PUBLICIDAD

Con motivo del fallecimiento de valedor de Omella

|

Lo publica Germinans. Muy ilustrativo sobre Yanes y Omella.

http://germinansgerminabit.blogspot.com.es/2018/03/fallecio-elias-yanes-el-hombre-que.html

 

15 comentarios en “Con motivo del fallecimiento de valedor de Omella
  1. D. Elías Yanes, intrigó contra D. Manuel Ureña hasta conseguir apartarlo de la Archidiócesis de Zaragoza, con el apoyo del nefasto y perverso Mons. Omella, del aún más nocivo Cardenal Santos Abril y del lamentable Germán Arana SJ así como con la ayuda inestimable de los tontos útiles D. Antonio Mas y D. Roberto Ferrer, sacerdotes diocesanos de Zaragoza y de la Notaria de la Archidiócesis. Para ello, se sirvieron de la denuncia falsa que un diácono notoriamente homosexual presentó contra un buen sacerdote, cuando el invertido era el denunciante, por lo que Mons. Ureña, con buen criterio, le cerró la vía a la ordenación presbiteral, ofreciéndole una cantidad de dinero para poder reorientar su vida como seglar. Esos hechos, manipulados de forma (…) y malévola por los sacerdotes y la notaria mencionados, fueron puestos en conocimiento del Papa Francisco por medio del ya indicado Cardenal Santos Abril, con el visto bueno de Yanes, Omella y del jesuita Arana. La defenestración de Mons. Ureña, sin audiencia previa ni posterior por parte del misericordioso Bergoglio, fue automática, como lo fue el nombramiento del inane (casi tanto como Blázquez) Jiménez Zamora como nuevo Arzobispo de Zaragoza. D. Elías Yanes representa lo peor del episcopado progre postconciliar. Se trataba de un sacerdote díscolo y revoltoso contra el franquismo, adherido a los nefastos Tarancón y Díaz Merchán, aunque sin su brillantez. Era un erudito encerrado en su torre de marfil, aunque sin el intelecto de D. Marcelo o de Mons. Sebastián. No era pastor, nunca gobernó, sólo intrigó para apartar todo vestigio de tradicionalismo; muy contrario y sectario contra el Opus Dei. Arrasó el seminario, acabó con la vida de piedad en la diócesis. Dogmáticamente era un desastre, sólo hablaba del misterio trinitario y sin base ninguna. Sólo leía a Rhaner y Olegario y de ahí su cacao mental y doctrinal. En conjunto, un obispo pésimo.

  2. Al menos nos hemos ahorrado esta vez la imagen del féretro por el suelo en señal de humildad. ¿Terminarán alguna vez las ocurrencias en la liturgia de la Iglesia?

  3. Juan Ramili: Hablar de vacuidad intelectual en el Cardenal Omella me parece un desacierto.Su antigua Congregación de los Padres Blancos lo envió a estudiar a Lovaina y a Jerusalén. En Los años 60 Lovaina estaba aún en su apogeo. Por consiguiente debo deducir que se trata de un eclesiástico con muy buena formación teológica y bíblica, y con idiomas, al menos el francés y el italiano.
    Dice Germinans que en los 70 intrigaba contra el Arzobispo Pedro Cantero. Fue ordenado en 1970 y desde entonces fue nombrado coadjutor de Calanda, donde más tarde sería Párroco hasta 1990. Yanes fue a Zaragoza en 1977. Estaba yo de Capellán en prácticas en la Base Aérea de Reus y recuerdo el comentario de un venerable Sacerdote, el Párroco de San Juan, Mosén Albert Espolet, diciendo: La Virgen del Pilar curará a Yanes.
    De los años que Omella pasó como Párroco hay que descontar uno en que estuvo de misionero en el Zaire. Cuando Yanes lo nombró Vicario Episcopal, el arzobispo llevaba 13 años en Zaragoza. Poco tiempo tuvo Omella para intrigar contra Don Pedro Cantero, y encima Calanda quedaba algo a trasmano para tales propósitos.
    En 1996 Yanes lo propuso para Auxiliar y en 1999 pasó como Residencial a Barbastro, sustituyendo a Monseñor Echevarría. Ciertamente en esta Diócesis se ganó a la gente por su sencillez y entrega.Sobre su Pontificado en Calahorra y actualmente en Barcelona, me faltan datos, pero creo que en las actuales circunstancias se precisa mucha virtud para ser arzobispo de Barcelona y no derivar en estupideces .

  4. Partide de jerarcas ingratos desgraciados que escupieron sobre el que salvó la fe católica en España y pusieron todo de su parte, dejando los brazos caídos, para que la izquierda arrasara las creencias de la gente. No sabemos el juicio de Dios sobre ellos, lo que sí sabemos es que ninguno de ellos podrá presumir ante el Padre de los millones que arrimaron a la Fé, sencillamento porque no los hubo. (Me viene a las mientes el libro que estoy leyendo de Fray Toribio de Benavente, sobre la evangelización de millones de indios en dos décadas y sin medios de ningún tipo. Menuda diferencia de calibre personal y moral entre sus doce frailes franciscanos y estos que comentamos).

  5. Dolan solo tiene un enemigo: su ambición.Por lo demás, no es un mal prelado; los hay peores que él por docenas.Omella no tiene la menor posibilidad, dada su vacuidad intelectual y dado que su única cualidad es su sonrisa, detrás de la cual esconde su abismal incompetencia, de ser pontífice.Además, el 2020 lo pillará muy mayor.Los purpurados no elegirán por tercera vez consecutiva a un anciano.Creo que escogerán a alguien que tenga entre 67 y 72 años.

  6. Ordenación de 14 Sacerdotes en la Catedral de Nueva York. en 2016. Entre ellos se ve a un franciscano de la Renovación. Las ordenaciones de este año en la Catedral de San Patricio son el 26 de Mayo 2018. Tan mal no andará el tema,

    Por lo demás en el Seminario hay una muy buena formación, disciplina con un excelente equipo de formadores.

  7. Lauro Zapata: No conozco los detalles referentes al Cardenal Dolan. Sé que es muy liberal, pero que gobierna desde hace años una macrodiócesis que funciona muy bien y sin estridencias. Debe mirar lo que habla antes de quedar en evidencia.

  8. El nefasto Timothy Dolan, el cardenal pro-homosexual y libertino de Nueva York. De lo peor de la Conferencia Norteamericana, junto a Mierdich.

  9. Omella, quizás desconozca muchas de las malas artes de Yanes. Pero con sus limitaciones es un Prelado prudente y que sabe estar -en un avispero-. Algunos dicen que tiene muchas papeletas para suceder al Papa actual.

  10. Padres fallidos

    Fray Josemaría Guzmán-Domínguez OP
    14 de Marzo de 2018
     

    Recientemente, vi en el cine Marvel’s Black Panther -Pantera negra sobre héroes estadounidenses-. Recomiendo verla, pero previniendo que esta publicación tiene algunos spoilers-. Además de ser visualmente impactante y bastante entretenida, la película sorprendentemente da materia para pensar. Presenta perspectivas matizadas sobre África y sus pueblos, sus dificultades históricas y sus tesoros culturales.
    Muestra a mujeres en roles heroicos como madres, hermanas, amigas y guerreras. Incluso provoca algunas preguntas políticas interesantes sobre los deberes de los reyes y las responsabilidades mutuas de las naciones. Sin embargo, me llamaron la atención una línea y un tema de la película: Tienen que ver con la paternidad y la muerte.

    En una escena que recuerda el encuentro en el inframundo entre Eneas y su padre Anquises, en la Eneida de Virgilio, la Pantera Negra, T’Challa, mantiene una conversación con su difunto padre, T’Chaka, su predecesor en el trono. El rey-padre se dirige a su hijo mientras se prepara para subir al trono de la imaginaria Wakanda.
    Anima a T’Challa y le advierte de la difícil tarea que le espera. En medio de las exhortaciones paternas, T’Chaka hace un comentario profundo. Le dice a su hijo que “un hombre que no ha preparado a sus hijos para su propia muerte ha fracasado como padre.”

    La observación de T’Chaka suena como un estándar inusual de excelencia para los padres. Parece morboso que un hombre reflexione sobre cómo sus hijos deben asumir su propia muerte. Puede parecer aún más extraño educarlos, prepararlos, para el día en que se unirá a sus antepasados.
    El deber de un padre es proteger a su familia. Una de las maneras más útiles de ofrecer esta protección es transmitir a los hijos la verdad sobre las dificultades de la vida. Especialmente en su infancia y juventud, pero también más tarde, un padre debería hablar con sus hijos e hijas con prudencia y honestidad (y con la edad apropiada, por supuesto) sobre el estudio, el trabajo, la amistad, el sexo, el matrimonio, la fe, Dios, la vida y la muerte.
    Para educar a sus hijos, un padre necesita crecer en el conocimiento y el amor a la verdad. Un padre que evita o esconde verdades importantes a sus hijos, quizás especialmente sobre su propia debilidad, les perjudica a ellos y a sí mismo. Creo que la desesperación frenética, observada en muchos adultos, que pierden a uno de sus progenitores, puede ser en parte un síntoma de la debilidad de los padres (y madres también) que trataron de ocultar e ignorar las verdades de nuestra fragilidad humana en lugar de aceptarla humilde y serenamente.

    La expresión “memento mori” -recuerda que vas a morir-, es siempre un mensaje oportuno. Nuestro carácter puede medirse en gran medida por la actitud que elijamos al abordar nuestra manera de ver el fenómeno de nuestra mortalidad.
    Las palabras de T’Chaka sugieren que nuestro carácter también se refleja en si ayudamos a nuestros hijos y a los que nos aman a prepararse para la pérdida que experimentarán cuando llegue nuestra muerte.
    El camino seguro para que los padres y nosotros preparemos a quienes amamos para nuestra inevitable muerte es confiar, recordar y compartir la verdad suprema de nuestra vida: Que tenemos un Padre inmortal, Que posibilita que compartamos con Él una vida sin fin, en nuestro verdadero y definitivo hogar, al cual nos es posible llegar sólo a través de la muerte salvífica

  11. El 19 de Mayo El Cardenal Dolan, Arzobispo de Nueva York conferirá la Orden del Presbiterado a nueve Frailes Dominicos del Convento de Washington:
    March 12, 2018

    The Dominican Friars of the Province of St. Joseph

    joyfully announce the Ordination of their Brothers

    Humbert Kilanowski, O.P.
    Pier Giorgio Dengler, O.P.
    Leo Joseph Camurati, O.P.
    Timothy Danaher, O.P.
    Aquinas Beale, O.P.
    Mannes Matous, O.P.
    Henry Stephan, O.P.
    Peter Joseph Gautsch, O.P.
    Isaac Augustine Morales, O.P.

    to the Priesthood of Jesus Christ
    through the Imposition of Hands
    and Prayer of Ordination by

    The Most Reverend Timothy Cardinal Dolan,
    Archbishop of New York

    Saturday, May 19, 2018 at 9:30 am

  12. “… Merchán fue llamado al episcopado en 1964, para Guadix-Baza, y en 1969 fue promovido a Oviedo, donde sucedió a Tarancón. Al año de su llegada a Asturias, don Gabino ya solicitó al Papa un obispo auxiliar y éste fue Elías Yanes, cuyo nombramiento, por el hecho de ser auxiliar, no tenía que contar con el visto bueno de Franco. El régimen franquista mantenía entonces el derecho de representación, es decir que el nombramiento de todo obispo residencial, no auxiliar, tenía que pasar por sus manos…”
    http://www.laopinion.es/sociedad/2018/03/11/fallece-palmero-elias-yanes-espiritualidad/858511.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *