PUBLICIDAD

Gotti Tedeschi: «Tener más hijos hace crecer la economía»

|

(La Fede Quotidiana)- ¿Cómo interpretar nuestro mundo cambiante? ¿Y el problema de la natalidad y el crecimiento económico? ¿Y las derivas ambientalistas? Hemos entrevistado a Ettore Gotti Tedeschi, economista, presidente de la filial italiana del Banco Santander y ex presidente del IOR, para hacerle algunas preguntas al respecto.

Me gustaría partir de una frase que usted pronunció hace años en un congreso: «No hace falta ser ricos para tener hijos, pero uno se enriquece cuando los tiene».

Está claro que esta frase hay que interpretarla en un contexto: si la población no crece, el país se empobrece ya que el producto interior bruto disminuye. El crecimiento económico y el crecimiento del PIB están directamente vinculados, en una correlación perfecta, con el crecimiento demográfico. Todos los economistas aceptan esta premisa. Sólo los que quieren rechazarla por el origen, en parte, moral de la misma, la rechazan también desde el punto de vista científico. Sin embargo, la correlación entre la evolución del PIB y la evolución demográfica es fundamental, y la apoya también el economista más grande del siglo XX, Keynes. Además, habría que preguntarse cómo pueden crecer la riqueza y el PIB si la población no crece. Lo explica el consumismo: el descenso en la natalidad no ha producido un crecimiento del PIB, que ha sido compensado, en los últimos treinta años, por los efectos del consumismo. Compensar el descenso demográfico con el crecimiento del consumo individual no resuelve el problema; en todo caso, lo agrava -a través, por ejemplo, de la absorción del ahorro- y lo pospone. Hoy en día, el consumo individual es cinco veces mayor respecto al de hace cuarenta años y es también una de las causas del famoso cambio climático.

Las expresiones «ambientalismo» y «descenso de la natalidad» pueden, por tanto, ser incluidas en el discurso de lo que se ha dicho hasta ahora.

El problema medioambiental ha sido causado precisamente por quienes bloquearon los nacimientos en los años 70, es decir, los ambientalistas neomalthusianos, defensores de la teoría según la cual el hombre es el cáncer de la naturaleza, por lo que hay que reducir su crecimiento. Es obvio que quien ha seguido esta teoría ha sido el mundo occidental, instruido, mientras que otros países, menos instruidos, no han seguido este camino. En los años 70 había en el mundo cuatro mil millones de personas; dos mil millones del mundo rico y dos mil millones del mundo pobre o semipobre. Hoy somos 7,5 mil millones: dos viven en el mundo que ya no es rico, los otros en el mundo pobre que, mientras tanto, se ha enriquecido teniendo hijos. ¿Ejemplos? China y el resto de Asia.

                Comprar aquí                 

¿Cuál es su opinión sobre Greta Thunberg y el movimiento del que es guía?

Esta chica es un instrumento. ¿Quién está detrás de este mensaje ambiental? Quienes están ideando un capitalismo verde: una nueva forma de capitalismo que cambie totalmente los modelos de consumo y que domine la economía de todo el mundo en los próximos cincuenta años. Le pongo un ejemplo. Si a partir de mañana una ley estableciera que los coches, en los próximos doce meses, tienen que ser todos a energía eléctrica, ¿quién se convertiría en el hombre más rico del mundo? El que produce estos nuevos coches. Todo esto es un negocio, no es ecología.

¿El ataque a la vida y la familia es, por lo tanto, una pérdida de valores?

El problema de la familia ya no es un problema moral, sino cultural. La teoría de género afirma que el hombre o la mujer decide ser hombre o mujer en función de su aspiración sociocultural psicológica.

¿Es verdad, como ya se ha demostrado, que ayudar a las mujeres a ser trabajadoras y madres, acompañarlas en los embarazos y en los meses sucesivos al parto con horarios hechos a su medida, es muy ventajoso para las empresas donde trabajan?

Rotundamente sí. Las empresas que prevén en sus establecimientos una guardería y todas las formas de servicio para la madre trabajadora han permitido que se difunda una atención a la familia, el deseo de formar una, de tener hijos, además de un gran equilibro social. Otra cuestión fundamental es, claramente, la capacidad de separar las decisiones en favor de la familia de la religión. Francia es el único país de Europa que en su constitución se declara Estado laico y, sin embargo, ha comprendido que la disminución de la natalidad conlleva también una disminución no sólo del crecimiento económico, sino también de los equilibrios socioeconómicos. Ha sido el primer país en impulsar el nacimiento del segundo y del tercer hijo. Pero déjeme añadir una pregunta que todos deberíamos plantearnos y que tiene que ver con nuestra libertad. Lo que hago, ¿lo hago porque soy libre, o porque de alguna manera las culturas dominantes me lo han impuesto?

PUBLICIDAD

Publicado por Michele M. Ippolito en La Fede Quotidiana.

Traducido por Verbum Caro para InfoVaticana.

11 comentarios en “Gotti Tedeschi: «Tener más hijos hace crecer la economía»
  1. Premisa indiscutible y científicamente comprobada, basta ver el enorme nivel de vida de la india y la casi indigencia de luxemburgo. No se dice una palabra sobre la superpoblación y ni se hace referencia a las guerras que se originaron en la historia debido a ellas

      1. Para los que sobrevivan en la india puede que haya un buen futuro para los millones que ya han muerto de enfermedad y hambre ni tu ni yo veremos ningún futuro

        1. Mira las burradas de Paul Erlich no engañan a nadie salvo a algún despistado. El problema son las malas matemáticas porque los malthusianos un dato lo aislan de su contexto y elaboran una teoría general. Por ejemplo el modelo de Malthus se aplica a la Irlanda del siglo XIX y a nadie se le ocurre pensar que el problema de la economía irlandesa era que estaba intervenida en función de los intereses coloniales británicos que provocaban el hambre y cuando Irlanda se sacudió el yugo inglés los irlandeses no sólo no murieron de hambre sino que su población pudo crecer. Lo mismo sucede con la India. En 1941 hubo más de i millón de muertos pero no porque hubiera muchos indios sino porque los ingleses requisaron los transportes para defender su imperio dejando morir a los indios. En 1947 la India tenía 300 millones. hoy tiene más de 900. Por que el ser humano, a diferencia de las ratas, no se limita a depredar si no que produce sus propios alimentos con su trabajo.

  2. En un plano meramente materialista y sin entrar en temas éticos o de cualquier otra índole, una de las constantes de las empresas de un país cualquiera es siempre la búsqueda de mercado. Hasta aquí cualquiera puede llegar. Si la población de su país no es suficiente, ya bien sea para producir ganancias o para mantenerse, la empresa buscará mercado en otros países. El problema es que, cuando sale fuera de su ámbito geográfico, comienzan multitud de problemas: regulaciones sanitarias, de etiquetado, de desconocimiento (y, por tanto, de fuerte inversión publicitaria) y otro tipo de cuestiones, como prejuicios de la población hacia ese producto por cuestiones culturales( ponerse a vender jamones en Irán, por ejemplo). Pues bien, en España se producen, según estimaciones, claro, unos 100.000 abortos al año. Desde un punto de vista empresarial, esas muertes son mercado que se nos va. Tan simple y egoista como eso.

  3. Si quieren que las familias tengan hijos, lo que hay que hacer es dar ayudas a las familias, subir los sueldos, regular el precio de la vivienda y de la luz, crear empleo. Lo demàs es una absurdez.

    En este aspecto subir el smi hasta los 1050 euros se han hecho progresos en ese aspecto.

    Porque con los 850 euros que se ganaba de antes poco se podìa hacer. Cuando un alquiler en donde vivo ronda los 450- 500 euros para arriba.

    Sobre Greta. Esta claro que detràs hay in interès. Ahora bien no se puede demonizar porque es absurdo.

    ¿Lo de ahora no es un negocio? y encima en base a cargarse el planeta. Peor todavìa. Sera que es lo que queremos. Yo prefiero un nuevo cambio de sistema econòmico basado en ecologìa. Si tanto les preocupa a los empresario. Que vallan sacando coches eléctricos que lo pueden hacer. Pero mejor seguir como hasta ahora.

  4. Está claro que el egoísmo, no sólo a largo y medio plazo, sino incluso a corto, genera pobreza, de todo tipo, no sólo económica, pero no olvidemos que los hijos provienen de Dios y están destinados al Cielo. Acogerlos es un deber de justicia, con ellos y con Dios.

    1. Por cierto, el ambientalismo que se nos quiere vender hoy es, esencialmente, anti natalidad y, por tanto, anti católico. Por eso colabora ardientemente Francis y secuaces.

  5. Pocas veces he leido tantas huevadas juntas.

    Se parte de un «Boutade» de un iletrado y se dicen vaguedades de viernes a la tarde.

    Mejor beber un Vermouth, antes de hablar siempre hay que tener en cuenta que si las palabras no son mejores que el silenciao,,,,

  6. Exacto, para la economía de los fabricantes de pañales y de potitos y de carritos la natalidad es una buenísima noticia. Ahora, para la economía del valiente que se pone a traer prole, para ese sí que comienzan los recortes. Por eso el mejor recorte es el que te da tu inteligencia y tu sentido común: me puedo permitir uno, dos, y si ya puedo con tres enhorabuena porque significa que realmente en ¡esta vida! me ha venido Dios a ver.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles