PUBLICIDAD

El obispo Schneider denuncia el “colapso espiritual” que vive la Iglesia

|

El letargo espiritual de los pastores, la excesiva concentración en los asuntos temporales y la aspiración de crear una fraternidad naturalista e interreligiosa han llevado a la Iglesia de hoy a un “colapso espiritual”, asegura en una entrevista concedida a The Remnant el obispo auxiliar de Astaná, Anasthasius Schneider.

Hoy la Iglesia de Roma se encuentra en una situación similar de colapso espiritual, debido al letargo espiritual de la mayoría de los Pastores de la Iglesia, la excesiva absorción del Papa mismo en los asuntos temporales y su empeño por hacer renacer una aspiración universal a una fraternidad mundana y naturalista”, señala el obispo Schneider en su entrevista en la veterana publicación americana The Remnant, comparando la situación actual con la que se vivía en la época de San Francisco de Asís, el santo cuyo nombre lleva el actual pontífice y cuyas palabras han dado título a sus dos últimas encíclicas.

Pero el San Francisco que se nos presenta hoy, apunta Schneider, está groseramente falseado, no tiene mucho que ver con el santo medieval. “El Papa Francisco presenta a san Francisco como si hubiera sido un partidario de la diversidad de religiones”, denuncia Schneider.

El obispo hace referencia a la anécdota franciscana que abre la última encíclica papal, Fratelli tutti, cuando el santo, en plena cruzada, se dirige con un par de hermanos a la tienda del Sultán Malik-el-Kamil. Tal como la presenta el Papa en la encíclica, se diría que, en efecto, el gran santo se dirigía al potentado musulmán para confirmarle en una fraternidad universal por encima de las religiones, cuando es conocido para quien esté medianamente familiarizado con la historia que San Francisco conminó inmediatamente a El Kamil a que se convirtiera a la fe cristiana, la única verdadera y la única, por tanto, que puede promover una auténtica fraternidad humana.

Ese es el ‘olvido’ que lamenta Schneider, que vuelve a uno los motivos de preocupación que suscita la encíclica, que no es otro que el replanteamiento del documento de Abu Dabi, en el que se lee que “el pluralismo y la diversidad de religiones» era algo «querido por Dios en su sabiduría”.

En su día, Schneider tuvo una audiencia con el Papa para aclarar este asunto, en la que el Pontífice afirmó que se refería a una “voluntad permisiva”, es decir, a un mero permitir un mal, en este caso la proliferación de errores religiosos. Su Santidad, dice Schneider, tenía la ocasión en esta encíclica de despejar el error y, en lugar de hacerlo, “lo consolidó”.

Hubiera sido muy beneficioso que Fratelli Tutti hubiera declarado la necesidad de que todos los hombres crean en Jesucristo, Dios y Hombre, para encontrar la fuente indispensable de la verdadera fraternidad y la clave para resolver los problemas de las sociedades temporales”, señala Schneider.

Si los líderes de la Iglesia en nuestros días están contentos con la hermandad de carne y hueso, remacha Schneider, “están descuidando el mandamiento de Dios en el Evangelio, es decir, el mandamiento de hacer discípulos de Cristo a los miembros de todas las naciones y religiones, hijos en el Unigénito Hijo de Dios, hermanos en Cristo, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a observar todas las cosas que Cristo ha mandado”.

Existe el riesgo de que la Iglesia olvide su misión central de llevar almas al cielo con la predicación del Evangelio, recordando las realidades sobrenaturales, y caiga en un naturalismo asistencial que la convertiría meramente en una gigantesca ONG. Y esta encíclica recién publicada, lamenta el obispo, “agrava el naturalismo que reina hoy en la Iglesia, que se puede calificar como falta de amor a la Cruz de Cristo, a la oración, a la falta de conciencia de la gravedad del pecado y de la necesidad de reparación”.

13 comentarios en “El obispo Schneider denuncia el “colapso espiritual” que vive la Iglesia
  1. Cuando Francisco le dijo a Schneider que en su documento de Abu Dhabi se refería a la voluntad permisiva, parece que no lo hizo muy convencido, pues si así fuera, ahora podía haber enmendado su error. Pero lejos de corregirlo, insiste en él. Fratelli Tutti tergiversa el gesto de San Francisco, para adoctrinar en la ideología que preconiza y que no es compatible con la doctrina católica. Por eso debemos refutar los múltiples errores de esta encíclica, como bien hace el buen obispo auxiliar de Astaná.

    1. Gracias por su opinion Sacerdote Catolico Una tiene percepciones que pueden ser equivocadas Monseñor Schneider me parece muy valioso y muy creible He de confesar que ayer compre en Amazon Frattelli tutti .Quisiera ver alli algo que pueda darme un sentido de lo que el papa quiera transmitir

  2. ¿ Y cual es la causa última de ese colapso ? ¿ El CVII sólo necesita dos remiendos, como sugiere Schneider, o una revisión a fondo, como apunta CM Viganó ? Mucho me temo que lo segundo, guste o no guste.

  3. Uno de los muchos ejemplos del colapso de la jerarquía vaticana, es lo que ocurrió hace un año cuando el Papa participó en un rito idolátrico a la Pachamama. Después del mismo, por si alguien tenía dudas de la connivencia de Francisco, condenó a los valientes jóvenes que arrojaron esos ídolos al Tiber y dijo que las pachamamas estarían en la misa de clausura.
    Y al cumplirse un año deciden acuñar una moneda en honor de la Pachamama.

  4. La. cosa es complicada porque si dios está en el fondo de las tres religiones monoteistas, que laIglesia Católica quiera declararse como la Única verdadera es tanto como despreciar las demás, cuyos fieles piensan que lo es la suya. Por otro lado ese afan misionero de la Iglesia que llevó a América ya no es tal y los misioneros además de rezar, trabajan, curan, ayudan a la gente con la que conviven. Scheneider parece decirnos que hay que volver a la Iglesia verdadera que transmite la fe verdadera. Este Papa parece estar abducido por el multiculturalismo, y debería informarse en países multiculturalistas como Suecia, Holanda, Dinamarca, cómo les va con el multiculturalismo, que está bastante lejos de ese ideal de todos hermanos, hijos de Dios.

  5. Tutti fratelli
    El bochorno de la Pachamama Vaticana esparciendo semillas e infusiones ante el Papa, eriza la cabellera.
    Hay un humanismo idolatrico en estas fraternidades cósmicas. Porque la razón de ser apostólica es la entrega literal a las generaciones del misterio de la verdadera bebida y la verdadera comida que es Cristo, y que con este papá la entrega teológica de la fe al mundo, se ve sustituida por estos contenidos periodísticos que solo alcanzan al marqueting al uso de las campañas de cualquier ONG humanitaria.
    Pobreza castidad y obediencia se oyen poco en sus discursos, sustituidos por una preocupación mundana por lo que comeremos o que vestiremos o el móvil que compraremos, que resolvió el evangelio nombrando a los lirios del campo.
    Las agujeros doctrinales de este papá del pueblo que se junta con folloneros y blanquea sus revanchas forman parte del convencimiento de que Dios escribe la historia con renglones torcidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles