PUBLICIDAD

Abundan los hijos de puta y lo venden como misericordia

|

Ver las imágenes de origen

Lo de hijos de puta va en sentido metafórico porque la condición de sus madres me trae sin cuidado. Aunque mala sí tiene que ser pues traer al mundo tal cantidad de canallas y miserables supone seguro herencias genéticas.

Un amigo argentino me dice lo que le están haciendo a Héctor Aguer, arzobispo emérito de La Plata. Ya fue sonado que habiendo presentado la renuncia el 24 de mayo de 2018 se la aceptaran el 2 de junio. Ni diez días. Y como sustituto un impresentable especialista en besos. Con lo que la diferencia entre un gran arzobispo y una deposición resultó todavía más abrumadora.

Las condiciones que le impusieron para su despedida fueron tan vergonzosamente canallescas que alguna hasta resultó imposible. Y el después no es menos miserable. Vive en el Seminario de La Plata pero con prohibición de tratar con los seminaristas. Como si fuera un apestado o un abusador. Cuando el que debía estar alejado de todo el mundo es el actual arzobispo dada su pericia en besos.

Han dejado de atender la factura del teléfono de monseñor Aguer. Y parece que a por lo próximo que quieren ir es a por su automóvil.

Con lo que va a dejar la diócesis de la que fue excelente arzobispo durante veinte años para irse a vivir a Buenos Aires.

Algunos muy queridos amigos míos, y más de él, le esperan con los brazos abiertos. Desde Buenos Aires le será más fácil continuar su extraordinaria labor de magisterio con la entera libertad que le dieron al aceptarle la renuncia. Si es que además de malos son torpes.

Y el ruego a mis amigos que le hagan llegar mi afecto, solidaridad y admiración.

 

-En estos días le podrían quitar el automóvil.Me dicen que Héctor no camina del todo bien por sus distintas fracturas
-A fin de año se viene a vivir en Buenos Aires y seguramente nos juntaremos con otros viejos amigos
Como verás,la “ misericordina” sigue funcionando.
Un abrazo

6 comentarios en “Abundan los hijos de puta y lo venden como misericordia
  1. Con tan solo leer el titulo de su post esta todo mas que dicho D Cigoña. Puede Usted tener toda la razón, no lo se ni quiero saberlo, pero asi no, gracias.

  2. Roguemos a san José Custodio, quien siempre consigue de su Divino Hijo, gracias, para que buenos católicos argentinos, provean a la necesidad de transporte y comunicación de monseñor Aguer. Dios proveerá. Sea en La Plata o Buenos Aires.

  3. Nunca los misericordiosísimos implacables fueron buena gente. Dime de qué presumes y te diré de qué careces.
    Gentes descatolizadas huir de ellas como de la peste bubónica. Que con su pan se lo coman y disfruten si les pete o les pace de las barraganas incautas y desvalidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *