hijos? No tiene palabras amables. Rebosa desprecio y juicio.

    1. ¿Por qué el lugar donde acuden y se congregan todos los verdugos de la humanidad pobre y desvalida tiene que ser la ya casi olvidada misa de los domingos, apenas poblada por un puñado de viejos? ¿Qué misión ha venido realmente cumplir este hombre hosco y deshabitado a la Iglesia…?

    2. ¿Por qué maltrata a sus hijos? Muy fácil la respuesta. POR PADECER DEL SÍNDROME PASIVO AGRESIVO. Vaya a buscar en Google lo que es la personalidad pasivo-agresiva y le ayudará a entender los constantes insultos a todo mundo sobre todo a los sacerdotes. Me acuerdo que hace unos años durante un viaje de Francisco, me dijo un sacerdote amigo: «A ver, qué va a decir en el avión que a nosotros nos va a causar problemas». La gente viene a la parroquia a exigir que el pobre párroco les conceda algo porque lo dijo el Papa Francisco, por ejemplo dijo que «la misa no se cobra». El párroco le tiene que decir: «tráigame usted un decreto firmado por el Papa y lo hago». Eso de decir que «la misa no se cobra», es pura demagogia, cuando lo de los estipendios de misa está reglamentado por el Derecho Canónico y otros documentos. Sobre todo en países pobres, los sacerdotes dependen mucho de los estipendios para pagar los gastos de la parroquia y para comer. Claro, como Jesuita, Bergoglio no tuvo que preocuparse sobre lo que iba a comer. Lo pasivo se demuestra en no querer contestar a los dubia y demás peticiones ignorados.

  6. Una jerarquía sin sentido del pecado. No es que sean idólatras, es que ni siquiera tienen conciencia de por qué está mal venerar ídolos. La reacción de una persona con fe ante ese pecado gravísimo les parece algo escandaloso e inexplicable. El episcopado católico de hoy está compuesto por fariseos de la corrección política, saduceos y sacerdotes de Baal a partes iguales, muchos de ellos homosexuales en activo. Y los siniestros jesuitas moviendo los hilos por detrás de la escena.
    Yo ya me levanto por las mañanas y miro el cielo, a ver si va a ser hoy cuando empiece a caer el fuego y el azufre.

  7. Ha vuelto a demonizar a los que van a misa los domingos… en una misa solemne dominical.

    «Un reino dividido no puede subsistir. Una casa dividida contra sí misma, no puede subsistir» (Jesús de Nazaret).

    1. Es que da igual si sabe o no sabe, lo que no se puede hacer es adorar unas figuras, sean de lo que sean. Y allí se adoraban las figuras y se les rezaba.

      Se ha cometido idolatría en el Vaticano. Recemos para que estos impresentables recapaciten y se arrepientan.

  8. Buenos dias gracias Canali que exposicion tan provechosa del examen de conciencia basada en el cardenal Siri Todo una joya.Al cardenal Siri se le conoce por el famoso conclave a la muerte de Pio 12.Lo que haya de verdad o no mejor no juzgar pero tenemos ese examen de conciencia que a mi me llega despues de tantos años Dios te bendiga

  9. Perdón, Paco Pepe.
    Por enviarte un hatillo de ripios,mi impericia ha rebotado un testamento de otras cosas.
    Lo siento muchísimo.

  10. SI EN ESPAÑA HAN PROFANADO,
    SEÑOR, LA TUMBA DE UN HOMBRE,
    HOY VAN A ENSUCIAR TU NOMBRE
    EN LA SEDE DEL PAPADO…
    EN MI PATRIA,LA VESANIA
    DEJÓ UNA TUMBA VACÍA.
    EN ROMA,MUDADA IMPÍA,
    VERMOS PEOR CALAÑA…
    PUESTO QUE ENCIMA DE PEDRO
    Y DE SUS HUESOS VENERABLES,
    DEMONIOS ABOMINABLES
    MOSTRARÁN SU TRIUNFO Y MEDRO…
    Y,SI UN ANTIOCO HORRENDO
    PROFANO EL MISMO SION,
    HOY EN SAN PEDRO,UN FELÓN,
    PERPETRARA ALGO TREMENDO….
    Y UNAS BRUJAS COCHAMBROSAS,
    CERCANDO EL SAGRADO ALTAR,
    VAN A QUERER PROFANAR
    DESDE EL TECHO HASTA LAS LOSAS…
    i NI UN DURO A ESTA CLERIGALLA
    QUE VIVE DEL PUEBLO FIEL,;
    QUE SI HABLA,ES VENENO Y HIEL;
    Y SI DEBE HACERLO,CALLA…
    REACCIONEMOS CON VALOR,
    CON VERDAD,CON GALLARDÍA
    ANTE ESTA CHUSMA QUE HOY DÍA
    VIVE SIN FE Y SIN HONOR…
    QUE NUNCA NOS ACOBARDEN
    SUS «TEOLOGALES SABERES».
    HAY QUE DOBLARLES CON ERES,
    PUES POR MAMMON SÓLO ARDEN…
    SU PRETENDIDA SAPIENCIA
    ES,SÓLO IMBECILIDAD;
    PUES QUE ES SÓLO VANIDAD,
    SIN FE;SIN RAZÓN;SIN CIENCIA…
    ANTE DIOS,MENOS Y NADA
    SON SUS ROQUETES Y MITRAS.
    SUS SÍNODOS, CASAS DE CITAS.
    SUS DOCUMENTOS,CAGADAS…
    SI DIOS PERMITE TAL COSA
    ES POR LLEVARNOS A VER
    QUE SÓLO HAY EN ÉL QUE CREER,
    CON JERARQUÍA DOLOSA…
    Y ASÍ DIOS NOS PURIFICA
    Y ACRISOLA NUESTROS AFECTO
    PUES NOS MUESTRA NO SER RECTO
    CUANDO IDOLATRA O DEIFICA…
    SI HOY DEJA QUE SU REBAÑO
    ANDE «CUIDADO» POR LOBOS…;
    MERCENARIOS NADA PROBOS,
    QUE LE CAUSAN TANTO DAÑO….,
    TAL VEZ SERÁ POR QUE VEA,
    QUE SÓLO ÉL ES EL PASTOR;
    Y QUE ENTRE TANTO IMPOSTOR,
    SE REFUGIE EN ÉL, Y CREA…
    SI EN GETSEMANI,DORMIDOS,
    LE DEJARON LOS MEJORES;
    DE QUIEN VIENEN LOS PASTORES
    QUE HOY CONTEMPLAMOS PERDIDOS…,
    SEPAMOS VER QUE,VELANDO,
    NUESTRO DIOS SIGUE DESPIERTO;
    HOY,COMO AYER EN EL HUERTO:
    SIEMPRE A SU PADRE REZANDO…

  11. Se me olvidaba. Les ofrezco una sustanciosa noticia. Una persona amiga, ha estado estos días pasados de peregrinación en Lourdes; pues bien, se quedó perpleja cuando ha visto ya, en varias tiendas de recuerdos, . fuera del santuario, Pachamamas de varios tamaños. Señores, ya se venden en Lourdes. Ahí está la consecuencia de la labor nefanda de Francisco Bergoglio, esparcida por el mundo entero. Bien por Bergoglio, bien por los tenderos de Lourdes, y bien por los que las adquieran. Así estamos y así nos va.

    1. Me has dejado de piedra con lo de la venta de las Pachamamas… Como echo de menos los magníficos últimos Papas que hemos tenido; eran buenos, y poseían también mucha sabiduría. Cosa de la que Francisco carece.

    2. Pues que sepan los católicos que en la casa donde entra una figura de estas o de otras, se va Dios.

      Que cada cual sea responsable de sus actos, que luego no vale el yo no sabía.

      Y los ordinarios de esos lugares deberían estar más atentos, pues no se deben vender ídolos con la franquicia del lugar, sea Lourdes o Fátima o el que sea.

    3. Luis. Al igual que Blanca, me quedo de piedra con la noticia.
      Aquí nadie sabe nada, ni el Papa, ni los tenderos, nadie.
      ¿Qué importa si hacen buena caja vendiendo demonios si pierden su alma?
      Oseas lo resume genial:
      «Mi pueblo perece por falta de conocimiento».
      Sin duda, Oseas para toda esta caterva de modernos, debe ser un rígido.

  12. Sí, sí, «ni Francisco sabe»… «idolatría y mentecatez»… Ya. Mirad cómo el propio Francisco –en la alocución a la prensa y en mitad de su mareante verborragia habitual– separa el grano de la paja y pide a los periodistas cansinos con «viri probati», diaconisas y pachamamas, que se centren en lo nuclear del sínodo. Como si parafraseara burlonamente al Señor, ‘sólo una cosa es necesaria’: el reto frontal al mismísimo Dios Creador y la desautorización completa de Su plan eterno de salvación. Cuando la ruptura terrena entre Cristo y la Iglesia esté por fin consumada, que nadie alegue en su descargo que a los católicos nos sorprendieron por la espalda porque sería mentira.

  13. Ya he comentado en una entradilla similar a esta, que este cachondeo de la sustracción de las pachamamas- diablesas y su posterior hallazgo por la policía, es todo un montaje- pantomima, producido por la astucia- maldad de Francisco Bergoglio, lo primero con un fin mediático y propagandístico de estas ídolas- diablas, y lo segundo, con intención victimista, como así ha sido, y servir de pretexto, a fin de dejarlas entronizadas para su culto y adoración en la Basílica de San Pedro, como hará hoy Domingo, si Dios no lo impide. Con este acontecimiento, el papa Francisco queda retratado definitivamente como servidor fiel del Príncipe de las tinieblas. Es un tributo de gratitud y amor a su Jefe, el Maligno ante la proximidad de la siniestra y satánica celebración de Hallowen. Quíen lo podía imaginar: Un papa, o lo que sea, dejando entronizado en el centro de la cristiandad, al mismísimo Demonio. No les arriendo las ganancias a los asistentes a este nefasto acto, pues aunque físicamente, no aconteciera nada adverso, presiento que los espíritus inmundos se van a poner las botas, infestando y posesionando a algunos de ellos. De las maldades e insidias de nuestros Enemigos, Líbranos, Señor Jesús.

  14. El documento final, votado ayer, del Sínodo es un producto que de católico tiene poco, y desde luego supone aceptar las ideas alemanas, la influencia del Rhin que es el verdadero autor de este Sínodo amañado. Es la protestantización de la Iglesia, y el lenguaje mundano político, «todoas y todas, laicos y laicas», con la conversión ecológica. Pero no se habla de evangelizar almas, de conversión, de edificar y plantar la Iglesia, de vocaciones y pastoral juvenil… y tanta insistencia en querer sacerdotes mediante los viri probati pero no se oye hablar nada del sacramento de la Penitencia. En la Amazonía nadie necesita confesarse, está claro. Viven sin pecado original, ni concupiscencia, ni pecados personales.
    Y ahora, la Misa. ¿Con la Pachamama en San Pedro del Vaticano? La respuesta en 13tv, que retransmite la Misa.

    1. Claro está -y remato el comentario- que esta gente no cree en evangelizar ni en la salvación de las almas. Como muestra un botón: las declaraciones del Ex Prepósito General de la Compañía de Jesús, Adolfo Nicolás, en RD: » Francisco vendrá tras las mismas huellas de Javier, pero con un bagaje y estilo distinto del de la época de Javier. Yo tomé parte en el Sínodo sobre la Nueva Evangelización, pero no vi que saliesen a primer plano los errores de la evangelización antigua. Javier traía la teología de su tiempo que pensaba que “fuera de la iglesia no hay salvación” y que los llamados “paganos se precipitaban en masa en los infiernos”. Hoy, después del Vaticano II, ya no se va a la misión como colonización y proselitismo, ni se captan conversiones con amenazas de castigo eterno. Francisco vendrá ciertamente tras las huellas de Javier, pero no verá a las otras religiones como si fueran el enemigo o la competencia, sino como compañeras de viaje para darnos vida mutuamente con el gozo del evangelio y la alegría del amor: Evangelii gaudium, Amoris laetitia, y para proteger toda vida: Laudato si».
      Aquí se va de viaje para compartir la vida con otras religiones. Se acabó ya lo que se daba. Y si no lo aceptas eres rigorista, ultracatólico y tienes la cara de pepinillo en vinagre. ¡¡¡Panda de herejes y apóstatas!!!

      1. Esta gente no cree en los demonios (y si creen aún es peor, porque significa que los adoran), por lo que todas las religiones les paracen construcciones humanas dignas de respeto y susceptibles de adaptación a la modernidad. De aquí se deriva, lógicamente, que tampoco creen en el Dios de Israel: Padre, Hijo y Espíritu Santo, que se ha revelado plenamente en Jesucristo; si acaso creen en un indeterminado Dios creador, que en algunos casos coincide con el masónico «gran arquitecto del universo».

  15. Mensaje de la Penitenciaría Apostólica: » quien fuere católico de verdad y se leyere todo el documento final del sínodo obtendrá 10 años de indulgencia de cara al purgatorio»

  16. El examen de conciencia

    Examen de conciencia práctica según el Cardenal Siri

    Padre Giovanni Ruotolo OP

    Convento Patriarcal de San Doménico de Bolonia

    Vivimos en pecado. Tan inmersos en él que ya no podemos casi ni caer en la cuenta de ello. Viviendo en la mediocridad, nos adaptamos a ella: después de todo, parece que todo esté bien. «¿Qué hay de malo en eso?» En esta pregunta todo encuentra su justificación: «¿Dónde está el mal?»
    Al final, el mal desaparece de nuestro horizonte, desaparece de nuestra vista. Pero esto no significa que realmente desaparezca: Tan sólo que no queremos verlo; al menos hasta que nos veamos obligados a ello.
    Y además el corazón se nos ha endurecido. Tanto que, incluso si «se nos fuerza» a verlo, nos negamos a reconocerlo como tal.
    Nos atormenta, nos golpea, nos deja heridos, pero a pesar de todo, no queremos reconocerlo, no queremos llamarlo por su nombre, incluso a sabiendas de lo que significa llamar a las cosas por su nombre: Se trata de reconocer la verdad, de que no hay espacio para la mentira.
    Lo opuesto a la verdad es la mentira. Mentir es como una grieta en una pared. Al principio, es casi invisible. Luego se ensancha poco a poco. Mientras tanto, nos vamos acostumbrando a verlo, hasta tal punto que ya no lo notamos.
    Un día, la pared se cae ¿Qué ha sucedido realmente?

    Llamar a algo por su nombre es el primer paso, pero para hacerlo primero debemos reconocerlo y reconocernos a nosotros mismos.
    Por eso que, no importa lo polvoriento y anacrónico que algo parezca a primera vista. Puede ser útil repetir un examen de conciencia .
    » El Examen práctico de conciencia,» escrito por el Cardenal arzobispo de Génova, Giuseppe Siri, ayuda a encontrar una nueva mirada en uno mismo y en los demás, una mirada de misericordia y de verdad.
    Por eso, tal como lo aconsejó el cardenal Siri, esta mirada debe convertirse en un hábito, que requiere regularidad y tiempo.

    El libro sugiere patrones de ejercicios espirituales adecuados para cada necesidad y condición: Comenzando por la importancia de la familia, que está en el corazón de la sociedad y la Iglesia, y llegando al tema fundamental del objetivo final de nuestra vida, el Cardenal Siri muestra el estrecho vínculo entre la enseñanza y la doctrina de la Iglesia y nuestra vida cotidiana, real y concreta.
    El examen de conciencia nos ayuda a «obrar la verdad» sobre nosotros mismos, a comprender dónde caemos más a menudo, a tener una mirada de misericordia (pero no de condescendencia o complicidad) sobre nuestras heridas y en las de nuestro prójimo.
    El examen de conciencia es un elemento indispensable para la vida espiritual: Nos pone frente a cuestiones que no podemos evitar, que tienen la capacidad de iluminar, incluso los rincones más oscuros del alma, porque ayuda a llevar a un nivel de conciencia muchos comportamientos que, en realidad, tienden a permanecer subterráneos.

    En el examen de la conciencia de cada día, que preferiblemente se realiza por la noche, podemos ver los detalles, el hecho específico, pero no aislado: Cuanto más ampliamos nuestra mirada, más podemos ver cuáles son nuestras dificultades predominantes y lo que más a menudo nos hace caer.
    Sin embargo, sería un error, advierte el cardenal Siri, pensar que el examen de conciencia sólo sirve para ver el mal, porque en realidad también sirve para ver los frutos de nuestro trabajo espiritual, para comprender si vamos avanzando.
    La llamada a la santiadad es tan universal, que el cardenal Siri la describe como «la adhesión perfecta y constante a Dios por la fe, y una voluntad plena y activamente alineada con el querer de Dios.»

    Por esta razón el cardenal Siri insiste tan fuertemente en la idea del pecado, que, lejos de significar una visión antropológica negativa y acusatoria, apunta, en realidad, a valorar la dignidad humana, manchada por el pecado, y la importancia de la vida, inmenso regalo y no evento casual, carente de significado y valor.
    Y aunque la palabra verdad a veces puede ser difícil de escuchar, es la única que transmite vida eterna, incluso cuando nos pone en crisis, -juicio sobre nosotros mismos- cuando nos habla del pecado, de la necesidad de ser fieles incluso en las cosas pequeñas, ya que es en las pequeñas cosas donde se empieza a definir y delinear el sentido de las fundamentales.
    Aquí nos dice el cardenal Siri: «Los detalles aparentemente insignificantes no se tienen en cuenta, pero, se debe contar con el hecho de que los cambios profundos y deteriorantes se operan con el paso del tiempo […] El ambiente se crea mediante una larga anestesia.»

    Por eso el examen de conciencia propuesto por el Cardenal Siri es mucho más que un simple inventario de pecados, una investigación que debe llevarse a cabo de manera formal, sólo para evitar llegar al confesionario sin tener nada que decir: Es la realización de la verdad, y es la Verdad la que nos hace libres, posibilitando la aniquilación del orgullo y el pecado. Es una oportunidad para reflexionar sobre el amor verdadero, que no es el enamoramiento o el vínculo que más sirve para satisfacer nuestras necesidades, sino un don de Dios, el respeto a la propia dignidad y la de los demás.
    Veamos las trampas que se nos ponen en el camino. Ante estas dificultades, uno debe estar atento y ser humilde, pero, sobre todo permanecer alerta y dinámico espiritualmente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *