Este es el monumento que Franco mandó construir en honor al Sagrado Corazón y cuya placa ha sido retirada

Comentarios
3 comentarios en “Este es el monumento que Franco mandó construir en honor al Sagrado Corazón y cuya placa ha sido retirada
  1. Con la eufemística e infame ley de memoria «democrática» quieren justificar a asesinos revolucionarios y genocidas religiosos, y agraviar a quien los derrotó. No hay que olvidar que, por entonces, los socialistas eran marxistas y admiradores de la revolución rusa, y que fueron el principal instigador de la revolución de octubre de 1934, donde se incrementaron los incendios de iglesias y conventos, que ya habían comenzado nada más declararse la segunda república, y se empezó el genocidio religioso, con el asesinato de varias decenas de eclesiásticos. Las fundadas sospechas de «pucherazo» electoral en las elecciones de febrero de 1936 y el asesinato de Calvo Sotelo ya fueron el detonante de la guerra, donde el asesinato revolucionario y el genocidio religioso se mostró en toda su crudeza, porque esta gente no eran verdaderos demócratas sino asesinos revolucionarios. Para hacerse una idea de hasta qué punto, un delegado que enviaron a un congreso en Moscú les dijo: «España ha superado en mucho la obra de los Soviets, por cuanto la Iglesia en España ha sido completamente aniquilada».

    Lo que vino después es probablemente lo mejor que podía venir con esos antecedentes, pues se evitó que el país se convirtiera en un satélite de la Unión Soviética, de hecho, hasta el mismo papa alabó el gobierno de Franco, a quien también otorgó la máxima distinción de la Santa Sede: «Caballero de la suprema Orden de Cristo».

  2. La noticia no es correcta: estuve ayer allí y la placa no ha sido retirada, sino tapada provisionalmente para evitar un pleito.
    Felicito a las carmelitas y al obispo porque están sabiendo impulsar este santuario en los últimos años con prudencia e inteligencia. Da gusto ir al Cerro: ambiente familiar, adoración eucarística, liturgia bien celebrada… una maravilla de lugar.

  3. Que quiten cuanto quieran.
    Dice Chesterton que cuando nos quiten las Cruces-que nos las quitarán-,hasta en los cerramientos de nuestras heredades,en sus verjas de madera o de metal,seguirá agazapada la Cruz.
    En el caso tratado,de donde no podrán arrancar el nombre de Franco es del Corazón de Cristo,al que él erigió tal Monumento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *