El cardenal Schönborn califica de «indiscreción inapropiada» la publicación del libro de Gänswein

Schönborn
|

El arzobispo de Viena, antiguo amigo y ex alumno del papa Benedicto XVI, confirmó que fue él quien escribió una carta a su ex maestro instándolo a aceptar en caso de que saliese elegido elegido como Papa.

Esta pequeña «revelación» se puede encontrar en el libro titulado «Nada más que la verdad» escrito por el arzobispo Georg Gänswein, que se publicó en italiano la semana pasada.

El miércoles, el cardenal Schönborn confirmó lo que cuenta Gänswein en su libro. Schönborn, había escrito «una pequeña carta al cardenal Ratzinger por si acaso» antes del cónclave. “Sí, así fue. Pero hasta ahora he guardado silencio deliberadamente al respecto, aunque sucedió en el marco de la Asamblea Cardenalicia y no en el cónclave en sí ”, dijo el arzobispo de Viena.

Al mismo tiempo, el cardenal se distanció del proyecto del libro de Gänswein, calificándolo de «indiscreción inapropiada». Schönborn dijo que «no creo que sea correcto que se publiquen cosas tan confidenciales, especialmente por parte del secretario personal».

Sin embargo, el purpurado confirmó uno de los capítulos menos controvertidos del libro, en torno a la elección del ex cardenal Joseph Ratzinger como Papa en 2005, tras la muerte de San Juan Pablo II. Poco después de ser elegido, Benedicto le dijo a un grupo de peregrinos alemanes que cuando los votos comenzaron a seguir su camino durante el cónclave, se sintió mareado y que una “guillotina” estaba cayendo sobre él.

Pero dijo entonces que estaba alentado por una carta que había recibido de un cardenal «cohermano» anónimo en los días previos al comienzo del cónclave, instándole a seguir lo que Dios tenía reservado para él.

En el libro, Gaenswein reveló que fue Schönborn quien escribió la carta, señalando que fue una de las pocas personas que se dirigió a Benedicto XVI con el informal “tú”, algo que ni siquiera los colaboradores más cercanos de Benedicto en el Vaticano hicieron. Schönborn y Ratzinger se conocían desde 1972, cuando el joven sacerdote dominico tomó un curso que Ratzinger dio en Ratisbona, Alemania, y “permaneció en el estrecho círculo de sus antiguos alumnos”, escribió Gaenswein.

 

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
18 comentarios en “El cardenal Schönborn califica de «indiscreción inapropiada» la publicación del libro de Gänswein
  1. La carta de Schönborn al entonces cardenal Ratzinger es extraña, pues son de líneas teológicas opuestas. Tal vez se tratara de pura diplomacia, para que si salía elegido como papa (y de hecho era de los favoritos), así tuviera a Schönborn en buena consideración.
    En cuanto al comentario sobre el libro de Gänswein, me parece desafortunado por parte de Schönborn, ya que el secretario del finado, no revela secretos que deban ser guardados, sino que tan solo manifiesta algunos aspectos que se pueden comentar sin problema.

    1. Pues sí que es usted inocente. M. Gaenswein anunció la administración de la 3 dosis del veneno por parte de él y del santo padre. Que pretendía? Porqué habla por boca de otra persona, B 16 , nada menos? Porque un asunto particular y privado es anunciado al mundo?. Todo lo que venga de esta persona, cuidado, es mejor no hacer caso para no caer en ninguna trampa. Dios nos ayude a todos.

      1. Lo que usted señala no indica, ni mucho menos, que lo que diga sea falso. Por tanto, no compartirá usted que hable, pero no veo la trampa por ninguna parte.

    2. Recuerden que el cardenal Schönborn se rumora es masón, desobedeció al Papa Benedicto XVI cuando prohibió misas en Medjougore, este cardenal abuso de la amistad que tenia con el Papa, es de lo que presta “la catedral” de Viena para “eventos” con sodomitas.
      Es como el otro cardenal Ravasi, también mason!

        1. ¿Otro nick diferente? ¿No se aburre? Además, ¿qué hace usted aquí? Cotilleando como una verdulera (según su propio criterio). Vamos, que su comentario da risa (no por gracioso, sino por incoherente).

        2. Hombre, un respeto a las verduleras…y a sus conversaciones. Porque resulta que algunas de esas conversaciones pueden tener todo lo que corresponde a la razón y sin embargo, algunas de los filósofos, carecer de ellas. Que siempre hay que analizar, finalmente, lo que se dice y no el cómo o el quién lo dice.

  2. Me parece tan obvio que ese libro se acordó con Benedicto, en vida, que pataletas como ésta solo se entienden de lenguas acostumbradas a chupar medias……

    Un poco de dignidad, Eminencia…..

      1. No descubre usted nada nuevo: en algo que es imposible conocer de boca del protagonista, pues ya está muerto, es especulación, claro. Pero especular no es sinónimo de equivocarse. Alejandro Galván da su opinión, simplemente. Lo que no es especulación es que el libro se ha escrito estando BXVI aún vivo, pues los libros no se escriben en una semana. Podía conocer su contenido o no; estar de acuerdo con lo dicho o no; considerar apropiado que se publicara o no; pedir a Gänstein que no lo publicaro o que lo hiciese una vez muerto él para evitar falsas polémicas o no… Pero eso no invalida la pataleta de la que habla Alejandro Galván, que es bastante obvia y orquestada: todos los turiferarios pontificios criticando un libro antes de publicarse y, obviamente, antes de leerlo, por si acaso. Da igual si BXVI lo conocía o no, si lo que dice en él es verdad.

      2. JOSE MARTINEZ
        Podríamos decir que usted ha descubierto America en este siglo, al anunciarnos que Galvan especula.
        Sin embargo lo que subyace en su afirmación que no especulación, es que Galvan se equivoca, sin embargo la lógica nos dice que lo mas probable es que se equivoque usted y que simplemente este descubriendo America siglos mas tarde.
        No se venga abajo, hay mucha gente que todavía no la ha descubierto, además ya lo dice el refrán nunca es tarde si la …. dicha es buena.
        Si analizamos la trayectoria de Ganswein, como fiel escudero de Ratzinguer, lo mas probable es la realidad se aproxime mucho, pero mucho a lo que especula Galvan.
        No se preocupe, otro día nos puede descubrir la Indias Orientales.

  3. Lo que hace este cardenal austriaco de nombre impronunciable, no es nuevo, es puro mamporrerismo de Bergoglio. Ya tiene experiencia.

  4. Schönborn, tú sí que eres inapropiado. Le queda poco a Paco, así que pisa el acelerador para apurar tu peloteo inútil.
    ¡Un cardenal que ayudó en el Catecismo y lleva tiempo negándolo no es de fiar! No eres trigo limpio.

    1. Echo de menos que los que ahora hablan (por ejemplo Ganswein) no lo hubieran hecho ANTES.
      No lo hicieron, ¿para no disgustar a Benedicto? Pero aunque eso suene caritarivo.. siempre será menos importante que el bien general de la Iglesia.
      Mientras fue Prefecto debía haber hablado (sí, aun a riesgo de caer en desgracia.. aun a riesgo de darle un disgusto a mi amado Benedicto- la Iglesia de Cristo es lo importante).
      Ahora… pues sí, suena más a desahogo de resentido tipo Harry que a procurar el bien de la Iglesia

      1. Pues le sonará a usted. A mí no me suena nada a resentimiento. En cambio, sí me suena a éso cuando se ataca a quienes dicen la verdad (Müller, Gänstein, Brandmüller, Viganò, Schneider, Zen, Burke, etc.), porque ésta no deja bien al gran jefe. Es la progrez eclesial y sus mariachis la resentida con la Iglesia. De ahí que quieran cambiarla (como si realmente pudieran cambiar la fe). Ah, y para refrescarle la memoria: si Francisco no renovó a Müller en su puesto fue precisamente por hablar siendo Prefecto, como era su deber. Pero al gran jefe no le gustó y lo demás es historia. Antes de decir falsedades, tire de hemeroteca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles