Francisco: «Tengo miedo cuando veo a algún cristiano o a alguna asociación que se creen perfectos»

Papa Francisco rezo Regina Coeli
|

El Papa Francisco presidió el domingo, último día de la Octava de Pascua, el rezo del Regina Coeli.

El Pontífice comenta el evangelio del día, el pasaje del apóstol Tomás que se muestra incrédulo ante la resurrección del Señor. «El apóstol Tomás representa a todos nosotros, que no estábamos presentes en el cenáculo cuando el Señor se apareció y no hemos tenido otras señales o apariciones físicas de Él. También a nosotros, como aquel discípulo, a veces nos resulta difícil: ¿cómo podemos creer que Jesús ha resucitado, que nos acompaña y es el Señor de nuestras vidas sin haberlo visto, sin haberlo tocado? ¿Cómo podemos creer esto? ¿Por qué el Señor no nos da algún signo más evidente de su presencia y de su amor? Alguna señal que yo pueda ver mejor… Aquí, nosotros también somos como Tomás, con las mismas dudas, los mismos razonamientos», dijo el Papa.

A raíz de esto, afirmó que «el Evangelio nos dice que el Señor no busca cristianos perfectos. Yo les digo: tengo miedo cuando veo a algún cristiano, a alguna asociación de cristianos que se creen perfectos. El Señor no busca cristianos perfectos; el Señor no busca cristianos que nunca duden y siempre hagan alarde de una fe segura. Cuando un cristiano es así, hay algo que no funciona».

Francisco explicó que «la aventura de la fe, como para Tomás, está hecha de luces y sombras. Si no, ¿qué tipo de fe sería? Conoce momentos de consuelo, impulso y entusiasmo, pero también de cansancio, pérdida, dudas y oscuridad. El Evangelio nos muestra la «crisis» de Tomás para decirnos que no debemos temer las crisis de la vida y de la fe. Las crisis no son un pecado, son un camino, no debemos temerlas».

El Santo Padre puso en valor esas crisis que «muchas veces nos hacen humildes, porque nos despojan de la idea de tener razón, de ser mejores que los demás. Las crisis nos ayudan a reconocer nuestra necesidad: reavivan nuestra necesidad de Dios y nos permiten así volver al Señor, tocar sus llagas, volver a experimentar su amor, como la primera vez».

Asistentes plaza San Pedro

De igual modo advirtió a los presentes y defendió que «es mejor una fe imperfecta pero humilde, que siempre vuelve a Jesús, que una fe fuerte pero presuntuosa, que nos hace orgullosos y arrogantes. ¡Cuidado con estos!»

El obispo de Roma puso especial énfasis al recordar que «especialmente cuando experimentamos cansancios o momentos de crisis, Jesús, el Resucitado, desea volver para estar con nosotros. Sólo espera que lo busquemos, que lo invoquemos, incluso que protestemos, como Tomás, llevándole nuestras necesidades y nuestra incredulidad. Él siempre vuelve. ¿Por qué? Porque es paciente y misericordioso. Viene a abrir los cenáculos de nuestros miedos, nuestras incredulidades, porque siempre quiere darnos otra oportunidad».

«Jesús es el Señor de las «otras oportunidades»: siempre nos da otra, siempre. Pensemos entonces en la última vez -hagamos un poco de memoria- cuando, durante un momento difícil o un período de crisis, nos hemos encerrado en nosotros mismos, atrincherándonos en nuestros problemas y dejando a Jesús fuera de casa. Y prometámonos, la próxima vez, en nuestro cansancio, buscar a Jesús, volver a Él, a su perdón – ¡Él siempre perdona, siempre! -, regresar a esas llagas que nos han curado. De este modo, también seremos capaces de compasión, de acercarnos sin rigidez ni prejuicios a las llagas de los demás», sentenció el Papa.

El Papa renueva su llamamiento a una tregua pascual

Tras el rezo de la oración mariana, Francisco recordó que «varias iglesias orientales, católicas y ortodoxas, y también varias comunidades latinas, celebran la Pascua según el calendario juliano».

«Hoy se cumplen dos meses del inicio de esta guerra: en lugar de detenerse, la guerra se ha intensificado. Es triste que en estos días, que son los más santos y solemnes para todos los cristianos, se escuche más el estruendo mortal de las armas que el sonido de las campanas que anuncian la Resurrección; y es triste que las armas sustituyan cada vez más a la palabra», lamentó el Pontífice

Por ello, el Santo Padre quiso renovar su llamamiento a una tregua pascual. «Que se detenga el ataque, para ayudar al sufrimiento de la población agotada; hay que parar, en obediencia a las palabras del Resucitado, que el día de Pascua repite a sus discípulos: «¡La paz esté con vosotros!». Pido a todos que aumenten sus oraciones por la paz y que tengan el coraje de decir, de manifestar que la paz es posible. Líderes políticos, por favor, escuchen la voz del pueblo, que quiere la paz, no una escalada del conflicto», exhortó el sucesor de Pedro.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
92 comentarios en “Francisco: «Tengo miedo cuando veo a algún cristiano o a alguna asociación que se creen perfectos»
  1. El papa Francisco: «El Señor no busca cristianos perfectos».
    Jesús: «Por tanto, sed perfectos, como vuestro Padre celestial es perfecto»
    ¡Qué manía de mentir!

    1. Nuestro Señor busca cristianos perfectos…. pero la perfecciòn del cristiano produce la humildad… el «no creèrsela»… Por èso la Virgen Marìa, la màs perfectìsima criatura, dice que «el Señor mirò la humildad de su esclava, por èso todas las generaciones la llamaràn feliz…»

      1. angeles wernicke

        Pero y que pasa si esas personas no se sienten perfectas pero a B e r g o g l i o le «parece» que esas personas se sienten perfectas.

        Jesucristo puede ver los corazones pero B e r g o g l i o no tiene poder para eso.

          1. Entonces aqui hay dos puntos

            El mandato del Señor Jesucristo «Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto.» Mateo 5:48
            Es decir perfeccion segun Dios quiere.

            Y el otro punto es «sentirse perfecto» por sentirse superior a los demas o sentirse sin serlo, de acuerdo a sus propios criterios.

            Que tal si por que tal persona no opina igual que otra, por ejemplo, esta ultima le dice a la otra que se siente perfecta.

            Pero solo Dios conoce lo interno.

            «Yo, Yahvé, que penetro los corazones…» Jeremias 17:10.

            «Yo Soy el que escudriña las mentes y los corazones…» Jesucristo, El Señor, Apocalipsis 2:23.

          2. «…Yo Soy el que escudriña las mentes y los corazones…» Jesucristo, El Señor, en parte del versículo 23 del Capitulo 2 de Apocalipsis.

        1. No sé sobre los juicios que pueda hacer Francisco… Sólo comento que este discurso suyo coincide con la enseñanza de Nuestro Señor… el que se sienta perfecto carece de humildad…

          1. angeles wernicke.

            «…Sólo comento que este discurso suyo…»

            Parte del discurso es «…tengo miedo cuando veo a algún cristiano o a alguna asociación que se creen perfectos».

            El decir que una persona al verla nosotros podamos decir que se cree perfecta, donde esta en el evangelio?

            Y no le de vuelta, sabemos obviamente que segun el evangelio debemos ser humildes, pero no encuentro en ningun lado que nosotros segun viendo a alguien podamos decir que tal o cual persona se siente perfecta.

    2. Correcto, no querer católicos perfectos es contradecir a Dios mismo.

      Ser perfecto es ser santo y por tanto, tener los frutos de santidad: paciencia con los defectos del prójimo, amor, benevolencia, mansedumbre, paz…

      1. Lo confundirá Francisco, que es el que contradice a Cristo diciendo que «el Señor no busca cristianos perfectos». Claro que nos quiere perfectos, y nadie logra serlo si ni siquiera lo intenta ni lo tiene como objetivo. Aquí no habla de esfuerzos para lograrlo, sino directamente que Dios no los busca.

        1. Como usted confunde la corrección fraterna y la obra de caridad de enseñar al que no sabe con imponer a unos pocos sus obsesiones personales.

          1. La fe y la moral católicas no son «obsesiones personales». Y no se imponen: se exponen. ¿O yo le obligo a creerlo? ¿Cómo le obligo o se lo impongo? De ninguna manera, pues además es imposible. Lo que ocurre es que a usted le molesta leer la verdad, a la que tiene alergia. Ni más, no menos.

        2. Por cierto…
          Si Dios buscará cristianos perfectos no nos eligiria a nadie.
          Lo que el busca es que llegamos a ser perfectos y ninguno lo somos y solo unos pocos llegan a esa meta.

          1. Qué raro: el Probe Migue y ACS contradiciendo las definiciones dogmáticas del Concilio de Trento, que excomulga automáticamente a quien diga que es imposible cumplir los mandamientos con la gracia de Dios (y ahí radica la perfección que Dios quiere y el culmen del amor a Dios y al prójimo, como las Sagradas Escrituras nos recuerdan).

          2. Pero y que pasa si esas personas no se sienten perfectas pero a B e r g o g l i o le «parece» que esas personas se sienten perfectas.

            Apoco va a ser de acuerdo a su juicio.

          3. ¿Quien ha dicho tal cosa?
            Usted no para de inventar lo que decimos en los comentarios.
            Por supuesto que es posible cumplir los mandamientos con la gracia de dios pero de ahí a creerse perfecto…
            No, no es lo.mismo.
            ¿ usted ya se cree perfecto?

          4. «¿Quien ha dicho tal cosa? Usted no para de inventar lo que decimos en los comentarios. Por supuesto que es posible cumplir los mandamientos con la gracia de dios pero de ahí a creerse perfecto…»

            Probe Migue: usted ha dicho que «Si Dios buscará cristianos perfectos no nos eligiria a nadie». Como ve, ni siquiera habla de «creerse perfecto», sino que afirma que Dios no busca cristianos perfectos, lo cual es un disparate. Es usted quien inventa y además tiene el cuajo de achacárselo a los demás. ¿Cree que los demás son idiotas y no leen lo que ha escrito previamente, como acabo de transcribirle? Díganos: ¿quién se cree perfecto? ¿Usa el mismo «medidor de creencias» que Francisco? La Iglesia jamás ha juzgado el interior de las personas, entre otras cosas porque no puede verlo. Pero Francisco y usted sí pueden… qué cosas.

        3. Ya sabemos que usted es de los que se cree ya perfecto y por eso se permite tal nivel de arrogancia y desprecio a los hermanos en cristo diciendo quien es y quien no es católico.

          1. Vigia, constatar lo que es la fe católico y lo que se opone a la misma no es creerse perfecto, es simplemente decir la Verdad.

            Si bastantes defectos tenemos, al menos preservemos el primer deber derivado del amor al prójimo: no mentirle en lo que concierne a su salvación eterna.

            Mentir al prójimo no es amarle, ni es misericordia. Oponer la Misericordia a la Verdad es maniobra caracter´ística del Diablo.

          2. La diferencia entre una cosa y otra es el amor y es evidente en dichas correcciones que falta ese amor incondicional al prójimo.

          3. Sus «evidencias» son una solemne majadería y una excusa barata: a usted le molesta la verdad, que no acepta. Da igual si se la expongo yo o lo hace otro. Si no le dicen lo que quiere oír (de esos «maestros» que confirman en las «fábulas», como dice San Pablo), tacha a quien le corrige de falta de amor. Pero, como le ha dicho hidaspes, no hay amor en engañar a otros o callar ante sus errores. «Quien bien te quiere te hará llorar», dice el dicho. A quien no le importa un pimiento el prójimo le da igual si se equivoca, por lo que no se molesta en corregirle. Es algo tan obvio que no tendría necesidad de explicárselo. Y se lo repito: no es católico quien no profesa la fe católica, no quien yo diga porque yo lo diga.

          4. A Vigia y ACS les escuece la Verdad,como dice la Escritura no pueden soportarla.
            Lo de estas señoras solo se arregla con ayuno y oración.

          5. Si esa corrección fuese desde el amor no recurrirá a la burla ni a las faltas de respeto poniendo motes a otras personas ni burlándose de las experiencias personales continuamente ridiculiza.
            ¿Me puede decir donde está ahí el amor que requiere dichas correcciones?

          6. Hidaspes, muy buena reflexión sobre la misericordia y la verdad. Oponerlas es obra del Diablo. Muy certero.
            Cuando no le decimos una verdad a alguien, como que tal cosa es pecado le estamos robando.

          7. Señora ACS,yo NO SOY PERFECTA, ni mucho menos.
            Seguramente sea la más imperfecta y pecadora de los que aquí opinamos.
            Pero quiero ser santa,y querría ser perfecta como me mandó Jesucristo que fuera.
            No quiero ser pusilánime y esconderme ahí,le pido a Dios que me ayude a salir de mis flaquezas,imperfecciones y pecados.Por mi misma no puedo nada,pero CREO FIRMEMENTE,como dice la Escritura: Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.
            Esa tiene que ser la actitud de cualquier cristiano.
            Aspirar a la santidad.

          8. Vigia, es típico de los hi`perdenunciantes de «fariseos» el erigirse en jueces universales del amor presente en otros.

            Sepa usted que el «fariseo» que Cristo lamentaba es que cada cual tiene en sí mismo, no el del resto.

          9. Hidaspes…
            Yo soy consciente de mis imperfecciones y pido a dios ayuda cada día para que estas sean menos y pese que creo que cada día mejoro como persona y como católico no me atribuyó la autoridad de juzgar y me limitó a hablar de los que se puede ver en muchos comentarios como ñas burlas a ñas experiencias personales a ACS por poner un ejemplo o el mote que ha decidido ponerme a mi.
            ¿ Me puede decir donde está en ese comportamiento el amor al prójimo? Ya le respondo yo.
            En esos momentos el amor está totalmente ausente. No niego que carezca de él si no que no hace gala de el en todo momento ni con todo católico solo con los que considera a su juicio particular católicos.

          10. María,

            Ah no es santa?…nadie lo diría…

            Sujete su lengua. Los santos han visto la gran importancia de hacerlo. No llegará a ser santa si no la sujeta.

            Que Dios la bendiga y le ayude

          11. Vigia, las experiencias personales de ACS no se juzgan, simplemente se constata su nula relación con la fe católica. Y eso no es «juzgar al prójimo» sino exponer la verdad.

            Usted confunde el «no juzgar al prójimo» con la tolerancia ante el error o la mentira. El amor al prójimo se construye desde la Verdad.

            Yo no le he puesto a usted mote alguno, así que a mí no me pida cuentas por lo que otros hagan o dejen de hacer.

            Usted no pide «amor», pide relativismo disfrazado de amor.

          12. ACS,no sé dónde verá o ha visto usted que yo aquí o alguna vez,me autoproclame o haya autoproclamado santa…,Dios me libre.
            Yo sujeto mi lengua única y exclusivamente cuando al soltarla pueda ofender a Dios,pero para defender la Verdad o denunciar el error,la suelto a tal punto que dejaría que me la corten,si me mandaran callar y con eso negara a Cristo.

          13. MARIA,

            usted ha dicho: «A Vigia y ACS les escuece la Verdad,como dice la Escritura no pueden soportarla.Lo de estas señoras solo se arregla con ayuno y oración.»

            lo de que nos escuece la verdad es una calumnia de las gordas, yo soy una enamorada de la Biblia y de la Verdad. Lo de que se arregla con ayuno y oración es sinónimo de que estamos endemoniados.

            Entonces usted se cree más santa que nosotros, ya que nos considera endemoniados, y supongo que no se considera endemoniada a sí misma, no? pues eso es ,EXACTAMENTE, lo que sentía el fariseo en cuanto al publicano.

            Y esta parábola del fariseo y el publicano es a lo que se refiere el papa Francisco.

            Sujete su lengua, mujer. No le vayan a crujir los dientes…

            Que Dios le bendiga

          14. María,

            por mi parte doy por concluida esta conversación. No tengo nada más que decir. Ni que escuchar.

            Que Dios la colme de bendiciones

          15. «poniendo motes a otras personas ni burlándose de las experiencias personales continuamente ridiculiza»

            Yo no pongo motes: Probe Migue se lo puso Robiustiano Matamoros, no yo. Y lo uso para que los despistados sepan que es la misma persona y no se dirijan a usted en femenino (como ha hecho María en estos mismos comentarios, por ejemplo). Y tampoco me buslo de experiencias personales: decir que una «revelación» o «sensación» interior que contradice la fe católica no proviene de Dios, no es burlarse de la persona que la relata, sino advertirle.

            «no me atribuyó la autoridad de juzgar y me limitó a hablar de los que se puede ver en muchos comentarios…»

            Usted critica comentarios ortodoxos porque no le gusta ni lo que en ellos se dice, ni quien lo dice. O sea, que sí juzga, aunque lo haga mal y no sentencie (tampoco los demás sentenciamos, que eso le corresponde sólo a Dios: nos limitamos a señalar errores evidentes).

          16. «No niego que carezca de él si no que no hace gala de el en todo momento ni con todo católico solo con los que considera a su juicio particular católicos»

            Usted confunde el amor al prójimo con la ñoñería o con hacer carantoñas, y no tiene nada que ver. Hay más amor al prójimo en quien le corrige de sus errores aunque lo haga sin paños calientes, que quien le deja en su error con muy buenas palabras.

          17. Pero señora ACS,usted ya me ha juzgado y condenado.
            Y ne ha enviado donde crujen los dientes.
            Muy mal,así no se predica desde el amor.
            Me gustaría ver si le diría lo mismo a un homosexual activo,o eso sólo se lo sentencia a los católicos que intentan sacarla del error.?
            Creo que ya me contesto yo misma.

        4. La perfección está en la humildad y la humildad del intelecto es obedecer y saberse imperfecto e inuty sin Dios:

          -Todo lo bueno en mí: de Dios
          -todo lo malo: mío

          1. Tanto los Evangelios, como todo el magisterio de la Iglesia católica, siempre ha elogiado la humildad; pero lo que Cristo enseña al decir «sed perfectos, como vuestro Padre celestial es perfecto», no tiene nada que ver con la humildad, ni ésta es la cúspide de la perfección, sino que simplemente se refiere a que el cristiano ha de imitar al Padre celestial en su obrar y modo de conducirse, siendo ésa la norma cristiana de toda perfección.

    3. ¿Pero quién le dará estas ideas extravagantes?
      Porque lo que dice sí debe darnos miedo,pues por su culpa muchas almas se perderán por creer en lo que dice.

  2. En general (salvo los laxos), los católicos somos conscientes de nuestras imperfecciones, pero al mismo tiempo estamos llamados a ser perfectos, pues lo dijo Jesús : «Sed perfectos como vuestro Padre celestial es perfecto.»

  3. Aquì el Papa Francisco confirma lo que dice Nuestro Señor Jesucristo sobre la oraciòn del fariseo y el publicano en el templo: el fariseo, que se cree perfecto, es criticado por su soberbia; en cambio el publicano, que reconoce su condiciòn de pobre pecador, es perdonado y sale justificado…

      1. «Aquì el Papa Francisco confirma lo que dice Nuestro Señor Jesucristo sobre la oraciòn del fariseo y el publicano en el templo: el fariseo, que se cree perfecto, es criticado por su soberbia; en cambio el publicano, que reconoce su condiciòn de pobre pecador, es perdonado y sale justificado…»

        Las palabras de Cristo no precisan la «confirmación» de Francisco, porque tienen la autoridad y claridad suficiente para que no se necesite. Y, por otro lado, Cristo sí veía el interior de las personas, cosa que Francisco no puede hacer, por lo que afirmar que tiene miedo de ver lo que no puede ver (pues no puede saber lo que hay en el interior de las personas o lo que dicha persona se cree o se deja de creer) es otro de sus disparates. Por eso ACS está de acuerdo con ellos, como siempre.

    1. angeles, el publicado sale perdonado… pero su pecado pretérito no queda justificado.

      «Vete, mujer, nadie te juzga, y no peques más».

    2. angeles wernicke

      Pero y que pasa si esas personas no se sienten perfectas pero a B e r g o g l i o le «parece» que esas personas se sienten perfectas.

      Apoco va a ser de acuerdo a su juicio.

      Jesucristo puede ver lo que hay en los corazones, pero B e r g o g l i o, no tiene poder para eso.

  4. ¿Y cuando el Papa tendrá miedo del cisma Aleman? Parece que eso no le preocupa en lo más mínimo, mientras tanto se preocupa de fantasmas

  5. En la frase «El Señor no busca cristianos perfectos», el papa Francisco contradice a nuestro Señor Jesucristo cuando nos pide: «Sed perfectos, como vuestro Padre celestial es perfecto».

    Pero hay más. El Papa dice: «El Señor no busca cristianos perfectos. Les digo: tengo miedo cuando veo a algunos cristianos, a alguna asociación de cristianos que se creen los perfectos. El Señor no busca cristianos perfectos; el Señor no busca cristianos que nunca duden y siempre hagan alarde de una fe segura. Cuando un cristiano es así, hay algo que no va bien».

    Estoy de acuerdo cuando dice que no los cristianos no deben creerse perfectos ni hacer alarde de una fe segura. Pero ¿por qué no han de tener una fe segura y sin dudas. Si Dios les da una fe segura y nunca dudan, ¿deben rechazarla? ¿De verdad cree el Papa que el Señor no busca cristianos que nunca duden? ¿Busca el Señor que los cristianos duden? Cuando un Papa dice esto, hay algo que no va bien.

  6. Menos palabrerías…

    a. Prohíbe ya la comunión del abortista Biden

    b. Deroga a Traditionis custodes que deroga a Summorum pontificium y se prohíbe la misa del Canon Romano; también quiere prohibir el rito sirio malabar tradicional

    c. Deroga a Amoris laetitia y el rescripto de 5 de junio del 2017 que aprueban como falso magisterio auténtico la herejía de la comunión y absolución de los adúlteros impenitentes, derogando los actos morales catolicos intrinsece malum sustituyéndolos por los actos herético-cismáticos luteranos bonum imperfectum et incompletum

    d. Arrepiéntete de adorar el falso ídolo de la Pachamama el octubre del 2019 en los jardines del Vaticano, además de procesionarla por la basílica de San Pedro y la tumba de San Pedro.

    Déjanos en paz, Bergoglio, y aplícate tus consejos a tí mismo…

  7. Oremos por la conversión del Papa Francisco, para que no tenga que escuchar de nuestro Señor Jesucristo las palabras que escuchó Pedro: «Apártate de Mi, Satanás, porque tus pensamientos no son los de Dios».

  8. No tema papa . Déjelo en manos de Dios, que de los perfectos se vale para que haya más santos perfectos.
    El miedo lo provoca el diablo para nublar nuestra mente. 🙂

  9. Nuestro Señor dice: «Bienaventurados los que creerán sin haber visto.» (Jn 20,29)
    En cambio Francisco dice: «El Señor no busca cristianos que nunca duden y hagan alarde de una fe segura.»

  10. Es propio del fundamentalista la interpretación de las Sagradas Escrituras de modo literal. Con coherencia habría que interpretar el Antiguo Testamento también de modo literal.

    1. Si no tiene ni idea de exégesis bíblica (y es obvio, por tal afirmación), ¿para qué escribe esa chorrada? En las Sagradas Escrituras no todo precisa interpretación, pues no es un libro de magia o gnóstico. Hay elementos históricos, alegorías, jurisprudencia, profecías, etc. Unas cosas no precisan interpretación alguna, y las que sí, se interpretan de formas diversas. Pero es la Iglesia quien tiene tal potestad. Las Biblias católicas llevan notas y algunas también comentarios, con la exégesis correcta. Preferible las ediciones anteriores al CVII, exentas de modernismo (el mayor de los fundamentalismos con que tiene que lidiar la Iglesia).

      1. «Si tu mano te es ocasión de pecado, córtatela. Mas te vale te vale que entres manco en la Vida, que con las dos manos ir a la Gehena, al fuego que no se apaga» (Marcos, 45). De modo que va un asesino a confesarse y el sacerdote con el evangelio en la mano le ordene que se corte la mano asesina. El lo que dijo el Señor. Es Catholicus El Confesor

        1. Señor Ricardo,si tu mano te hace pecar córtatela,significa que HAY QUE CORTAR DE FORMA RADICAL CON EL PECADO.
          Y aunque los laxos y neo católicos no lo creen,no lo entienden o no quieren practicarlo.
          SE PUEDE.

          1. Eso no es lo que dice el Señor. Dice que te cortes la mano y punto. Esto que es absurdo es para demostrar que la perfección que nos pide el Jesus nunca puede ser la de su Padre porque eso es totalmente imposible. Ocurre María que esta el Catholicus que busca cualquier cosa para insultar y su jefe el curita que siempre esta buscando la quinta pata al gato a lo que dice el Santo Padre. Pertenecen a otra Iglesia.

          2. No comparto su opinión sobre Catholicvs y el sacerdote,ellos defienden la Verdad.
            Y emplean su tiempo con caridad en explicar a los que no saben.
            Siempre los he visto con educación y respeto.
            Otra cosa es que a algunos les escuece lo que dicen.
            No toleran la Verdad,como dice la Escritura.
            Se sienten incriminados por ella.
            La Palabra de Dios es cortante como espada de doble filo,y no vuelve a uno sin haber cumplido su cometido.

          3. «Esto que es absurdo es para demostrar que…»

            Pues siento decirle que no ha demostrado usted nada. ¿Qué tal si lee lo que le escriben, en lugar de soltar su discurso preparado previamente? Si le digo que las Sagradas Escrituras no se interpretan literalmente siempre, sino de diversas formas y que hay pasajes que no precisan interpretanción algunas, ¿cómo pretende haber demostrado usted lo que pretende con la chorrada que ha puesto?

            «la perfección que nos pide el Jesus nunca puede ser la de su Padre porque eso es totalmente imposible»

            Lo que es imposible es que usted diga algo que no sea un disparate. Y que me nombre a mí como «el Catholicus», pase; pero lo de llamar a Nuestro Señor Jesucristo «el Jesus» (sic) ya dice suficiente de usted y de sus comentarios.

          4. «que busca cualquier cosa para insultar…»

            Aún espero que señale mis insultos… porque con afirmarlo, la realidad no cambia. A usted le molesta que le canten las verdades del barquero. No hay más.

            «Pertenecen a otra Iglesia»

            Claro: pertenecemos a la Iglesia católica, a la que usted no parece pertenecer.

        1. Claro que no acepto el modernismo posterior al CVII. Ni el anterior tampoco. Y usted debería hacer lo mismo (le recuerdo que el modernismo es una herejía, no parte del «magisterio» de la Iglesia).

          1. «Yo acepto TODO el magisterio no el que se amolda a mis ideas como hace usted»

            No mienta: ni usted acepta todo el magisterio (le hemos corregido unas cuantas herejías), ni las notas modernistas de una biblia actual, escritas por cualquiera, son «Magisterio». ¿Qué culpa tenemos los demás de sus carencias formativas que le llevan a confundirlo todo? Usted es el que amolda lo que le apetece creer a sus ideas, no yo (mis ideas son fruto de mis creencias y no a la inversa, como es su caso).

  11. No creo que Nuestro Señor Jesucristo ande vacilando diciendo: Sed perfectos como vuestro Padre celestial es perfecto.
    Si lo dice es porque se puede y si se puede sólo es cosa de empezar.
    Amándolo intensamente comienza la perfección .
    Éso hacen los santos. Y hay muchos.

  12. No he conocido jamás, nunca, en ninguna parte, a ningún católico que se creyera perfecto. Si he conocido, por desgracia, muchos católicos sin formación y confundidos, que han fabricado un Cristo inexistente hecho a la medida de sus caprichos y egoísmos.

    El problema de los católicos occidentales del siglo XXI no es la pretensión de creerse perfectos, sino la intención de hacer de nuestras imperfecciones acciones queridas y bendecidas por Dios.

    1. Exactamente Hispades,los » no- católicos » de hoy,creen que cuanto más pecadores y miserables sin conversión,mejor,eso sí mucho amor para dejar en el pecado al prójimo, mucho amor para dar de comer al pobre,mucho amor para acoger inmigrantes musulmanes destructores del cristianismo y para no contaminar.Y perecución al que ose proclamar la Verdad ,cumplir los Mandamientos y honre la Eucaristia.
      Ese es el catolicismo de esa secta que pretende carcomer la Fe Católica.

      1. María, es la tentaci´ón perenne de bajarse de la Cruz, de seguir a Cristo pero sin cargar el peso de la Cruz. No se nos ha formado con el bagaje que tenían nuestros padres y abuelos, se rehúye toda idea asociada al dolor, a la incomodidad, a poner a Dios en el centro de todo. Sólo se acepta de la fe la parte cómoda, lo que «suena bien», con lo que abundan los «católicos» tipo ACS, de mero sentimentalismo irracional, de sensiblería fatua y blanda, pero sin compromiso con la Verdad, sin diálogo con la Razón, sin santificación de las penas y dolores que toda vida humana atraviesa.

        Es una Caridad sin Verdad, una Misericordia sin abrazo a Dios, una Confesión sin propósito de enmienda, una fe sin Cristo en la Cruz.

          1. ACS,describir la realidad no es mentir.
            No se confunda.
            Además,se contradice a sí misma.
            A usted no le gusta » condenar» ni recordarle a la gente qué es pecado y qué no lo es.Usted siempre dice que su modus operandi es desde el » amor» ,que yo no puedo » obligarla » a » condenar» el pecado.
            Sobre todo en la cuestiones concerniente al SEXTO MANDAMIENTO, en la entradas sobre homosexualidad y adulterio.
            Ahí ni los nombra oiga,ni siquiera es capaz de contestar sí o no a la pregunta de si son o no pecado los actos homosexuales.
            Pues ahora bien que ha nombrado un Mandamiento y ha dicho bien claro que no cumplirlo es pecado.
            Eso sí,sólo si el pecado cometido atañe a su persona,porque cuando el OFENDIDO ES JESUCRISTO, CALLA COMO UNA BELLACA.
            Eso sí es tener DOBLE VARA DE MEDICIÓN,amiga.
            Es usted una incoherente.

          2. ACS, gracias por su recordatorio, pero no veo en qué he mentido en el comentario al que usted replica.

            Sigue usted muy confundida. Cuando constatamos que su testimonio no es de catolicismo, no vulneramos el «no juzgar», sino que defendemos la Verdad y, como complemento imprescindible, ayudamos a su conversión, algo que (siempre se lo recuerdo) está en nuestras oraciones.

            Deslindar su credo, más bien de tipo protestantoide, del credo católico, no es ofensa a usted, sino la más básica de las formas de amor y Misericordia, hacia todo prójimo en general, y muy especialmente hacia usted.

            Insiste en ver usted ataques donde no los hay, igual que insiste en ver amor allí donde sólo anida la niebla del relativismo.

  13. No veo por ninguna parte peligro alguno de que nadie, ni personas ni entidades de la Iglesia, se manifiesten como perfectos, pretendan serlo ni se adjudiquen ese título. En medio de tantos problemas éste no es uno de ellos. El fariseísmo de este tipo no se da. He conocido a católicos de muchos tipos, pero nunca a ninguno que se haya puesto a si mismo como modelo.

  14. El problema del católico falso pudor, el de la cabecita torcida, es que no miran al Maestro ni a los apóstoles que confiaron en la gracia de Dios y caminaron en la perfección, cultivando un amor extremo a Dios. Por eso, sin falso pudor ni falsa humildad, San Pablo clama a la justicia de Dios: “He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe. Ahora bien, me está reservada la corona de justicia, la cual me dará el Señor, juez justo, en aquel día; y no sólo a mí, sino también a todos los que aman su venida” (2 Timoteo 4:7-8). Y es en la búsqueda de la perfección que se pelea la buena batalla, dándoselo todo a Dios. Los que claman por la imperfección no se entregan enteramente a Dios, están divididos con otros dioses y… están perdidos del verdadero y único Dios, que padeció y murió en la cruz por amor a nosotros los hombres. A Bergoglio le importa un carajo el interior… sólo el exterior. ¡Qué triste Papa!

  15. El porteño se olvida del mandato de Cristo de «sed perfectos como lo es el Padre celestial» o puede que lo que pase es que el pontífice se exprese con las pezuñas y lo que en realidad haya querido decir es que no hay que creerse perfectos, pero aspirando a la perfección. Por cierto en cuanto al miedo que despiertan las asociaciones que se creen perfectas, tiene razón; sin ir mas lejos ahí está su querida y actualmente nefasta Compañía de Jesús.

  16. Me da la impresión que la palabras de Francisco hay que encuadrarlas en el relativismo que predica.

    Para el no hay verdades absolutas, todo es questionable. Ya lo dejo claro cuando dijo que no se sentía identificado con los principios innegociables enumerados por Benedicto XVI.

  17. Solamente Dios es perfecto. Todos sus hijos estamos llamados a la santidad en un camino de perfección, inagotable, que está jalonado de caídas y retrocesos, propios de nuestra condición de pecadores.
    La Iglesia, como Madre y Maestra, acoge a todos con sus imperfecciones y por supuesto nos exhorta al camino arduo de cumplir la voluntad De Dios.
    Pienso que las palabras del Santo Padre deben encuadrarse en ese acogimiento y a la vez en la crítica de quien pueda pretender que ya tiene recorrido del todo su camino.

    1. No hace falta que intente darle una interpretación ortodoxa a otro de los disparates pontificios, pues lo dicho por él mismo está meridianamente claro y no precisa de interpretación alguna: «Tengo miedo CUANDO VEO a algún cristiano o a alguna asociación que SE CREEN perfectos». ¿Cómo es capaz de ver tal cosa, si el interior sólo lo ve Dios? La respuesta es fácil: no puede.

  18. Coincido con Catholics,sobre Trento.El Señor nos quiere perfectos, no » perfeccionistas » tal vez sería esa una adecuada mirada….el problema es la mezcla en el mensaje papal,de verdades y libres interpretaciones,que confunden y agobian al Pueblo de Dios.Sensus Fidei Fidelium,a Dios gracias!
    ▪︎Ef 2.20
    «Edificados sobre el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo Cristo Jesús mismo la piedra angular».

  19. Perversa manía tiene de atacar lo bueno y virtuoso mientra convalida la herejía y el pecado este demo l e d o r de la Iglesia bimilenaria.

  20. Parece que se debería de estudiar un poco más la Palabra de Dios, Pedro traicionó a Jesús, Mateo era un publicano, Tomás dudó de la resurrección de Cristo….. los mayores santos de la historia, reconocieron sus fallos, pensemos en algunos como Agustín e Ignacio de Loyola.
    La humildad, forma parte necesaria de la santidad.
    Cuando una persona o grupo, se creen perfectos, no son santos, son fanáticos peligrosos.
    Los verdaderos santos, reconocen que son pecadores, piden ayuda a Dios para superar sus fallos y crecer como creyentes y personas.
    De los que se creen perfectos, «líbranos Señor», prefiero escuchar a aquellos que con humildad buscan la perfección y ayudan a otros a conocerla

    1. «Cuando una persona o grupo, se creen perfectos, no son santos, son fanáticos peligrosos»

      ¿Se refiere usted a quienes dicen ver que alguien se cree perfecto (cosa imposible, pues no se puede ver tal cosa) y a quienes jalean a quien dice tal disparate? Puede usted ahorrarse la letanís «De los que se creen perfectos, ‘líbranos Señor'». ¿O acaso conoce a usted a alguien que se crea perfecto? Yo no. Mejor rece por quienes alejan de la fe verdadera (es una gran obra de caridad). Tanto por el bien de quienes hacen éso, como por el de aquellos a quienes apartan de la fe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 caracteres disponibles