PUBLICIDAD

Sexto domingo en honor a san José

|

Hoy continuamos con la tradición consistente en dedicar los siete domingos anteriores a la fiesta de San José, a acudir a él, para expresarle cariño y pedirle gracias. Hoy es el sexto domingo.

Por la señal, de la Santa Cruz…

Ofrecimiento
Glorioso Patriarca San José, eficaz consuelo de los afligidos y seguro refugio de los moribundos; dignaos aceptar el obsequio de este Ejercicio que voy a rezar en memoria de vuestros siete dolores y gozos. Y así como en vuestra feliz muerte, Jesucristo y su madre María os asistieron y consolaron tan amorosamente, así también Vos, asistidme en aquel trance, para que, no faltando yo a la fe, a la esperanza y a la caridad, me haga digno, por los méritos de la sangre de Nuestro Señor Jesucristo y vuestro patrocinio, de la consecución de la vida eterna, y por tanto de vuestra compañía en el Cielo,

Amén.

SEXTO DOMINGO

El dolor: a regresar a su Nazaret por el miedo a Arquelao.

La alegría: al regresar con Jesús de Egipto a Nazaret y la confianza establecida por el Ángel.

Oh ángel de la tierra, glorioso San José, que pudisteis . admirar al Rey de los cielos, sometido a vuestros más mínimos mandatos; aunque la alegría al traerle de Egipto se turbó por temor a Arquelao, sin embargo, tranquilizado luego por el ángel, vivisteis dichoso en Nazaret con Jesús y María.

Por este dolor y este gozo, alcanzadnos la gracia de desterrar de nuestro corazón todo temor nocivo, poseer la paz de conciencia, vivir seguros con Jesús y María y morir también asistidos por ellos.

Padrenuestro, Ave y Gloria.

2 comentarios en “Sexto domingo en honor a san José
  1. Hoy se celebra en Occidente la fiesta de los Cuarenta Mártires de Sebaste, venerados ampliamente en las Iglesias de Oriente.

    Se inserta dentro de la Cuaresma asociando el número de mártires a su cantidad de días, junto al sufrimiento de perseverar hasta el final -hoy perseverancia mas necesaria que nunca ante el ataque de la falsa Iglesia y su noPapa a los católicos- con la convicción de la victoria que nos da Cristo, que venció a la muerte y al pecado.

  2. Ésta oración viene en un libro, aprobado por la Iglesia.
    Dios te salve, José. Lleno eres de gracia,. El Señor es contigo, . Bendito eres entre todos los hombres, Y bendito Jesús,. Fruto Purísimo del santísimo vientre, de tu purísima esposa San José, padre nutricio de Jesús y esposo de la bienaventurada Virgen María, rogad por nosotros, ahora y en la hora, de nuestra muerte, amén.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles