Nuestra preocupación por la salud del cardenal Osoro

salud cardenal Osoro
|

La comunidad de Lanceros de España, reunida en las últimas horas para preparar unas semanas intensas de trabajo, está muy preocupada por la salud de Su Eminencia Reverendísima el cardenal Osoro. La salud física y espiritual es un don de Dios que debemos custodiar. La salud del arzobispo de Madrid tiene efectos de onda expansiva en la vida de la Iglesia.

Nuestro corresponsal en Roma ha podido confirmar de personas bien informadas que el arzobispo de Madrid ha manifestado por los pasillos vaticanos su preocupación por su delicado estado de salud. Hay quien dice que esto llevaría a acelerar el nombramiento de un nuevo arzobispo para la capital de España.

Los síntomas del agravamiento que se perciben son varios. Se han agudizado por el intenso trabajo que ha mantenido en los últimos meses. No se trata de detallarlos aquí para no alentar el morbo. No estamos en eso. Algunas reacciones en reuniones diocesanas durante las últimas semanas tienen ahí su explicación. Sabemos que el cardenal Osoro ha dado su vida por la diócesis de Madrid. Tenemos que rezar mucho por su salud.

Esta preocupación comienza a ser tema de conversación frecuente entre los sacerdotes madrileños. La página Religión Digital, boletín oficioso, bien informado de lo que le pasa al cardenal Osoro, decía esta semana: “En cuanto al otro auxiliar en ciernes, Luis Argüello, todos dan por hecho que protagonizará una ‘transición pacífica’ con Ricardo Blázquez, que en abril cumple los 80 años. La salud de otros prelados marcará su futuro, así como los escándalos (no precisamente los filtrados por un determinado sector a los medios ultracatólicos, y a los que la Justicia colocará en su sitio, más pronto que tarde) derivados de los abusos de poder e inmobiliarios, que Roma conoce a la perfección. Y ojo, que en algún momento tendrán su merecido: canónica y penalmente”. El rumor de que el portavoz de los obispos, Luis Argüello, pueda convertirse en el próximo arzobispo de Madrid es mucho más que un rumor.

Sin embargo, hay quienes dicen que el tema de la salud de Osoro es una tapadera para ocultar uno de los problemas más graves de Madrid, el lío de las fundaciones y sus múltiples consecuencias. Problema que aceleraría que el Papa Francisco, que se ha preocupado siempre porque le vaya bien y bonito a Osoro en Madrid, aceptara su renuncia. El Papa es el primero que cuida por la salud de sus obispos. No creemos que lo de la salud de Osoro sea una tapadera. Sabemos, por experiencia, que con la salud del cuerpo, de la mente y del espíritu no se juega.

Diego Lanzas

Ayuda a Infovaticana a seguir informando

Comentarios
7 comentarios en “Nuestra preocupación por la salud del cardenal Osoro
  1. Ayer estuve siguiendo con mi padre, anciano, la Misa por televisión, dicha por él en el CEU, y estuvimos comentando el aspecto tan malo que tenía.

    1. Lo mismo pensé yo el día de la Almudena, pero dije; bueno, todos tenemos algún día que nos encontramos mal y tenemos mala cara. Hasta ahora tenía una Salud envidiable.

    2. Nadie esta revisando como se gestionó realmente los meses más duros de la pandemia. Hubo parroquias en Madrid ( por ejemplo la parroquia del Cristo de la Salud en la vicaría II ) donde se desobedeció todas las precauciones sanitarias y se siguió celebrando las Eucaristías con afluencia de público . Investigue un poco ….ya irá comprobando como se tapo todo el desgobierno en la diócesis aquellos meses ……….

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles