PUBLICIDAD

Constantinopla, Alejandría, Moscú, Kiev: Cisma a cuatro bandas en la Iglesia Ortodoxa

Constantinopla Moscú cismaKiril, patriarca de Moscú (izq) y Bartolomé, patriarca de Constantinopla (dcha).
|

La mal llamada Iglesia Ortodoxa es un conjunto de iglesias nacionales autocéfalas que se coordinan en el mensaje doctrinal y admiten la ‘primacía de honor’ del Patriarcado de Constantinopla. Pero hasta esta laxa unidad amenaza con romperse por motivos, al final, esencialmente geopolíticos.

Los fieles ortodoxos ucranianos han estado tradicionalmente bajo la autoridad del Patriarcado de Moscú pero, ahora que Rusia y Ucrania andan a la gresca, en una guerra no declarada pero siempre al borde del estallido oficial, los ucranianos, ya mediado el conflicto, solicitaron a Constantinopla la erección de un patriarcado propio en Kiev, para no estar bajo la obediencia del odiado ruso. Y Constantinopla accedió, despertando las iras de Moscú, que rompió con la sede primada.

Pero el virus de la disolución sigue su curso. La geopolítica quiere que, si bien el de Moscú no figure siquiera entre los grandes patriarcados de la Iglesia Ortodoxa cuando se separó de Roma, hoy su importancia vaya más pareja con el poderío del país que con la historia, y así, luego de haber roto con la capital bizantina, ha enfurecido a la segunda sede patriarcal, Alejandría, con el anuncio de Moscú de su intención de crear un ‘exarcado ruso’ en África. Y ahora dice querer hacer otro tanto en la propia Turquía, terreno vedado del Patriarcado de Constantinopla.

Hilarión, el ruso, justificó en su momento la idea de crear su ‘filial’ en el terreno de Alejandría (toda África) con la excusa de que su patriarca, Teodoro II, había reconocido a la Iglesia Ortodoxa cismática de Ucrania en 2019. Así que, a finales de diciembre de 2021, el Sínodo de la Iglesia Ortodoxa Rusa decidió erigir el Exarcado Patriarcal en África.

Y ahora vuelve contra Constantinopla. “No podemos decir no a los clérigos del Patriarcado de Alejandría que se han dado cuenta de la falsa posición de su Patriarca, y aceptar que formen parte del corral de la iglesia del Patriarcado de Constantinopla, así como en su pastoral, siendo que el Patriarca de Constantinopla tomó parte en el cisma”, ha declarado Hilarión.

El cesaropapismo de origen de las iglesias cismáticas de Oriente fue siempre su talón de Aquiles, ya que la importancia relativa de las sedes patriarcales tiende a reflejar la importancia de sus respectivas naciones, por mucho que se trate de evitar con una sumisión teórica al Patriarcado de Constantinopla, sumisión que ya ha roto oficialmente Moscú. Desde la perspectiva de Roma, este desarrollo aleja la posibilidad de una pronta unión de los cristianos de Oriente y Occidente, como han anhelado con especial fervor los últimos papas.

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

14 comentarios en “Constantinopla, Alejandría, Moscú, Kiev: Cisma a cuatro bandas en la Iglesia Ortodoxa
  1. No está de más recordar que las Iglesias ortodoxas admiten las segundas nupcias, lo cual, en vez de invitarlas a restablecer la indisolubilidad matrimonial, ha servido, con Kasper y Bergoglio a la cabeza, con la Amoris Laetitia, para dar la comunión sacrílega, según la interpretación más amplia de los obispos bonaerenses, a quienes, seguramente, Bergoglio les habría dado el texto sacrílego.

  2. En Fátima, sí, en Fátima, prohibida la comunión en la boca. Lo cuenta Marco Tosatti en Stilum Curiae, detallando una escena de rechazo de la comunión en la boca a una anciana en silla de ruedas.

    1. Sin problema, para eso está la Comunión espiritual, que en un caso como este, vale tanto como la física. Que Dios lo ve todo y comprende perfectamente.

      Los que niegan la Comunión en la boca, es por falta de fe, pero que ellos no crean en dios no significa que no tengan que comparecer.

      Y digo falta de fe porque un cura no debe temer contagiarse en el ejercicio de su ministerio y si muere, será recibido con todos los honores. Pero para eso hay que tener fe, al menos como un grano de mostaza.

  3. El virus de la falsa iglesia ortodoxa, para aquí entendernos, se llama «colegialidad», que ya forma parte de los grandes dogmas erróneos y falsos del Vaticano II.
    H3r ejes ortodoxos y modernistas creen que Cristo dio la jurisdicción de su iglesia a todos los obispos por igual, y la reciben en el momento de su consagración directamente de Dios. El Papa sólo es el primero entre muchos, como el patriarca de Constantinopla es el primus inter pares.

  4. Dice CARLOS ESTEBAN: «Desde la perspectiva de Roma, este desarrollo aleja la posibilidad de una pronta unión de los cristianos de Oriente y Occidente, como han anhelado con especial fervor los últimos papas» ¿De verdad «lo han anhelado con especial fervor los últimos papas»? Yo no lo veo tan claro por ejemplo cuando en la foto supongo que oficial aparece con Pablo VI el grupo de asesores no-católicos de la reforma litúrgica del Vaticano II. No veo ni un solo oriental. Ni uno solo. ¿Por qué será? Vamos, que lo de desear con fervor no me lo creo y no creo que tampoco ellos se lo crean porque si se lo creyeran serían tontos. Porque ellos no han cambiado su liturgia secular y pueden adivinar sin gran esfuerzo cómo les iban a tratar esos «últimos papas» que, especialmente el que todos sabemos, han tratado como apestados a los católicos que quieren mantener la Liturgia Tradicional.

    1. El arzobispo de Granada, cedió el pasado mes de agosto, una iglesia abandonada desde los años 60 del siglo pasado a la Iglesia ortodoxa rusa.
      Se trata de la bellísima iglesia mudejar de San Bartolomé, sita en el barrio del Albaicín. La comunidad ortodoxa tomó posesión de la iglesia en un acto especial, presidido por un sacerdote ortodoxo que se encargará de la práctica de los ritos de esa confesión, ante su comunidad formada por emigrantes rusos y ucranianos. Granadaortodoxa.com

      En caso de necesidad, entre un cura modernista estilo boludo francisquista y este sacerdote oriental, no tengo ninguna duda. Además está muy cerca de mi casa.

  5. Hace unos años, no muchos, pensaba que eran los ortodoxos los que no querrían unirse a una Iglesia manifiestamente mejorable, por decirlo con suavidad.

    Ahora pienso que ellos están peor y la unión se aleja cada vez más.

    Además, parece que nadie, de la jerarquía de ambos, quiere esa unión.

  6. Uf, la situación de la Iglesia ortodoxa no es mejor que la Católica. Por el hecho de que es cesaropapista, obedece al poder politico de turno. Así durante el comunismo apoyaron el régimen. Aceptaron que el PCUS les pastoreara y durante el Concilio Vaticano II pusieron como condición para acudir que no se criticara el comunismo. Aqui hay muchos defensores de los ortodoxos pero el partriarca ruso era agente de la KGB. Ahora predican putinismo, pero si Putin sucumbe el NOM y éste se establece en Rusia, son capaces de predicar el aborto y la eutanasia como derechos sin ningún recato. Es su tradición.

    1. Ahora si, las formas, los cantos etc no los tocarán ya que la ortodoxia exalta el poder politico. Es distinto en Occidente ya que el rito Romano exalta el poder de Dios. Además su mística está muy contaminada de orientalismo y las herejías corren a sus anchas al no tener un centro de autoridad doctrinal. mas o menos lo mismo que ahora en occidente. Pero alli ocurre desde hace siglos.

      La ortodoxia está infiltrada completamente por la judeo-masonería.

  7. sois sepulcros blanqueados llenos de soberbia duros de cerviz, el cesaropapismo es romano. El papa es heredero de los flamines de Jupiter. El catolicismo y la adoración de un hombre con sotana blanca es una herejía aina más ese primus pater es un argentino bocazas que no es catolico sino judio

    1. ¿Se pueden decir mayor cantidad de estupideces y desinformación que la que usted acaba de soltar aquí? Respóndase usted mismo mejor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles